Vandal

Ebrietas en Bloodborne - Cómo matarla y recompensas

Descubre todo sobre Ebrietas en Bloodborne. Te contamos dónde está, cómo puedes derrotarla con más facilidad y qué objetos conseguirás una vez la hayas vencido.
Ebrietas en Bloodborne - Cómo matarla y recompensas
·

Información general y lore

Localización: Distrito de la Catedral Superior.

Los habitantes de Yharnam encontraron "algo" en las profundas ruinas bajo la ciudad. Un Grande. Ese Grande no era otro que Ebrietas, de quien salió la Sangre Antigua que llevaría a todos a este desastre.

PUBLICIDAD

Cómo derrotar a Ebrietas - Tips y consejos

  • Estrategia: colócate entre sus colas, o provoca ataques a corta distancia, golpea, retírate y repite.
  • Debilidad: Fuego, Rayo.
  • Fortaleza: Arcano.
  • NPC aliado: Ninguno.

Cómo matarla fácilmente

Existe una manera extremadamente fácil de derrotarla pero te tiene que salir bien a la primera. La primera vez que entras a la zona, hasta que no ataques, Ebrietas no será agresiva. Tienes que colocarte a su espalda, justo entre sus dos colas, tan cerca como puedas del punto en que ambas se juntan. Entonces, al moverse, quedarás enganchado entre estos dos puntos y prácticamente ninguno de sus ataques podrá alcanzarte. Si te mata será agresiva nada más verte y alcanzar este sitio será algo más complicado.

El combate, como con muchos jefes, se divide en varias fases dependiendo de la vida del jefe. Dado que cubre bastante área y hace mucho daño, se trata de un bicho bastante peligroso. Sus ataques son perfectos a cualquier distancia y estar frente a ella es peligroso. Si estás demasiado cerca pegará cabezazos, si estás a media distancia lanzará unos tentáculos o (peor) hará su ataque de carga, que tiene la mala costumbre de matarte al instante. A diferencia de otros enemigos, no basta con ponerte a un costado, porque es bastante complicado.

La idea es acercarte tanto como puedas para provocar el ataque de cabezazo contra el suelo, moverte a un lado, golpear y volver a acercarte, para que repita el ataque. Cuando llegue la segunda fase del combate, es capaz de hacer aparecer un aura luminosa a su alrededor.

Al usar ese aura, retírate, porque te hará daño de forma constante. La gracia del asunto es que, debido a algún tipo de error o un diseño del ataque como poco cuestionable, este campo de lucecitas también daña a Ebrietas y puede matarla si se queda dentro el tiempo suficiente, así que puedes aprovecharlo como una manera de hacer daño extra al jefe.

Cuando veas que usa Una llamada del más allá (ese ataque en el que se abre un portal y te lanzan meteoritos en tres ráfagas), no te asustes. Aunque es dañino, no es automáticamente letal como sucedía con Micolash.

Recompensas por derrotarla

  • Ecos de sangre: 28.800 (NG), 121.076 (NG+1), 133.183 (NG+2), 151.344 (NG+3?
  • Cáliz de Isz

Buscar en la guía

Juegos relacionados

Trucos relacionados

Flecha subir