Vandal Random
  1. Vandal Random
  2. Noticias
  3. Fotógrafa vende una foto como NFT por 300.000 dólares y luego la libera para su uso gratuito

Fotógrafa vende una foto como NFT por 300.000 dólares y luego la libera para su uso gratuito

Cath Simard, una fotógrafa de paisajes cansada de que todo Internet le robase una fotografía suya tomada en Hawái, decide vender la foto como NFT a 300.000 dólares para luego liberarla al mundo.
Fotógrafa vende una foto como NFT por 300.000 dólares y luego la libera para su uso gratuito
·

Síguenos

Cath Simard, una fantástica fotógrafa de paisajes, estuvo durante años persiguiendo a todos los internautas que jamás atribuyeron los derechos de autor de una fotografía que tomó en una carretera de Oahu, una isla de Hawái. Según nos llega desde Gizmodo, Simard ha tomado la sorprendente decisión de vender como NFT la fotografía por 300.000 dólares para posteriormente liberar los derechos de uso. La fiebre por las NFT ha derivado en subastas de lo más surrealistas, como el famoso vídeo de Internet Charlie Bit My Finger, la última sesión de fotos de Kurt Cobain o las piedras a 250.000 dólares.

PUBLICIDAD

Toda esta historia tiene su origen en que Simard se dio cuenta de que su fotografía empezó a rondar por todo tipo de sitios online poco tiempo después de su publicación. La foto en cuestión apareció en multitud de portales hasta el punto de ser uno de los principales resultados de búsqueda en Google Imágenes para hawaii road, y prácticamente en ningún caso se le dio acreditación a la autora. Al compartir una imagen de la que no somos propietarios sin acreditar la fuente estamos cometiendo una infracción de derechos de autor, por lo que la fotógrafa tomó riendas en el asunto y decidió hacer una cruzada contra todos los infractores.

La foto se vendió por 300.000 dólares y luego se liberó

Con la llegada de las NFT, la fotógrafa empezó a cosechar ventas muy exitosas de NFT y decidió cambiar su estrategia para combatir el uso no autorizado de su fotografía de Hawái. Llegados a este punto, en lugar de luchar por cada pequeña infracción, decidió subastar una NFT de una sola edición de la foto para luego lanzarla al mundo para su uso comercial gratuito. El 19 de septiembre, Simard acuñó el NFT de la foto y comenzó una subasta con la siguiente descripción: "El primer NFT en tener sus derechos de uso liberados al mundo después de su compra. Este proyecto nació de la idea de que la viralidad y el uso generalizado de una imagen aumentan la importancia de la procedencia y, por tanto, el valor de la NFT. Este proyecto también es una declaración sobre una compensación justa y recuperar el control sobre el uso de nuestras imágenes."

Simard detalla que para reflejar las grandes sumas que le deberían haber pagado por el uso no autorizado de la foto fijó el precio de la subasta en 100 Ether. Teniendo en cuenta que Ethereum está cotizando entre 3000 y 3800 dólares en los últimos días, esto fijó el precio de la foto a un valor de 300.000 dólares. Tras la finalización de la subasta, la fotógrafa liberó la foto y esta se puede descargar a resoluciones de hasta 8126 × 10158. La nueva licencia establece que la foto se puede utilizar para cualquier propósito comercial sin atribución, aunque no puede ser recordada como NFT o licenciada a un tercero.

Gerard Martí
carretera
fotografía
hawái
naturaleza
nft
paisajes
PUBLICIDAD

Más sobre Viral

Comentarios: 2
RANDOM
Flecha subir