Vandal

Todos los Escudos en Dark Souls Remastered y cómo conseguirlos

Los escudos en Dark Souls Remaster permiten no sólo bloquear los ataques, sino desviarlos para luego hacer brutales contraataques o ripostes, que harán gran daño a los enemigos.
Todos los Escudos en Dark Souls Remastered y cómo conseguirlos
·

Conseguir todos los escudos de Dark Souls Remastered es muy importante porque, entre las mecánicas básicas del juego, tenemos el bloqueo y el parry & riposte o, lo que es lo mismo, bloquear y contraatacar.

A diferencia de lo que sucede en otros juegos, un buen escudo puede hacer cambiar por completo tu manera de jugar y ayudarte muchísimo, por lo que no es una mala idea hacerse con todos los que puedas. No obstante, como siempre ten en cuenta los requisitos de parámetros de cada uno de ellos para usarlo con efectividad.

A la hora de escoger un escudo tienes que fijarte en los valores de reducción de daño, no de ataque, obviamente. El número determina el porcentaje de daño reducido por un tipo de ataque si estás defendiéndote. Es decir, si un escudo tiene 100 de reducción de daño contra fuego, no recibirás daño de fuego si te estás defendiendo y cuentas con Aguante para resistir el ataque.

PUBLICIDAD

Los mejores escudos y cómo conseguirlos

Hay un montón de escudos en el juego y no tiene sentido hablarte de todos ellos. Las similitudes entre la mayoría de ellos son demasiado altas y algunos son abiertamente inútiles o tendrás que estar cambiando constantemente entre ellos. Por tanto, preferimos indicarte cuál es realmente el mejor escudo de cada tipo.

Escudos pequeños

Los escudos pequeños son poco más que brazaletes grandes. Ofrecen poca protección y su reducción de daño no es muy alta. Su principal cualidad es que a la hora de hacer un parry (desviar el ataque enemigo para hacer un contraataque) el movimiento es muy rápido, por lo que puedes bloquear combos muy rápidos si mantienes el equilibrio.

Por desgracia, esto también implica que tu ventana de efectividad a la hora de desviar un golpe es más bien baja.

Estos escudos no valen la pena, el único destacable es el Escudo anillos de cristal. Sus estadísticas de reducción de daño son las siguientes:

  • Físico: 70.
  • Magia: 90.
  • Fuego: 70.
  • Electricidad: 40.
  • Estabilidad: 40.

Como escudo pequeño no tiene malas estadísticas, pero lo que lo hace realmente especial es que su parry en la mano izquierda o el ataque fuerte en la derecha se sustituye por un disparo mágico en forma de anillo que golpea al enemigo.

Para conseguirlo tendrás que crearlo con el Herrero gigante y entregar cualquier escudo +10 y el Alma de la Mariposa Lunar.

Escudos normales

El escudo más versátil. Ofrece una protección bastante decente, una estabilidad superior a la del escudo pequeño y la animación de parry es algo más larga que la del pequeño, lo que deja una ventana de acción un poco más grande (no hace falta ser tan preciso al bloquear para desviar y contraatacar).

Entre los escudos normales, posiblemente el mejor sea el Escudo con emblema. Su estadísticas son las siguientes:

  • Físico: 100.
  • Magia: 80.
  • Fuego: 55.
  • Eletricidad: 45.
  • Estabilidad: 55.

Estos números implican que bloqueas por completo los ataques físicos y casi por completo los mágicos. Además no te verás en desventaja frente a ataques elementales. Por si esto fuera poco, con el escudo levantado tienes una alta defensa contra estados alterados (90% contra Sangrado, 78% contra Veneno y Tóxico, 65% contra Maldición). Un auténtico todoterreno de los escudos.

Este escudo se consigue volviendo al Refugio de los no muertos y derrotando a Óscar, el caballero que te da el Frasco de Estus al principio del juego.

Escudos grandes

El escudo grande o escudo torre es un escudo gigante que puede usarse para atacar, aunque lógicamente no es lo más útil del mundo. El parry se sustituye por un movimiento de golpeo balanceando el escudo de atrás hacia adelante, lo que permite romper defensas pero es muy poco práctico para desviar ataques.

La principal característica de estos escudos es que ofrecen una altísima protección y estabilidad, pero lógicamente tienden a sobrecargarte. El mejor de estos escudos es el escudo de Havel:

  • Físico: 100.
  • Magia: 90.
  • Fuego: 80.
  • Electricidad: 80.
  • Estabilidad: 84.

Además de esos valores, con él levantado, tienes 100% de defensa contra Sangrado y 60% contra Veneno, Tóxico y Maldición. Si usas su ataque fuerte, lo que haces es castear sobre tu personaje, a costa de 300 de Durabilidad, Carne férrea sin el hándicap de que te ralentice.

El principal inconveniente del escudo es que para usarlo correctamente necesitas 50 de Fuerza. Sin embargo, en realidad la utilidad de este escudo, salvo que realmente puedas usarlo efectivamente aunque no tengas tanta Fuerza, es en momentos concretos:

  • Aunque no tengas 50 de Fuerza, puedes ponerlo en tu mano derecha y empuñarlo a dos manos con 25 de Fuerza.
  • Si pulsas R1 con él equipado a dos manos, básicamente eres una roca inamobible. Esto permite soportar, por ejemplo, los flechazos mientras subes la cornisa de Anor Londo o los ataques de Lecho del Caos sin moverte demasiado y caer al vacío.
  • Bloquear casi por completo los ataques de la Mariposa Lunar o los Canalizadores.

El escudo de Havel se consigue con el resto del set, en Anor Londo. En la zona de la escalera espiral, busca la habitación con la chimenea con una pared ilusoria y abre uno de los cofres de detrás de ella.

Flecha subir