El creador de Final Fantasy nos dio un JRPG inolvidable que merece una revisión - Recomendación

El padre de la saga Final Fantasy, Hironobu Sakaguchi, publicó en 2007 a cargo del estudio Mistwalker un JRPG que quienes tuvieron ocasión de disfrutarlo todavía lo recuerdan con cariño hoy día.
·

El próximo mes de febrero habrán pasado ya 17 años desde que una de las últimas obras maestras de Hironobu Sakaguchi, el padre de la saga Final Fantasy, vieran la luz en el mercado en Europa. Nos referimos al ya clásico de culto Lost Odyssey, un juegazo irrepetible.

Quienes tuvimos ocasión de disfrutar en su momento de este título nos enamoramos por muchos motivos de él, y no son pocos los que hoy día piensan que es uno de esos grandes olvidados cuando se trata de volver a traer remakes y remasterizaciones a la palestra, pues, debido a su condición de exclusivo para Xbox 360, se trata de un juego que ha quedado enclaustrado en una época ya pasada, siendo ahora la única manera viable de jugarlo la retrocompatibilidad de quienes posean una consola de Microsoft (o quienes tengan el original, por supuesto).

Lost Odyssey fue JRPG memorable con una historia sublime

Corría el año 2004 cuando Hironobu Sakaguchi creaba un nuevo estudio tras abandonar Square Enix y la saga que lo había visto brillar en el mundo entero. Mistwalker era la nueva empresa que, inicialmente, trabajaría con Microsoft para lanzar dos primeros videojuegos en exclusiva para Xbox 360. Por un lado el notable Blue Dragon, en colaboración con el consagrado mangaka Akira Toriyama, y por otro lado el ambicioso Lost Odyssey, obra que finalmente se lanzaría en Japón en diciembre de 2006 y en el resto del mundo en febrero de 2007 y que llegaba a los hogares en nada más y nada menos que cuatro discos, una rareza de la época que denotaba su magnitud.

Lost Odyssey

Lost Odyssey, en realidad, se trataba en sus mimbres de una aventura de rol de corte bastante clásico, con batallas por turnos en las que había que utilizar la estrategia, grandes jefes finales, un elenco de personajes diversos con aptitudes y habilidades concretas y un mundo amplio para explorar a nuestro ritmo mientras avanzábamos en una historia inmersiva y muy detallada.

Y he aquí, seguramente, el punto por el que tantos nos maravillamos con este juego, y es que el argumento del mismo era tremendamente interesante ya desde su arranque, con una impresionante cinemática que quitaba el aliento, marcaba el tono de la obra y nos ponía en situación.

PUBLICIDAD

Kaim Argonar, el protagonista de Lost Odyssey, es un hombre que ha sido condenado a vivir durante 1000 años sin poder morir. En todo este tiempo, Kaim ha sufrido penurias, ha batallado y perdido seres queridos, ha visto cómo el mundo cambiaba ante sus ojos y ha olvidado lo que era amar, sentir o tener esperanza e ilusión. Como si fuese un vampiro inmortal cansado de la existencia misma.

Kaim Argonar es uno de los protagonistas más sensacionales y memorables de las últimas décadas gracias a su historia de fondo.

El mercenario atormentado era rápidamente uno de los grandes intereses en la historia de Lost Odyssey, y gran parte de su pasado se nos contaba de una forma particular: mediante las historias de los Mil Años de Sueños, una serie de textos que narraban recuerdos y vivencias de Argonar en sus 1000 años de viajes, como pedazos de una novela más grande que los jugadores íbamos recomponiendo poco a poco. Una mecánica que puede sonar poco divertida dentro de un juego, pero que atrapaba por su excelente prosa escrita por el novelista Kiyoshi Shigematsu y nos sabía emocionar por su delicadeza y mística.

Lost Odyssey - Recomendación

No solo Kaim era un formidable protagonista, atípico y lleno de matices, sino que sus compañeros de aventuras también hacían de esta epopeya una muy entretenida y carismática, y además resultaban imprescindibles para el arco de progresión del inmortal. Por no olvidarnos de que el juego se deleitaba en muchos momentos regalándonos largas secuencias e instantes muy cinematográficos, todos ellos perfectamente acompañados de una banda sonora que era también gran culpable de la excelencia de la obra y que firmaba un maestro de la talla de Nobuo Uematsu.

Una cumbre en los juegos de rol

Con aproximadamente más de 50 horas de contenido, una trama formidable, un mundo y ambientación interesantes, combates con cierto dinamismo y táctica y unos gráficos muy destacados para la época, Lost Odyssey se presentaba como un imprescindible para los amantes del rol, y cumplió con las expectativas que el público había depositado en él, tal y como os contamos en su día en nuestro análisis: "Ningún amante de los grandes juegos que posea la consola de Microsoft se debe perder Lost Odyssey, pues se encuentra en la cumbre de los juegos de rol de la consola y no hace más que demostrarnos que se pueden realizar juegos soberbios más allá de la acción, pues en este sector siempre habrá lugar para el sentimiento".

Es una lástima, como decíamos al inicio, que desde su lanzamiento para Xbox 360 hace ya más de 15 años no haya tenido ninguna revisión, sobre todo porque con el paso del tiempo son muchos los que no conocen su existencia y ha quedado como una joya de nicho. Es un juego al que creemos que le sentaría de maravilla un relanzamiento, con alguna que otra mejora aquí y allá, pero cuya historia no ha envejecido ni un ápice y merece la pena que más jugadores conozcan.

Imágenes:

Más sobre Lost Odyssey

Portada Lost Odyssey
Lost Odyssey Xbox 360
Lanzamiento: 29/2/2008 · Género: Rol
Análisis Lost Odyssey

Lost Odyssey es un videojuego de rol desarrollado por Mistwalker y Feelplus, y publicado por Microsoft Game Studios. Lanzado en 2008 exclusivamente para Xbox 360, este título es notable por su involucramiento de Hironobu Sakaguchi, el creador de la serie Final Fantasy, y por su música, compuesta por el renombrado Nobuo Uematsu.

En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir