Análisis de Call of Duty 2: Big Red One (PS2, GameCube, Xbox)

Call of Duty regresa a las consolas en una aventura superior a Finest Hour, y que sigue las peripecias de una de las divisions más emblemáticas del ejército americano.
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
8.5
SONIDO
9.5
NOTA
8.4
DIVERSIÓN
8
JUGABILIDAD
8.5
Análisis de versiones PS2, GameCube y Xbox.

Call of Duty se ha convertido en tan solo dos años en uno de los referentes en el género de la acción en primera persona. El excelente juego de PC lanzado por Activision hace ya dos años ha "engendrado" ya una excelente expansión, una espectacular secuela y, en el caso de las consolas –las de la "vieja" generación-, una saga paralela que tuvo el año pasado su primera incursión, con "Finest Hour", que salió el año pasado para GameCube, PlayStation 2 y Xbox. Aunque no era un mal juego en absoluto, no llegó a la calidad esperada y, junto con algunos problemas de "relación", Activision decidió que la segunda parte traería consigo un cambio de desarrollador (de ésta se ha encargado Treyarch) y, en cierto modo, de concepto.

Finest Hour nos situaba en varios escenarios de la guerra, con varios personajes, y de varias naciones aliadas, mientras que Big Red One nos hace seguir las peripecias de la primera división de infantería de los Estados Unidos, la más condecorada de la guerra, y una de las más emblemáticas del ejército del Tío Sam. Aunque comenzaremos casi al final de la guerra, el juego no tarda en trasladarnos al principio de todo, a las campañas en el Norte de África, primer teatro de operaciones del ejército estadounidense y lugar de sus primeras grandes victorias tras el fiasco del Paso de Kasserine y la llegada del general Patton. Nosotros viviremos todos los momentos importantes del paso de la divisón por la guerra, desde el Norte de África hasta Italia, hasta llegar al asalto final a Alemania, y nos enfrentaremos al potente Tercer Reich, y también a la Francia colaboracionista, contando siempre con una historia que narra las relaciones entre los diferentes soldados, sus preocupaciones y, también, sus muertes.

PUBLICIDAD

Esta es la historia y el escenario de este nuevo juego de acción en primera persona que, como Finest Hour, también tendrá algunas fases en vehículo, aunque éstas son las menos numerosas. Siguiendo la tradición de la saga Call of Duty, el juego cuenta con armamento realista y con una inteligencia artificial notable, aunque no comparable a la de la versión PC. Los enemigos buscan cobertura, nuestros aliados avanzan en grupo, colaboran entre ellos y están a nuestro lado, e ir a lo Rambo solucionando las situaciones de la manera más rápida posible nos traerá consecuencias fatales.

Estos elementos están presentes, como es de esperar, y han sufrido una considerable mejora con respecto a Finest Hour. Ahora los escenarios son bastante más abiertos, la narrativa más fluida e interesante, y el comportamiento de los aliados y los enemigos más veraz, pero sin embargo sigue sin llegar a la altura de su homónimo para PC, y más si lo comparamos con el nuevo Call of Duty, es decir, con la segunda parte, ya disponible para PC y Xbox 360.

Aunque los enemigos son duros de roer, agazapados en sus posiciones o bien atacando coordinadamente intentando flanquearnos, hay todavía momentos en que vemos que, aunque tienen intenciones de sobrevivir, no se les ocurre mirar a los lados. De este modo flanquear al enemigo, rodearlo y atacarlo por detrás o por los lados, es tremendamente útil y efectivo, ya que el enemigo parece carecer de visión periférica y de una capacidad de reacción suficiente para darse cuenta de que le estamos disparando por detrás o por un costado. Esto quizás haya sido hecho a propósito para beneficiar precisamente este tipo de jugabilidad, pero acaba siendo muy descarado el fallo de los enemigos y recompensando demasiado ese tipo de tácticas.

Otro elemento que se ha potenciado en este Big Red One es la variedad de las misiones, tanto entre ellas como dentro de las mismas. Las de Túnez, donde el paso de Kasserine estuvo "en litigo" entre norteamericanos y alemanes durante un tiempo, habrá misiones tanto de ataque como de defensa e incluso término medios entre ambas. Esto hace que en una misión las situaciones puedan variar mucho, empezando por contener una ofensiva nazi para pasar luego al contraataque por los flancos. Manejaremos todo tipo de armas, tanto por elección (armas normales de cualquiera de los bandos) como por obligación, teniendo que usar ametralladoras de diverso calibre, cañones antiaéreos, artillería y lanzacohetes cuando lo requiera la situación. También influye mucho en su devenir la narrativa, que cobra un papel muy importante en el juego, al no contarnos la guerra propiamente dicho sino las peripecias de la unidad Big Red One.

Junto con la variedad en las propias misiones el juego cuenta también con las misiones en vehículo, que son notablemente mejores que las del anterior juego al contar ahora con un control mucho más intuitivo, permitiéndonos orientar nuestros vehículos tanto con el analógico izquierdo como con el derecho. Son especialmente notables los enfrentamientos contra los Panzers enemigos, auténticos símbolos del poderío alemán, intentando flanquearlos y hacer el mejor blanco posible para inutilizarlos cuanto antes mejor.

Otro aspecto muy digno de alabanza es la sensación de caos que inunda toda la acción. Que estamos en guerra ya lo sabemos, pero pocos juegos de este tipo, especialmente en consola, nos habían dejado tan patente la gravedad o, mejor dicho, la multilateralidad, de la situación. Mientras nosotros luchamos en un flanco notaremos cómo en otro también se lucha, cómo aviones de los dos bandos surcan el cielo, cómo aquel frente que luego tendríamos que defender ha sido despedazado por un bombardeo, y eso hace la experiencia de juego tremendamente inmersiva, mucho más que en Finest Hour y que en cualquier shooter bélico.

A nivel gráfico Finest Hour cumple bien con su función, demostrándonos que a estas alturas de este ciclo de consolas, y con las herramientas de desarrollo multiplataforma dominadas y avanzadas, pueden explotarse muchísimo las capacidades de cada consola, viéndose especialmente favorecida la consola PlayStation 2 al ser nominalmente la menos potente de las tres. El juego muestra unos escenarios grandes, llenos de detalles, donde oleadas de soldados, explosiones, humo, fuego, se suceden por doquier y siempre resultan realistas, con un motor gráfico que contadas veces se ralentiza, y con una gran producción por detrás. No brilla como pueden hacerlo Metroid Prime, Kill Zone y Halo 2 respectivamente en cada consola, pero sí deja un gran sabor de boca.

El sonido cuenta con una banda sonora orquestada tan épica como estamos acostumbrados a escuchar, junto con unos FX realistas, grabados directamente de las armas, junto con un doblaje al castellano excelente. El guión además es bueno, propio de películas como Salvar al Soldado Ryan, con manías cariñosas entre soldados, exageraciones y tensión, con un doblaje que hace que no se pierda el encanto, que suene verídico, algo que siempre es digno de mención.

Call of Duty 2: Big Red One es una secuela que, extrañamente, mejora con creces el juego al que continúa, aunque no está exento de fallos. Técnicamente impecable aunque no sobresaliente, y con una gran producción detrás, el gran problema de Big Red One radica en su corta duración, que dejará insatisfechos a algunos jugadores, que se combina con una falta de opciones extra; es cierto que hay misiones de bonificación y un modo multijugador online –menos en GameCube-, pero éste palidece literalmente ante los de otros juegos del género de la acción en primera persona. Sin un modo split-screen y con un modo para un solo jugador muy intenso pero también corto en duración. Call of Duty 2: Big Red One se presenta como una compra recomendada para los fans de lo bélico, un alquiler muy recomendado para todo jugón, y una buena muestra del poderío de esta nueva saga que cierra al mismo tiempo la presente generación y comienza la siguiente.

Pablo Grandío
Director y fundador
PUBLICIDAD

Últimos análisis

Inscryption - Análisis
Inscryption - Análisis
Análisis
2021-10-19 18:21:00
Daniel Mullins vuelve a la carga con uno de los juegos más extraños, diferentes, locos y sorprendentes de los últimos años. Una experiencia única en su especie.
Crysis Remastered Trilogy - Análisis
Crysis Remastered Trilogy - Análisis
Análisis
2021-10-15 10:03:00
Los tres Crysis regresan en una colección remasterizada que actualiza ligeramente unos shooters que fueron espectaculares hace una década.
The Good Life - Análisis
The Good Life - Análisis
Análisis
2021-10-14 16:04:00
The Good Life trae consigo todo lo que caracteriza a una obra de Hidetaka 'Swery' Suehiro: carisma, situaciones absurdas, misterios excéntricos y ciertas carencias tanto técnicas como de diseño.
Demon Slayer -Kimetsu no Yaiba- The Hinokami Chronicles - Análisis
Demon Slayer -Kimetsu no Yaiba- The Hinokami Chronicles - Análisis
Análisis
2021-10-13 18:00:00
Kimetsu no Yaiba recibe por fin su primer videojuego para ofrecernos un espectacular y fiel anime interactivo con grandes carencias.
Back 4 Blood - Análisis
Back 4 Blood - Análisis
Análisis
2021-10-12 20:20:00
Turtle Rock Studios, los creadores de la saga original, vuelven con un shooter cooperativo de zombis que lleva más allá la fórmula conservando su esencia.
Far Cry 6 - Análisis
Far Cry 6 - Análisis
Análisis
2021-10-12 16:09:36
Far Cry regresa con una nueva entrega que sin arriesgar demasiado sigue sabiendo cómo divertir y desatar el caos.
PEGI +16
Plataformas:
PS2 GameCube Xbox

Ficha técnica de la versión PS2

ANÁLISIS
8.4
  • Fecha de lanzamiento: 18/11/2005
  • Desarrollo: Gray Matter / Treyarch
  • Producción: Activision
  • Distribución: Activision
  • Precio: 59.95 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: 1 DVD
  • Textos: Español
  • Voces: Español
  • Online: Juego Online
COMUNIDAD
7.69

PUNTÚA
Call of Duty 2: Big Red One para PlayStation 2

30 votos

Ficha técnica de la versión GameCube

ANÁLISIS
8.4
  • Fecha de lanzamiento: 18/11/2005
  • Desarrollo: Gray Matter / Treyarch
  • Producción: Activision
  • Distribución: Activision
  • Precio: 59.95 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: 1 GOD
  • Textos: Español
COMUNIDAD
6.29

PUNTÚA
Call of Duty 2: Big Red One para GameCube

5 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión Xbox

ANÁLISIS
8.4
  • Fecha de lanzamiento: 18/11/2005
  • Desarrollo: Gray Matter / Treyarch
  • Producción: Activision
  • Distribución: Activision
  • Precio: 59.95 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: 1 DVD
  • Textos: Español
  • Voces: Español
  • Online: Juego Online
COMUNIDAD
6.61

PUNTÚA
Call of Duty 2: Big Red One para Xbox

4 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir