Análisis de Disgaea 4: A Promise Revisited (PSVITA)

Disgaea 4, mejorado y portátil. Indispensable para jugadores del rol estratégico.
Disgaea 4: A Promise Revisited
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
8
SONIDO
8
NOTA
8.7
DIVERSIÓN
9
JUGABILIDAD
8.5
Análisis de versión PSVITA.

Los Disgaea salen primero en doméstica, pero casi diríamos que se disfrutan más en portátil. Sea porque su distribución de tableros permite jugarlo en pequeñas sesiones, porque nos guste pensar las mejores estrategias lejos de la rigidez de la silla frente a un televisor o por las dimensiones de las pantallas que minimizan algunos defectos gráficos, siempre nos hemos inclinado a jugarlos en pequeño tamaño. Si ya traen todo el contenido descargable y se convierten en una edición completa, mejor que mejor.

Tras Disgaea 3: Absence of Detention, uno de los primeros juegos de PS Vita, ahora nos llega Disgaea 4: A Promise Revisited. Al igual que en aquel, en la superficie parece una adaptación directa que más de uno meterá en el saco de "conversiones de PS3 que nadie ha pedido y no revitalizarán a Vita", pero nada más lejos de la realidad. Además de todas las descargas que se habían lanzado para el original, hay varios puñados de novedades que no encontrarás en aquel. NIS se ha fijado en lo mejor de Disgaea D2: A Brighter Darkness, un juego más actual que por el momento sólo está disponible en PS3 –que nadie descarte su salto a Vita- para usarlo aquí, al igual que Disgaea 3: Absence of Detention mejoró inspirándose en Disgaea 4. O lo que es lo mismo: retroalimentación de la saga para ir revisando los juegos y que no queden anticuados en lo jugable. Y no olvidemos lo más importante respecto al anterior port: Disgaea 3 no era el mejor juego de la saga, y Disgaea 4 entra entre los mejores.

Disgaea 4 es una de las mejores entregas de la saga.
Disgaea 4 es una de las mejores entregas de la saga.

En su momento una de las características más destacadas en la promoción del juego fueron sus gráficos renovados, al ser el primero en actualizar las animaciones 2D heredadas de PlayStation 2 –un aspecto criticado en Disgaea 3-, que en este caso afectan a todos los protagonistas y enemigos. Con Disgaea 4 ganaron expresividad y resolución, y aunque tampoco se puede exigir mucho en cuestiones gráficas a la serie, los defectos propios de los pixels sólo aparecían en las secuencias con zoom. El salto a Vita se hace sin grandes recortes, las siluetas son perfectamente definidas en la pantalla y sólo aparece alguna ralentización ocasional cuando hay muchos efectos en pantalla. Pero ojo, Disgaea 4 era mucho más que un aspecto gráfico actualizado.

PUBLICIDAD

Sardinas, ricas y nutritivas

La historia comienza presentándonos al vampiro Valvatorez y su fiel sirviente Fenrich, un hombre lobo. Esto es un Disgaea y aquí el guión está repleto de alocado humor japonés. Nuestro vampiro por ejemplo no disfruta con la sangre humana, ya no, ha perdido sus poderes y es un instructor de prinnys, esas almas condenadas con forma de pingüino azul que terminan todas sus frases con "dood". Siguiendo con la historia, Valvatorez ha cambiado la sangre por otra fuente de nutrientes y vitaminas: las sardinas.

Nuestro vampiro además de aficionado al pescado tiene un detalle importante de su personalidad: nunca rompe una promesa. Y cuando el Gobierno pone en marcha su plan de acabar con los prinnys por su superpoblación, con el peligro de romper su promesa de dar una sardina a los nuevos graduados, Valvatorez se dispone a enfrentarse a todo el Underworld si hace falta. Y es que el mundo de los humanos está muy corrupto –de ahí tantos prinnys-, pero el Inframundo de Disgaea 4 no lo está menos. Encontraremos a un abultado grupo de secundarios memorables –y algún que otro cameo que reconocerán los seguidores de la saga-, incluyendo a un jefe final descartado, a una chica con gorra de pingüino que no pudo llegar a convertirse en prinny o el travieso hijo del presidente.

La saga Disgaea es una de las más queridas por los aficionados del rol y la estrategia.
La saga Disgaea es una de las más queridas por los aficionados del rol y la estrategia.

La jugabilidad, como en el original de PlayStation 3 lanzado en 2011, toma las habituales reglas del género y de pasados Disgaea. Tenemos un submundo o zona central desde la que decidir avanzar en la historia, comprar equipo u objetos, guardar la partida, etc. El juego empieza con unos tutoriales sobre el movimiento en las casillas, las técnicas de ataque, combos, los cubos de efectos o la acción de coger y lanzar objetos, personajes y crear torres apilando personajes uno encima de otro. El resumen consiste en posicionar a las unidades, definir los ataques, terminar nuestro turno, esperar al enemigo, y volver a la acción hasta que acabamos con todos los rivales. Cuanto mejor lo hagamos, más recompensa.

Cada unidad tiene un desplazamiento concreto –casillas por las que moverse en cada turno-, los ataques con armas pueden ser cuerpo a cuerpo o a larga distancia –con armas de fuego o similares-, hay magias negras y blancas, movimientos especiales y ataques combinados según la posición de los personajes. Cuando entran en juego enemigos curativos, monstruos fusionados, los geobloques y geopaneles –efectos para las unidades situadas en ciertas partes del terreno-, necesitaremos calcular nuestros turnos de manera precisa. No siempre es un juego fácil y requiere estudiar mucho la disposición de cada mapa, suerte que la curva de aprendizaje te ayuda a aprender todas las bases antes de que sea demasiado tarde.

Además de los combates en la aventura principal, tenemos también una parte política de la trama que se refleja en la zona llamada Cam-Pain, un mapa en el que colocamos personajes y podemos compartir maná y puntos de experiencia entre las unidades, en definitiva, otra zona para mejorar a nuestro bando. Las casillas de este mapa se desbloquean al superar las fases de la historia. Podemos colocar los "Evil Symbol", unos edificios que proporcionan potenciadores a los personajes adyacentes, por ejemplo, con un artefacto de experiencia, conseguiremos que un porcentaje de la experiencia de una unidad la reciban el resto de afectados por el símbolo, sin necesidad de participar en el combate. Viene a ser como el Aula de la Academia de Disgaea 3, y según la posición en la que se encuentren las unidades vamos mejorando su relación, algo que nos puede proporcionar combos más numerosos.

 1

Otra de las características típicas de Disgaea es el Congreso, un sistema de votaciones para crear nuevos integrantes del equipo o conseguir objetos de más valor en las tiendas y otras ventajas. Si todo sale bien, y tenemos al Congreso de nuestra parte, pagamos una cuota de maná y se aprueba la petición. Si el porcentaje de éxito ronda el 50%, o incluso no parece favorable, quizás tengamos que echar mano de engatusar a los políticos con regalos. Todo un complejo sistema que depende de muchas cosas para el éxito, como el tipo de personaje que utilizamos para pedir la votación, o las filias y odios entre razas.

Este es un breve vistazo a Disgaea 4, que aún tiene mucho más: el Item World para potenciar armas, objetos o equipo, la mecánica de tortura de enemigos. Os recomendamos ver nuestro análisis de PlayStation 3 en el que se explican estos aspectos con más detalle. Y por si aún queda alguna duda: los textos están en inglés, con doblaje original japonés e inglés.

Más y mejor

Por si fuera poco a tener en portátil el estupendo Disgaea 4, con el tiempo de espera ha ganado unas cuantas novedades en todos los ámbitos. No se trata únicamente de unir el contenido descargable ya conocido al estilo de una "edición juego del año" –a lo que tampoco habríamos hecho ascos-, hay más cambios exclusivos de esta versión.

Valvatorez y Artina tienen un nuevo episodio gracias a un viaje al pasado de Fuuka y Desco, y se añade un nuevo nivel de magia, el Peta, que ya apareció en Disgaea 2. De Disgaea D2 se introduce la tienda de trucos que nos permite hacer ajustes a las normas estándar de una partida; es un poco más limitada que en aquel juego, pero al menos se han acordado de esta opción.

Hay nuevos personajes jugables, algunos en forma de regalo para quienes guarden una partida de Disgaea 3: Absense of Detention –Stella y Rutile-, y de ese juego se ha introducido las habilidades especiales para las clases. Más ítems de rango 40, cambios en el Item World y Chara World –el desarrollo de personajes-, ajustes en el daño de algunas habilidades, que ahora por cierto aumentan su límite por personaje de 16 a 64 y el Item Warehouse de 512 a 999 ítems.

Otros cambios son menos relevantes a simple vista, tipo acceso directo a rejugar un mapa desde el menú o volver a la base excepto dentro del mundo de ítems y de personajes, modificar la posición de la unidad –dentro de su rango, obviamente- sin cancelar una acción ya configurada o el visor de eventos para repetir escenas vistas.

No os vamos a engañar, quitando los nuevos episodios –que es el contenido más notable-, hay que ser muy experto en el Disgaea 4 para apreciar parte de estas correcciones.

Conclusiones

El rol estratégico no ha sufrido en los últimos años tantos altibajos en su calidad como se podría achacar al rol japonés, así que olvida tus prejuicios –si los tienes- porque NIS y Disgaea siempre son garantía de calidad.

Disgaea 4: A Promise Revisited es tan esencial en el catálogo de PS Vita como lo fue en doméstica. Pertenece a un género no muy fácil de recomendar a todo tipo de jugadores, pero creemos que esta es una buena saga para comenzar y esta versión, que podríamos llamar "corte del director", es la mejor opción disponible de estrategia isométrica en la portátil si excluimos los que se encontrarían por compatibilidad en PSP o PS One. Podremos profundizar en sus mecánicas tanto como deseemos, desde el novato que simplemente quiera completar la historia hasta el jugón que desee desarrollar al máximo sus unidades, el juego es casi eterno y siempre divertido.

 2

La cuestión más espinosa está en que la mayoría de interesados en este título seguramente ya lo han jugado hace tres años, y la pregunta habitual en estos casos es: ¿merece la pena una segunda compra? Las novedades, muchas exclusivas de esta versión, lo hacen todavía más redondo y entretenido, pero lo que es el grueso -la historia y la mayoría de mapas- son en esencia los mismos más los ajustes jugables. Valora lo mucho que te gustó, la portabilidad y cambios provenientes de Disgaea D2, porque ese es un tema muy personal. En cualquier caso, un gran lanzamiento para PS Vita.

Ramón Varela
PUBLICIDAD
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis

Cotton Reboot - Análisis
Cotton Reboot - Análisis
Análisis
2021-07-24 08:21:00
Disparos clásicos en plan shooter old school tan simpáticos como visualmente llamativos.
Akiba's Trip: Hellbound & Debriefed - Análisis
Akiba's Trip: Hellbound & Debriefed - Análisis
Análisis
2021-07-22 11:32:00
El primer Akiba's Trip se remasterizan en plataformas actuales y rescata una aventura de PSP que no llegó a Occidente.
Last Stop - Análisis
Last Stop - Análisis
Análisis
2021-07-21 18:21:00
Los creadores de Virginia, Variable State, vuelven con tres historias paralelas muy cinematográficas que mezclan el costumbrismo con la fantasía.
Cris Tales - Análisis
Cris Tales - Análisis
Análisis
2021-07-21 11:25:00
Precioso rol con sabor clásico que no pierde la oportunidad de aportar nuevas ideas, aunque no siempre destape todo su potencial.
Death's Door - Análisis
Death's Door - Análisis
Análisis
2021-07-20 15:36:00
Una entretenida y amena aventura al más puro estilo Zelda a la que le ha faltado un punto de brillantez para terminar de alzar el vuelo.
Save me Mr Tako: Definitive Edition - Análisis
Save me Mr Tako: Definitive Edition - Análisis
Análisis
2021-07-20 11:17:00
Plataformas clásicas con mucha gracia y personalidad se asoman a Switch y PC con esta versión mejorada y definitiva de un simpático plataformas.
Género/s: Tactical RPG
PEGI +7
Plataformas:
PSVITA

Ficha técnica de la versión PSVITA

ANÁLISIS
8.7
COMUNIDAD
7.96

PUNTÚA
Disgaea 4: A Promise Revisited para PSVITA

12 votos
#34 en el ranking de PSVITA.
#119 en el ranking global.
Flecha subir