Análisis de PaRappa the Rapper PSP (PSP)

Sony decide rescatar uno de sus clásicos, algo olvidado por el tiempo con una versión que respeta al original pero sin introducir grandes novedades, algo que puede echar atrás a los poseedores del primer PaRappa.
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
7
SONIDO
9
NOTA
7.5
DIVERSIÓN
8
JUGABILIDAD
7
Análisis de versión PSP.
Rapeando con los dedos
Tras el reciente éxito de juegos musicales para PSP, Sony ha decidido rescatar una de sus pequeñas joyas que en su momento no armaron mucho ruido (al menos, para el gran público). PaRappa the Rapper apareció en Japón a finales de 1996, pero no fue hasta dos años después cuando llegó a Europa. Su corte de gusto tan japonés y por entonces estilo revolucionario, encandiló a muchos usuarios, que incluso vieron dos secuelas de misma mecánica, UmJammer Lammy (protagonizado por una rockera) y PaRappa the Rapper 2, uno de los primeros títulos de PlayStation 2, todos con el mismo sello visual.
Actualmente encontramos muchos juegos musicales en portátil, entre los que destacan la saga Lumines, que aúna puzzles y temas sonoros, o Guitaroo Man, una versión portátil del título de PlayStation 2, quizás el más parecido al juego que analizamos, por su mezcla de historia desenfadada y música a partes iguales. PaRappa es el protagonista de la historia, un perro enamorado secretamente de una chica-flor, Sunny Funny. La pandilla de amigos está unida, pero PaRappa no se atreve a mostrar sus sentimientos, por lo que trata de impresionar a su amiga, especialmente cuando aparece en escena su rival, Joe Chin (más grande, rico y "moderno"), momento en el que PaRappa decidirá apuntarse a artes marciales, la primera de las fases, para poder defenderla de unos gamberros. Se desarrolla así una historia en la que el joven protagonista, con gran fuerza de voluntad, va apuntándose a cursos de todo tipo, o realizando otras tareas como la venta de objetos en un rastrillo para solucionar un destrozo de un coche.
Rapeando con los dedos
PaRappa es un juego musical que básicamente consiste en pulsar secuencias de botones señalados en la parte superior (los cuatro más los gatillos), para crear las frases de la canción, palabra por palabra. La mecánica es sencilla, generalmente el profesor canta su estrofa, e inmediatamente después llega nuestro turno. Sin embargo, existen detalles importantes a tener en cuenta. PaRappa the Rapper premia la improvisación, y permite a los jugadores más hábiles aportar palabras (rapear) para mejorar la puntuación, en los breves instantes antes de que comience el turno del profesor. No está presente en todo momento, pero da cierta libertad creativa. Además de la puntuación, existe la valoración se muestra en forma de señal junto a una lista con cuatro calificaciones (cool o molón, bien, mal y terrible). Empezaremos de forma positiva, pero de ahí subiremos o bajaremos el nivel fácilmente. Las canciones están divididas a su vez en rondas, que van incrementando su dificultad a base de aumentar el número de botones a pulsar (y su velocidad). Si nuestro rap baja su calidad mucho, se acabará la fase. Por el contrario, llegar al final con buena crítica cumplirá nuestro objetivo. Hasta el último instante, la fase no se puede dar por ganada o perdida.

PaRappa the Rapper no es un juego sencillo. La corta duración (seis canciones) ha obligado a elevar el nivel de dificultad a partir de la segunda fase, y el momento preciso de pulsación en ocasiones no está claro, siendo más recomendable utilizar la intuición y el ritmo, en lugar de la indicación visual, que si se sigue a pies juntillas puede incluso inducir a error. Esto puede frustrar un poco al principio, pero la práctica va creando "tacto". El nivel fácil, por otro lado, es muy permisivo pero solo permite disfrutar de la mitad del juego. No existe nivel de dificultad difícil. El escenario de la acción puede ir desde un curso de karate, de conducción, de cocina, un mercado e incluso una larga cola para ir al baño o una fiesta. Las acciones (tanto correctas como incorrectas) afectan al transcurso de la aventura de forma dinámica. Así, tenemos pequeños gags visuales como por ejemplo durante la fase de sacar carnet; mientras conducimos, nuestra baja puntuación hace tambalear el coche en el que realizamos el examen de conducir. Las voces en inglés están traducidas, un detalle interesante que permite entender las canciones y la trama desarrollada en los vídeos intermedios. Pocas novedades ofrece el juego para aquellos que lo disfrutaron en PlayStation, y la única explicación que encontramos a su aparición en PSP como UMD en lugar de juego como descarga en PSN es quizás la ausencia de los gatillos L2 y R2, que si se utilizaban en el original. Al menos, se ha incorporado un tímido modo multijugador y la opción de descargas (pero simplemente se trata de remezclas de canciones). Este ad-hoc deja bastante que desear, ya que se limita a ofrecer en pantalla información en tiempo real de las puntuaciones de los amigos en conexión, y en las mismas canciones del modo solitario, sin ninguna novedad. Se echa de menos algún tipo de modo extra para colaborar, tal y como sucedía en UmJammer Lammy, y por supuesto, más canciones (o incluso recopilar los vistos en la segunda entrega, para PS2).

Podemos concluir que a nivel jugable PaRappa the Rapper aporta novedades frente a otros juegos musicales (la posibilidad de improvisar) pero su corta duración es un defecto demasiado importante cuando tenemos en cuenta otras alternativas del mismo género. Aquellos que jugaron y exprimieron el original en PlayStation tampoco encontrarán nada relevante (a parte de la portabilidad del juego) que reaviva el interés, pues estamos en una conversión perfecta, sin más.
Las tres dimensiones de un plano
Al hablar de una versión idéntica al original de PlayStation, un título de 1996, bien podría parecer que estamos ante un título casi desfasado para las posibilidades de PSP, pero esto no es del todo cierto. Los gráficos de PaRappa the Rapper mantienen la frescura que sorprendió hace más de una década, si bien es cierto que no exprimen la potencia de la portátil, poco se le puede exigir a un título con una estética tan marcada. El mundo de PaRappa the Rapper mezcla fondos tridimensionales con personajes planos, no exactamente 2D ya que estos se doblan, dando un toque especial a toda la saga. Posee gran colorido y toques de humor en los detalles y animaciones de los personajes que aún hoy sorprenden, aunque se debería haber mejorado algo la resolución de las texturas de forma acorde con la consola, para hacerlas menos pixeladas. Entre las fases se desarrolla una pequeña historia que enlaza con el siguiente objetivo o aventura de PaRappa, mostrado en vídeo. Por desgracia, los vídeos originales (de un tamaño muy reducido) se han mantenido intactos y al igual que en PlayStation, estos son incrustados dentro de un gran marco. El pequeño tamaño de la pantalla de una portátil hace que estas secuencias resulten diminutas, un problema que podría haber sido solucionado rehaciendo los vídeos. Un apartado técnico, en definitiva, satisfactorio incluso en los tiempos que corren hoy día en PSP.
Música para tus oídos
Un apartado a destacar en un título musical es sin duda la banda sonora, y PaRappa the Rapper destaca por sus temas pegadizos, difícilmente olvidables una vez que han sido escuchadas. La línea a seguir es rap y hip hop, siempre con un tono agradable y desenfadado, que gustará incluso a quienes no están acostumbrados al estilo musical. Las voces de PaRappa, según nuestra habilidad con los botones, pueden llevarla con éxito o destrozarla. El único problema real es el reducido número de canciones, una por cada fase, a las que se pueden añadir las citadas descargas de remezclas, pero que no dejan de ser pequeñas variantes de la misma música, no fases completamente nuevas, que sería lo ideal. Por lo demás, estamos ante un título que al menos en calidad musical es toda una pequeña joya.

Conclusión
Por desgracia, estamos ante una conversión exacta que apenas ha incluido mejoras en la jugabilidad, tales como modos alternativos o extras que no sean la posibilidad de repetir las canciones desbloqueadas. El problema de su corta duración tampoco se ha solucionado en el paso a PSP, y su preció, pese a ser reducido, sigue siendo superior al de una descarga en PlayStation Network, donde es posible encontrar grandes títulos de PlayStation. En el lado positivo tenemos que PaRappa the Rapper es un juego con personalidad propia, entretenido y es una buena recomendación para amantes del género musical que no tuvieron oportunidad de acercarse a él con anterioridad. El título que fue muy recomendable hace diez años encuentra ahora más competencia y juegos que hacen un mejor uso del multijugador de la consola, pero eso no impide que durante su (breve) transcurso, la diversión esté asegurada.
Ramón Varela
PUBLICIDAD

Últimos análisis

House of Ashes - Análisis
House of Ashes - Análisis
Análisis
2021-10-21 16:09:00
Supermassive continúa su antología con un título que cumple su cometido, pero que no consigue mejorar a sus predecesores.
Resident Evil 4 VR - Análisis
Resident Evil 4 VR - Análisis
Análisis
2021-10-20 18:24:00
El incombustible Resident Evil 4 regresa una vez más con una adaptación a la realidad virtual muy notable y repleta de aciertos que, sin ser perfecta, encantará a los fans de la saga y a cualquier poseedor de Oculus Quest 2.
Grotto - Análisis
Grotto - Análisis
Análisis
2021-10-20 13:18:00
Quienes busquen una aventura narrativa original, única y mística podrán encontrarla en Grotto, el nuevo juego de Brainwash Gang que nos permiten ponernos en la piel de un místico chamán.
Inscryption - Análisis
Inscryption - Análisis
Análisis
2021-10-19 18:21:00
Daniel Mullins vuelve a la carga con uno de los juegos más extraños, diferentes, locos y sorprendentes de los últimos años. Una experiencia única en su especie.
Crysis Remastered Trilogy - Análisis
Crysis Remastered Trilogy - Análisis
Análisis
2021-10-15 10:03:00
Los tres Crysis regresan en una colección remasterizada que actualiza ligeramente unos shooters que fueron espectaculares hace una década.
The Good Life - Análisis
The Good Life - Análisis
Análisis
2021-10-14 16:04:00
The Good Life trae consigo todo lo que caracteriza a una obra de Hidetaka 'Swery' Suehiro: carisma, situaciones absurdas, misterios excéntricos y ciertas carencias tanto técnicas como de diseño.
Género/s: Musical / Ritmo
PEGI +3
Plataformas:
PSP

Ficha técnica de la versión PSP

ANÁLISIS
7.5
  • Fecha de lanzamiento: 11/7/2007
  • Desarrollo: Sony
  • Producción: Sony
  • Distribución: Sony
  • Precio: 29.95 €
  • Jugadores: 1-4
  • Formato: 1 UMD
  • Voces: Inglés
COMUNIDAD
-

PUNTÚA
PaRappa the Rapper PSP para PSP

Sin votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir