Vandal

Un segundo jugador de Call of Duty irá a prisión por un 'swatting' con víctima mortal

Es uno de los implicados en una 'broma pesada' que terminó con la vida de una persona inocente en 2017, todo por una discusión con una apuesta.
Un segundo jugador de Call of Duty irá a prisión por un 'swatting' con víctima mortal
·

Un nuevo jugador de Call of Duty, el segundo, ha sido sentenciado a prisión por un incidente de swatting en 2017 que terminó con el disparo y muerte de una persona.

El swatting es una broma pesada que tiene como objetivo hacer que un equipo de SWAT, el grupo policial armado, se presente en casa de la víctima para dar un susto. No obstante, en algunas ocasiones estas entradas pueden terminar con alguna víctima mortal.

En este caso la discusión comenzó por una apuesta de 1,5 dólares en Call of Duty. Shane Gaskill que entonces tenía 20 años desafió a Casey Viner, de 18 años, a que enviase a los SWAT proporcionando una dirección antigua en lugar de su actual. Viner pasó esta información a Tyler Barriss, de 25 años, que realizó la llamada a la policía asegurando que un hombre armado estaba en el edificio con dos rehenes y una víctima.

La policía se presentó y abrió fuego contra un hombre de 28 años que aparentemente hizo un gesto de bajar las manos frente a la policía, algo que hizo pensar que buscaba un arma.

Barriss había sido declarado culpable de varios cargos y sentenciado a 20 años de cárcel el pasado noviembre, y según Associated Press ahora Viner tiene una sentencia de 15 meses por su implicación en la muerte.

PUBLICIDAD
Imagen 1

Otras noticias sobre:

prisión
swatting

Síguenos

En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir