Vandal

Cómo derrotar al jefe final Gran Ciempiés en Nioh

Consejos para acabar con el jefe final del nivel La mina de plata se resiente.
·

Localización del jefe Gran Ciempiés

Gran Ciempiés es el jefe que nos espera al final de la misión principal La mina de plata se resiente. Antes de comenzar la misión es aconsejable llevar una buena cantidad de antídoto en el inventario.

Para llegar hasta este jefe primero tendrás que sobrevivir a algunas cuevas plagadas de veneno que generan unos bulbos venenosos que tendrás que ir destruyendo. En la tercera cueva podrás abrir una puerta de madera para abrir un atajo al altar más próximo antes de enfrentarte al jefe en la siguiente cueva.

Cómo derrotar al jefe Gran Ciempiés

Pese al tamaño del jefe no te costará demasiado derrotarle.

PUBLICIDAD

Nada más comenzar el combate golpea con tu arma en cualquier parte del cuerpo para que se separen algunas partes. Cuando las partes se separen hay que vigilar si huyen o se quedan plantadas para formar bulbos venenosos de las que emitirán veneno, en ese caso debes ser rápido para destrozarlas antes de sufrir mucho daño.

Una vez que el jefe se haya repuesto de la destrucción de su cuerpo tendrás que golpearle en cualquier parte del cuerpo que le quede.

Galería: Nioh La mina de plata se resiente Jefe Gran Ciempiés
< >
  • Nioh La mina de plata se resiente Jefe Gran Ciempiés
    Jefe
  • Nioh La mina de plata se resiente Jefe Gran Ciempiés - Bulbo venenoso
    Bulbo venenoso
  • Nioh La mina de plata se resiente Jefe Gran Ciempiés - Aliento paralizante
    Aliento paralizante
  • Nioh La mina de plata se resiente Jefe Gran Ciempiés - Atacar en la cabeza
    Atacar en la cabeza
  • Nioh La mina de plata se resiente Jefe Gran Ciempiés
  • Nioh La mina de plata se resiente Jefe Gran Ciempiés - Bulbo venenoso
  • Nioh La mina de plata se resiente Jefe Gran Ciempiés - Aliento paralizante
  • Nioh La mina de plata se resiente Jefe Gran Ciempiés - Atacar en la cabeza

Cuando veas que el jefe se pone erguido debes prepararte para esquivar su ataque. Este ataque suele ser un intento de aplastamiento, un golpe con la boca, un escupitajo de veneno o un escupitajo paralizante. Todos ellos los podrás esquivar fácilmente siempre y cuando estés preparado para esquivar en cuanto el jefe se ponga erguido.

Tras perder cierta cantidad de vida el jefe se irá y volverá de forma aleatoria por cualquiera de los agujeros de la zona. Verás que vuelve con todo su cuerpo regenerado y tendrás que repetir la acción de romperle el cuerpo, destruir el bulbo venenoso y finalmente atacar al jefe hasta derrotarle.

Buscar en la guía

Flecha subir