Análisis de Heavenly Sword (PS3)

Nariko llega para ganarse su lugar entre las heroínas del videojuego en este buen juego de acción de Ninja Theory.
Heavenly Sword
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
9
SONIDO
9.5
NOTA
8.3
DIVERSIÓN
8
JUGABILIDAD
8
Análisis de versión PS3.

Una de las críticas fundadas más habituales que se han hecho hasta ahora sobre PlayStation 3 es señalar la ausencia de juegos propios de la consola, el hecho de que, tras seis meses en las tiendas, la consola de nueva generación de Sony no cuente todavía con un gran catálogo de juegos exclusivos que marquen la diferencia, como en su día ocurrió con sus hermanas pequeñas –o mayores. Ése, y la buena acogida que tuvo cuando fue mostrado en el E3 del año 2006, es uno de los motivos por los cuales Heavenly Sword, el nuevo juego de acción de Ninja Theory, es un juego tan esperado. Tras meses de retraso –se decía que saldría en el mes de marzo-, llega uno de los grandes juegos de Sony para esta temporada navideña.

Heavenly Sword es un juego de acción frenética que se enmarca dentro de la tendencia marcada por títulos como Devil May Cry y, especialmente, God of War. Se trata del primer desarrollo de Ninja Theory, los veteranos de Just Add Monsters (Kunf Fu Chaos), y es sin duda una de las mayores apuestas de Sony Europa para PS3. Sus valores de producción son altísimos, contando con numerosas secuencias cinemáticas y un completo doblaje al castellano con voces conocidas, desde la de Nariko, la protagonista, hasta el malvado Bojan, doblado por el mismo que dobla a Robert de Niro –en el registro de El Cabo del Miedo- y con los gestos, capturados digitalmente, de Andy Serkis –Gollum.

La historia nos cuenta cómo un malvado rey, rodeado de secuaces más o menos deformes y locos, intenta dominar su territorio exterminando a todos y cada uno de los clanes. Al final de su camino se encuentra el de Nariko, una aguerrida pelirroja con un nacimiento rodeado de extrañas circunstancias, lo que siempre ha provocado el recelo de los demás miembros de su clan, incluido su padre, el líder. El clan tiene la misión de proteger, con su vida, una espada mágica –la Heavenly Sword que da nombre al juego-, dotada de un increíble poder pero también de la maldición de consumir la vida de aquel que la blande. El objetivo de Bojan es no solo acabar con el clan, sino añadir la espada a su colección de trofeos obtenidos de los otros clanes, ya casi eliminados.

PUBLICIDAD

Esta es la historia de Heavenly Sword, que se nos irá contando a medida que avancemos por el juego a base de secuencias cinemáticas y otros recursos muy efectistas que, sin llegar a sumergir completamente al jugador, sí le dan un gran empaque y justificación a los diferentes niveles que tendremos que superar. Controlando a Nariko y, en ocasiones, a su amiga y compañera Kai, armada con una ballesta, surcaremos las diferentes partes del país enfrentándonos a las hordas de enemigos de Bojan y a sus temibles lugartenientes.

Como comentábamos al principio, Heavenly Sword es un juego de acción "frenética", por llamarla de alguna manera, comparable a títulos como Ninja Gaiden o God of War. Salvo las partes, pequeñas pero que contribuyen a darle variedad al juego, en las que controlaremos a Kai con su ballesta, lo principal consiste en controlar a Nariko con su espada divina, combinando los diferentes movimientos para dar buena cuenta de los enemigos.

La espada tiene tres estados, el normal –ataques veloces-, el ataque de alcance, y el ataque poderoso. Cambiaremos entre estos tipos de ataques pulsando el botón L1 (alcance) y R1 (poder), pudiendo en ocasiones enlazar movimientos de diferente tipo. El juego cuenta con una gran variedad de combos, usando dos botones de ataque multiplicados por las tres diferentes posiciones, que se irá ampliando según vayamos avanzando por el juego y puntuando en las diferentes divisiones de los niveles, hasta contar con un repertorio de lo más variado, incluyendo combos capaces de romper la guardia del enemigo e incluso combos aéreos.

Uno de los aspectos más atractivos de Heavenly Sword son las escenas cinemáticas y las escenas interactivas, al estilo de los Quick Time Events de Shenmue y God of War. Aparte de los ataques normales, contamos con la posibilidad de realizar contraataques. La posición estándar de Nariko es la guardia, parando automáticamente los ataques de los enemigos, aunque a veces teniendo que cambiar de posición (normal o fuerte) dependiendo del color que adopte el enemigo al atacarnos. Lo interesante de este sistema de bloqueo es que podremos realizar contraataques. Si pulsamos el botón triángulo cuando bloqueemos un ataque, haremos un contraataque, golpeando al enemigo o repeliéndolo, pero si lo hacemos justo en el momento en el que nos impacta, haremos un contraataque cinemático que será letal, y que a veces requerirá que pulsemos el botón adecuado cuando el juego nos lo indique. Estos contraataques son espectaculares, ya que la secuencia cinemática que desencadena se integra perfectamente en el juego.

Lo mismo ocurre con los ataques especiales. Aparte de la vida, Nariko tiene un medidor circular que indica su rabia, de hasta tres niveles –inicialmente, solo el primero-. Cuando este medidor esté al máximo, podremos realizar un ataque especial que acabará con el enemigo con una impactante secuencia cinemática. Hay tres tipos de ataques en cada nivel (uno por cada tipo de golpe). En el primer nivel, matamos a un enemigo, en el segundo a ése y noqueamos a los que lo rodean, y en el tercero, para el que habrá que tener paciencia, hacemos una masacre de todos los que están alrededor.

Aparte de estos momentos más o menos habituales, habrá partes del juego donde también tendremos que pulsar el botón en el momento adecuado, como en los enfrentamientos con los jefes finales o en algunas partes cinemáticas, como el descenso por las cuerdas mostrado en numerosas ocasiones antes del lanzamiento del juego, y en otras partes, no demasiadas, donde Nariko hará acrobacias cinemáticas.

Heavenly Sword es, por lo tanto, un juego de acción pura, donde tendremos que enlazar combos y realizar contraataques, rellenando así una barra que hay en la parte inferior de la pantalla que nos recompensará con esfera de bonificación al terminar cada subnivel. Esta dinámica de acción resulta muy divertida y, sobre todo, impactante, y aunque puede hacerse monótona, el juego incluye puzles y partes especiales –como las de Kai- para intentar solventar esto.

Las partes especiales ajenas a la acción violenta de Nariko son también interesantes y dignas de comentar. Aparte de golpear a los enemigos a toda velocidad, también podremos lanzarles objetos y, aunque en la parte de acción del juego este elemento sea muy testimonial, el lanzamiento de objetos se usará mucho para resolver puzles y para los momentos especiales donde, por ejemplo, tendremos que atacar a un ejército enemigo disparando con un cañón o dispararles con la ballesta de Kai. Este sistema de lanzamiento de objetos puede usarse apuntando de forma normal, aunque la forma recomendada es usar el SixAxis.

Este uso del SixAxis es bastante novedoso y, aunque caótico al principio, al final resulta bastante divertido. Si después de disparar o lanzar "algo" (una bala de cañón, una flecha, un objeto, lo que sea) mantenemos pulsado el botón, entraremos en un modo en primera persona, a cámara lenta, donde podremos controlar la trayectoria del objeto usando la detección de movimiento del SixAxis. Como puede suponerse esto al principio es muy complicado y caótico, pero pronto aprenderemos a manejarlo correctamente, haciendo auténticas virguerías. Aunque en los primeros compases del juego este uso es opcional, al final será algo obligatorio. Para resolver puzles como hacer que un sombrero de un enemigo rebote en una parte del escenario para impactar en un gong que abre una puerta, o para afrontar situaciones en las que Kai está completamente rodeada de enemigos, no tendremos otra opción que recurrir a la primera persona y dirigir nuestras flechas durante decenas de metros. Al final acaba siendo muy divertido ver cómo un enemigo corre a cámara lenta e impactarle con precisión en el pecho.

Esta combinación de acción frenética, eventuales puzles bastante sencillos –solo requieren habilidad, y solamente hay uno frustrante de verdad, el que nos exige levantar un monumento y acertar a la primera con el sombrero bajo amenaza de repetir el tedioso proceso una y otra vez- y partes donde tendremos que dirigir proyectiles con el SixAxis funciona bien, solo volviéndose la primera parte, la más habitual, algo monótona en ocasiones por la inmensa cantidad de enemigos a los que tendremos que hacer frente y la relativamente escasa variedad.

A nivel gráfico, Heavenly Sword es uno de los más espectaculares juegos vistos hasta la fecha en la consola PlayStation 3, destacando el buen modelado y animación de los personajes principales, y sobre todo algunos escenarios, especialmente los de la ciudad de Bojan, que llaman la atención por su enorme cantidad de detalles e inmensidad. El juego se mueve con fluidez y destacan algunos efectos, como las explosiones. Las secuencias cinemáticas están realmente bien, con unas expresiones faciales muy bien hechas, especialmente las del villano, Bojan, y la protagonista. Como nota negativa, lo repetitivo de los enemigos.

El sonido por su parte es probablemente lo mejor del juego. La música es de tipo oriental, como más o menos toda la temática del juego –es muy manga-, y los efectos de sonido son variados e impactantes. Un sobresaliente innegable merece el doblaje del juego, al castellano, realizado por actores profesionales y voces muy conocidas, y muy bien interpretado.

Heavenly Sword es un juego con unas muy altas expectativas que, sin llegar a ser una obra maestra, sí las cumple en gran medida. Resulta un título de acción muy entretenido y bien llevado, aunque algo monótono en ocasiones por lo repetitivo de las batallas –principalmente debido a que hay muchos enemigos, que individualmente no representan una amenaza pero que en grupo resultan cansinos-, con unos altísimos valores de producción. El otro punto negativo es su duración. Aunque una vez superado un capítulo podremos volver a jugarlo para así conseguir todas las esferas en cada parte, el juego en conjunto es bastante corto, de media docena de horas de duración, y esto puede echar para atrás a algunos jugadores. Por lo demás, es una compra muy recomendada a los amantes de la acción.

Pablo Grandío
Director y fundador
PUBLICIDAD

Últimos análisis

The Ascent - Análisis
The Ascent - Análisis
Análisis
2021-07-30 13:01:00
Crítica al nuevo shooter con toques RPG para XSX/S, Xbox One y PC con un espectacular acabado artístico y varias cosas por pulir a nivel jugable.
Eldest Souls - Análisis
Eldest Souls - Análisis
Análisis
2021-07-29 18:19:00
Los italianos Fallen Flag Studio firman su primer juego con este soulslike que nos hará sudar sangre.
Eldest Souls - Análisis
Eldest Souls - Análisis
Análisis
2021-07-29 18:19:00
Los italianos Fallen Flag Studio firman su primer juego con este soulslike que nos hará sudar sangre.
Blaster Master Zero 3 - Análisis
Blaster Master Zero 3 - Análisis
Análisis
2021-07-29 14:19:00
Ya está aquí una nueva entrega de la saga espacial de aventuras al más puro estilo Metroid pero con ciertas permutas.
Chernobylite - Análisis
Chernobylite - Análisis
Análisis
2021-07-28 19:03:00
Analizamos la última aventura en el mundo de los videojuegos inspirada en la catástrofe de Chernóbil que en esta ocasión nos trae un título muy interesante con algunas cosas por pulir.
Samurai Warriors 5 - Análisis
Samurai Warriors 5 - Análisis
Análisis
2021-07-27 15:22:00
Un musou con mejoras jugables y gráficos renovados para contar como nunca la épica historia Nobunaga Oda y Mitsuhide Akechi.
PEGI +16
Plataformas:
PS3

Ficha técnica de la versión PS3

ANÁLISIS
8.3
  • Fecha de lanzamiento: 14/9/2007
  • Desarrollo: Ninja Theory
  • Producción: Sony
  • Distribución: Sony
  • Precio: 59.95 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: Blu-ray
  • Textos: Español
  • Voces: Español
  • Online: Contenido descargable
COMUNIDAD
7.67

PUNTÚA
Heavenly Sword para PlayStation 3

269 votos
Flecha subir