Vandal Ware
  1. Vandal Ware
  2. Software
  3. Noticias
  4. El hacker que atacó Microsoft y Nintendo, condenado a 15 meses de cárcel

El hacker que atacó Microsoft y Nintendo, condenado a 15 meses de cárcel

Robó información confidencial e introdujo malware.

Zammis Clark es un hacker conocido en la red como Slipstream o Raylee que, a sus 24 años ya puede "presumir" de haber atacado con éxito los servidores de Microsoft y Nintendo para, posteriormente, ser cazado y condenado por ello.

Tras enfrentarse a la justicia se ha demostrado que Clark consiguió acceder a los servidores de Microsoft el 24 de enero del 2017 utilizando un nombre y contraseña internos para, posteriormente, subir un programa que le permitió acceder a la red de los de Redmond durante tres semanas en las que realizó diversas búsquedas, subió archivos y robó diferentes datos.

PUBLICIDAD

En total, Clark se hizo con unos 43.000 archivos entre los que se encontraban copias confidenciales de versiones sin lanzar de Windows 10 obteniuendo números de serie e información sobre productos sin lanzar, nombres en clave y otros datos sensibles.

Tras esto Clark dio acceso a los servidores de Microsoft a otros hackers y finalizó su intrusión subiendo un malware a la red de Microsoft, motivo por el que fue arrestado en junio del 2017.

Siguiendo un método similar, Clark también logró hackear posterior los servidores altamente confidenciales sobre el desarrollo de videojuegos de Nintendo. Estos servidores servían para almacenar el código de juegos que aún no se habían lanzado y Clark fue capaz de robar 2365 nombres de cuentas y contraseñas hasta que Nintendo descubrió el agujero de seguridad en mayo del 2018.

La Gran N estimó que el coste en daños del hackeo estaba entre los 913.000 dólares y los 1,8 millones de dólares mientras que, anteriormente, Microsoft denunció a Clark alegando unas pérdidas de alrededor de 2 millones de dólares por los daños causados.

En defensa de Clark, su abogado ha esgrimido los problemas del joven que padece autismo y que sería una persona extraordinariamente vulnerable en prisión, además de asegurar que su cliente quiere rehabilitarse mientras sigue en su lucha contra el autismo.

El juez de la causa, Alexander Milne, ha asegurado que Clark es un "joven hombre que sufriría de forma desproporcionada si va a prisión" y, por ese motivo, a pesar de condenarlo a 15 meses de cárcel ha suspendido la condena durante 18 meses, lanzando también una Orden de Prevención de Delitos Graves durante un periodo de cinco años en los que, si Clark recae, estaría condenado a una multa ilimitada y a cinco años de prisión.

Esto significa que, pese a su condena, Clark no irá a la cárcel a no ser que vuelva a quebrantar la ley.

Fuente

hacker
nintendo
windows
PUBLICIDAD

Más Noticias

Más sobre Software

Comentarios: 3
Flecha subir