Análisis de Yooka-Laylee (PC, Switch, Xbox One, PS4)

Vuelven las plataformas en tres dimensiones con una entretenida aventura llena de buenas intenciones, pero un resultado un tanto irregular.
Yooka-Laylee
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
Análisis de versiones PC, Switch, Xbox One y PS4.

Si hace unos días os hablábamos de Thimbleweed Park, un juego financiado a través de Kickstarter cuyo resultado ha sido redondo, al crear lo que habían prometido y ser una gran aventura, hoy toca hablaros de Yooka-Laylee, otro juego financiado por la comunidad que nacía con la promesa de ser un sucesor espiritual de Banjo-Kazooie de Nintendo 64, y en general de los plataformas 3D de finales de los 90.

¿Cuál es el resultado? Pues a la hora de ofrecer lo que habían prometido, Playtonic Games ha hecho bien su trabajo, es sin duda un plataformas 3D como los de antes. Con toneladas de saltos, exploración, puzles, minijuegos, decenas de coleccionables y mucho colorido y simpatía, calcando la fórmula Banjo-Kazooie, un tipo de juegos que ya no se hacen.

Aunque por ese lado cumple, y los que añoraban este género no se van a sentir decepcionados con su propuesta, valorándolo como un juego con entidad propia, dejando a un lado la nostalgia, hay que decir que se queda a medio camino en muchos aspectos, y nos ha dejado un sabor agridulce, con un resultado un tanto irregular.

PUBLICIDAD
La pareja protagonista derrocha simpatía, y es uno de los aciertos del juego.
La pareja protagonista derrocha simpatía, y es uno de los aciertos del juego.

Ya os contamos en nuestras impresiones finales que no estábamos peleando un poco con los controles, y especialmente con la cámara, que es muy mejorable. Y cuando llevas jugadas unas pocas horas, te acabas acostumbrando a los controles y tolerando la cámara, que es un problema más o menos grave dependiendo del jugador.

Pero lo peor de Yooka-Laylee no es eso, es un diseño de niveles en ocasiones bastante pobre, un juego en líneas generales poco pulido, y muchas situaciones poco inspiradas, que parecen más propias de un trabajo amateur, no lo que se esperaba de una aventura diseñada por veteranos de la industria. Es un juego lleno de altibajos, y quizás demasiado grande y ambicioso para un equipo de personas tan pequeño.

El diseño de niveles, un aspecto muy importante en una aventura de plataformas como esta, nunca llega a sobresalir en 'Yooka-Laylee'.
El diseño de niveles, un aspecto muy importante en una aventura de plataformas como esta, nunca llega a sobresalir en 'Yooka-Laylee'.

La estructura de Yooka-Laylee nos encanta. Aquí no hay mapas ni indicaciones en pantalla que nos digas por dónde debemos ir, y la exploración tiene un papel muy protagonista, así como la resolución de puzles, que nos obligan a observar los escenarios con atención. Por supuesto que hay saltos, no paramos de brincar desde que comenzamos el juego, pero al final haces balance y te das cuenta que no hay grandes y exigentes secciones de plataformas, y es más bien averiguar qué debemos hacer en cada situación, como si la aventura fuera un enorme acertijo.

Tenemos un mundo central, y desde él accedemos a las cinco fases o mundos principales, en los que tenemos que conseguir las páginas de un libro mágico, para abrir otros mundos y ampliarlos. Y plumas, muy importantes, ya que con ellas desbloqueamos nuevas acciones y poderes (planear, rodar, un salto elevado, absorber elementos, utilizar un sonar), que nos permiten superar nuevos retos.

Al comenzar la aventura te topas con un montón de situaciones que no puedes resolver, porque no cuentas con las acciones adecuadas, y vas a tener que conseguir nuevos poderes y volver atrás constantemente para superar esos retos que te has ido dejando por el camino.

El tercer mundo que visitamos es el más feo del juego, pero es quizás el que mejor secciones de plataformas ofrece.
El tercer mundo que visitamos es el más feo del juego, pero es quizás el que mejor secciones de plataformas ofrece.

El primer mundo que visitamos, ese que hemos visto en tantas imágenes y vídeos, cumple muy bien su papel para ser el primero. Está razonablemente bien diseñado, y es cómodo de explorar y con muy pocos espacios aislados con tiempos de carga. Pero cuando avanzamos a los siguientes, notamos un claro descenso de calidad en el diseño, tanto visual como jugable.

El casino está lleno de pequeñas pruebas y minijuegos en los que obtenemos monedas, que luego cambiamos por páginas.
El casino está lleno de pequeñas pruebas y minijuegos en los que obtenemos monedas, que luego cambiamos por páginas.

Nos encantan los juegos de plataformas difíciles y desafiantes, pero el problema es que los controles de Yooka-Laylee no son lo suficientemente fiables como para ofrecer situaciones muy exigentes, y muchas veces te pasas más tiempo peleándote con la cámara o el control de los personajes, que con el propio diseño de niveles y situaciones.

Las acciones básicas como mover y saltar funcionan correctamente, pero en cuanto tienes que ejecutar acciones especiales como rodar y combinar distintos movimientos, la cosa empieza a fallar. Un ejemplo muy claro de estos son las fases de vagoneta, geniales en los últimos Donkey Kong Country, pero que aquí no funcionan, y son prácticamente un desastre. Así como algunos de los muchos minijuegos que incluye para ofrecer algo de variedad, o los jefes finales, muy poco inspirados.

Con 25 páginas en cada mundo, que nunca te regalan y son cada vez más difíciles de conseguir, y 200 plumas escondidas por todo el escenario, más otros tantos coleccionables, en Yooka-Laylee hay juego para rato, y se puede tardar unas 15 horas en pasarte la historia, más otras tantas si quieres hacerte con todo, algo que es bastante complicado.

El juego apuesta por ofrecer una gran variedad de situaciones, aunque es en muchas de estas secciones que se salen de la norma donde se producen sus mayores tropiezos jugables.
El juego apuesta por ofrecer una gran variedad de situaciones, aunque es en muchas de estas secciones que se salen de la norma donde se producen sus mayores tropiezos jugables.

También incluye una serie de minijuegos que podemos disfrutar por separado, como si fueran una especie de recreativas, tanto en solitario como en multijugador local hasta para cuatro jugadores, y que no dejan de ser un extra anecdótico, que no creemos que muchos vayan a jugar. En el mejor de los casos son poco inspirados, cuando no directamente malos.

Es un juego muy generoso en cuanto a contenidos, pero hubiéramos prefiero que tuviera menos cosas, pero que estas estuvieran más pulidas y mejor hechas. Quien mucho abarca poco aprieta, y eso se hace especialmente evidente en un juego indie como este, que ha contado con un equipo de desarrollo bastante pequeño para la magnitud del proyecto.

Ninguno de los minijuegos de Rextro nos ha enamorado.
Ninguno de los minijuegos de Rextro nos ha enamorado.

En cualquier caso a poco que te guste el género, y esta manera de entender las aventuras de plataformas, seguro que lo vas a disfrutar. Echábamos mucho de menos este tipo de juegos, y Playtonic Games ha creado lo que habían prometido. Pero por mucho que te guste lo que propone, es imposible obviar sus carencias y problemas, las múltiples trabas que van apareciendo constantemente en el camino de la diversión.

El apartado gráfico también es propio de un juego modesto, pero es lo que menos nos importa, la verdad. El diseño artístico es simpático, colorido y han creado algunos personajes bastante graciosos, tanto por su aspecto como por lo que dicen, con curiosas referencias al mundo de los videojuegos, comparando el pasado con la situación actual.

Utilizando el motor gráfico Unity, bastante problemático en consolas, han conseguido que se mueva razonablemente bien -a 30fps-, salvo algunos problemas puntuales. Es un juego visualmente un tanto austero con escenarios vacíos y con muy poca interactividad, y en algunos casos puntuales hasta un tanto feos. Por ejemplo, el primer mundo es bastante bonito, pero los dos siguientes dejan mucho que desear, como si no le hubieran podido dedicar el mismo esfuerzo a todos los contenidos.

El mundo del casino es uno de los más vistosos.
El mundo del casino es uno de los más vistosos.

La banda sonora cumple bien su papel, con varios excompositores de Rare que replican el estilo de las desenfadadas melodías de aquellos plataformas de finales de los 90. Y los personajes sueltan unos simpáticos ruiditos en lugar de contar con voces, en uno de los múltiples guiños a Banjo-Kazooie.

Un buen juego, aunque esperábamos un poco más

Hemos disfrutado Yooka-Laylee, echábamos de menos este tipo de juegos, pero esperábamos un poquito más. La fórmula sigue vigente, no nos parece que haya envejecido, y eso de explorar amplios escenarios mientras saltas, resuelves puzles, recoges todo tipo de coleccionables y afrontas una gran variedad de situaciones sigue siendo muy entretenido. Pero falla la ejecución, empezando por el control y la cámara, y siguiendo por el diseño de niveles, muy poco inspirado en la mayoría de las situaciones, y con momentos frustrantes o aburridos que salpican una experiencia que debería ser siempre divertida. Pese a sus pegas, si te gusta el género y te apetece volver a un plataformas en 3D como los de antes, sabrás disfrutar de sus virtudes.

Hemos realizado este análisis en su versión de PS4 con un código de descarga que nos ha proporcionado Team 17.

Jorge Cano
Redactor jefe

NOTA

7
Gráficos
Duración
Sonido
Un jugador
Jugabilidad
Multijugador

Puntos positivos

Su fórmula jugable, que había desaparecido en los últimos años.
Derrocha simpatía y buen humor.
Muchos contenidos, es largo y desafiante.

Puntos negativos

Es un juego poco pulido, con demasiados fallos que boicotean la experiencia.
Un diseño de niveles bastante pobre en ocasiones.

En resumen

Yooka-Laylee es un entretenida aventura de plataformas como las de antes que, pese a sus defectos, se puede disfrutar si eres muy fan del género.
PUBLICIDAD
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis de PC, Switch, Xbox One y PS4

Cobra Kai: The Karate Kid Saga Continues - Análisis
Cobra Kai: The Karate Kid Saga Continues - Análisis
Análisis
2020-10-31 15:26:00
La famosa serie de televisión visita las consolas actuales con una propuesta beat'em up muy apropiada.
Pacer - Análisis
Pacer - Análisis
Análisis
2020-10-30 17:29:00
Inspirado por Wipeout y F-Zero, el renovado Formula Fusion recibe una segunda oportunidad con más contenido y mejoras.
Oceanhorn 2: Knights of the Lost Realm - Análisis
Oceanhorn 2: Knights of the Lost Realm - Análisis
Análisis
2020-10-30 09:33:00
Aventuras de clara inspiración Zéldica aterrizan en Switch después de aparecer en los dispositivos iOS.
Little Hope - Análisis
Little Hope - Análisis
Análisis
2020-10-29 16:00:00
Los creadores de Until Dawn continúan la antología de terror que comenzó con Man of Medan de manera continuista en lo jugable, pero con cambios interesantes.
Pikmin 3 Deluxe - Análisis
Pikmin 3 Deluxe - Análisis
Análisis
2020-10-28 14:59:00
Los Pikmin regresan con una digna conversión de su mejor aventura hasta la fecha.
Pumpkin Jack - Análisis
Pumpkin Jack - Análisis
Análisis
2020-10-27 16:20:00
Aventuras plataformeras 3D con estética Halloween al más puro estilo clásico de la era de los 32 y 64 bits llegan a punto para dicha festividad.
PEGI +7
Plataformas:
PC Xbox One PS4 Switch

Ficha técnica de la versión PC

ANÁLISIS
7
Estadísticas Steam
COMUNIDAD
8.26

PUNTÚA
Yooka-Laylee para Ordenador

9 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión Xbox One

ANÁLISIS
7
Estadísticas XBOX LIVE
COMUNIDAD
9

PUNTÚA
Yooka-Laylee para Xbox One

4 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión PS4

ANÁLISIS
7
COMUNIDAD
7.54

PUNTÚA
Yooka-Laylee para PlayStation 4

16 votos

Ficha técnica de la versión Switch

ANÁLISIS
COMUNIDAD
8

PUNTÚA
Yooka-Laylee para Nintendo Switch

4 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir