Vandal

Análisis de Transference (PS4, PC, Xbox One)

El estudio de Elijah Wood da el salto a los videojuegos con una aventura correcta que no tiene nada demasiado interesante que contar.
·
Actualizado: 12:08 22/8/2019
Análisis de versiones PS4, PC y Xbox One.

SpectreVision, una compañía cinematográfica fundada por Elijah Wood, Daniel Noah y Josh C. Waller, ha decidido dar el salto a los videojuegos de la mano de Ubisoft, y lo ha hecho, además, apostando por la realidad virtual. Transference, su primer juego, es un paso hacia la dirección correcta, pero creemos que todavía les queda mucho camino por recorrer. Os contamos la razón.

La mente persiste

Transference es un juego de exploración y puzles en primera persona con un toque de terror, jugable con cascos de realidad virtual, pero también de manera tradicional en la pantalla de nuestros televisores o monitores. En él descubrimos la historia de Raymond Hayes, un científico que quería conseguir la vida eterna a través de la digitalización de los pensamientos, pudiendo así recrearlos y revivirlos con las herramientas adecuadas, creando una especie de consciencia digital.

En ‘Transference’ descubrimos una versión digital de los recuerdos, donde lo real y lo virtual se entremezcla.
En ‘Transference’ descubrimos una versión digital de los recuerdos, donde lo real y lo virtual se entremezcla.

Sobra decir que las cosas no fueron como se esperaba, y al final todo se convirtió en un horror digital en el que nosotros, los jugadores, nos sumergimos. La premisa es genial: poder explorar diferentes conciencias, explorar la misma casa desde diferentes perspectivas y descifrar la historia por nosotros mismo. La ejecución… no tanto.

PUBLICIDAD

Transference nos ofrece la jugabilidad propia de un juego de puzles o una aventura gráfica. Tenemos escenarios plagados de objetos, donde algunos tienen importancia narrativa y otros tienen importancia jugable. Encerrados en una casa al más puro estilo P.T. (creemos, de hecho, que hasta tiene un guiño al juego de Kojima) tenemos que averiguar cuáles de esos objetos son necesarios para avanzar y usarlos en el lugar adecuado.

Algo interesante de este título es cómo gestiona los objetos: cualquier objeto puede ser clave para progresar o meramente anecdótico.
Algo interesante de este título es cómo gestiona los objetos: cualquier objeto puede ser clave para progresar o meramente anecdótico.

La novedad que introduce en esta mecánica es que los objetos no siempre son útiles en la consciencia en la que nos encontramos, y generalmente es necesario coger el ítem de turno en una conciencia y usarlo en otra, un cambio que realizamos con los interruptores de la luz. Esta idea, que tenía un gran potencial, se ve limitada por el diseño de los puzles. La inmensa mayoría del tiempo los puzles son muy básicos, y la interacción con ellos y con el escenario es muy limitada.

Con unos puzles flojitos, nos queda como principal aliciente la historia. Y, bueno, la historia está bien, pero no lo suficientemente bien como para cargar con todo el peso del juego. Está bien contada, la división de la conciencia funciona mejor que en los puzles y la integración de vídeos reales con el mundo virtual nos ha gustado, pero no es una historia inolvidable e imprevisible que sea capaz de justificar por sí sola la experiencia. Al menos la ambientación compensa.

El mundo virtual

Transference, como decimos, está diseñado para la realidad virtual, pero también puede jugarse sin ella. Creemos que la decisión de adaptarlo a la jugabilidad tradicional llegó tarde en el desarrollo, algo que ha causado una implementación un poco tosca de los controles en ambos modos. Por ejemplo, en el modo para realidad virtual, no se pueden usar controles de movimiento, limitando la interacción con el escenario y, obviamente, añadiendo una barrera a la inmersión.

‘P.T.’ parece haber sido una inspiración para el equipo, que incluso parece haber incluido un guiño al juego.
‘P.T.’ parece haber sido una inspiración para el equipo, que incluso parece haber incluido un guiño al juego.

En cualquier caso, se puede jugar bien, sólo que creemos que a la hora de crear juegos para la realidad virtual es importante tener en cuenta factores para hacer la experiencia más agradable. Por ejemplo, pensamos que girar sobre uno mismo en la realidad virtual constantemente en un juego de libre movimiento es de las cosas que más marean, y aquí tenemos que hacerlo todo el tiempo, al estar explorando una casa bastante angosta.

Jugarlo en realidad virtual es mucho más satisfactorio, aunque el libre movimiento y la cantidad de giros sobre nosotros mismos que tenemos que hacer puede acabar mareando.
Jugarlo en realidad virtual es mucho más satisfactorio, aunque el libre movimiento y la cantidad de giros sobre nosotros mismos que tenemos que hacer puede acabar mareando.

No todo es malo, ni mucho menos. La ambientación está cuidadísima, repleta de detalles y simbología, y es capaz de crear momentos de muchísima tensión o muy atractivos visualmente. De hecho, jugarlo sin realidad virtual hace que pierda bastante, ya que la exploración y esas secuencias claves pierden gran parte de su impacto.

El sonido también está muy cuidado, con efectos que nos ponen en tensión y generan esa sensación constante de inquietud en la casa. Eso sí, nos llega únicamente con subtítulos en castellano, algo que no es ideal en la realidad virtual. Esto nos ha llamado bastante la atención, ya que Ubisoft suele doblar sus juegos, y en este caso está doblado a muchos idiomas, incluyendo el japonés, por poner un ejemplo, pero no el español.

Buenas ideas que no terminan de encajar

SpectreVision tenía muy buenas ideas para este Transference, pero la ejecución tiene bastante margen de mejora. De los tres pilares de la experiencia ―puzles, historia y ambientación―, creemos que el único que destaca es la ambientación, y que, aunque la historia no está mal, no es capaz de sostener todo el peso del juego por sí sola. Si a esto le sumamos que dura unas dos o tres horas (en función de lo que os perdáis), que no es muy rejugable y que cuesta 25 euros, creemos que hay mejores opciones tanto para la realidad virtual como para las pantallas tradicionales.

De todos modos, tenemos la sensación de que SpectreVision y Ubisoft pueden hacer cosas bastante interesantes en el futuro. Es uno de esos títulos en los que ves el potencial, y esperamos que más adelante repitan con los errores aprendidos. Si te interesa lo que ves de Transference, probablemente disfrutes la experiencia, aunque es un título que, seguramente, te dejará frío.

Hemos realizado este análisis en PS4 Pro y con PlayStation VR con un código de descarga proporcionado por Ubisoft.

Juan Rubio
Colaborador
Juan empezó en Vandal hablando de juegos perdidos en su columna Lo que pudo ser. Quién le iba a decir que la cancelación de Silent Hills lo traumatizaría de por vida. Cada mañana se levanta rezando porque alguien con talento recupere la saga, pero se conforma con un Skate 4 o hasta un Klonoa nuevo.

NOTA

6.8
Gráficos
Duración
Sonido
Un jugador
Jugabilidad
Multijugador

Puntos positivos

La ambientación funciona genial.
Algunos momentos en realidad virtual son muy buenos.
La idea de las tres conciencias es muy interesante...

Puntos negativos

...aunque se podría haber aprovechado más a nivel jugable.
La duración se nos antoja muy escasa.
La falta de doblaje a nuestro idioma, obligándonos a leer subtítulos.

En resumen

Un juego que tiene una base y unas ideas muy buenas, pero que comete ciertos errores que lo convierten en una experiencia con bastante margen de mejora.
VRGameCritic
PUBLICIDAD
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis de PS4, PC y Xbox One

Análisis
2019-10-23 17:02:19
Uno de los mayores clásicos de la primera PlayStation regresa a la vida con un remake muy fiel, pero al que le ha faltado algo de ambición.
Análisis
2019-10-23 09:17:00
Un curioso y original juego de puzles en arquitecturas imposibles donde no existe un arriba y un abajo.
Análisis
2019-10-22 19:25:00
Obsidian nos trae un RPG de acción que bebe mucho de Fallout New Vegas, repleto de humor sarcástico, grandes personajes y un montón de sistemas de rol.
Análisis
2019-10-22 09:22:00
Una sencilla pero entretenida experiencia que sigue la estela de Playdead, y que destaca por su talento para sumergirnos en su mundo.
Análisis
2019-10-21 18:36:00
Arriesgados y especiales, los notables juegos de rol de Black Isle reviven de nuevo gracias a las adaptaciones de Beamdog, que remasteriza para consolas dos títulos que siguen guardando un hueco especial en el corazón de los aficionados a los Reinos Olvidados.
Análisis
2019-10-21 15:42:00
Nos embarcamos en un entretenidísimo juego donde hay mucho miedo, pero también mucho más.
PEGI +16
Plataformas:
PS4 PC Xbox One
Ficha técnica de la versión PS4
ANÁLISIS
6.8
Desarrollo: SpectreVision
Producción: Ubisoft
Distribución: PlayStation Network
Precio: 24,99 €
Jugadores: 1
Formato: Descarga
Textos: Español
Voces: Inglés
Online: -
COMUNIDAD
-

PUNTÚA
Transference para PlayStation 4

Sin votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Ficha técnica de la versión PC
ANÁLISIS
6.8
Desarrollo: Ubisoft
Producción: Ubisoft
Distribución: Steam
Precio: 24,99 €
Jugadores: 1
Formato: Descarga
Textos: Español
Voces: Inglés
Online: -
Estadísticas Steam
COMUNIDAD
5

PUNTÚA
Transference para Ordenador

1 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Ficha técnica de la versión Xbox One
ANÁLISIS
6.8
Desarrollo: SpectreVision
Producción: Ubisoft
Distribución: Xbox Store
Precio: 24,99 €
Jugadores: 1
Formato: Descarga
Textos: Español
Voces: Inglés
Online: -
COMUNIDAD
-

PUNTÚA
Transference para Xbox One

Sin votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir