Análisis de Dynasty Warriors 8 (PS3, Xbox 360)

La interminable guerra de los Tres Reinos vuelve con una de las mejores entregas de toda la saga, que sin revolucionar la fórmula incorpora interesantes novedades y ofrece un sistema de combate muy completo.
Dynasty Warriors 8
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
6.5
SONIDO
7
NOTA
7
DIVERSIÓN
7
JUGABILIDAD
7.5
Análisis de versiones PS3 y Xbox 360.

16 años después de la primera entrega, llega Dynasty Warriors 8, una saga con tantas entregas derivativas, como los Xtreme Legends y Empires, que cuesta saber exactamente cuántos juegos se han lanzado en total. Una serie que cuenta con una enorme aceptación en Japón, con grandes ventas cada vez que se lanza al mercado, pero que en cambio en Occidente, por compresibles motivos, como su estética o su peculiar mecánica jugable, no tiene tanto éxito, aunque sí una fiel legión de seguidores, que justifican que casi todas las entregas acaben llegando a Estados Unidos y Europa.

Hablamos de una jugabilidad peculiar porque es de esas que o la amas o la odias, es complicado que te deje indiferente, para bien y para mal. Ambientado en la novela histórica china El Romance de los Tres Reinos, Dynasty Warriors nos propone acabar con cientos de enemigos en enormes campos de batalla, en unas mecánicas que se podrían enmarcar dentro de los juegos tipo hack and slash, aunque con tantas particulares que crearon un género propio, los musou.

En esta generación que ya está llegando a su fin, hemos recibido tres entregas principales de Dynasty Warriors, y esta octava es probablemente la mejor, la más completa. Culpa de esto lo tiene no solo el hecho de haber incluido interesantes novedades, y haber recuperado algunos elementos del sistema de combate de las mejores entregas de hace varios años, también el que no tienes la sensación de que se hayan guardado contenidos, como personajes y modos, para lanzarlos mediante contenidos descargables de pago o en una futura versión Xtreme Legends. Que acabará llegando claro, con toda probabilidad, pero nadie se podrá quejar por la cantidad de contenidos de Dynasty Warriors 8.

PUBLICIDAD

Una de las mayores novedades del sistema de combate y que nos enseñan desde un primer momento en un útil tutorial, es el llamado Three Point System, el concepto de piedra, papel y tijera aplicado al campo de batalla, algo similar a lo que podemos ver en la saga de estrategia Fire Emblem. Los personajes están alineados con uno de los tres elementos, cielo, tierra y hombre, y cada uno de estos elementos son fuertes o débiles respecto a los otros. Así, cielo gana a tierra, tierra gana a hombre, y hombre gana a cielo, cerrándose el círculo. Esto quiere decir que si vemos un general enemigo que es débil a nuestro elemento afín, le haremos un daño tremendo. Pero si ocurre lo contrario, ya os decimos que lo pasaréis muy mal. Esto ofrece un nuevo y letal ataque especial, el Storm Rush, que podemos desatar cuando hemos zurrado lo suficiente a un enemigo débil a nuestro elemento.

El Three Point System no cambia en exceso los combates, pero sí añade un elemento nuevo que los hace más estratégicos y complejos. Aunque a algunos os pueda sonar un poco aburrido tener que estar pendientes de esto, cuando un enemigo es débil a nuestro elemento, un icono lo indica sobre su cabeza, al igual que si es fuerte contra nuestro elemento. Para poder cambiar esta circunstancia en el transcurso del combate, vuelve el genial sistema de dos armas, y a veces basta empuñar una espada o lanza diferente para cambiar nuestro elemento afín. De hecho y de manera inteligente, el propio cambio de arma es un tipo de golpe, que puede ser el comienzo de un espectacular combo.

Otra de las novedades del sistema de combate es que además de los ataques EX, basados en el arma que llevamos equipada en ese momento, tenemos nuevos ataques especiales si entramos en el estado Rage, un medidor que se va llenando poco a poco y que activamos pulsando el stick derecho, volviéndonos mucho más rápidos y fuertes durante unos segundos. Además ahora tenemos un total de tres ataques Musou, que siempre son tremendamente espectaculares y efectivos.

 1

La cámara nos muestra un llamativo primer plano del personaje, y se desata una lluvia de golpes, una decisión que suma en lo visual, pero que quizás para algunos reste en lo jugable, creando un poco de confusión y ralentizando el ritmo de la acción cada vez que realizamos uno de estos ataques. También se han añadido pequeños detalles y retoques que mejoran la fluidez de los combates, como que por ejemplo cuando llamamos a nuestro caballo, si dejamos el botón pulsado, nos subimos automáticamente a él, algo que antes daba algún que otro problema.

El Story Mode vuelve a ser el protagonista, y está dividido en cuatro campañas diferentes: Wei, Wu, Shu y Jin. Seleccionamos el escenario, uno de los cinco niveles de dificultad disponibles, elegimos el personaje, equipamos las distintas habilidades y armas, y ya estamos listos para saltar al campo de batalla. La gracia es que podemos jugar cada escenario o batalla con personajes distintos, ofreciéndonos diferentes puntos de vista, y además se han incluido las fases What If? -¿Qué pasaría si…?-, que no siguen la historia real o los acontecimientos descritos en El Romance de los Tres Reinos, y que tenemos que desbloquear realizando acciones concretas en los niveles normales.

Un modo de juego para echarle toneladas de horas, con gran cantidad de desbloqueables, pero que tiene un gran punto negro, y es que llega completamente en inglés, y tiene muchísimos textos y diálogos. Algo que quizás no criticaríamos si no fuera porque Dynasty Warriors 7 llegó con subtítulos en castellano, y esto se siente como un claro pasa atrás. Además tenemos el Free Mode, que nos permite elegir cualquier escenario del modo Historia, y jugarlo libremente con cualquier personaje, así como jugar en circunstancias que de otra manera no serían posibles, como desde la perspectiva del reino rival.

El otro modo estrella junto al historia es el Ambition Mode, donde tendremos que ir construyendo nuestro propio campamento y el gran palacio Tongquetai para el emperador, un modo en el que podremos reclutar hasta 700 aliados e ir mejorando el nivel de las instalaciones. Cada vez que derrotemos un oficial este se convertirá en nuestro aliado, y además de poder usarlo en las próximas batallas, o utilizarlo como guardaespaldas, desbloquearán en ocasiones nuevas instalaciones.

Hay muchos tipos de instalaciones que vamos agregando a nuestro palacio, como el herrero –compra y venta de armas-, los barracones –donde podemos enviar tropas al campo de batalla y obtener materiales-, la casa del té –un lugar en el que podemos consumir objetos que nos dan ciertas ventajas-, la granja –que nos permite cultivar y obtener oro-, o la Academia, entre muchos otros –aquí mejoramos a nuestros oficiales-. En definitiva un modo con un marcado toque rolero, lo que le sienta genial al juego, y que junto al modo Historia, ofrece muchas horas de entretenimiento.

 2

También tenemos una galería donde observar todo lo que hemos desbloqueado, como los personajes, las armas, animales, cinemáticas, y hasta fondos de pantalla para personalizar los menús, y una enciclopedia donde nos explican con muchos detalles la compleja historia de El Romance de los Tres Reinos. En total podemos controlar más de 70 personajes, tenemos 40 fases distintas, tres grandes modos de juego, la oportunidad de jugar junto a un amigo ya sea a pantalla partida o a través de internet, como veis no va corto de contenidos ni posibilidades.

El apartado técnico es al que nos tiene acostumbrados Omega Force en sus juegos, escenarios sin mucho detalle, casi vacíos, enemigos clónicos y con modestos modelados, y en definitiva unos gráficos que no llaman precisamente la atención, pero que son funcionales, ya que permiten mover decenas de personajes en pantalla sin que la acción se resienta. Y al menos en la versión de Xbox 360, a la que hemos tenido acceso, nos ha parecido que el framerate es bastante más estable que en anteriores entregas, y hemos sufrido muy pocas ralentizaciones. Además las animaciones de los personajes principales, y sobre todo sus golpes especiales, son muy elaboradas y espectaculares, y aunque se podría pedir un poco más, como mejores texturas o escenarios más elaborados, los aficionados al género se sentirán satisfechos, ya que el apartado técnico no lastra en ningún momento la jugabilidad.

La música sigue el estilo habitual, con animadas melodías roqueras que chochan con la ambientación pero que dan vidilla a las batallas, y las voces llegan esta vez únicamente en inglés, sin poder elegir las japonesas. Y como ya hemos dicho, sin subtítulos en castellano, algo que fastidia después de que Dynasty Warriors 7 llegara traducido.

 3

Una de las mejores entregas de toda la saga

Dynasty Warriors 8 nos ha parecido no solo la mejor entrega de esta generación, sino también una de las mejores de toda la serie. Con un sistema de combate con interesantes novedades, muy completo y más profundo de lo que nos tenían acostumbrados en los últimos años, contenidos para dar y tomar, y un apartado técnico robusto, hará seguro las delicias de los amantes de los musou. Si nunca te ha gustado o interesado la serie, evidentemente esto no va a cambiar con Dynasty Warriors 8, una entrega al fin y al cabo muy continuista, pero a la vez muy redonda.

Jorge Cano
Redactor
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis

Chasing the Unseen - Análisis
Chasing the Unseen - Análisis
Análisis
2024-04-15 09:02:00
Chasing the Unseen es un juego con pretensiones artísticas que se da de bruces por lo poco fluido que es a nivel jugable.
Outward Definitive Edition - Análisis
Outward Definitive Edition - Análisis
Análisis
2024-04-14 11:11:00
El RPG con elementos de supervivencia llega a Nintendo Switch con una versión completa y algunos sacrificios visuales.
Terra Memoria - Análisis
Terra Memoria - Análisis
Análisis
2024-04-12 09:15:00
¿Qué pasa si mezclásemos un JRPG con un juego al estilo Animal Crossing? La respuesta es Terra Memoria, una aventura indie de que destaca por su aspecto visual y apuesta por mecánicas pensadas para el disfrute de todo tipo de jugadores.
Broken Roads - Análisis
Broken Roads - Análisis
Análisis
2024-04-11 17:09:00
Una guerra ha convertido Australia en un yermo de comunidades divididas: tendrás que buscar un hogar para tu gente debatiendo sobre filosofía y tomando decisiones.
Millennia - Análisis
Millennia - Análisis
Análisis
2024-04-09 17:07:37
La alternativa a Civilization de Paradox es adictiva y cuenta con ideas interesantes aunque también con fallos que le impiden brillar con luz propia.
Withering Rooms - Análisis
Withering Rooms - Análisis
Análisis
2024-04-09 11:13:49
Diferentes influencias y géneros se dan la mano en este curioso videojuego de terror con toques de ‘roguelike’ para ofrecernos un resultado muy, muy interesante.
Género/s: Mundo abierto / Musou
PEGI +12
Plataformas:
PS3 Xbox 360

Ficha técnica de la versión PS3

ANÁLISIS
7
  • Fecha de lanzamiento: 19/7/2013
  • Desarrollo: Tecmo Koei
  • Producción: Tecmo Koei
  • Distribución: Koch Media
  • Precio: 59,95 €
  • Jugadores: 1-2
  • Formato: Blu-ray
  • Textos: Inglés
  • Voces: Inglés
  • Online: Sí
COMUNIDAD
8.26

Dynasty Warriors 8 para PlayStation 3

7 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión Xbox 360

ANÁLISIS
7
  • Fecha de lanzamiento: 19/7/2013
  • Desarrollo: Tecmo Koei
  • Producción: Tecmo Koei
  • Distribución: Koch Media
  • Precio: 59,95 €
  • Jugadores: 1-2
  • Formato: DVD
  • Textos: Inglés
  • Voces: Inglés
  • Online: Sí
Estadísticas XBOX LIVE
COMUNIDAD
8.6

Dynasty Warriors 8 para Xbox 360

7 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir