Vandal

Un miembro de Cypress Hill demanda a Rockstar por GTA: San Andreas

Afirma que la compañía usó su aspecto en el juego.
Un miembro de Cypress Hill demanda a Rockstar por GTA: San Andreas
·

El cantante Michael "Shagg" Washington de la banda de rap norteamericana Cypress Hill ha demandado a Rockstar, alegando que la compañía utilizó su imagen sin consentimiento previo para el personaje Carl "CJ" Johnson, protagonista de Grand Theft Auto: San Andreas.

El título se lanzó hace seis años en PlayStation 2 con versiones para la Xbox original y PC. El juego también puede adquirirse en formato descargable para Xbox 360, a través del servicio de descarga de Microsoft, Xbox Live. A pesar de la disponibilidad del mismo y de tratarse de uno de los títulos de más repercusión mediática de la compañía, el cantante asegura que descubrió su parecido con el personaje principal de Grand Theft Auto: San Andreas el pasado verano.

Por lo visto Rockstar se recunió con Michael "Shagg" Washington en el año 2003 con la intención de documentarse sobre como es la "vida en las calles". Estos hechos se recogen en la querella oficial que presentó el cantante.

Según el documento: "El demandante, que ha tenido problemas en su juventud, respondió a sus preguntas relacionadas con los detalles de su vida".

"El demandante les contó detalles sobre su vida en las calles incluyendo como los adolescentes de su banda utilizaban bicicletas para desplazarse".

"Pasaron casi dos horas en las que se hicieron preguntas sobre muchos aspectos de la vida en bandas callejeras del demandante, hasta que pudo irse."

Por lo visto Rockstar acordó que notificaría al cantante si finalmente le incluían como personaje en el juego. Washington no volvió a saber nada más sobre el tema hasta el pasado julio, cuando descubrió el juego gracias a su sobrino.

"El demandante nunca ha visto el juego. No tenía ni jugaba a videojuegos pero parecía posible que hubiese sido incluido en el juego. Fue entonces cuando recordó la reunión de 2003 y empezó a pensar que su imagen había sido robada para usarla en el juego".

"Después de una comparación de fotografías del demandante con imágenes del personaje `CJ´, se hace bastante evidente que Rockstar ha robado su imagen sin haberle pagado".

Washington quiere 250 millones de dólares por fraude y apropiación indebida. La cantidad que pide supone el 25% de los beneficios totales que la compañía obtuvo por la venta de GTA: San Andreas. Take Two ha respondido diciendo que "nuestra compañía cree que la demanda es infundada y se defenderá vigorosamente sobre el tema".

PUBLICIDAD
Imagen 1

Juegos Relacionados:

Otras noticias sobre:

Síguenos

En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir