Análisis de Need for Speed Underground (Game Boy Advance)

De nuevo una de las sagas de conducción más antiguas aparece en formato portátil. EA vuelve a traernos esa necesidad por la velocidad que tenemos todos, esa necesidad de conducir deportivos que la mayoría de nosotros solo podremos hacer a través de videojuegos.
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
6.3
SONIDO
8
NOTA
7.7
DIVERSIÓN
8.3
JUGABILIDAD
8.1
Análisis de versión Game Boy Advance.
Otros análisis: PC, GameCube y Xbox y PS2

La velocidad de NFS llega al cartucho de GBA
La velocidad de NFS llega al cartucho de GBA
Con la coletilla de Underground se presenta el último capítulo de la saga Need for Speed, que esta vez aparece para todos los formatos, incluida nuestra pequeña y amada GBA. Desde que hace unos años Vin Diesel, en el papel de Dominic Toretto, protagonizara la taquillera "A todo gas", el tunning pasó de ser una cosa minoritaria a todo un fenómeno seguido por muchísima gente. Un negocio que todos los campos se han encargado de explotar, prensa, cine y por supuesto videojuegos. Underground es porque competiremos en los bajos fondos en carreras ilegales, con tráfico urbano, underground porque pertenecemos a esa subcultura del tunning, underground porque somos jóvenes y vamos contra el sistema.

Partiendo del hecho de que un coche medianamente decente para tunear vale unos 17000 € (lease Seat León, Golf, Focus…) nuevo y que además debemos añadirle unos 9000 € de tuneado para que el coche quede en condiciones de ser mostrado, contando pintura, faldones, kit de sonido y alguna pieza de alto rendimiento. Sumando todo esto tenemos unos 26000 €, que vienen a ser algo menos de 4.5 millones de las antiguas pesetas. Lógicamente para la mayoría de los mortales la única manera de disfrutar de algunos de estos cohetes es a través de los videojuegos y dejar nuestro pequeño cochecito de segunda mano tal y como está.

La pintura metalizada, los vinilos, spoilers… los gráficos.

Sin duda es el apartado que sale peor parado del juego, aunque esto hay que matizarlo. Todo el engine del juego está realizado en 3D, lo que permite apreciar gran cantidad de detalles en el coche a la hora de tunearlo. Cada una de las opciones gráficas ya sean pegatinas, vinilos, spoilers… se ven reflejadas perfectamente en el coche al que se las apliquemos. Y cada una se diferencia claramente de la otra, es decir que es este aspecto el juego está realmente trabajado. Los circuitos también están realizados en 3D, y esto les confiere una gran profundidad a los mismos, podemos distinguir en el circuito señales de tráfico o los indicadores de hacia donde debemos ir (gracias al cielo que los han puesto porque sino cualquiera adivina la dirección) entre otros elementos.

El gran defecto del apartado gráfico es que todo está a muy baja resolución y apenas se distingue algo mas allá de nuestro coche. A veces no sabemos hacia dónde tenemos que ir, es decir, donde está el próximo giro. Un gran acierto, como ya he comentado antes es la inclusión de los indicadores de dirección, que indican hacia donde tenemos que girar, sino no fuera por ellas sería prácticamente imposible jugar. Por el contrario hay que felicitar a EA por incluir todas las opciones de sus hermanos mayores en el cartucho de GBA. Todas y cada una de las mejoras visuales del coche están presentes, además de las mejoras de rendimiento. La cantidad de coches como en las otras versiones asciende a 20, que si bien a priori pueden parecer pocos, la cantidad de modificaciones a la que se pueden someter es tan grande que para nada se quedan cortos.

Los derrapes mantienen su espectacularidad
Los derrapes mantienen su espectacularidad
Lo mejor es que está pixelación no afecta demasiado a los vehículos y más que nada al entorno. Tampoco se resiente demasiado la jugabilidad ya que gracias a los indicadores de dirección casi siempre sabremos hacia donde tenemos que ir en cada momento, aunque muchas de las carreras tendremos que repetirlas has casi memorizarlas para no estrellarnos una y otra vez en una curva casi imposible de ver.

Tubos de escape, hip hop… el sonido.

Parece que el hecho de que, en los títulos multiplataforma, EA incluya las canciones de las versiones de 128 bits en GBA se está convirtiendo en algo usual, cosa que agradecemos. Durante la carrera y en los menús podemos escuchar canciones de Overseer o Lil Jon entre otros, casi todas cantadas, y todas ellas de una calidad aceptable, lo malo es que solo son cuatro temas los que gozaremos en esta versión con lo que pueden hacerse repetitivos al cabo de poco tiempo. Todos los temas siguen el ritmo propio de estos juegos, hip hop y hard rock, que amenizan bastante la carrera. Aunque si no nos gustan siempre tienes la posibilidad de apagar la música desde el menú de opciones. Los efectos de sonidos son buenos, para la calidad de GBA, acelerones, el nitro, colisiones, todos estos sonidos están bien recreados. No nos encontraremos con esos sonidos estridentes de lo que hacen gala los juegos de coches de GBA y que mas que un acelerón parece un perro cabreado.



Control, derrapes… la jugabilidad.

De lo que no tenemos duda es que con este juego no te aburrirás pronto. Como ya he dicho el juego ofrece tantas opciones a la hora de modificar el coche que tenemos juego para rato.

Tendremos multitud de opciones para tunear el coche
Tendremos multitud de opciones para tunear el coche
El modo principal del juego es el Underground, donde tendremos que competir en busca del número uno en el ranking de carreras ilegales. Para conseguirlo tendremos que ir consiguiendo dinero para gastar en nuestro coche y mejorarlo tanto visual como técnicamente. Las mejoras visuales sirven para ganar puntos de reputación, que nos harán famosos en el mundo del tunning, aunque su utilidad práctica es la de hacer de multiplicador para los puntos de estilo. Los puntos de estilo son los que desbloquearán las opciones de modificación, de modo que carrera tras carrera iremos acumulándolos y desbloqueando nuevas opciones de modificación, circuitos y coches. Ni que decir tiene que las mejoras técnicas del coche son para mejorar su velocidad, manejo y aceleración, cosa que conseguiremos gastándonos el dinero que hayamos en las carreras en piezas de alto rendimiento una vez que estas estén desbloqueadas.

Básicamente el juego es así, ganar carreras para desbloquear piezas y modificar el coche para seguir ganando carreras. Los modos de carrera son cuatro en total, el típico modo circuito en el que competiremos en un circuito dando una serie de vueltas, el modo drag en el que debemos hacer una carrera en línea recta con el cambio de marchas manual (tipo A todo gas), el modo sprint es una carrera en un tramo largo en el que el primero que llegue a la meta gana, y por último el modo drift en el que se dan una serie de vueltas en cada vuelta queda eliminado el ultimo que llegue a la meta hasta que solo quede uno.

Como en todo juego de coches el control del vehículo es lo que interesa, y aquí tenemos que matizar. El control del vehículo es bueno, es decir responde bien a los controles y de forma bastante realista, aunque la cruceta de GBA no sea la más indicada para este tipo de juegos. Sin embargo y aunque no afecta demasiado, los gráficos de fondo al tener una resolución tan baja entorpecen la visión del recorrido que tenemos que seguir, aunque para eso están los indicadores de dirección, además la carretera suele ser suficientemente ancha para permitirnos ese margen de error por la falta de visibilidad. Comentar también que ofrece la posibilidad de jugar dos jugadores con el cable link y cada uno con su juego.

Por otro lado los textos están en ingles cosa que no se comprende porque tampoco es que tenga muchos que traducir, sin embargo sí tiene la opción de otros idiomas como francés o italiano. No entiendo como es que EA no ha traducido este juego. En resumen estamos ante un apartado jugable bueno, que exprime bien la capacidad de GBA, y nos ofrece un control apto para todos lo públicos.

Conclusión

Need for Speed Underground es un buen juego de coches, con unas posibilidades de modificación de los vehículos que solo él ofrece en el catálogo de la portátil. El sonido es bueno con unos temas cantados que, si bien escasos, son de buena calidad y los efectos son de lo mejorcito que se ha oído en juegos de conducción en GBA, frenazos, acelerones... El apartado gráfico es cuanto menos contradictorio ya que a la cantidad de modificaciones visuales que tiene el coche hay que restarle la baja resolución a la que está todo. El apartado jugable presenta más pros que contras, al dejarnos un buen control del coche en curvas, derrapes y demás situaciones, lástima que la baja resolución dificulte la orientación en las carreras. En general es un juego entretenido y muy jugable. Sin embargo si se hubiera pulido más el aspecto gráfico y un par de cosillas más, hablaríamos del juego definitivo de coches en GBA.

PUBLICIDAD

Últimos análisis

Chorus - Análisis
Chorus - Análisis
Análisis
2021-12-03 16:07:00
Acción y libertad de movimientos en un arcade de naves que destaca por la narrativa y el uso de habilidades especiales.
Solar Ash - Análisis
Solar Ash - Análisis
Análisis
2021-12-02 17:13:00
Los creadores de Hyper Light Drifter estrenan una absorbente aventura de plataformas y exploración con un estilo único y mucho buen hacer.
Rocket League Sideswipe - Análisis
Rocket League Sideswipe - Análisis
Análisis
2021-12-02 13:06:00
El éxito de Psyonix llega a móviles con una adaptación que mantiene intacta la experiencia de la saga, ofreciendo ese equilibrio entre accesibilidad y profundidad ahora en 2D.
Big Brain Academy: Batalla de ingenio - Análisis
Big Brain Academy: Batalla de ingenio - Análisis
Análisis
2021-12-01 15:27:00
Lustros después de aquella moda de los juegos que 'medían' el potencial del cerebro vuelve la saga de Nintendo con un renovado énfasis en el multijugador.
Asterix & Obelix: Slap Them All - Análisis
Asterix & Obelix: Slap Them All - Análisis
Análisis
2021-12-01 14:00:00
Los galos más queridos y famosos de los cómics regresan con un nuevo y bonito videojuego que fracasa en su propuesta jugable.
Exo One - Análisis
Exo One - Análisis
Análisis
2021-11-29 13:54:00
Exo One es un peculiar indie que nos pone al control de una nave espacial en un fluido viaje por cautivadores planetas extraterrestres. Os contamos qué nos ha parecido esta original propuesta.
Género/s: Carreras arcade / Coches
PEGI +3
Plataformas:
Game Boy Advance PS2 GameCube
Xbox PC

Ficha técnica de la versión Game Boy Advance

ANÁLISIS
7.7
  • Fecha de lanzamiento: 30/1/2004
  • Desarrollo: EA Games
  • Producción: EA Games
  • Distribución: Electronic Arts
  • Precio: 49.95 €
  • Jugadores: 1-2
  • Formato: Cartucho
  • Textos: Inglés
COMUNIDAD
7.61

PUNTÚA
Need for Speed Underground para Game Boy Advance

3 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión PS2

ANÁLISIS
9.3
  • Fecha de lanzamiento: 21/11/2003
  • Desarrollo: EA Games
  • Producción: EA Games
  • Distribución: Electronic Arts
  • Precio: 63.95 €
  • Jugadores: 1-2
  • Formato: 1 DVD
  • Textos: Español
  • Voces: Español
  • Opción 60Hz: No
  • Online: Sí
COMUNIDAD
8.06

PUNTÚA
Need for Speed Underground para PlayStation 2

133 votos

Ficha técnica de la versión GameCube

ANÁLISIS
9.2
  • Fecha de lanzamiento: 21/11/2003
  • Desarrollo: EA Games
  • Producción: EA Games
  • Distribución: Electronic Arts
  • Precio: 63.95 €
  • Jugadores: 1-2
  • Formato: 1 GOD
  • Textos: Español
  • Voces: Español
  • Opción 60Hz: No
COMUNIDAD
7.74

PUNTÚA
Need for Speed Underground para GameCube

80 votos

Ficha técnica de la versión Xbox

ANÁLISIS
9.2
COMUNIDAD
7.53

PUNTÚA
Need for Speed Underground para Xbox

40 votos
#52 en el ranking de Xbox.

Ficha técnica de la versión PC

ANÁLISIS
9
COMUNIDAD
7.5

PUNTÚA
Need for Speed Underground para Ordenador

82 votos
#104 en el ranking de Ordenador.
#122 en el ranking global.
Flecha subir