Vandal Random
  1. Vandal Random
  2. Noticias
  3. Los agujeros negros supermasivos se podrían estar expandiendo junto con el universo

Los agujeros negros supermasivos se podrían estar expandiendo junto con el universo

Un estudio realizado por un equipo de astrofísicos determina que la expansión acelerada del universo afectaría también a los agujeros negros supermasivos y los que están en el centro de las galaxias.
Los agujeros negros supermasivos se podrían estar expandiendo junto con el universo
·

Síguenos

Los agujeros negros, unos de los cuerpos más misteriosos que existen en nuestro inmenso universo, siguen guardando numerosos secretos e incógnitas para la comunidad científica. En 2019 pudimos ver la primera fotografía real tomada a un agujero negro y los recientes avances tecnológicos nos han permitido detectar agujeros supermasivos e incluso ciertos fenómenos que desconocíamos. Según informan desde Gizmodo, un nuevo estudio determina que existe una posibilidad de que los agujeros negros se estén expandiendo junto con el universo. Y es que sí, el universo se expande a un ritmo muy acelerado, haciendo que galaxias enteras se estén alejando de la Vía Láctea y entre sí mismas a medida que el espacio se expande.

Los agujeros negros supermasivos se expanden junto al universo a diferencia de los objetos ligados gravitacionalmente

PUBLICIDAD

El estudio en cuestión ha sido realizado a partir de un descubrimiento en 2015: se avistaron dos agujeros negros fusionándose. Desde entonces, este fenómeno ha sido estudiado a fondo por un equipo de astrofísicos que, examinando las detecciones de colisiones realizadas por los detectores de ondas gravitacionales, ha determinado que los agujeros negros supermasivos que expanden junto con el propio universo. Retomando el tema de la expansión del universo, cabe destacar que los científicos desconocen el motivo exacto por el que se produce este fenómeno, aunque podría ser debido a la llamada energía oscura. Según el equipo de investigadores, los agujeros negros supermasivos tienen masas lo suficientemente grandes y periodos de vida tan largos que se ven afectados por dicha expansión a diferencia de objetos astronómicos como el Sol, la Tierra y otros objetos ligados gravitacionalmente.

El estudio ha determinado que los agujeros negros que se encuentran en el centro de las galaxias también se expanden como los supermasivos. Kevin Croker, un astrofísico coautor del estudio, explicó al medio citado que "hemos propuesto que la masa de cualquier agujero negro es proporcional al tamaño del universo, elevado a algún exponente. Este exponente da la 'fuerza' del acoplamiento. En cualquier universo en expansión, todas las masas de agujeros negros crecerán de esta manera. Si la expansión del universo se acelera, las masas de los agujeros negros crecerán cada vez más rápido. Por lo tanto, no es la aceleración de la expansión lo que causa el crecimiento, solo la expansión en sí". Cabe destacar que, por regla general, los agujeros negros se modelan en un universo que no está en expansión; esto permite a los astrofísicos el calcular cosas como la masa de un agujero negro sin necesidad de tener en cuenta los cambios que podría producir la expansión.

La expansión solo afecta a los cuerpos más extremos del universo

Las fusiones entre los agujeros negros pueden durar miles de millones de años y, debido a la gran duración de estas fusiones, se sabe que el tamaño del universo cuando se formaron los agujeros negros era mucho más pequeño que la versión que existe cuando los agujeros entran en contacto. Michael Zevin, otro astrofísico y autor del estudio, destaca que las masas involucradas en cualquier fusión dependen de sus tamaños originales, en la formación, la forma, el tamaño de sus órbitas y la edad. Sin embargo, es importante recalcar que esta explicación sigue siendo una hipótesis, aunque la parte del estudio que viene a continuación puede que os sorprenda.

El efecto de expansión solo se vuelve observable en los entornos más extremos de nuestro universo.

Gregory Tarlé, un astrofísico de la Universidad de Michigan que también participó en el artículo, explicó que la materia de las masas más comunes, como el propio cuerpo humano o el núcleo del Sol, se acopla muy débilmente con la tasa de expansión del universo. En sus propias palabras: "Parecería que el efecto solo se vuelve observable en los entornos más extremos de nuestro universo: agujeros negros y, posiblemente, estrellas de neutrones", explicó. Este estudio podría ayudar a que en el futuro se construyan nuevos detectores de ondas gravitacionales para comprender y estudiar mejor las colisiones entre los agujeros negros.

Gerard Martí
agujero negro
universo
PUBLICIDAD

Más sobre Tecnología

Comentarios: 0
RANDOM
Flecha subir