Vandal Random
  1. Vandal Random
  2. Noticias
  3. El Grito de Munch esconde un mensaje secreto del pintor

El Grito de Munch esconde un mensaje secreto del pintor

'Sólo puede haber sido pintado por un loco', firmaba el autor de esta obra maestra, como una forma de cargar contra sus críticos y aquellos que cuestionaban su salud mental.
El Grito de Munch esconde un mensaje secreto del pintor
·

Síguenos

El Grito de Edvard Munch es, de por sí, una pieza de arte que encierra en sí misma un gran misterio. ¿Lo bueno? Hoy hemos por fin desvelado uno de los enigmas que han traído de cabeza a los expertos en el mundo del arte: una extraña frase que, si bien antes se pensaba que respondía a un acto vandálico, fue de hecho escrita por el propio Munch. En la parte superior del cuadro se puede leer, en noruego: "Sólo puede haber sido pintado por un loco".

La misteriosa frase de El Grito

El Grito, la locura de Munch y sus detractores

PUBLICIDAD

Los conservadores del Museo Nacional de Oslo han sido los encargados de resolver este enigma. Desde que se descubrió la frase, se pensó que había sido escrito por alguien que no era especialmente admirador de la obra de Munch. Sin embargo, se ha constatado que la caligrafía se corresponde con la del propio pintor. La frase fue escrita alrededor del 1895, dos años después de haber completado la obra. ¿El motivo? La batalla que Munch libraba contra ciertos círculos críticos.

Los investigadores sostienen que, cuando El Grito se mostró por primera vez al público, la recepción no fue especialmente positiva. No los culpamos: sólo hace falta echar un rápido vistazo a la pintura para sentir cómo esos colores de oleo, temple y pastel nos provocan serios escalofríos. Personalmente, siempre me hizo pensar en el horror de la guerra. Los expertos de arte, por otro lado, no tardaron en cuestionar la salud mental del propio artista... algo que no fue en absoluto plato de buen gusto para Munch.

"Sólo puede haber sido pintado por un loco"

Sin embargo, fue su hermana Laura la que acabó siendo diagnosticada con un trastorno bipolar y encerrada en un psiquiátrico. Este hecho supuso un punto de inflexión en la vida del artista, y en sus diarios personales escribió lo siguiente sobre su fuente de inspiración para La desesperación, la versión anterior de El Grito: "Paseaba por un sendero con dos amigos; el sol se puso. De repente, el cielo se tiñó de rojo sangre, me detuve y me apoyé en una valla muerto de cansancio: sangre y lenguas de fuego acechaban sobre el azul oscuro del fiordo y de la ciudad. Mis amigos continuaron y yo me quedé quieto, temblando de ansiedad. Sentí un grito infinito que atravesaba la naturaleza".

Si bien es cierto que el estado anímico de Munch no era precisamente el más sereno, la verdad es que el artista simplemente estaba pasando una mala época. Así que cuando un médico llamado Johan Scharffenberg puso en entredicho su salud mental, aludiendo al cuadro como prueba de ello, es probable que Munch en un arrebato de enfado decidiera agregar esa frase en el cuadro. Existen cuatro cuadros de El Grito, siendo la versión más popular la de la Galería Nacional de Noruega, completada en 1893. Otras dos versiones del cuadro se pueden encontrar en el Museo Munch, también en Oslo, mientras que la cuarta versión pertenece a una colección particular, después de que se subastara por valor de 120 millones de dólares.

  • Fuente.
  • Cristina M. Pérez
    Colaboradora
    arte
    el grito
    munch
    PUBLICIDAD

    Más sobre Viral

    Comentarios: 2
    RANDOM
    Flecha subir