Análisis de Assassin's Creed 2 (PS3, Xbox 360)

Con una historia más completa, una jugabilidad mucho más variada y las mismas virtudes de la primera parte, las aventuras de Ezio en el Renacimiento conquistarán esta vez a todos.
Assassin's Creed 2
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
9.3
SONIDO
9.5
NOTA
9.4
DIVERSIÓN
9.5
JUGABILIDAD
9.3
Análisis de versiones PS3 y Xbox 360.
Otros análisis: PC

Assassin's Creed 2 mantiene todo lo que hizo grande a su predecesor y corrige su principal defecto, la falta de variedad, en una secuela que logra aunar a la perfección historia y jugabilidad para sumergirnos en la Italia renacentista en la piel del asesino Ezio Auditore, descendiente de Altair y ascendiente de Desmond, el "preso" cuya memoria genética investigan los templarios para imponerse a los asesinos en su milenaria guerra.

Esta secuela es uno de los juegos más esperados e importantes del año, pero viene de algún modo cuestionado. El primero fue todo un acontecimiento y sorprendió por sus innovaciones y por su espectacular representación de Tierra Santa en la época de las cruzadas, y millones de usuarios lo aclamaron como uno de los mejores juegos de los últimos años. Sin embargo, hubo tantos otros que aborrecieron de su mecánica repetitiva, que pasaba desapercibida para los primeros, apabullados ante tanta atalaya, los mundos vivos y la fluida jugabilidad de saltos y acrobacias. Esta segunda parte no es tan polarizante: el problema de la variedad de las misiones se ha solucionado, y todo el mundo estará contento, sobre todo Ubisoft, que ha convertido un superventas puntual en una super saga, en "su" Call of Duty o Grand Theft Auto, por poner dos ejemplos algo mayores, pero no tanto.

El juego vuelve a contar con dos líneas argumentales diferentes: la del presente, protagonizada por el "paciente" Desmond y de la que no hablaremos, y la del pasado, la que jugaremos el 98% del tiempo y la que es realmente divertida, donde nos ponemos en la piel, como ya todo el mundo sabe, de Ezio Auditore, descendiente de asesinos, que tendrá que seguir los pasos de su padre Giovanni para vengar a su familia y defender a sus patrones, los Medici de Florencia, la familia de poderosos banqueros y gobernantes que gobernó la Toscana con equilibrados puño de hierro y guante de terciopelo e intentó reunificar Italia antes de que las conspiraciones y el destino truncasen ese sueño y los demás países de Europa se disputasen los restos.

PUBLICIDAD

Sin ánimo de desvelar la historia, como ya se deja entrever en los cortometrajes Ezio tendrá que pasar de ser el hijo de un importante ciudadano al asesino que vengue a su familia, un trabajo para el que necesitará una formación. Ésta es una de las mayores diferencias con el primer juego, donde nos encontrábamos a un Altair que era simplemente un antihéroe del que apenas sabíamos un trasfondo. De Ezio y su familia, de la que hay registros históricos, sabemos mucho más, por lo que la historia no solo tiene que ver con las personas que asesinamos y el contexto, sino que se centra mucho más en el protagonista y su particular cruzada. Al igual que en el primero, hay una serie de personajes históricos implicados, algunos hasta la médula como los Medici (nuestros patrones) y Leonardo Da Vinci (nuestro amigo y particular fabricante de armas), y un enorme trabajo de documentación por parte de Ubisoft, que incluye de cada personaje y de muchos monumentos una opción de "biblioteca". Pulsando Select o Back podremos saber algo más de la historia relacionada con cada personaje y cada lugar, incluyendo los Auditore, de los que hay cierta constancia histórica, pero no la suficiente como para no convertirlos en una estirpe de sigilosos asesinos.

Misiones hiladas con la historia

La historia no solo trata sobre la venganza de Ezio, sino que está íntimamente relacionada con el presente de Desmond, ciertos sucesos turbios de la época en Italia, y hasta con el propio Altair, ascendiente del protagonista del juego. Lo bueno es que esta vez el juego está mucho más impregnado o condicionado por un hilo de acontecimientos, desde las misiones hasta la ambientación general que nos encontraremos en las ciudades. Por hacer una comparación, en el primero había una historia, una serie de personas que asesinar y unos acontecimientos, pero Altair era algo así como un ejecutor no demasiado relacionado con ellos. Ezio, en cambio, es el hilo conductor de todo, y a lo largo de muchas horas de juego iremos descubriendo mucho más y no atando, pero sí tirando, de algunos de los cabos sueltos de la primera parte. La historia, para concluir, se hace más densa y ramificada, pero nunca llega a liar al jugador. A lo largo de secuencias cinemáticos, diálogos integrados en las propias misiones y centenares de referencias, verdaderamente nos sumergiremos en los sucesos de los que Ezio será víctima y conductor.

 1

Cada misión hace avanzar algo más la historia y a Ezio hacia sus principales objetivos. Al contrario que en el primero, las misiones no siempre son de asesinato. A grandes rasgos hay menos asesinatos, pero un largo camino que recorrer para llegar a cada uno de ellos. La mayoría de los objetivos cuentan ahora con una protección mucho mayor, o están escondidos, y para lograr clavarle el cuchillo en la garganta (si bien algunas luchas acabarán siendo cuerpo a cuerpo) tendremos que cumplir numerosas misiones preliminares que nos obligarán a hacer algo más que matar, y generalmente a hacerlo pasando desapercibidos.

Tendremos misiones de escolta, persecuciones, suplantaciones de identidad, inflitraciones... y algunas de las misiones serán especialmente memorables, como cuando usamos el ala delta de Leonardo. Pero sobre todo, las misiones nos mantienen siempre en el hilo de la historia, y nos cuentan siempre algo más de ella o de los personajes con los que nos relacionamos. Combinando secuencias cinemáticas, diálogos en las misiones e información adicional, sabremos perfectamente a quién matamos y por qué lo hacemos, y qué motivos tienen los que nos ayudan para echarnos esa mano. La ambientación del juego cobra, en definitiva, un papel muy grande en la historia y las misiones.

 2

Como ya se sabe, el juego tiene lugar en el Renacimiento, comenzando en el año 1476, en una serie de ciudades y regiones de Italia. Las grandes ciudades que visitaremos son Florencia, Venecia y Roma, cosa que ya se sabía, aunque con razón no se ha mostrado la última. Como en el primero, cada una tiene su estilo característico y su personalidad, así como sus asuntos y su actualidad, que conoceremos a través de la interacción de los ciudadanos o simplemente oyendo qué es lo que dice la gente, siempre ávida de actualidad, y de comentarla. Aparte de estas tres ciudades, el juego tiene una serie de zonas abiertas de campiña, donde también nos encontraremos con pequeños pueblos como San Giminiagno, Forlí o Moterrigione, esta última la aldea natal de los Auditore. De hecho, podremos mejorarla, invertir en la instalación de tiendas y otros equipamientos, ayudando a que la ciudad florezca y por supuesto obteniendo dinero a cambio. Éste es un pequeño minijuego dentro de Assassin's Creed 2 que es bastante curioso, aunque no llega a influir en la historia.

Un mundo más vivo

Uno de los cambios más sutiles a primera vista, pero que se notan nada más comenzar el juego, es cómo de reactivo es el mundo a todo lo que pasa. Éste era uno de los aspectos más prometidos y prometedores del primer juego, que se quedó finalmente a medias, pero en esta segunda parte ha avanzado unos cuantos pasos. El mundo reacciona mucho más a todo lo que hacemos, no solo a si empujamos un viandante y reacciona, sino también los que nos están mirando. La campechana Italia que nos rodea reacciona constantemente a nuestras acciones, ya sea una caida desde las alturas, una pelea contra otro peatón, o una carrera. Nada más comenzar el juego, después de que uno de nuestros perseguidores se cayese de un tejado y nosotros nos escondiésemos, oíamos cómo los viandantes comentaban "qué tragedia que se haya caído", "cuánto trabajo tiene últimamente el enterrador", etc...

 3

Del mismo modo, a la hora de llevar a cabo nuestras labores como asesino, la forma de detectarnos por parte de los enemigos ha cambiado, y de hecho el juego ahora nos lo explica mucho mejor contándonos en qué estado de alerta se encuentran nuestros potenciales enemigos, por dónde nos están buscando, y hasta qué punto suponen una amenaza. Se ha creado un sistema mucho más complicado y "transparente" para el jugador que incluye un nivel de conocimiento y "fama" entre los guardias de la ciudad, aunque quizás demasiado simple. Estaremos de incógnito al entrar en una zona, y a medida que hagamos fechorías irá subiendo un medidor de conocimiento, hasta llegar al punto en el que seamos un personaje conocido en la ciudad y los guardias nos detecten aunque no hagamos nada. Para volver al anonimato, tendremos varias opciones: podremos arrancar carteles de "se busca", bajando un 25% nuestro nivel de conocimiento.

Podremos matar a agentes de la ley, algo así como enlaces entre los diferentes guardias, obteniendo una bonificación de menos 50% en el conocimiento. Finalmente, podremos sobornar a uno de los muchos heraldos que hay por las ciudades clamando contra los delincuentes en general y contra "ese asesino" en particular, logrando un 75% menos de notoriedad. Es un progreso respecto al juego anterior, aunque se echa en falta un sistema algo más complejo, menos radical o binario, por llamarlo de alguna forma. Si estamos a punto de ser conocidos, no pasa nada, y podemos actuar con normalidad; en cuanto seamos conocidos, y hasta que bajemos al 0%, los guardias nos detectarán a la mínima.

Éste es el sistema presente en todas las zonas del juego, pero luego, para indicarnos lo mucho que estamos llamando la atención de cada guardia, tendremos un medidor en las esquinas de la pantalla, o sobre la cabeza de éstos si están en ella, que se irá rellenando a medida que el guardia vaya reparando en nuestras acciones, poniéndose completamente en amarillo cuando nos vaya a perseguir, y brillando en rojo cuando no nos vaya a dejar escapar. Una vez se dé la alerta, los guardias no dejarán de perseguirnos hasta que los matemos, los perdamos o los asustemos con nuestras habilidades de combate. Hay que mencionar que no todos los guardias se ponen en alerta al unísono, solo aquellos que nos vean, pero cuando nos persigan, nos perseguirán hasta las últimas consecuencias, intentando trepar por edificios (aparatosamente, claro) como en la primera entrega.

 4

La forma de perderlos es la misma de siempre: correr, escapar de su punto de vista, y meternos en uno de esos escondites tan útiles como pajares (aunque hay soldados capaces de mirar en ellos), bancos con otros ciudadanos o útiles compartimentos en las azoteas. Aunque también podremos, sin ningún problema, correr lo suficiente para salir de sus zonas de búsqueda, perderlos de vista definitivamente, y que den por finalizada la búsqueda.

Una de las grandes novedades en este sistema es lo que podríamos llamar la "ocultación dinámica" entre la gente que puebla los mundos del juego, no solo una novedad sino también una innovación. Recordando el juego original, podíamos sentarnos en bancos y pasar desapercibidos (aspecto que se mantiene), meternos en pajares, y también ocultarnos entre grupos de monjes en movimiento. Partiendo de esta idea tan emblemática del original, ahora podremos hacer lo mismo entre grupos de personas, logrando ocultarnos entre ellos y evitar la atención de los guardias -a no ser que ya nos estén persiguiendo, claro-. Esta ocultación dinámica siempre la podemos usar, aunque algunas misiones la usan de forma obligatoria, y nos será muy útil cuando toda la ciudad nos esté buscando (cuando seamos un personaje "conocido").

 5

Las concubinas, una de las facciones del juego, nos ocultarán al instante, en cuanto nos acerquemos, y contratándolas nos acompañarán, haciendo que seamos invisibles mientras nos movamos, ocultos por nuestra guardia de señoritas. Podremos dirigirlas hacia un grupo de guardias para atraer la atención, algo muy útil para pasar a las zonas restringidas, al igual que las otras dos facciones que podemos contratar: los ladrones y los mercenarios. Estas otras dos facciones, disponibles en el día a día del juego pero que al igual que las cortesanas tienen un papel en la historia, tienen cierto parecido, aunque también diferencias. Los ladrones nos pueden seguir por los tejados, y podemos usarlos para distraer a los guardias. Los mercenarios no son tan ágiles, pero pelean por y con nosotros, haciendo que las luchas sean más fáciles. Habrá misiones en donde tomarán partido obligatoriamente.

El sistema de combate, mejorado

Otra de las críticas que recibió el original fue sobre su sistema de combate, y hay que comentar que en este Assassin's Creed II se ha mejorado gracias a dos factores importantes: exigir una mayor sincronización para hacer bien los movimientos, e incluir una gran variedad de armas, cada una con su "tempo" y su ritmo de golpeo. Esto hace que el combate sea más difícil de dominar y más variado, quizás a veces lo suficientemente largos para intentar evitarlos, aunque es realmente divertido combatir. El sistema ha mejorado, aunque no es perfecto, y todavía se echa en falta algo más de complejidad, pero la dinámica entre los ataques, que deben ser sincronizados para tener efecto, y los contraataques, lo convierte en un sistema de combate simple pero vistoso y entretenido.

Contraatacar se convertía en algo fácil en el original, pero ahora, por la variedad de las armas, tendremos que estar atento al movimiento del enemigo para lograr bloquear el embate justo cuando nos vaya a dar; de lo contrario, recibiremos el golpe. Algunos contraataques no serán letales, como nos hemos acostumbrado, sino algo más básicos, golpeando al enemigo quizás, pero sin matarle, o haciendo que se cubra y lo podamos propinar un puñetazo. Los enemigos también contraatacarán, aunque sin matarnos de un solo golpe como es nuestra especialidad, pero sí nos pueden poner en apuros, especialmente porque son especialmente hábiles atacándonos en cadena, por lo que podemos recibir varios golpes seguidos si cometemos un error.

 6

Se incluyen movimientos para burlarse del enemigo, agarrarlos y matarlos rápidamente o empujarlos, movimientos de esquive que no son tan letales como un contraataque pero más útiles de hacer -y dejan al enemigo muy indefenso-, y por último los movimientos de ataque normales, que si los sincronizamos bien acabarán en un asesinato rápido, muy vistoso, como siempre. Finalmente, podemos robar el arma al enemigo, aunque no nos quedaremos con ella, sino que la soltaremos una vez acabado el combate. Para quedarnos con las armas en propiedad, tendremos que comprarlas y hacer que pasen a nuestro nutrido arsenal en nuestra villa de Monteriggioni. Por supuesto, el arma estrella sigue siendo la hoja oculta de Ezio, ahora doble, con la que podremos realizar algunos asesinatos espectaculares, y de hecho se han incluido nuevas formas de matar con ella, como caer desde arriba o hacerlo ocultos en un pajar.

Todo tipo de extras, armas, armaduras, y secretos

Aparte de nuestro arsenal y del minijuego de construcción de ciudad que ya hemos comentado, nuestra villa guarda numerosos secretos y colecciones que iremos recogiendo a lo largo del juego. Desde cien plumas distribuidas por los lugares más dispares de todo el mapeado, hasta nuestras armaduras, las capas y vestimentas que compremos, obras de arte... también cuenta con un campo de entrenamiento donde podremos aprender nuevas técnicas de combate. Aparte de la historia y de las submisiones, hay muchas armas y armaduras que comprar, muchos extras que explorar y por lo tanto mucha más profundidad y duración en el juego, aparte de muchas más cosas que hacer. Verdaderamente Ubisoft ha conseguido que el mundo del juego esté vivo, y que podamos pasar horas haciendo actividades ajenas a la historia principal, pasando un buen rato, al estilo de los Grand Theft Auto.

 7

Probablemente la "estrella" de este contenido extra sea la búsqueda de emblemas. Como ya comentamos en uno de los avances del juego, Assassin's 2 cuenta con seis zonas especiales para conseguir los emblemas que nos darán acceso a una sorpresa muy especial. De estas zonas solo una es obligatoria para que avance la historia, mientras que las otras cinco están dispersas por varias localizaciones del juego. Estas zonas especiales son retos de habilidad, en los que tendremos que saltar y resolver puzles, y donde se encuentran las partes de plataformas más complicadas del juego (de hecho, las únicas partes de plataformas del juego). Resultan bastante interesantes, y de hecho acabas echando de menos que haya alguna más. Aportan dos o tres más horas de duración extra, con un estilo diferente al del resto de la aventura, pero divertido.

Largo, más variado, con muchas cosas que hacer, aunque un poco irregular

Una de las cosas que sorprende de Assassin's Creed 2, sobre todo si lo comparamos con la mayoría de los juegos del momento, es lo largo que es. Acostumbrados a aventuras de ocho horas, la epopeya de Ezio se extiende durante más de veinte, contando además con varias horas más de extras, desde las atalayas hasta la recolección de estatuas, maquetas y plumas, las misiones de asesinato, mensajero, las carreras... por no hablar de otras subaventuras para no destripar el juego. El ritmo del modo historia propiamente dicho es, sin embargo, un poco irregular. Las primeras cinco o seis horas de juego nos engancharán sin remisión. Las primeras aventuras de Ezio, la ciudad de Florencia, la historia del juego, la ambientación... nos enganchan de forma inmediata y nos "obligan" a jugar cada vez más, pese a que los habituados a Assassin quizás lo encuentren demasiado tutorial; es igual, la historia te obliga a seguir porque es apasionante.

 8

Más adelante, llega un momento en el que el juego puede resultar algo lento y lineal para algunos. Cuando estemos en Venecia, la ciudad más grande del juego, que prácticamente iremos resolviendo "por zonas", podremos llegar a impacientarnos demasiado con ciertas misiones que pueden considerarse de trámite. Hay más variedad de misiones, algunas memorables como la del aladelta de Leonardo por citar un ejemplo ya conocido, y otras más discretitas, más de sota, caballo y rey, sin hacernos hacer algo realmente nuevo, pero sobre todo hay mucho contenido, muchos personajes que conocer, edificios que escalar, villanos verdaderamente deplorables que asesinar, y una historia que se va desenvolviendo poco a poco y que al final nos dejará con ganas de más.

Artísticamente a un nivel superior

Gráficamente Assassin's Creed 2 vuelve a impresionar, sobre todo por la calidad de los escenarios. Se nota cierta diferencia en comparación con el original, pero no demasiada, y se notan fácilmente algunos aspectos mejorables, como las expresiones faciales, si las comparamos con las de otros juegos, así como algo más de variedad en el modelado de las gentes que pueblan el juego y algo más de depuración en el motor, que a veces genera objetos, personajes y edificios demasiado cerca... pero a nivel artístico, tanto de documentación como de ambientación y modelado de los diferentes entornos y edificios, sigue siendo un espectáculo. Los aficionados al arte y la arquitectura, a la historia o a Italia en general, van a quedarse constantemente boquiabiertos mientras saltan y asesinan por esta extraordinaria recreación de la Italia renacentista. La animación de Ezio, tanto en calidad como en repertorio de movimiento, es posiblemente la mejor del momento, solo comparable a la de Drake en Uncharted 2.

 9

A nivel sonoro, es posible que Assassin 2 cuente con uno de los mejores doblajes de los últimos años, tanto por la enorme cantidad de diálogo como por la calidad y lo conocidas que son las voces. Los personajes importantes del juego son todos voces de dobladores muy conocidos, desde Ezio Auditore (la voz de Seinfeld), Leonardo Da Vinci (¡Juan Diego Botto!) o su padre (la voz de Brian Griffin) hasta los personajes secundarios (incluso Ramón Langa, "Bruce Willis", dobla a uno de los más importantes). Hasta las voces de relleno, de mercaderes, de gente horrorizándose o comentando la situación actual, son de actores de doblaje conocidos (Stewie Griffin anuncia buenos precios para sus clientes). Este espectacular doblaje, de una cantidad de frases extraordinaria, se complementa con una gran banda sonora, que sin embargo no tiene un papel muy protagonista, y centenares de efectos de sonido de gran calidad.

De los mejores del año

Assassin's Creed 2 es uno de los mejores juegos del año, y una gran secuela que mejora en todo a su predecesor, corrigiendo sus defectos y encontrando una fórmula que pueda pervivir una vez pasado el impacto inicial del primero. Al contrario que éste, no creará semejante polaridad, porque el diseño y la variedad de las misiones es ahora mucho mayor, si bien siguen basándose en unos "ejes" (escalar, saltar, el combate) que pueden ser repetitivos para algunos... cosa que intenta compensar el juego ofreciendo todo tipo de submisiones que hasta están integradas en las misiones principales, y una capacidad de inmersión extraordinaria, familiarizándonos con los personajes, los monumentos y la situación de la época con todo tipo de diálogos y pequeños detalles.

 10

El resultado es un juego excelente, impresionante a veces, que no decepcionará a los que disfrutaron del original, y contentará a la gran mayoría de los que no fueron convencidos por Altair. Ha perdido, eso sí, el tremendo impacto de éste, pero lo compensa siendo mucho más sólido y completo en todos sus apartados. Quizás lo único que se le pueda achacar es que sea un tanto irregular. En las primeras horas de juego no podremos soltar el mando, pero llegados a cierto punto puede hacerse algo lento para los que quieran saber más y más de la historia y se encuentren con demasiadas misiones de preámbulo; de igual modo, hay misiones impresionantes, pero otras demasiado simples, que casi no serían necesarias. En cualquier caso es un juego excelente, y hay Assassin's Creed para rato: con la excusa de la memoria genética, será un placer que Ubisoft nos lleve por los momentos más emblemáticos de la historia para ser la mano negra que apuñala por la espalda.

Pablo Grandío
Director y fundador
PUBLICIDAD

Últimos análisis

House of Ashes - Análisis
House of Ashes - Análisis
Análisis
2021-10-21 16:09:00
Supermassive continúa su antología con un título que cumple su cometido, pero que no consigue mejorar a sus predecesores.
Resident Evil 4 VR - Análisis
Resident Evil 4 VR - Análisis
Análisis
2021-10-20 18:24:00
El incombustible Resident Evil 4 regresa una vez más con una adaptación a la realidad virtual muy notable y repleta de aciertos que, sin ser perfecta, encantará a los fans de la saga y a cualquier poseedor de Oculus Quest 2.
Grotto - Análisis
Grotto - Análisis
Análisis
2021-10-20 13:18:00
Quienes busquen una aventura narrativa original, única y mística podrán encontrarla en Grotto, el nuevo juego de Brainwash Gang que nos permiten ponernos en la piel de un místico chamán.
Inscryption - Análisis
Inscryption - Análisis
Análisis
2021-10-19 18:21:00
Daniel Mullins vuelve a la carga con uno de los juegos más extraños, diferentes, locos y sorprendentes de los últimos años. Una experiencia única en su especie.
Crysis Remastered Trilogy - Análisis
Crysis Remastered Trilogy - Análisis
Análisis
2021-10-15 10:03:00
Los tres Crysis regresan en una colección remasterizada que actualiza ligeramente unos shooters que fueron espectaculares hace una década.
The Good Life - Análisis
The Good Life - Análisis
Análisis
2021-10-14 16:04:00
The Good Life trae consigo todo lo que caracteriza a una obra de Hidetaka 'Swery' Suehiro: carisma, situaciones absurdas, misterios excéntricos y ciertas carencias tanto técnicas como de diseño.
PEGI +18
Plataformas:
PS3 Xbox 360 PC

Ficha técnica de la versión PS3

ANÁLISIS
9.4
  • Fecha de lanzamiento: 19/11/2009
  • Desarrollo: Ubisoft
  • Producción: Ubisoft
  • Distribución: Ubisoft
  • Precio: 69.95 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: Blu-ray
  • Textos: Español
  • Voces: Español
  • Online: No
  • Requisitos PC
COMUNIDAD
8.83

PUNTÚA
Assassin's Creed 2 para PlayStation 3

469 votos

Ficha técnica de la versión Xbox 360

ANÁLISIS
9.4
  • Fecha de lanzamiento: 19/11/2009
  • Desarrollo: Ubisoft
  • Producción: Ubisoft
  • Distribución: Ubisoft
  • Precio: 69.95 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: 1 DVD
  • Textos: Español
  • Voces: Español
  • Online: No
  • Requisitos PC
Estadísticas XBOX LIVE
COMUNIDAD
8.84

PUNTÚA
Assassin's Creed 2 para Xbox 360

355 votos

Ficha técnica de la versión PC

ANÁLISIS
8.5
Estadísticas Steam
COMUNIDAD
8.84

PUNTÚA
Assassin's Creed 2 para Ordenador

99 votos
Flecha subir