Los videojuegos serán objeto obligado de depósito legal. ¿Qué significa?

Sale adelante la reforma que considera los videojuegos como nueva tipología documental objeto de depósito legal, favoreciendo su conservación.
·

En pleno debate sobre la importancia de preservar los videojuegos como parte de la cultura e historia, la Comisión de Cultura del Congreso de los Diputados ha votado mayoritariamente a favor de la iniciativa -30 votos favorables y cinco en contra de VOX- que pretende remitir al depósito legal los videojuegos, catálogos de subastas y los marcapáginas, además de reconocer como centro de conservación a la Filmoteca Española.

España remitirá al depósito legal los videojuegos para su conversación

Esta norma incorpora nuevas tipologías documentales objeto de depósito legal, y elimina aquellas que, contempladas en la ley vigente, carecen de valor bibliográfico nacional, sin que ello impida que puedan ser conservadas por otros canales alternativos. El depósito legal está vigente en España desde 1616 y ha pasado por varias actualizaciones, abarcando los nuevos formatos de la cultura, que ahora también llegará a los videojuegos.

En el caso concreto de los juegos, que formaban parte de los documentos audiovisuales, no se estaban "ingresando en las cantidades que el mercado de estos productos representa", según informan varios medios, por lo que se considera necesaria su identificación individualizada y mención expresa. Se reconoce a la Filmoteca Española, que desde su fundación se ha propuesto recuperar, investigar y conservar el patrimonio cinematográfico español y su difusión, corrigiendo "la laguna existente sobre las películas cinematográficas, que, si bien tenían la condición de publicaciones objeto de depósito legal, carecían de centro de conservación expresamente identificado en la ley".

¿Qué significa esta medida para los videojuegos?

Una vez el proyecto de ley pase todos los trámites y sea ratificado en el Senado, todos los videojuegos producidos en España deberán ser remitidos para su depósito legal, tal y como se realiza desde hace tiempo con las publicaciones, para que la Biblioteca Nacional conserve una copia digital y física si existe. "El depósito legal tiene como objetivo la recopilación del patrimonio cultural e intelectual de cada país, con el fin de ponerlo a disposición de los ciudadanos", describe la Biblioteca Nacional de España.

Uno de los objetivos será preservar cuatro décadas de patrimonio de una industria española

Los videojuegos son parte del patrimonio cultural español desde hace unos 40 años. La industria nacional gozó de una enorme salud en la llamada "época dorada" del software español, que abarca casi toda la década de los 80, momento en el que muchas desarrolladoras españolas demostraron que poco nada tenían que envidiar a las grandes producciones europeas. Más recientemente hemos visto como Metroid Dread, creado por la española MercurySteam, es el segundo Metroid más vendido de la saga y el primer juego español en estar nominado a Juego del año en The Game Awards.

Las reacciones de los partidos políticos

"Todo está sujeto a cambio: desde los periódicos a los libros, todo lo que tiene que ver con propiedad intelectual...", ha dicho Julio del Valle, portavoz de la Comisión de Cultura y Deporte y diputado del PSOE. "Eso hace que se necesiten nuevos instrumentos y nuevos recursos para que el depósito legal pueda seguir teniendo su cometido referencial para toda España en cuanto al depósito de bienes que son patrimonio del Estado". María del Mar García Puig, homóloga de Unidas Podemos, señala "un trabajo transversal" en colaboración con "la Biblioteca Nacional, con la Federación del Gremio de Editores de España, las Comunidades Autónomas, la Asociación Española de Videojuegos y el Centro Español de Derechos Reprográficos (Cedro)".

España remitirá al depósito legal los videojuegos para su conversación

El Grupo Parlamentario Popular ha apoyado la reforma aunque también muestra su preocupación por las nuevas funciones de la Filmoteca: "Si se desarrolla con la vista puesta en los proyectos acogidos a los fondos europeos Next Generation, estos se deberían aplicar con la necesaria transparencia y sobre todo con el objetivo claro para ayudar al damnificado sector cultural, la creación de empleo y riqueza y el fortalecimiento de las empresas culturales".

Ramón Varela

Imágenes:

Otras noticias sobre:

En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir