Verano de Pokémon: Pokémon X/Y

Nos adentramos en la sexta generación para dar la bienvenida a las megaevoluciones y a los Pokémon de tipo Hada.
·
Actualizado: 3:51 13/10/2020
Verano de Pokémon

La saga Pokémon se estrenará con una nueva entrega este mes de noviembre con Pokémon: Let's Go, Pikachu! / Let's Go, Eevee! para Switch, y para ir calentando motores hemos decidido repasar este verano todos los juegos de la saga, desde las entregas principales a los spin-off, uno cada día, los meses de julio y agosto.

Son más de 20 ańos de historia, con multitud de títulos, desde los más conocidos hasta curiosos y extrańos spin-off, que también repasaremos. Acompáńanos en nuestro Verano de Pokémon.

Pokémon X/Y (2013)

Llegamos finalmente a la sexta generación con Pokémon X/Y, unas ediciones que, sin ser malas y haciendo muchas cosas bien, acabaron por dejarnos con cierto regusto amargo ante su falta de contenidos y nula dificultad, pero que incluso con estos defectos, nos ofrecieron muchísima diversión.

Verano de Pokémon: Pokémon X/Y Imagen 2

Tal y como cabría de esperar, el juego seguía paso por paso la fórmula habitual de la serie, proponiéndonos una aventura de rol con combates por turnos en la que teníamos que capturar y entrenar a estas carismáticas criaturas para triunfar en la batalla y convertirnos en los campeones de la Liga Pokémon.

Hasta aquí nada nuevo bajo el sol, lo que propició que lo primero que nos llamase la atención de esta entrega fuesen sus gráficos. Con el paso a Nintendo 3DS se dio un salto visual enorme respecto a lo visto en sus predecesores, con unos modelados 3D muy elaborados y un nivel de detalle altísimo para los escenarios.

Por fin se acabaron los sprites y las batallas lucían más espectaculares que nunca, con criaturas tan detalladas como bien animadas y una cámara dinámica que nos recordaba mucho a lo visto en clásicos Pokémon Stadium. Pero... żla jugabilidad estaba a la altura?

Verano de Pokémon: Pokémon X/Y Imagen 3

La respuesta lógica será decir que sí, aunque se tomaron ciertas decisiones que no nos parecieron del todo acertadas, como la gigantesca rebaja que experimentó en cuanto a dificultad. Tras los desafiantes Blanco y Negro 2, nos esperábamos un reto similar, así que toparnos con una aventura que era poco más que un paseo y donde la estrategia quedaba únicamente relegada para el multijugador competitivo fue algo que le hizo mucho dańo.

Al mismo tiempo, se facilitó enormemente la crianza y el entrenamiento de nuestros monstruos mediante ciertos minijuegos y nuevos objetos, algo que, sinceramente, no nos pareció mal, haciendo este proceso mucho más ligero, entretenido y accesible para todo el mundo.

Una de las grandes novedades de este nuevo juego fue la inclusión de las megaevoluciones, unas transformaciones temporales que podían adquirir algunas de nuestras criaturas durante un combate, aumentando sus estadísticas e incluso ganando nuevos tipos en determinados casos. Esto solo se podía hacer una vez por batalla, por lo que debíamos escoger muy bien cuál de nuestros monstruos queríamos que megaevolucionara.

Con esto el sistema de combate ganó en posibilidades y adquirió una nueva capa de profundidad. De hecho, gracias a esta mecánica ganaron importancia en el competitivo algunos seres que de otro modo no hubiesen tenido la misma relevancia.

Hablando de Pokémon, solo se introdujeron 72 criaturas nuevas, aunque la mayoría de ellas contaban con un gran diseńo. Además, se implementaron por primera vez los monstruos de tipo Hada, probablemente uno de los más poderosos y temibles de todos los existentes actualmente.

Por lo demás, el juego intentó apelar mucho a la nostalgia recuperando diversos elementos de la primera generación, como la posibilidad de obtener a los icónicos Charmander, Bulbasaur y Squirtle avanzando en la historia principal (aunque solo podíamos escoger uno).

Verano de Pokémon: Pokémon X/Y Imagen 4

Sin embargo, el mayor problema de la sexta generación radicó en su falta total de contenidos postgame, siendo una de las entregas más pobres en este sentido de todas las que se han lanzado. Como podréis intuir, esto provocó que el interés por seguir jugando tras los títulos de crédito decayera rápidamente a menos que quisiéramos competir en el multijugador.

Además, también hay que seńalar que la trama principal era bastante floja, lo que fue una auténtica pena, ya que contaba con un trasfondo muy interesante (una cruenta guerra, muertes de Pokémon, armas de destrucción masiva, etcétera) y se le dio un enfoque más cinematográfico, aunque no se supo plasmar en la práctica con la maestría necesaria.

A pesar de todo, Pokémon X/Y fue un título muy disfrutable que volvió a demostrar que la fórmula de la serie parece inagotable. Además, tampoco se le puede negar que introdujera novedades tan interesantes como las megaevoluciones o las criaturas de tipo hada, por no hablar de la notable mejora que hubo en el diseńo de los nuevos monstruos.

Carlos Leiva
Colaborador

Más sobre Pokémon X/Y

Este título representa el primer juego de la popular saga para la nueva Nintendo 3DS. Además de nuevas criaturas el juego también incluirá dos Pokémon legendarios, y una jugabilidad muy mejorada sin faltar a la mecánica que siempre ha sido el sello de esta franquicia. Además, claro, de los gráficos en tres dimensiones. La sexta generación nos lleva a Kalos, un territorio repleto de ciudadanos y entrenadores dispuestos a retar al protagonista del juego apostando por introducir hordas de pokemon y el nuevo sistema Player Search System con el que potenciar el juego en comunidad.

Otras noticias sobre:

Síguenos

En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir