Análisis Aeterna Noctis, una agradable sorpresa creada en Talavera de la Reina (PC, PS4, PS5, Switch, Xbox Series X/S, Xbox One)

Plataformas, acción y fantasía oscura en un notable metroidvania indie desarrollado en España.
Aeterna Noctis
·
Actualizado: 18:13 13/12/2021
Análisis de versiones PC, PS4, PS5, Switch, Xbox Series X/S y Xbox One.

Acción, plataformas, desarrollo no lineal, sistema de progreso… Cualquier metroidvania del panorama independiente corre el riesgo de convertirse en "otro más" para añadir a la larga lista de juegos de este estilo que nos han llegado en los últimos años. El mercado está un poco saturado de ellos, al igual que sucede con toda esa oleada de soulslike en el rol de acción donde es difícil arriesgar con algo completamente original, pero poco importa cuando la calidad justifica su existencia: al final lo importante es jugar a buenos juegos. Este es el caso de Aeterna Noctis, que sin desviarse mucho de la fórmula clásica hace que sea difícil pensar en un mejor debut para el equipo toledano de Aeternum Game Studios.

La eterna lucha del día y la noche

De Aeterna Noctis os hablamos a principios de año, cuando probamos la demo de una zona bastante avanzada de la aventura, que en total ofrece 16 zonas diferenciadas temáticas. Su historia nos habla de cómo el dios supremo, Caos, crea el universo y el mundo de Aeterna; pero esta historia no podía ser completamente feliz y los seres se rebelarán contra Caos. A modo de castigo el dios lanza una maldición sobre las fuerzas enfrentadas por la conquista de Aeterna, el Rey de la Oscuridad y la Reina de la Luz, que deberán enfrentarse entre sí hasta el fin de los días. Como el ciclo del día y la noche, el reinado de uno llegaba tras otro, así que sólo es cuestión de tiempo que el rey o reina comience a preparar su venganza después de la derrota.

No esperes explorar todo el mapa desde un principio. Hay zonas que requieren desbloquear primero alguna habilidad.
No esperes explorar todo el mapa desde un principio. Hay zonas que requieren desbloquear primero alguna habilidad.

El juego comienza precisamente con este duelo, en el que el Rey de la Oscuridad cae en combate. La "muerte" es sólo un paso más hacia el siguiente ciclo, así que nuestro deber es recuperar las fuerzas para el inevitable enfrentamiento. Es un buen planteamiento para esa mecánica habitual de todo metroidvania: la obtención progresiva de poderes, útiles para el combate y la exploración. Nuestro personaje comienza en un estado muy básico –ataques con espada- pero a medida que avanzamos desbloquearemos un buen montón de armas, movimientos y mejoras que harán más cómoda nuestra partida o, sencillamente, permitirán llegar a lugares imposibles de otra manera.

PUBLICIDAD

Este avance progresivo engaña un poco y puede hacer pensar que Aeterna Noctis es más limitado que otros títulos similares, pero poco a poco ganaremos técnicas como los saltos dobles y en paredes, el impulso –una evasión que también vale para aumentar la distancia de los saltos- o la recogida de sangre que dejan caer los enemigos, un recurso que sirve para recuperar vida y complementar los limitados viales de salud. Hay armas como la guadaña que son más lentas que la espada pero provoca un sangrado extra, útil cuando necesitas recargar tus reservas ante enemigos asequibles. Aeterna Noctis mejora a medida que avanzamos en sus más de 20 horas de partida para la historia principal, el triple si deseamos explorar cada rincón del mapa.

El estudio alardea de la dificultad del juego… Y es cierto que no perdona los errores, aunque da herramientas suficientes para que cualquiera lo pueda superar con dedicación. ¿Cómo suaviza la dificultad? Con una cantidad generosa de puntos de control cerca de las zonas más complejas. Rara vez llega a ser desesperante gracias a que podrás repetir los obstáculos casi de inmediato. Los enemigos más habituales son de ataques predecibles –no por ello menos complicados- con diferentes ataques físicos, proyectiles, escudos y otras sorpresas desagradables, incluyendo las explosiones tras su muerte. Hay varios aspectos estéticos que nos recuerdan a la saga Castlevania, con una colección de bestias e insectos de gran tamaño, esqueletos y otras criaturas un poco más inclasificables, pero son los jefes los que nos harán sudar la gota gorda gracias a sus fases de ataque y, en ocasiones, algunos elementos de bullet hell; memorizar cuándo interesa atacar o no es clave.

Hay tramos donde Aeterna Noctis también se pone cuesta arriba con la parte de plataformas con sus trampas móviles, saltos de precisión y secciones cronometradas. Esto se complementa con técnicas como el lanzamiento de una flecha que se utiliza para teletransportar al personaje, así que puedes esperar desafíos sólo aptos para jugadores con paciencia. En cuanto al diseño de niveles no es tan enrevesado como otros metroidvania, pero hay atajos, retos opcionales con recompensas y suficiente libertad para que no se sienta lineal. ¿Merece la pena arriesgar o eres un jugador conservador? En más de un momento tendrás que decidir qué camino tomar.

El estudio ha incluido toda una serie de sistemas para dar profundidad a ciertos aspectos. Cuando mueres pierdes un "fragmento del alma" que queda en la plataforma o enemigo que te derrotó: si quieres la experiencia acumulada y almacenar más, debes volver a ese lugar o rival -ojo, si mueres antes de recuperarla, no desaparece, lo cual tiene ventajas e inconvenientes-. También hay coleccionables, como piezas de corazón para ampliar los puntos de salud, y un amplio árbol de mejoras pasivas que van desde aumentar el daño, el porcentaje de críticos, la atracción de dogmas –la moneda que dejan caer enemigos- o ampliar el tiempo de invencibilidad tras recibir daño –el inicial nos ha parecido muy escaso, hay situaciones en las que un error te lleva a recibir daños adicionales-. La armadura también acepta una serie de gemas para mayor personalización y un comerciante nos venderá objetos, mapas e incluso marcadores para señalizar puntos que nos interesen. En definitiva, una capa rolera de personalización que da sentido a la obtención de experiencia y adapta el combate a nuestras manías.

La experiencia -y un trono especial- nos ayudara a mejorar varios aspectos del personaje.
La experiencia -y un trono especial- nos ayudara a mejorar varios aspectos del personaje.

Aeterna Noctis es ambicioso pero con los pies en la tierra. Los metroidvania combinan numerosas influencias –plataformas, acción, diseño de niveles, rol- y un error puede echar por tierra todo lo bueno del juego. En este caso no hay ningún desliz grave, si acaso el mayor inconveniente para el juego es la altísima competencia que hay en el mercado y la dificultad por destacar, aunque al no tratar de reinventar la rueda también evita que caiga en fallos. Luego cada metroidvania tiene su personalidad, y así como F.I.S.T.: Forged In Shadow Torch o Iron Tails sobresalen en el combate y dejan las plataformas en un segundo plano, Aeterna Noctis carga más su atención en los saltos y trampas, inspirado en los exigentes plataformas modernos que hacen cada sala un auténtico puzle. Que no se malinterprete, el combate es entretenido, pero la diversión de los enfrentamientos depende de muchos factores: variedad de estrategias del enemigo, ritmo del combate, tensión en cada movimiento… La sensación es que hay metroidvania con ideas más frescas en el aspecto puramente de acción.

Probablemente la mencionada dificultad echará atrás a más de un posible comprador, pero quienes disfruten de zonas laberínticas y la satisfacción por superar tramos que requieren habilidad y memoria física –vamos a morir mucho hasta aprender a superar las plataformas o descubrir a las malas una nueva trampa- encontrarán aquí un título que en lugar de frustrante recompensa al jugador: una frontera muy delicada y subjetiva que se convierte en un arma de doble filo.

Una fantasía oscura animada a mano

Mientras que otras producciones apuestan por pixel-art, la desarrolladora se ha inclinado aquí por animaciones tradicionales para protagonista y personajes, mientras que los entornos no escatiman en efectos de iluminación, fuego o tridimensionalidad impensables en juegos clásicos. Hemos notado que a veces los enemigos o las zonas letales pueden perderse un poco con el entorno -por cuestión de color o contrastes- y la calidad varía un poco dependiendo del lugar y si hablamos de interiores o exteriores; esa irregularidad y la falta de una identidad más reconocible –una captura de Hollow Knight, Ori o Blasphemous es inmediatamente reconocible-, son pequeños aspectos mejorables que no empañan una producción indie donde se nota el esfuerzo y pasión del equipo por dar a cada zona una paleta y detalles únicos; no todo son catacumbas lúgubres.

Muchas de las zonas tiran a una estética gótica y oscura, pero no todas. Cada área temática tiene su estilo y peligros.
Muchas de las zonas tiran a una estética gótica y oscura, pero no todas. Cada área temática tiene su estilo y peligros.

La música de Juan Ignacio Teruel Torres –que podéis escuchar en Spotify- trae temas melancólicos, música de piano, algún coro y melodías más épicas para los enfrentamientos contra jefes, e incluso toques electrónicos cuando tienen sentido. No es una banda sonora hecha para destacar –salvo un par de pistas-, sino que por lo general acompaña sin estridencias durante nuestras visitas a criptas, ruinas y mazmorras del estilo. Los textos y la narración están en español, mientras que los diálogos entre personajes se hacen en un idioma ficticio.

Conclusiones

Aeterna Noctis es una de las sorpresas del desarrollo patrio de 2021 –por supuesto, el éxito de MercurySteam y su Metroid Dread no lo calificaríamos de inesperado- y aunque existen alternativas más amables para entrar en el género, todas las decisiones de dificultad o diseño son conscientes; la desarrolladora ha querido hacer un plataformas para jugones, exigente pero justo. Si bien hay alternativas con mejor combate, un metroidvania es la suma de sus componentes, y en este caso tenemos uno de los mejores indies para cerrar el año: enorme, adictivo y bien realizado.

Hemos realizado este análisis en PC con un código proporcionado por Aeternum Game Studio.

Ramón Varela

NOTA

8
Gráficos
Duración
Sonido
Un jugador
Jugabilidad
Multijugador

Puntos positivos

Divertido metroidvania centrado especialmente en plataformas.
Muchísimo contenido, coleccionables y personalización.
Un nivel de dificultad elevado…

Puntos negativos

…que también puede frustrar a ciertos jugadores.
El combate es inferior a otras propuestas.
Determinadas zonas pueden ser visualmente confusas –en cuanto a trampas y enemigos-.

En resumen

Aeterna Noctis no trata de reinventar a los metroidvania, pero encantará a los fans de aventuras no lineales con acción y las plataformas, especialmente si buscan un desafío de nivel alto.
PUBLICIDAD
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis de PC, PS4, PS5, Switch, Xbox Series X/S y Xbox One

Plataformas:
PC
También en: PS4 PS5 Switch XSX XBOne

Ficha técnica de la versión PC

ANÁLISIS
8
  • Fecha de lanzamiento: 14/12/2021
  • Desarrollo: Aeternum Game Studios S.L
  • Producción: Aeternum Game Studios S.L
  • Distribución: Steam
  • Precio: 29.99 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: Descarga
  • Textos: Español
  • Voces: -
  • Online: -
  • Requisitos PC
Estadísticas Steam
COMUNIDAD
9.09

PUNTÚA
Aeterna Noctis para Ordenador

2 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir