Los juegos de la década: Bloodborne

Una de las mayores obras maestras de Hidetaka Miyazaki y uno de los mejores juegos no solo de la generación, sino de la historia.
·
Actualizado: 23:55 28/12/2019
Cobertura Los juegos de la década

En nuestro repaso a los juegos que consideramos que han marcado y definido esta década hemos seleccionado títulos por muchas razones diferentes. Unos han creado escuela e incluso géneros propios, otros han desatado auténticos fenómenos a nivel global, los hay también que han conseguido reinventar por completo sagas establecidas durante años y, por supuesto, tampoco han faltado los que han tenido un impacto gigantesco en la industria del videojuego, cambiándola e influenciándola para siempre. Pero entre todos ellos, también hemos querido incluir algunos que se han ganado su lugar simplemente por su incontestable calidad. Juegos tan buenos y tan redondos que por mucho que queramos nunca se irán de nuestra memoria y que siempre están entre los primeros títulos que nos vienen a la mente al echar la vista atrás, dejando claro lo mucho que nos han marcado como jugadores. Y, sin duda, Bloodborne es uno de los mejores ejemplos de ellos.

La obra maestra de Hidetaka Miyazaki

Bloodborne es, a todos los efectos, otro soulslike de FromSoftware, pero no "uno más". Lo que en un principio parecía que iba a ser un Dark Souls con diferente ambientación acabó por convertirse en uno de los mejores juegos de la generación actual y en una aventura con sabor propio que nos fascinó desde el principio hasta el final. Esta vez la fantasía oscura medieval dejaba paso a un mundo gótico repleto de horrores sobrenaturales a los que debíamos dar caza, con personas que se convierten en monstruos y cuyo único objetivo era acabar con nosotros.

Los juegos de la década: Bloodborne Imagen 2

Sin embargo, a medida que avanzábamos en la aventura descubríamos que, en realidad, nos encontrábamos ante el mayor homenaje a la mitología de H.P. Lovecraft que se ha hecho nunca en un videojuego, desarrollando en base a ello uno de los mejores universos en los que hemos tenido jamás el placer de sumergirnos, con una historia tan intricada y fascinante que siempre nos animaba a querer saber más. Pocos mundos más ricos, elaborados y complejos se han visto en la industria y, probablemente, solo por ello ya se merecería estar en nuestra lista de juegos de la década.

Una nueva vuelta de tuerca

Pero Bloodborne es mucho, mucho más. Sí, sigue las directrices habituales de los juegos del estudio, pero le dio varias vueltas de tuerca que nos pillaron con la guardia baja. Si en Dark Souls nos acostumbraron a luchar siempre tras un escudo y esperando el momento adecuado para contraatacar, aquí nos quitaron esta herramienta defensiva y nos premiaban por jugar de forma agresiva, cambiando por completo el ritmo de las batallas y nuestra forma de jugar. Las sesudas y tácticas batallas en las que tan cómodos nos sentíamos eran ahora una danza sangrienta, frenética y visceral de esquivas y golpes donde los reflejos y nuestra habilidad a los mandos lo eran casi todo. Esto no quiere decir que la estrategia no fuese importante, ya que debíamos encontrar los mejores momentos para atacar y retirarnos, aunque los rivales eran tan agresivos y despiadados que mantenernos a la defensiva solía ser de todo menos recomendable.

Los juegos de la década: Bloodborne Imagen 3

A todo esto debemos sumarle algunos de los mejores jefes que jamás ha diseñado este equipo de desarrollo, un diseño de niveles exquisito que ocultaba multitud de interesantísimos secretos (¡zonas enteras con sus propios jefes!), una banda sonora de lujo que todavía sigue poniéndonos los pelos de punta con sus temazos orquestales, una serie de mazmorras generadas aleatoriamente que dieron mucho juego y un diseño artístico único y sobrecogedor.

Uno de los mejores juegos de la historia

Por si no fuese suficiente, FromSoftware terminó de ponerle el broche de oro con su expansión descargable, donde se cerraron todos los vacíos argumentales que quedaron pendientes y nos encontramos con algunos de los combates y zonas más memorables de toda la aventura, lo que no es decir precisamente poco considerando la gigantesca calidad que atesoraba el juego base.

Los juegos de la década: Bloodborne Imagen 4

Con tantos juegazos que tiene este estudio en su haber, es normal que cada jugador tenga su favorito, pero probablemente este sea el más redondo y perfecto de todos. Una aventura sin fisuras de ningún tipo y a la que resulta imposible encontrarle fallo alguno que se ha convertido por derecho propio no solo en uno de los juegos de la década, sino también en uno de los mejores juegos de la historia.

Los juegos de la década

Durante todo el mes de diciembre, cada día, vamos a hablar de unos de los juegos que creemos que han marcado los últimos diez años. Por su calidad, por su influencia, porque han sido un enorme éxito de público o porque han iniciado modas o tendencias que han influido el mundo de los videojuegos, así hasta un total de 31 títulos que hemos seleccionado:

Carlos Leiva
Colaborador
Imagen 1

Más sobre Bloodborne

Bloodborne es un juego exclusivo de From Software, diseñado por Hidetaka Miyazaki, creador de Dark Souls y Demon's Souls. Como éstos, es un título de acción y rol en el que priman los enfrentamientos contra complicados enemigos que nos pondrán en apuros. La ambientación es entre gótica y apocalíptica, llevándonos a un mundo steampunk con armas de fuego y criaturas fantásticas.

Otras noticias sobre:

juegos de la década

Síguenos

En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir