Vandal Ware
  1. Vandal Ware
  2. Hardware
  3. NVIDIA Shield TV VS. Steam Link, ¿cuál de los dos comprar?

NVIDIA Shield TV VS. Steam Link, ¿cuál de los dos comprar?

Probamos ambos dispositivos durante las pasadas navidades.

Cada vez más especialistas del sector aseguran que el futuro del videojuego pasa por los servicios de juegos en streaming. Sin ir más lejos, John Romero, uno de los creadores de Doom, nos aseguraba en una reciente entrevista que "en 2007 escribí un artículo hablando sobre cómo las consolas van a desaparecer, y cómo vas a acabar jugando en tu PC también en el salón, gracias a tecnologías superrápidas de streaming. Dará igual que tu PC esté en tu habitación, o que esté en el salón o donde sea. Con tecnologías de streaming sin latencia, te llevas tu mando, tu teclado o tu ratón al salón, y ya está".

Con esta premisa, durante las pasadas navidades decidimos probar dos de los sistemas de juego por streaming más populares del mercado: NVIDIA Shield y Steam Link para poder contaros nuestra experiencia y cuál de las dos opciones es más recomendable según que casos.

NVIDIA Shield: La combinación perfecta entre Android TV y juegos en streaming

Comenzaremos hablando de NVIDIA Shield TV, la opción de NVIDIA que combina a la perfección el sistema Android TV con sus propias aplicaciones y servicios para jugar a través de streaming, siendo, al menos para nosotros, la opción más interesante de las dos que os ofrecemos en este artículo.

Shield cuenta con tres modelos diferentes, el primero de ellos se limita a ofrecernos contenido en streaming a través de aplicaciones de vídeo como Netflix o de videojuegos como Geforce Now y cuesta 199€. El segundo, además de las diferentes aplicaciones que nos encontramos en el modelo básico, nos brinda 16GB de memoria para que podamos instalar aplicaciones o juegos a un precio de 229,99€ (mando incluido).

Por último, nos encontramos con Shield Pro, un modelo que cuenta con todo lo anterior y que además nos ofrece 500GB de almacenamiento y el Plex Media Server integrado siendo, a su vez, la opción más cara de todas estando disponible por 329€.

En nuestro caso hemos podido probar la versión intermedia de 16GB y lo cierto es que la combinación entre poder disfrutar de juegos para AndroidTV, películas a través de Netflix o Amazon Prime o videojuegos triple A en streaming nos ha resultado fantástica.

Centrándonos en la parte más importante para los jugadores, los videojuegos en streaming, NVIDIA nos ofrece dos formas de disfrutarlos a través de la red: GameStream y GeForce Now.

GameStream nos permite disfrutar de todos los juegos compatibles que tengamos en nuestro PC gaming a través de la red local de nuestra casa, pudiendo acceder también a toda nuestra librería de Steam a través de su sistema Big Picture.

GeForce Now es un servicio de suscripción que nos ofrece NVIDIA en el que disfrutaremos de los juegos instalados en sus ordenadores a través de internet, tal y como disfrutamos de una serie a través de Netflix.

El servicio tiene un mes de prueba gratuito y, al cumplirse, un precio de 9,99€ al mes, ofreciéndonos un catálogo de juegos de todo tipo como Paragon, Spec Ops The Line, Bioshock Remastered y un largo etcétera.

Además, GeForce Now también nos permite comprar juegos para disfrutar vía streaming, pudiendo en este caso adquirir juegos tan conocidos como The Witcher 3, The Surge o Torment: Tides of Numenera, por poner tres ejemplos.

GeForce Now nos permite disfrutar de un amplio catálogo de juegos vía streaming.
GeForce Now nos permite disfrutar de un amplio catálogo de juegos vía streaming.

En cuanto al rendimiento ambos servicios, lo cierto es que es impecable si conectamos el dispositivo a través del cable a nuestro router (y también nuestro ordenador en el caso de GameStream) obteniendo una calidad de imagen perfecta en las mejores condiciones y una velocidad de reacción realmente rápida, sin retardo perceptible en la mayoría de las ocasiones.

Queremos dar especial mérito a GeForce Now, servicio con el que, jugando conectados por cable con una conexión de fibra de 50 megas, pudimos disfrutar de sendas partidas a The Surge o The Witcher 3 sin defectos en la mayoría del tiempo, aunque sí percibimos en ocasiones pequeñas caídas de frames o reducciones en la resolución para mantener el servicio activo pero, como os decimos, no nos hemos encontrado con estos defectos a menudo.

La cosa cambia, sin embargo, cuando conectamos el dispositivo a través de la red WiFi, donde el servicio puede tener problemas más frecuentes, dependiendo de lo lejos que tengamos los dispositivos del router, de la calidad de nuestro router y de otros factores, por lo que no recomendamos utilizar esta opción para el juego en streaming, aunque es perfectamente válida para ver películas o utilizar Shield como un dispositivo Android normal.

Otra de las cosas que nos ha sorprendido de Shield es su mando inalámbrico, incluido en la versión de 16GB, que nos ha resultado ligero, bueno, realmente cómodo y con autonomía suficiente como para aguantar un buen día de "vicio" delante de nuestra pantalla.

Steam Link: La opción low cost de Valve

Como os dijimos al principio del texto, también hemos probado Steam Link, la opción low cost de Valve (disponible por 39,90€) que puede ser una buena alternativa para todos los jugadores que centren su catálogo de juegos en la plataforma de descargas de Valve.

A diferencia de Shield, Steam Link es un aparato que se limita a ofrecernos contenido a través de nuestra red local, conectándose a nuestro ordenador de forma similar al sistema de juego GameStream, utilizando en todo momento el sistema Big Picture mencionado anteriormente.

Esto, de entrada, hace que el aparato sea más barato que el de NVIDIA, pero también sus opciones de uso remoto.

Centrándonos en los juegos, el rendimiento es similar, siendo casi perfecto cuando está conectado a través del cable de internet y sufriendo más si conectamos el aparato de Steam a través del WiFi.


El rendimiento de los juegos con Steam Link es bueno, pero los controles nos han dado algunos problemas con el mando de PS4.
El rendimiento de los juegos con Steam Link es bueno, pero los controles nos han dado algunos problemas con el mando de PS4.

Sin embargo, hemos detectado algunos problemas a la hora de controlar algunos juegos como PES 2018 o Assassins’ Creed Origins, teniendo que levantarnos de nuestro sofá para aplicar diversos cambios en la configuración desde nuestro ordenador para que el mapeado de controles en el mando sea correcto.

En nuestro caso hemos estado utilizando un mando de PlayStation 4 con Steam Link que, en principio, es perfectamente compatible y no debería de darnos problemas que por desgracia si nos hemos encontrado.

Además de los juegos de Steam, Steam Link también nos permite disfrutar de otros títulos o aplicaciones de nuestro PC si los añadimos a nuestra biblioteca de Steam e incluso podemos ver nuestro escritorio y disfrutar de series o películas, aunque para ello, una vez más, deberemos levantarnos, ir hasta nuestro equipo tabular… etc.

NVIDIA Shield es un producto superior aunque Steam Link es una buena alternativa low cost.
NVIDIA Shield es un producto superior aunque Steam Link es una buena alternativa low cost.

Conclusiones

En casi todos los aspectos, NVIDIA Shield ha demostrado ser un producto superior al Steam Link de Valve, combinando de forma perfecta todo lo que le pediríamos a una Android TV con la posibilidad de disfrutar de la mayoría de los juegos de nuestro ordenador en streaming local y también de juegos como The Witcher 3 o The Surge a través de su servicio de juego en streaming online.

La calidad de las partidas, siempre y cuando estemos conectados por cable, es casi perfecta y el mando nos ha sorprendido para bien, teniendo una experiencia muy parecida a la que tenemos con una consola, limitándonos a sentarnos, encender Shield, elegir nuestro título favorito y jugar.

Steam Link
, por su parte, es una buena alternativa mucho más barata que Shield, pero también algo más engorrosa de usar y bastante más limitada que el dispositivo de NVIDIA. Si vuestro catálogo de juegos se encuentra en su mayoría en la plataforma de Valve y no podéis permitiros una NVIDIA Shield (que también nos permite disfrutar de los juegos de Steam a través de Big Picture) es una opción que os permitirá disfrutar de vuestros juegos en vuestro salón también sin apenas fallos conectados a través de un RJ-45, pero con problemas si lo hacemos vía WiFi.

Más

Más sobre Software

Comentarios: 0
Flecha subir