Análisis DiRT Rally 2.0, la conducción más realista y exigente (PS4, PC, Xbox One)

Codemasters vuelve con un notable título de conducción centrado en los ralis y rallycross.
DiRT Rally 2.0
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
Análisis de versiones PS4, PC y Xbox One.

La saga DiRT Rally se ha convertido en todo un referente para los fans de las competiciones offroad. Después de una genial primera entrega, DiRT Rally 2.0 se adentra nuevamente en los ralis y enfatiza la importancia del rallycross, una disciplina algo más desconocida pero realmente divertida. Además, Codemasters ha mejorado ligeramente su excelente base jugable y, aunque la escasez y poca profundidad de sus modos suponen un gran lastre, es un notable simulador que cuenta con multitud de tramos, circuitos y vehículos.

Videoanálisis

Un control sin fisuras

Uno de los puntos fuertes de DiRT Rally 2.0 es que ha sabido mantener la esencia jugable de su predecesor y retocar ligeramente algunos aspectos para hacer la experiencia más realista e inmersiva. El control con volante vuelve a ser sobresaliente, otorgándonos un feedback muy preciso del comportamiento del coche. Esto implica que a medida que aumente la potencia de los vehículos notaremos una mayor exigencia en la conducción, consiguiendo con ello una curva de aprendizaje desafiante incluso para los pilotos expertos.

Conducir con polvo disminuye la adherencia y aumenta el riesgo de sufrir accidentes.
Conducir con polvo disminuye la adherencia y aumenta el riesgo de sufrir accidentes.

El estado de la pista también se transmite fielmente a nuestro volante, pudiendo apreciar diferencias muy claras al competir en tierra, asfalto, polvo o barro. En este sentido, DiRT Rally 2.0 incluye la posibilidad de correr en seco o con lluvia en todos los trazados disponibles. De la misma forma, es posible sufrir multitud de averías mecánicas y pinchazos que dificultan el manejo del coche.

PUBLICIDAD

Todos estos factores hacen que el control con volante sea la mejor opción para competir con el mayor realismo. Esto no impide que el mando siga siendo igualmente práctico para los usuarios menos exigentes pues, aunque no permite alcanzar el mismo nivel de precisión, es capaz de hacernos disfrutar plenamente de la experiencia.

La cámara interior garantiza una mejor inmersión.
La cámara interior garantiza una mejor inmersión.

Dos estilos, una misma experiencia

DiRT Rally 2.0 cuenta con dos modalidades diferentes: rali y rallycross. La primera es la más conocida y nos lleva a competir contra el crono en exigentes tramos individuales. Aquí tendremos la ayuda de nuestro copiloto, el cual nos irá dando instrucciones sobre las particularidades de la pista. Esta asistencia sonora está en completo castellano y es muy precisa, por lo que se vuelve fundamental para alcanzar la victoria.

La otra opción es rallycross, un estilo de juego más divertido y frenético en el que competimos contra otros pilotos para llegar los primeros a la meta. Aquí se permiten los contactos, hay una vuelta especial y los circuitos mezclan asfalto y tierra, factores que hacen de estas competiciones una experiencia más emocionante. Además, la IA rival tiene un comportamiento agresivo y competitivo, transmitiendo fielmente la esencia de este tipo de carreras.

La lluvia hace más emocionantes las competiciones de rallycross.
La lluvia hace más emocionantes las competiciones de rallycross.

En rallycross el control de los vehículos cambia sustancialmente, ya que los coches están pensados para derrapar, una técnica que una vez perfeccionada nos hará descubrir todo el potencial de la disciplina. También contamos con un spotter que nos da información de la carrera, una ayuda que está mal implementada, ya que los comentarios son poco precisos.

Mi Equipo

El modo principal para un jugador es Mi Equipo. Aquí tendremos que correr en diferentes competiciones de rali y rallycross con el objetivo de obtener créditos para comprar nuevos vehículos y acceder a más pruebas. Además, también existen desafíos temporales contra la IA y contra otros jugadores online, pruebas en las que tendremos que marcar los mejores registros.

Podremos realizar todo tipo de ajustes en el coche antes de cada competición.
Podremos realizar todo tipo de ajustes en el coche antes de cada competición.

A medida que vayamos progresando también utilizaremos los créditos para instalar mejoras en los vehículos. Además, desbloquearemos nuevos mapas motor que variarán las estadísticas de durabilidad y rendimiento. Por último, es posible contratar a nuevos ingenieros para mejorar el rendimiento y optimizar las reparaciones después de cada prueba.

El gran problema de este modo es que se queda corto en todos los sentidos. No solo ofrece muy poca profundidad jugable y un nulo contexto que nos motive a seguir compitiendo, sino que la disposición de las pruebas es completamente aleatoria, lo que provoca que el modo sea una sucesión de pruebas sin mucho interés. Una pena que DiRT Rally 2.0 no cuente con un modo más completo e interesante para exprimir al máximo la experiencia para un jugador.

Dominar el derrape es imprescindible para competir al máximo nivel.
Dominar el derrape es imprescindible para competir al máximo nivel.
v

Mundial de Rallycross

Para compensar el poco acertado modo carrera, el título de Codemasters incorpora opciones de juego interesantes. La más llamativa es disponer del FIA World Rallycross Championship, ya que gracias a este añadido es posible disputar hasta ocho pruebas distintas con reglamentación, circuitos y pilotos oficiales. Una incorporación muy acertada y que supone un gran aliciente para los fans de estas competiciones.

Los campeonatos Históricos son una opción atractiva para los más nostálgicos. Aquí competiremos con coches clásicos de distintas épocas en ralis muy exigentes debido a las particularidades de este tipo de vehículos. También es posible disfrutar del modo Contrarreloj, ideal para conocer a la perfección todos los tramos y coches, así como para comparar nuestros mejores registros con los del resto de jugadores.

Los vehículos clásicos más potentes requieren de un pilotaje muy preciso.
Los vehículos clásicos más potentes requieren de un pilotaje muy preciso.

Finalmente, A Medida nos permite crear campeonatos offline y online con las pruebas (rali y rallycross), vehículos y condiciones que nosotros queramos. Este modo es el mayor atractivo online de la propuesta, ya que también nos permite buscar y participar en torneos creados por otros usuarios. Sin embargo, se evidencia una alarmante falta de opciones online, una ausencia destacable teniendo en cuenta la creciente importancia de la escena competitiva en los videojuegos de conducción. Por último, tampoco disponemos de multijugador a pantalla partida.

Coches y trazados

Codemasters ha realizado un enorme trabajo a la hora de ofrecernos trazados, circuitos y vehículos. En los ralis hay seis localizaciones diferentes: Argentina, Australia, España, Estados Unidos, Polonia y Nueva Zelanda. Todas ellas con tramos reales y perfectamente recreadas, disfrutando con pruebas en tierra, barro, asfalto o polvo, y pudiendo elegir entre competir en seco o sobre mojado. Una pena la ausencia de las divertidas pistas sobre nieve, aunque incluir el exigente Rally de Argentina ha sido todo un acierto.

El Rally de Argentina pondrá a prueba nuestra habilidad al volante.
El Rally de Argentina pondrá a prueba nuestra habilidad al volante.

En rallycross disponemos de ocho circuitos oficiales: Barcelona (España), Hell (Noruega), Holjes (Suecia), Lohéac Bretagne (Francia), Mettet (Bélgica), Montalegre (Portugal), Silverstone (Inglaterra) y Trois-Rivieres (Canadá). Todos perfectamente reconstruidos y con la opción de correr en seco o con lluvia, lo que aporta mayor variedad a la propuesta.

En cuanto al catálogo de coches hay más de 50 disponibles. En los ralis hay marcas tan prestigiosas como Citroën, Peugeot, Subaru o Mitshubishi, incluyendo auténticas joyas como el Ford Mustang GT4. En rallycross contamos con cuatro disciplinas: RX Supercars, RX2, RX Super 1600 y Crosskart, con firmas como Ford, Audi, Renault o Volkswagen.

El espectacular Chevrolet Camaro GTR-4 es uno de los vehículos más potentes.
El espectacular Chevrolet Camaro GTR-4 es uno de los vehículos más potentes.

Todo el realismo de la competición

El acabado visual de la versión de PC es sobresaliente, destacando el gran trabajo realizado con la lluvia y las partículas generadas por el barro y el polvo. También la iluminación está muy cuidada tanto de día como de noche y el modelado de los coches es muy detallado. El rendimiento gráfico es notable y alcanza con estabilidad los 60 fotogramas por segundo. En PlayStation 4 y Xbox One también mantiene esta imprescindible tasa de refresco, aunque lógicamente haciendo grandes sacrificios visuales.

Otro apartado destacable es el sistema de daños visuales. Los coches sufrirán todo tipo de desperfectos, incluyendo pérdida de piezas, rotura de focos y lunas o daños en la chapa. Finalmente, a nivel sonoro el título cumple, con sonidos contundentes y realistas de los coches, voces en castellano y una banda sonora no muy destacable pero que acompaña bien.

Las notas del copiloto nos ayudarán a conducir al límite.
Las notas del copiloto nos ayudarán a conducir al límite.

Conclusión

DiRT Rally 2.0 es un título imprescindible para los amantes de los ralis y del rallycross. La inclusión de gran cantidad de disciplinas, trazados, circuitos y vehículos aportan variedad, gozando también con una curva de aprendizaje extensa y muy bien equilibrada.

La parte negativa es que la mayoría de modos, salvo FIA World Rallycross Championship y los campeonatos Históricos, son poco interesantes y demasiado continuistas, incluyendo un modo Carrera sin interés y una vertiente online muy escasa. Pese a esto, DiRT Rally 2.0 garantiza la mejor experiencia de conducción offroad con una jugabilidad realista, exigente y repleta de emoción.

Hemos realizado este análisis en su versión de PC con un código de descarga que nos ha proporcionado Koch Media.

Alfonso Arribas
Colaborador

NOTA

8.2
Gráficos
Duración
Sonido
Un jugador
Jugabilidad
Multijugador

Puntos positivos

Impecable experiencia jugable con volante.
Divertida mezcla entre ralis y rallycross.
Gran variedad de circuitos, tramos y vehículos.

Puntos negativos

Modo carrera para un jugador sin progresión ni emoción.
Escasas opciones multijugador online y sin pantalla dividida.
El resto de modos son sencillos y muy continuistas.

En resumen

Un imprescindible para los amantes de los ralis gracias a su impecable control y a la gran variedad de tramos y circuitos, aunque el escaso interés de los modos de juego lastran al conjunto.
PUBLICIDAD
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis de PS4, PC y Xbox One

ScourgeBringer - Análisis
ScourgeBringer - Análisis
Análisis
2020-10-26 17:13:00
Un nuevo roguelite con un frenético y satisfactorio sistema de combate al que la mecha se le acaba demasiado pronto.
Ghostrunner - Análisis
Ghostrunner - Análisis
Análisis
2020-10-26 15:17:00
Pon a prueba tus habilidades en este exigente y desafiante título de acción en el que no hay margen de error.
GoNNER 2 - Análisis
GoNNER 2 - Análisis
Análisis
2020-10-26 09:47:00
El divertido y desafiante 'roguelike' de acción y plataformas vuelve con una secuela que se expande en todos sus aspectos.
Foregone - Análisis
Foregone - Análisis
Análisis
2020-10-25 17:04:00
Aventuras 2D de naturaleza independiente con elevados valores de producción en un título que bebe de diversas fuentes muy conocidas.
Género/s: Rally / Velocidad
PEGI +3
Plataformas:
PS4 PC Xbox One

Ficha técnica de la versión PS4

ANÁLISIS
8.2
COMUNIDAD
8.5

PUNTÚA
DiRT Rally 2.0 para PlayStation 4

4 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión PC

ANÁLISIS
8.2
Estadísticas Steam
COMUNIDAD
-

PUNTÚA
DiRT Rally 2.0 para Ordenador

Sin votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión Xbox One

ANÁLISIS
8.2
Estadísticas XBOX LIVE
COMUNIDAD
-

PUNTÚA
DiRT Rally 2.0 para Xbox One

Sin votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir