Análisis de Aion: The Tower of Eternity (PC)

Adéntrate en el futuro de los juegos de rol en línea con la apabullante apuesta de los creadores de Lineage 2.
Aion: The Tower of Eternity
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
8
SONIDO
8
NOTA
8.2
DIVERSIÓN
7
JUGABILIDAD
7.5
Análisis de versión PC.

Muchas veces, es difícil saber qué juegos gozarán de éxito y cuáles no. Qué títulos tendrán su hueco en el mercado, y cuáles serán destinados al más puro ostracismo videojueguil. Hay géneros que presumiblemente, son intocables, y cuya sola mención acarrean la aparición o el nombramiento de indiscutibles reyes del cotarro. Difícil es hablar en consola de simulación, y no aparecer franquicias en la mente de todos como "Gran Turismo" o "Forza Motorsport". Más complicado lo es hablar de juegos de fútbol, cuyo reinato ha quedado reducido a dos nombres tan conocidos y usados como "Fifa" o "Pro Evolution Soccer". Pero si trasladamos el conflicto al ordenador, y en concreto, a los juegos de línea online, no hay nadie en éste mundo que no piense en otro juego que no sea "World of Warcraft". La obra de Activision-Blizzard en pocos años ha conseguido copar con absoluta totalidad el género, abarcando varias expansiones a sus espaldas y trayendo consigo a una brutal legión de seguidores y jugadores.

Teniendo en cuenta tales perspectivas, muchas compañías han intentado hacerse su hueco en el género en base a diferentes y arriesgadas propuestas. No han sido pocas las que lo han intentado, pero ninguna, o casi ninguna, ha conseguido pillar el cacho suficiente. A destacar las propuestas y apuestas seguras y firmes en base a franquicias conocidas, como las de Turbine y su "Señor de los Anillos Online", las aventuras (y desventuras) de "Age of Conan" o la cantidad de empresas coreanas que ofrecen juegos medianamente decentes cada poco tiempo. Dichas empresas asiáticas, han ido poco a poco haciéndose en poco tiempo con un conocimiento y una experiencia sobre los juegos de rol masivos realmente interesante, ofreciendo diversas mejoras y variaciones en conceptos jugables y de diseño que estaban estancados en su mayoría.

Y es en base a éstas últimas, las empresas coreanas (verdaderas conocedoras del mercado del juego de rol masivo en línea), donde AION: Tower of Eternity, el juego del que os hablaremos, entra en el tablero. AION: Tower of Eternity, ha sido de los juegos que más ríos de tinta han levantado desde su lanzamiento en países asiáticos (recordemos que el juego lleva casi un años en esas tierras), y que más que hablar ha dado en las páginas webs y prensa escrita del sector, con unas betas y versiones preliminares muy complicadas de conseguir y disfrutar.

PUBLICIDAD

Por ello, desde Vandal Online, y con casi un mes de prueba a fondo del título, hemos estado deseosos de mostraros que tanto hay de verdad en la expectación levantada entorno al juego, y por ello os ofrecemos un exhaustivo y completo análisis.

Érase una vez, en un mundo fantástico…

La historia base de AION: Tower of Eternity, puede ser el punto de partida más común posible, pero nada más lejos de la realidad. En el mundo de Atreia, hace muchísimo tiempo, un dios todopoderoso, llamado Aion, dio vida a una serie de seres con aspecto de ángel llamados Balaur. Dichos seres, tenían la obligación de preservar el mundo de Atreia y realizar aquellos encargos cuyo amo supremo, Aion, les encomendaba. Todo fue bien durante cientos de años en el mundo de Atreia, hasta que los Balaur, hartos del despotismo de su señor, se rebelaron contra él. En un último intento, Aion se rodeó de una guardia personal con doce de sus mejores guerreros para evitar el asalto de los Balaur a sus aposentos. Aún así, le fue imposible, y sus antaño servidores, acabaron con su él y su reinado. Los Balaur, ciegos de poder, acabaron reinando con fuerza y tiranía durante años. Pero no todo fue en vano. Aion consiguió crear algunas razas que combatieron con presteza y honor a los Balaur, como los Daevas, unos portentosos guerros con grandes cualidades para la lucha y dotados con grandes alas que les permitían volar hacia cualquier parte.

Tras decenas de años de guerra, los doce guerreros creados por Aion para terminar la guerra con los rebeldes Balaur, acabaron dividiéndose en dos. Unos, seguidores de los Balaur y conformes a sus reivindicaciones, y otros, oponiéndose a ellos. Así pues, con un panorama desolador y con Atreia dividida en dos, arranca el juego de NCSoft. con bastante referencia a los hechos acaecidos entre los Valar y los Maia de "El Señor de los Anillos" y "El Silmarillion" de J.R.R Tolkien, AION: Tower of Eternity esconde un argumento bastante complejo e interesante en su planteamiento inicial, que irá creciendo conforme avancemos en la historia principal y que irá ampliándose y completándose mediante las sucesivas misiones y las bastante probables futuras expansiones.

 1

A la hora de elegir un bando, nos veremos escogiendo entre Asmodians o Elyos. Los primeros están bajo la tutela de aquellos protectores que decidieron combatir por todos los medios contra los Balaur, y los segundos, aquellos que aun teniendo diferencias contra los ángeles que se rebelaron contra su señor, no mantienen tanta tensión como los Asmodians. Una vez escogida la raza o facción debemos elegir la típica clase o trabajo. En AION: Tower of Eternity, tenemos cuatro: guerrero, clérigo, explorador y mago. Más tarde, un personaje que haya conseguido cierta experiencia, puede avanzar en lo denominado como "clases de prestigio", pudiendo así obtener el acceso a algunas clases especiales, como la de gladiador o asesino, permitiendo así un mayor grado de especialización en cuanto al personaje se refiere.

Unas bases jugables típicas, un planteamiento diferente

Como es normal, la especialización del jugador ayudará a que el personaje se oriente a una determinada forma de jugar u otra. Por ejemplo, si hemos escogido la clase de guerrero, las habilidades disponibles serán en función al combate y a la ofensiva . Muchas de dichas habilidades se irán desbloqueando conforme ganemos experiencias, y otras, mediante determinados requisitos. El escoger una clase u otra, se empezará a notar una vez hayamos entrado en la dinámica del juego y empecemos a colaborar con otros jugadores para superar objetivos comunes o enfrentarnos a enemigos más poderosos. Si por ejemplo, hemos decidido usar un guerrero, seremos abocados inmediatamente a la defensa más acérrima de aquellos jugadores que sean clérigos o exploradores. Mientras tantos, éstos últimos, gracias a sus mayores cualidades a la hora de buscar objetos o conseguir preciados hechizos, nos complementaran. AION: Tower of Eternity premia bastante a las "guilds" o grupos de jugadores que colaboran entre ellos, casi más que ningún otro juego.

 2

AION: Tower of Eternity basa su concepto jugable en lo que estamos acostumbrados. Subir niveles hasta un determinado límite. Si bien es el principal fallo (AION no es un título realmente innovador en dicho aspecto), lo cierto es que, si bien sus primeros compases pueden ser lentos, tediosos o incluso repetitivos (no pocas veces veremos como las misiones son pequeñísimas variaciones de otras que hemos hecho con anterioridad), una vez superemos el tan ansiado tope del Nivel 25, la cosa cambia, dándose el juego a conocer realmente. Durante los primeros compases del juego, desde el nivel 1 al 10 nos dedicaremos, literalmente, a prepararnos físicamente para lo que se mostrará posteriormente.

Ganaremos niveles, habilidades. Conseguiremos objetos, armaduras, armas y el uso básico de las alas (sí, alas, pues en AION: Tower of Eternity no existen monturas como caballos o grifos y nos desplazaremos gracias a ellas). Una vez conseguidos, tendremos que prepararnos para lo que AION: Tower of Eternity verdaderamente ofrece. A partir del Nivel 25, podemos luchar contra otros jugadores por el control de determinados puntos del mapa o podemos visitar mediante los portales del juego (que son pocos y muy dispersos) la zona conocida como "El Abismo" y utilizar nuestros poderes y características como verdaderamente procede. Allí , en "El Abismo" veremos como el sistema de habilidades ( y también de control) se descubre completamente. Las luchas contra otros jugadores eran en su día el pan nuestro de cada día en el anterior título de NCSoft, Lineage 2.

 3

En AION: Tower of Eternity, el tema es idéntico. Aquí veremos verdaderas conglomeraciones de jugadores por la lucha de determinados puntos del "Abismo". Y en contra de lo que puede parecer, el sistema de control se muestra firme, divertido y muy accesible para los amantes del teclado y el ratón, con rutas y atajos rápidos mediante una disposición de teclas muy astuta. Así pues, tendremos un sistema de juego dinámico, muy bien optimizado, y verdaderamente adictivo. Por primera vez en mucho tiempo, las luchas no se limitan a un intercambio absurdo de golpes. Y si a eso le sumamos lo verdaderamente interesante del apartado gráfico y artístico, la combinación es explosiva.

Otro aspecto a destacar en cuanto a la personalización de nuestro avatar, es el grado de complejidad en lo referente a las opciones de configuración de aspecto. Como muchos juegos de rol occidentales llevan haciendo desde hace tiempo, AION: Tower of Eternity nos permite cambiar, trastear o modificar casi cualquier parámetro en lo referente a estatura, color de piel, pelo y ojos, aspecto facial o complexión física. Podemos crear desde personajes rudos con fuertes músculos y peligrosos tatuajes a esbeltas y refinadas damas luchadoras.

El editor de personaje del juego es realmente completo, pudiendo dar a luz a creaciones completamente originales. Todo esto, que podía quedar en simple anécdota, ayuda a que el mundo de AION: Tower of Eternity sea más creíble y tangible, y permita a los jugadores tener a personajes y criaturas propias y originales en un mundo vivo y real, alejándose de lo manido y común de otros juegos del rol masivo que acaban siendo conglomeraciones pasmosas de clones y fotocopias al tener tan limitado el aspecto de personalización de jugador.

 4

Gráficos angelicales, sonido celestial

AION: Tower of Eternity, luce uno de los apartados gráficos y artísticos más cuidados y punteros en lo que a su género se refiere. Alejado de la estética madura, pero cartoon y simple en su planteamiento de "World of Warcraft", AION: Tower of Eternity nos ofrece un maravilloso apartado gráfico, con decenas de detalles realmente destacables. Basado en el motor gráfico "Cry Engine" de Crytek y utilizado en títulos de renombre como "Far Cry", el apartado gráfico del presente juego de rol es realmente motivador.

Los modelados de los personajes (una vez más recordamos que bien podrían ser únicos gracias al profundo y cuidado editor) con sus armaduras, armas y demás complementos, están realmente cuidados, mostrándonos detalles que pocas veces se han visto en un juego de ésta índole. Y los escenarios no se quedan cortos. Tenemos bosques frondosos donde veremos como la brisa mueve las copas de los árboles, lugares llenos de hielo y nieve o peligrosos volcanes, donde la ceniza y la lava causarán estragos. Y qué decir de las capitales de las dos facciones que mantienen en liza el mundo de Atreia. Ciudades imponentes, llenas de calles y plazas que dejarían en evidencia a cualquier "Final Fantasy" que se precie. Obviamente, no estamos hablando de un apartado realmente puntero, pero dentro de su género, bien podría ser la apuesta más sólida del género (con el permiso del bruto "Age of Conan").

Lo realmente importante de AION: Tower of Eternity es su fidelidad con el apartado artístico en el que se basa. El juego de NCSoft ofrece ilustraciones maravillosas, llenas de detalles y colorido, y con especial atención a impresionantes y apabullantes escenarios cargados de magia. Y realmente, es lo que se ha plasmado en el juego real. Si bien es cierto que el juego tarda en mostrar todo su potencial gráfico (recordad lo que hemos hablado de que el juego empieza realmente en los niveles superiores), AION: Tower of Eternity nos brinda una gran oportunidad de ver como las cosas se pueden hacer bien y con cabeza en éste apartado.

 5

El sonido destaca por un par de composiciones que aparecen con fuerza en momentos puntuales, y por una gran caracterización de efectos especiales a la hora de las batallas. El contraste presente en el juego (tanto argumentalmente, como gráficamente) vuelve a hacer acto de presencia, y AION: Tower of Eternity tira de una mezcla de géneros bastante dispares, como puede ser la música electrónica y cañera, con la clásica y de corte medieval. No será raro escuchar punteos de guitarra y bajo eléctrico y luego pasar a una zona donde el canto gregoriano de voces profundas nos recibe a porta gayola. Algo extraño sí, pero maravilloso y que funciona a la hora de evitar una excesiva repetición y reiteración de melodías.

Destacar también, lo correcto que se comporta el presente juego a la hora de jugar en equipos medianamente potentes. Aunque para lucir a todo su esplendor hará falta un procesador bueno y una tarjeta gráfica más que decente, el título funciona realmente bien en equipos de gama media, y su configuración técnica es bastante escalable y permisiva.

Conclusiones finales

NCSoft es una empresa conocedora de lo que se corta y vende en el mercado de los juegos de rol. Teniendo en cuenta su origen asiático (China y Corea del Sur son dos de los países que más usuarios registrados en juegos de rol masivo tienen en su haber), la compañía sabe muy bien que ofrecer y que no. Qué gusta y funciona, y lo que no lo hace tanto. AION: Tower of Eternity ofrece todo aquello que se puede esperar de un juego de rol masivo online,( con lo bueno y lo malo que eso significa) y lo adereza con un apartado gráfico y técnico apabullante. Pero seamos sinceros: jugablemente, no es ninguna maravilla.

Su concepto es idéntico a lo que hemos podido ver en decenas de juegos anteriores, y su desarrollo puede parecer lento para aquél que quiera acción y recompensas directas. Ya hemos comentado que el juego realmente arranca bien entrados en duración y que durante los primeros compases es bastante repetitivo. Saltando ese principal escollo, tenemos otras de las pegas: AION: Tower of Eternity, viene, una vez más (algo que tristemente viene siendo tónica en el género) en total y absoluto inglés.

 6

Por lo demás, estamos ante un juego terriblemente divertido, con gráficos de infarto, lleno de usuarios dedicados y con un maravilloso testeo técnico previo (algo normal, teniendo en cuenta que han tenido un año entero desde su lanzamiento en Asia para pulirlo). Por eso, AION: Tower of Eternity, puede convertirse en la opción predilecta para aquellos que estén cansados de la obra de Blizzard o quieran una alternativa real en el complicado y convulso mundo de los juegos de rol multijugador. Por ello, desde Vandal Online, os recomendamos encarecidamente al menos, probar el juego. Si os gusta el planteamiento que ofrece AION: Tower of Eternity mínimamente, quedaréis absolutamente encandilados.

PUBLICIDAD

Últimos análisis de PC

Crysis Remastered Trilogy - Análisis
Crysis Remastered Trilogy - Análisis
Análisis
2021-10-15 10:03:00
Los tres Crysis regresan en una colección remasterizada que actualiza ligeramente unos shooters que fueron espectaculares hace una década.
The Good Life - Análisis
The Good Life - Análisis
Análisis
2021-10-14 16:04:00
The Good Life trae consigo todo lo que caracteriza a una obra de Hidetaka 'Swery' Suehiro: carisma, situaciones absurdas, misterios excéntricos y ciertas carencias tanto técnicas como de diseño.
Demon Slayer -Kimetsu no Yaiba- The Hinokami Chronicles - Análisis
Demon Slayer -Kimetsu no Yaiba- The Hinokami Chronicles - Análisis
Análisis
2021-10-13 18:00:00
Kimetsu no Yaiba recibe por fin su primer videojuego para ofrecernos un espectacular y fiel anime interactivo con grandes carencias.
Back 4 Blood - Análisis
Back 4 Blood - Análisis
Análisis
2021-10-12 20:20:00
Turtle Rock Studios, los creadores de la saga original, vuelven con un shooter cooperativo de zombis que lleva más allá la fórmula conservando su esencia.
Far Cry 6 - Análisis
Far Cry 6 - Análisis
Análisis
2021-10-12 16:09:36
Far Cry regresa con una nueva entrega que sin arriesgar demasiado sigue sabiendo cómo divertir y desatar el caos.
Blade: The Edge of Darkness - Análisis
Blade: The Edge of Darkness - Análisis
Análisis
2021-10-08 17:16:00
Hace 20 años el equipo español Rebel Act Studios lanzaba un ambicioso RPG de acción que regresa a la distribución digital de PC, aunque sin mejoras reseñables.
Género/s: MMORPG
Plataformas:
PC

Ficha técnica de la versión PC

ANÁLISIS
8.2
  • Fecha de lanzamiento: 25/9/2009
  • Desarrollo: NCsoft
  • Producción: NCsoft
  • Distribución: Friendware
  • Precio: 49.95 €
  • Online: Masivo online
Estadísticas Steam
COMUNIDAD
7.48

PUNTÚA
Aion: The Tower of Eternity para Ordenador

16 votos
#151 en el ranking de Ordenador.
#173 en el ranking global.
Flecha subir