Análisis de Bangai-O Spirits (NDS)

De la mano de Treasure, llega a Nintendo DS Bangai-O Spirits, un título que nos ofrece horas ilimitadas de diversión y acción desenfrenada.
Bangai-O Spirits
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
7
SONIDO
7
NOTA
8
DIVERSIÓN
9
JUGABILIDAD
9
Análisis de versión NDS.

Bangai-O fue uno de esos títulos que rompió moldes en su época, allá por los tiempos en que la Nintendo 64 y la Dreamcast de Sega representaban la culminación de la técnica en lo que a videojuegos se refiere. Editado para ambas consolas, la apuesta fue segura: lo firmaba Treasure, empresa que, ante todo, significa calidad, diversión y, por qué negarlo, dificultad de la buena, de esa que (a priori) sólo se encuentra en los juegos de factura antigua, como aquellos que poblaron los catálogos de todas las plataformas de ocho y dieciséis bits, hará ya más de una década…

Pues bien, hace más o menos un año, Treasure dio el anuncio de que nacería una secuela del título del que os hablamos. El juego saldría para la portátil de doble pantalla de Nintendo, y aprovecharía al máximo las posibilidades de la susodicha. Su nombre: Bangai-O Spirits, nada más y nada menos que el juego que procedemos a desgranaros en el presente análisis.

Sistema de juego.
Bangai-O Spirits es uno de esos títulos que sorprenden por tantos factores que parece imposible nombrarlos uno a uno. Pese a ser un juego con un carácter marcadamente ‘retro’, debido a un apartado técnico más propio de los títulos de hace una década y media que de los que hoy día pueblan nuestras consolas, resulta una de las apuestas más originales dentro del catálogo de la Nintendo DS de los últimos tiempos, contando a su vez con un factor de entretenimiento y diversión desbordante que nos mantendrá horas y horas enganchados a la pantalla de nuestra portátil.

PUBLICIDAD

Lo mejor que podemos hacer al encender el juego es adentrarnos en el fantástico Tutorial que nos ofrece el mismo, situado muy inteligentemente al inicio del menú del juego. La visita al dichoso Tutorial es casi obligada, ya que si no, es probable que no entendamos el funcionamiento del juego, y no podamos disfrutarlo en todas sus dimensiones. En esta sección, se nos pondrá al día de lo que podríamos llamar el "argumento" del juego, pese a que el título carece totalmente de línea argumental. Veremos una serie de secuencias de imágenes estáticas, acompañadas de recuadros de texto, en el que un personaje que se hace llamar a sí mismo El Profesor explica a dos jóvenes y aguerridos héroes (Ruri y Masato) los fundamentos del manejo del juego.

Manejaremos un modelo de robot de combate conocido como Bangai-O, el cual cuenta con múltiples opciones de ataque y defensa para completar cada uno de los niveles del juego. El jugador podrá seleccionar el nivel que prefiera para jugar, aunque (como se nos señala en el mismo tutorial) lo más recomendable es jugar los diferentes niveles en el orden en que nos vienen dados en el juego. Nos moveremos libremente por el espacio de la pantalla (localizado en la pantalla inferior de nuestra consola, ya que la pantalla superior de la misma nos mostrará un mapa esquemático de cada nivel con los objetivos a destruir) mediante la cruceta de control, pudiendo volar libremente en caso de despegar nuestros pies del suelo pulsando hacia arriba en la mencionada cruceta.

El botón A nos servirá para realizar una carga con todo el cuerpo de nuestro robot. Esta carga, además de constituir una buena manera de moverse rápidamente por el espacio, constituye un movimiento de ataque que, además, nos servirá para destruir a nuestros enemigos y, en caso de que sepamos utilizarla bien, una herramienta que puede servirnos para lanzar objetos y enemigos contra el objetivo que deseemos. En cada pantalla, contaremos con un número determinado de enemigos, algunos de los cuales vendrán señalados como objetivos a destruir. Podemos destruir todos y cada uno de los enemigos de la pantalla, pero destruir a los enemigos-objetivo es condición indispensable para completar cada nivel.

Los botones B e Y serán nuestras armas principales en el combate. Podremos asignar antes de cada nivel qué armas queremos para cada botón, pudiendo seleccionar entre diferentes proyectiles, un escudo o algunas armas de cuerpo a cuerpo. Dependiendo de cada nivel, de la conformación del mismo o de los enemigos que nos encontremos en él, deberemos de utilizar unas armas u otras, ya que algunas de ellas serán más convenientes para una situación determinada, o todo un inconveniente en según qué situaciones…. Deberemos de adivinar, así, mediante el método de prueba y error, qué armas son las más adecuadas para cada nivel, y qué armas no son adecuadas en absoluto.

Entre las armas de cuerpo a cuerpo contaremos con una espada y un bate de béisbol, cada una con sus cualidades y sus pormenores, decisivos a la hora de superar según qué niveles. Por otro lado, contaremos con varias armas de fuego: misiles teledirigidos; un arma que lanza pelotas que rebotan en todas las paredes, dirigiéndose hacia los enemigos de la pantalla después de cada rebote; un arma que destruye con facilidad los proyectiles enemigos, muy útil cuando estamos rodeados de enemigos ataviados con hermosos lanza-misiles; y un arma explosiva, que produce daño masivo en las cercanías de su lugar de impacto. Por otra parte, pulsando durante la acción del juego los dos botones de disparo a la vez, podremos combinar los diferentes tipos de proyectiles formando híbridos de dos tipos de armas de fuego distintas, aunque de mucha menor potencia.

Por otra parte, contaremos con dos ataques especiales que podremos utilizar presionando los botones laterales de nuestra consola. Tendremos tres barras de energía destinadas a nuestros ataques especiales, y cada ataque de éstos contará con un tiempo de carga que aumentará considerablemente su potencia, aunque nos dejará vulnerables ante el fuego enemigo. Podremos rellenar las barras de energía destinadas a nuestros ataques especiales recogiendo las frutas que dejan nuestros enemigos al morir o, mucho más rápidamente, recibiendo daño por parte de nuestros adversarios. La barra de energía de los ataques especiales se sitúa en la parte superior izquierda de la pantalla de abajo, justo por debajo de la barra de energía de nuestro personaje.

Los ataques especiales de nuestro personaje van desde un lanzamiento masivo de diferentes tipos de proyectiles, hasta un ataque que congelará los movimientos de nuestros adversarios, o devolverá los proyectiles que nos lancen contra ellos mismos. Si apretamos los dos botones destinados a ataques especiales a la vez, en caso de ambos tengan asignado un ataque de proyectiles, conseguiremos un ataque híbrido con proyectiles que combinarán las características de los dos ataques seleccionados.

Así, principalmente, nuestro mayor problema durante el juego será saber qué armas seleccionar, para luego descubrir durante la acción del juego la mejor manera de utilizarlas. No sólo deberemos de disparar y destruir a todo bicho viviente: deberemos de organizar nuestra estrategia de combate dependiendo de las características de cada nivel, tanto en lo que respecta a la conformación del escenario como a los enemigos con los que nos encontremos.

Y es que encontraremos adversarios de todas las formas y colores: torretas que nos dispararán todo tipo de proyectiles, de manera pausada o masivamente, con lo que nos será imposible esquivar sus ataques; robots de todas las formas, colores y tamaños que nos dispararán, nos devolverán nuestros proyectiles con enormes bates de béisbol, o nos despedazarán a mandobles con sus fuertes espadas. Y ya no hablemos de los enormes cañones que nos dispararán enormes proyectiles explosivos de amplio alcance, o las enormes ruedas giratorias que nos perseguirán mientras cada una de las torretas situadas en su círculo exterior nos lanzan una miríada de misiles teledirigidos…

En fin, el juego nos ofrecerá toda la dificultad que queramos y más. Encontraremos algunos niveles difíciles, muchos niveles muy difíciles, y ocasionalmente, alguno que otro absolutamente imposible de resolver. El juego cuenta con más de ciento sesenta niveles, pero ahí no acaba la cosa…

Modos de juego
Dentro de las modalidades de juego, encontramos el modo de Juego Libre, en el que nos podremos enfrentar a diferentes categorías de niveles creados por la compañía Treasure en el momento de desarrollar el juego. Así, tendremos una categoría con veintisiete niveles, en la que encontraremos los mejores niveles creados por los desarrolladores del juego; otra, con dieciocho pantallas, en la que veremos cómo la acción desenfrenada del juego desaparece para dejar paso a una serie de ejercicios de puzle y agilidad mental, en niveles en los que nuestra habilidad en el manejo del personaje es tan importante como nuestra pericia, nuestro ingenio y nuestra velocidad mental a la hora de buscar soluciones rápidas y factibles que nos permitan salir bien parados de las auténticas pesadillas en las que nos veremos envueltos.

Y, finalmente, una serie de niveles genéricos, ciento veintidós en total, que sirven para llenar el vacío hasta los ciento sesenta y siete niveles que componen el juego. Pero eso no es todo: contamos con la posibilidad de editar cada uno de los niveles del juego a nuestro gusto, añadiendo enemigos o modificando como queramos los escenarios del juego. Y aún más, contamos con la posibilidad de crear nuestros propios niveles desde cero, en el Modo Edición del juego (que veremos en la pantalla de título), para luego jugarlos en la modalidad de Juego Libre.

Pero la cosa no acaba aquí: podremos también jugar a cada uno de los niveles del juego (tanto los que vienen por defecto como los que creemos por cuenta propia) mediante la comunicación inalámbrica de nuestra consola en un modo multijugador enfrentado o cooperativo de hasta cuatro jugadores simultáneos (en caso de que cada uno de ellos cuente con su correspondiente tarjeta del juego, eso sí).

Y no sólo eso: el juego cuenta con una de las apuestas más originales en lo que se refiere a intercambio de archivos entre portátiles, aspecto que se ha ido difundiendo cada vez más gracias a las posibilidades de conexión a Internet de nuestras portátiles. En esta ocasión, el juego en línea no se ha contemplado, pero podremos enviar nuestros propios niveles a otros jugadores convirtiendo los niveles que deseemos en archivos de sonido que podrán recibir en su consola a través del micrófono de la misma. Esta opción nos permitirá transferir niveles de factura propia de una consola a otra, acercando los altavoces de una consola al micrófono de la otra, o transferir el archivo de audio a un PC y así enviarlo a través de Internet a quien queramos.

Sin duda, una práctica que nos recuerda a las secuencias de carga de los vetustos ordenadores de ocho bits de hará unos veinte años, aquellos que funcionaban con cintas magnéticas, las cuales renqueaban sus infames chillidos y aullidos mientras veíamos aparecer en nuestros televisores las pantallas de presentación de nuestros juegos preferidos (al menos, en el caso de aquellos que vivieron aquellas épocas). En este caso, el sistema es mucho más rápido y ha sido muy bien implementado, dando la opción de que los usuarios del juego manden sus niveles a través de Internet, publicándolos fácilmente en cualquier servidor que permita guardar y reproducir archivos de audio.

Apartado técnico.
Como ya decíamos al inicio de este análisis, el carácter de todo el apartado técnico es marcadamente ‘retro’, y nos recuerda mucho a los juegos de acción y plataformas de la época de los dieciséis bits. Si bien los gráficos cuentan con algunos efectos dignos de mención, como las explosiones, así como algunos elementos que destacan sobre el resto, como algunos fondos de escenario, de indudable calidad, por lo general el aspecto del juego es bastante sencillo, aunque no por ello carezca de una producción notable. Los personajes son, en muchos casos, de pequeño tamaño, aunque también encontraremos enemigos que ocuparán toda la pantalla.

El mayor defecto que le podemos achacar al apartado gráfico, dejando de lado el hecho de que los gráficos sean bidimensionales y notoriamente pixelados, son las continuas ralentizaciones que encontraremos en los momentos en los que la pantalla se llena de proyectiles y/o enemigos, momentos en los que la velocidad del juego, por lo general frenética, se verá reducida a menos de la mitad. A pesar de todo, en ningún momento este hecho nos impedirá jugar con soltura y disfrutar del desenfreno que puebla cada uno de los niveles del juego.

La música del juego, así como los efectos de sonido del mismo, está muy en la línea del resto del apartado técnico. Las músicas del juego, sencillas, marchosas y pegadizas, recuerdan (cómo no) mucho a las tonadillas de los juegos de acción de la época de los dieciséis bits. La instrumentación de cada uno de estos temas, por otra parte, va muy en la tónica ‘retro’ del juego, hecho que, por otra parte, gustará mucho a los nostálgicos amantes de las viejas glorias del mundo del videojuego. Los efectos de sonido cuentan con algunas expresiones digitalizadas por parte de los diferentes personajes y enemigos del juego, así como un generoso repertorio de explosiones, disparos y sonidos genéricos, muy comunes en este género de juegos.

La jugabilidad del título, pese a la gran dificultad de la mayor parte de los niveles del juego, es sencilla y de fácil acceso, con lo que la experiencia del juego resulta grata y muy adictiva. Si bien algunos de los niveles del juego pueden resultar frustrantes para el jugador, el hecho de que podamos seleccionar en cualquier momento del juego el nivel en el que deseemos jugar suaviza mucho esta sensación, y permite al jugador muchas más opciones que las que tendría en caso de tener que seguir un camino prefijado.

Conclusiones
Bangai-O Spirits era uno de los juegos más esperados por los seguidores de la compañía Treasure, y no sin razón: se trata de uno de los juegos de acción más originales y completos de los últimos tiempos. A pesar de no contar con un argumento que guíe al jugador a través del juego, cuenta con tal diversidad de opciones que éste acaba por no echarse de menos, y el jugador acaba disfrutando el juego por lo que realmente es: un recopilatorio de niveles de diferente calibre y condición, algunos con un componente de puzle más marcado que en otros, con tal cantidad de opciones de edición que hace que el juego se convierta en un título prácticamente inacabable. Y, además, con una original apuesta que permite compartir los niveles creados por cada jugador a través del micrófono de la consola.

De nuevo, Treasure no ha defraudado a los jugadores seguidores de la compañía, deleitándonos con un título de innegable calidad, que, pese su elevada dificultad, representa un soplo de aire fresco original y divertido dentro del catálogo de juegos de acción de la portátil de Nintendo.

PUBLICIDAD

Últimos análisis

F1 22 - Análisis
F1 22 - Análisis
Análisis
2022-06-30 12:12:00
Análisis de F1 22, la nueva entrega del ‘simcade’ de conducción de Codemasters y EA que sabe traernos mejor que nunca la sensación de pilotar un F1… aunque pierde algo de contenido por el camino.
DNF Duel - Análisis
DNF Duel - Análisis
Análisis
2022-06-28 09:00:00
DNF da el salto a la lucha con los creadores de Guilty Gear en un juego accesible para novatos.
Blade Runner: Enhanced Edition - Análisis
Blade Runner: Enhanced Edition - Análisis
Análisis
2022-06-27 09:23:00
La aventura gráfica Blade Runner vuelve más de 20 años después con una supuesta versión mejorada que en la mayoría de aspectos da un paso atrás.
Sonic Origins - Análisis
Sonic Origins - Análisis
Análisis
2022-06-23 15:01:00
Sega recupera los mejores juegos de su icónica mascota con un notable recopilatorio repleto de extras.
Capcom Fighting Collection - Análisis
Capcom Fighting Collection - Análisis
Análisis
2022-06-23 09:02:00
Un interesante recopilatorio de Capcom centrado en la lucha, y muy especialmente, en Darkstalkers.
Neon White - Análisis
Neon White - Análisis
Análisis
2022-06-22 16:49:00
¿Cómo no podía atraparnos un shooter frenético que por momentos parece un juego de plataformas, mezclado con una visual novel y con una estética apabullante?
Género/s: Shoot'em up / Shooter
Plataformas:
NDS

Ficha técnica de la versión NDS

ANÁLISIS
8
  • Fecha de lanzamiento: 2/9/2008
  • Desarrollo: Treasure
  • Producción: Treasure
  • Precio: 39.95 €
  • Jugadores: 1-4
  • Formato: Tarjeta
  • Textos: Inglés
COMUNIDAD
7.4

PUNTÚA
Bangai-O Spirits para Nintendo DS

12 votos
Flecha subir