Vandal

Dark Souls 3 - Oceiros, Rey Consumido: cómo derrotarlo fácilmente

Te contamos cómo derrotar a Oceiros, Rey Consumido, uno de los jefazos de Dark Souls 3. No tengas problemas a la hora de acabar con esta bestia que se interpone entre tu personaje y el final del viaje.
Dark Souls 3 - Oceiros, Rey Consumido: cómo derrotarlo fácilmente
·

Este es un jefe opcional, que encontrarás en lo más profundo del Jardín del Rey Consumido. Oceiros, como seguramente sepa cualquiera que haya jugado a juegos anteriores, es una de las reencarnaciones de Seath, por mediación, supuestamente, del Espadón de Luz de Luna. ¿Sujeta realmente a un bebé invisible? Esa es una de las muchas preguntas sin respuesta del juego, pero no te preocupes, solamente es un jefe mediocre, nada más... o quizás sí.

  • Localización: Jardín del Rey Consumido.
  • Pueden invocarse NPCs antes del combate: Hawkwood.
  • Vulnerable a: Rayo.
  • Resistente a: Magia, Sangrado.
  • Inmune a: Veneno, Tóxico.

Estrategia para derrotar a Oceiros, Rey Consumido

  • Ten presente que los ataques mágicos de Oceiros pueden maldecirte.
  • Durante la primera parte del combate se limitará a intentar golpearte con la vara y usar nubes de cristal.
  • Colócate entre sus patas, esquivando los golpes de la vara, muy fácil de hacer.
  • Cuando le atacas un poco, aparecen pequeñas nubes que te marcarán la zona donde tendrá efecto la nube de hielo, evítala para no sufrir daños.
  • Al pasar un tiempo bajo él, saltará para reposicionarse y puede hacerte daño, pero no demasiado, no te preocupes.
  • Al hacerle suficiente daño tirará el bastón y rugirá antes de pasar a la fase 2, ataca todo lo que puedas.
  • Durante la segunda fase será infinitamente más ágil y agresivo, usando todo su cuerpo como arma.
  • Si te colocas detrás de él usará un ataque de giro, con un hitbox enorme y bastante complicado de explicar.
  • Frente a frente, suele atacar con zarpazos o mordiscos, fáciles de ver venir.
  • Si estás a una distancia media o larga, puede hacer una embestida, que puede repetir varias veces, pero también puede ser que salte al aire y lance un aliento de cristal en línea recta. Este segundo ataque, si lo ves venir, puede ser muy útil para esperarle al aterrizar y darle unos cuantos golpes.
  • En general, podemos decir que lo que necesitas es mantenerte cerca de su cabeza, o mejor aún, bajo su cuello, para provocar sus ataques a corta distancia, esquivar y golpearle, pero no ponerte a su espalda ni debajo de él para evitar el ataque de giro.

Cuando lo hayas derrotado por primera vez, conseguirás el Trofeo/Logro Oceiros, Rey Consumido.

¿Te ha gustado el artículo?
3,7/5 (12 votos)
Flecha subir