Sentenciado a tres años de prisión por 'hackear' a Nintendo y poseer pornografía infantil

El hombre accedió a los servidores en 2016 filtrando información de Switch antes de su estreno; los agentes descubrieron en 2019 que aún accedía a información privada y que tenía pornografía infantil.
·
Actualizado: 18:03 6/2/2021

Un hacker que robó y difundió datos confidenciales de Nintendo en 2016 ha sido condenado a tres años de prisión después de que, tras una advertencia del FBI en 2017 donde prometió no volver a acceder o a filtrar datos privados de la compañía, volviera a ser detectado por los agentes en 2019 con archivos confidenciales de la empresa japonesa y con más de mil archivos de pornografía infantil, informa el Departamento de Justicia de Estados Unidos en nota de prensa (vía Polygon).

Ryan Hernandez, un hombre de 21 años de California, Estados Unidos, accedió a los servidores de Nintendo en 2016 cuando aún era un menor, gracias a las credenciales de un empleado de la compañía que obtuvieron un amigo y él. Esos datos los usaron para "conseguir acceso y descargar archivos confidenciales de Nintendo relacionados con sus consolas y juegos", explicaba una nota de prensa emitida por el Departamento de Justicia de Estados Unidos en enero de 2020, cuando Hernández se declaró culpable.

Nintendo Switch

En 2017, los investigadores del FBI contactaron con Hernández, y este prometió que dejaría de acceder a datos confidenciales de la compañía. Sin embargo, los agentes volvieron a investigar su casa en 2019, cuando Hernández aún publicaba datos confidenciales de la compañía en sus redes de Discord y Twitter. Allí encontraron "información confidencial sobre varios videojuegos populares, consolas de videojuegos y herramientas de desarrollador", en total "miles de archivos confidenciales de Nintendo".

Pasará tres años en una prisión y pagará más de 250.000 $ a Nintendo

Pero también "más de un millar de vídeos e imágenes de menores en conductas sexualmente explícitas, guardados y clasificados en un fichero que marcó como 'Bad Stuff' [cosas malas]", se puede leer en la nota de prensa. En enero, cuando se declaró culpable, acordó pagar a Nintendo 259.323 dólares como compensación a los "costes causados por su conducta". Ingresará, por ambos delitos federales, en unas "instalaciones para reclusos con desafíos cognitivos".

Fran G. Matas
Colaborador

Imágenes:

Otras noticias sobre:

Síguenos

En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir