Vandal

Análisis Disney Classic Games: Aladdin and The Lion King, nostálgico viaje al pasado (PC, Xbox One, PS4, Switch)

Dos de las obras más representativas de la Disney de los años 90 regresan a la actualidad con un recopilatorio repleto de suculentos extras, pero que adolece de ciertas carencias difíciles de perdonar.
·
Actualizado: 18:20 30/10/2019
Análisis de versiones PC, Xbox One, PS4 y Switch.

Quizá a día de hoy pueda sonar extraño, pero durante la generación de los 8 y los 16 bits los juegos basados en las propiedades de Disney eran auténticas superproducciones equivalentes a lo que actualmente entendemos como juegos triple A. Eran títulos capaces de vendernos una consola por sí solos, con unos apartados audiovisuales que nos quitaban el hipo de golpe y que solían copar las listas de ventas en todo el mundo, por lo que no resulta de extrañar que muchos de ellos los recordemos con gran cariño y que la idea de rejugarlos para revivir tiempos pasados se nos cruce por la cabeza de vez en cuando.

Recientemente, con el lanzamiento de Mega Drive Mini se han rescatado dos joyas como Castle of Illusion y World of Illusion, dos de los juegos más emblemáticos de la consola de Sega, pero si tuviésemos que escoger a los dos mayores representantes de aquella época, la decisión es clara: las adaptaciones a las plataformas de 16 bits de Aladdín y El Rey León. Al parecer, en Disney piensan igual y hoy ya tenemos entre nosotros Disney Classic Games: Aladdin and The Lion King, un recopilatorio de estos clasicazos que está mucho más trabajado de lo que podría parecer, pero que dista de ser perfecto por culpa de algunas ausencias y carencias destacadas.

El recopilatorio

Así pues, tenemos un pack que incluye los siguientes juegos:

PUBLICIDAD
  • Aladdín (Mega Drive)
  • Aladdín (versión Director's Cut de Mega Drive)
  • Aladdín (versión japonesa de Mega Drive)
  • Aladdín (versión demo presentada en la feria de muestras de Chicago de 1993)
  • Aladdín (Game Boy)
  • Aladdín (Game Boy con la paleta de colores que añadía Game Boy Color)
  • El Rey León (Super Nintendo)
  • El Rey León (Mega Drive)
  • El Rey León (versión japonesa de Super Nintendo)
  • El Rey León (Game Boy)
  • El Rey León (Game Boy con la paleta de colores que añadía Game Boy Color)

Por supuesto, se han incluido diferentes modos de visualización para cada uno de ellos, con diversos filtros (televisores y monitores CRT y LCD) y opciones de tamaño de pantalla, aunque los marcos están predefinidos para cada juego y únicamente podremos activarlos o desactivarlos. Podría haber sido mucho más completo en este sentido, pero lo que hay resulta más que suficiente para disfrutar de estos clásicos sin mayores problemas, ya que han sido adaptados para ser compatibles con las resoluciones actuales, permitiéndonos apreciar perfectamente el fantástico pixel art del que hacen gala.

Tenemos varios filtros para emular los antiguos televisores y monitores.
Tenemos varios filtros para emular los antiguos televisores y monitores.

Donde sí que se nota que ha habido bastante trabajo es a la hora de incluir numerosas herramientas y opciones para hacer que ambos juegos sean lo más accesible posible para los jugadores de hoy en día. No en vano, estamos hablando de unos productos que son hijos de su tiempo, cuando la dificultad era la que marcaba la duración de la mayoría de lanzamientos.

Así pues, nos encontramos con un menú de trucos en el que podemos escoger el nivel por el que queremos empezar a jugar y donde también tendremos la posibilidad de hacer invencible a nuestro personaje. Como curiosidad, comentar que la forma en la que nos muestran qué ayudas y opciones tenemos activadas y desactivadas está al revés, lo que resulta muy confuso. Pero la cosa no acaba aquí, ya que también podremos rebobinar varios segundos en cualquier momento de la partida para corregir errores o practicar ciertas partes. ¿Te has caído por un abismo y has perdido tu última vida? No pasa nada, pulsa el botón de rebobinado y vuelve a intentarlo.

Evidentemente, también tenemos la posibilidad de guardar y cargar partida cuando deseemos, aunque nos ha extrañado un poco que solo haya un archivo de guardado por cada juego. Eso sí, la mayor de todas las ayudas la tenemos en la opción de "Mirar", donde directamente no tendremos ni que tocar el mando, ya que el título jugará y se pasará los niveles por nosotros hasta que decidamos tomar el control.

La galería de extras aporta una enorme cantidad de contenidos de un valor histórico incalculable.
La galería de extras aporta una enorme cantidad de contenidos de un valor histórico incalculable.

Por otra parte, cabe destacar que se ha incluido una suculenta galería de extras repleta de vídeos, diseños, ilustraciones y bocetos tanto de las películas como de los juegos. El valor de estos documentos es incalculable y no nos podrían haber parecido más interesantes, por lo que os recomendamos encarecidamente que no os los perdáis si queréis saber más sobre estas producciones tan queridas. ¿La pega? Los vídeos y entrevistas no tienen subtítulos, así que solo podréis disfrutarlos si domináis la lengua de Shakespeare. Finalmente, la lista de contenidos adicionales la completa la inclusión de un reproductor para escuchar las bandas sonoras de las versiones de 16 bits de ambos juegos siempre que queramos.

La leyenda de Aladdín

Centrándonos ya en lo que son los juegos incluidos, lo primero que tenemos que lamentar es la ausencia de la versión de Super Nintendo de Aladdín. Como bien sabréis, fue un título completamente diferente y que nada tiene que ver con el de Mega Drive, ya que fue desarrollado por Capcom y diseñado ni más ni menos que por Shinji Mikami, el padre de Resident Evil. Por desgracia, la licencia de este juego está actualmente en un complicado limbo legal que ha impedido su rescate para la ocasión, dejando al pack muy cojo y restándole muchísimo valor al impedirnos revivir una de las mayores rivalidades que jamás ha contemplado la industria de los videojuegos.

Como curiosidad, Shinji Mikami llegó a comentar que su versión favorita de Aladdín fue precisamente la de Mega Drive, por cosas como el hecho de tener una espada o la calidad de sus animaciones.
Como curiosidad, Shinji Mikami llegó a comentar que su versión favorita de Aladdín fue precisamente la de Mega Drive, por cosas como el hecho de tener una espada o la calidad de sus animaciones.

Esta queja también la extendemos a la ausencia de las adaptaciones para Master System y Game Gear, ya que estas versiones de 8 bits también eran muy distintas, inspirándose fuertemente en Prince of Persia y narrándonos la historia de la película con muchísima más fidelidad y detalle que ninguna otra edición.

Así pues, únicamente nos queda revivir el clásico de Mega Drive, uno de los títulos más importantes de la consola y que marcó a toda una generación por su apabullante apartado gráfico y sus increíbles animaciones. Esta versión fue desarrollada por Virgin Games y dirigida por David Perry, y contó con la colaboración de varios animadores de la propia Disney, ofreciéndonos una aventura de plataformas y acción 2D en la que seguiríamos de forma un tanto libre el argumento del film.

De esta manera, tendríamos que abrirnos camino a espadazos y "manzanazos" mientras nos enfrentábamos a multitud de enemigos, encontrábamos secretos y "plataformeábamos" sin parar. Entre sus niveles destacan algunos como la huída de la Cueva de las Maravillas o el interior de la lámpara del genio por lo tremendamente exigentes que llegaban a resultar, aunque pocas fases son más recordadas que la que nos llevaba a volar a lomos de la alfombra mágica.

Una de las fases más míticas del juego.
Una de las fases más míticas del juego.

Es un juego con muchísimo encanto que se sigue disfrutando con una facilidad pasmosa a día de hoy, aunque con lo mucho que ha evolucionado el género en estos últimos 26 años resulta fácil verle la costuras, como una cámara algo incómoda que casi nunca nos deja ver bien lo que hay frente a nosotros o una detección de impactos tremendamente cuestionable. Además, el diseño de ciertas fases y jefes es un poco flojo y se deja en el tintero algunas escenas míticas de la película que habrían dado pie a más pantallas y, por lo tanto, a una mayor duración, aunque son defectos que no impiden que nos volvamos a sentir como críos cuando nos ponemos a jugar.

Precisamente por todo esto, Digital Eclipse ha realizado una versión adicional llamada "Director's Cut" que incluye una enorme cantidad de pequeñas y sutiles mejoras que hacen que sea mucho más disfrutable. Como ellos mismos la definen, esta sería el equivalente a la edición del juego con el parche del primer día si se hubiese podido hacer algo así en su momento. La mayoría de estos retoques y ajustes son casi imperceptibles si no tenemos fresco el original, aunque os podemos asegurar que solo por la cámara y las cajas de impactos la experiencia nos ha parecido muy superior, eliminando de un plumazo esos intercambios aleatorios de golpes que se daban a veces y muchos de los saltos de fe que debíamos dar.

También tenemos que aplaudir la inclusión de la demo con la que se presentó el juego en una feria de muestras de Chicago, algo que no se había rescatado hasta ahora y que nos enseña dos niveles cuando todavía estaban en desarrollo. Como podréis suponer, esto tiene un valor histórico gigantesco, ya que nos permite ver multitud de elementos e ideas descartadas, así como algunas mecánicas en un estado primigenio antes de que se terminasen de pulir.

La demo de Aladdín es una auténtica rareza que nos permitirá apreciar con gran detalle lo mucho que evolucionó el juego hasta alcanzar su versión final.
La demo de Aladdín es una auténtica rareza que nos permitirá apreciar con gran detalle lo mucho que evolucionó el juego hasta alcanzar su versión final.

Sobre la versión de Game Boy, se trata de una adaptación muy limitada en lo gráfico y en lo jugable de la de Mega Drive que no pasa de ser una simple curiosidad a modo de extra, ya que a día de hoy puede hacerse muy cuesta arriba su disfrute debido a detalles como lo lento que se mueve o el lag en sus controles. Tanto es así que ni siquiera se han incluido logros que estén relacionados con ella.

¡Yo voy a ser el rey león!

Por su parte, El Rey León es la otra pieza clave de esta colección. A diferencia de Aladdín, en este caso las versiones de Super Nintendo y Mega Drive son prácticamente las mismas, así que se han incluido ambas para que podamos disfrutarlas y apreciar sus diferencias técnicas, aunque se nota que la aventura de Simba ha recibido muchísimo menos amor en este recopilatorio. Esto es algo que se ve rápidamente al revisar su lista de logros, donde solo nos piden que nos pasemos el juego una vez en fácil, otra en normal y una última en difícil, aunque la ausencia de una versión "Director's Cut" y el menor número de materiales en la galería también son un claro síntoma de cierta dejadez. Por supuesto, tampoco se han incluido las ediciones de Master System y Game Gear.

Que levante la mano quien no tuviese pesadillas en su infancia con este nivel.
Que levante la mano quien no tuviese pesadillas en su infancia con este nivel.

En lo que respecta al juego como tal, tenemos otra aventura de plataformas 2D muy tradicional que sigue los pasos del film, incluyendo algunos niveles ambientados en escenas descartadas, como el equivalente al de la secuencia de Hakuna Matata, donde tendremos que vérnoslas con un simio con muy malas pulgas que nunca llegó a aparecer en la gran pantalla.

Al igual que en la cinta en la que se basa, llegaremos a un punto en el que Simba crece y se convierte en adulto, momento en el que la acción y los combates ganan algo más de protagonismo al ganar la posibilidad de pegar zarpazos. Como bien sabréis, se trata de un juego sorprendentemente difícil y exigente que cuenta con un diseño de niveles con muy mala leche y repleto de trampas capaces de acabar instantáneamente con nosotros. Es una de esas aventuras en las que el más mínimo error se paga carísimo y donde perderemos multitud de vidas hasta aprendernos bien cada pantalla.

Esta dificultad muchas veces es algo artificial, con algunas secuencias de ensayo y error, saltos de fe, una detección de impactos algo engañosa y un sistema para agarrarse a los salientes extremadamente intransigente que nos obligará a apurar a la perfección nuestros movimientos. A pesar de todo, es un juego sorprendentemente entretenido y si bien está lejos de ser una obra sobresaliente, sabe cómo hacernos pasar un buen rato reviviendo la odisea de Simba para reclamar su trono y su lugar en el ciclo de la vida.

La fase de la estampida fue una auténtica virguería técnica en su momento.
La fase de la estampida fue una auténtica virguería técnica en su momento.

Además, a nivel gráfico es todo un prodigio técnico y difícilmente podría ser más bonito, con unos sprites y unas animaciones elaboradísimos que han aguantado a la perfección el paso del tiempo. Aquí conviene señalar que la versión de Super Nintendo sale ganando en cuanto a detalle y colorido, mientras que la de Mega Drive disfruta de un mejor rendimiento y de unas animaciones más fluidas. En el sonido sí que hay unas diferencias mucho más grandes y aquí la edición de la consola de Nintendo sale ganando prácticamente por goleada, ya que se permitieron incluir hasta coros digitalizados para algunos temas de la banda sonora.

Curiosamente, a pesar de que el título se ve y escucha mucho mejor en SNES, si nos tuviésemos que quedar con una sola versión apostaríamos por la de Mega Drive, ya que no sufre ralentizaciones, las cajas de impacto están mejor diseñadas, la cámara suele colocarse mejor en determinadas situaciones, los controles responden con algo más de precisión y los enemigos se comportan de forma mucho menos errática, favoreciendo unos combates más satisfactorios y en los que tenemos un control mucho mayor de la situación, algo que se nota especialmente en la batalla final contra Scar.

La fase final de 'El Rey León' sufre graves ralentizaciones en su versión de Super Nintendo.
La fase final de 'El Rey León' sufre graves ralentizaciones en su versión de Super Nintendo.

Finalmente, tal y como hemos comentado con la versión de Game Boy de Aladdín, la de El Rey León no consigue pasar de ser una simple curiosidad. Esta ha envejecido especialmente mal y el control de nuestro héroe puede llegar a convertirse en una auténtica pesadilla, por no hablar de unos sprites irreconocibles que nos obligarán a usar la imaginación para adivinar qué personajes representan y a qué clase de enemigos nos estamos enfrentando, quedándose como una aventura muy mediocre dentro del extenso y fantástico catálogo de la veterana portátil. Tampoco podemos cerrar este texto sin señalar que la emulación de todos los juegos del recopilatorio nos ha gustado bastante, ya que no añaden nuevos errores, se mueven genial y recrean de forma muy fiel y digna la experiencia original.

Conclusiones

Disney Classic Games: Aladdin and The Lion King es un nostálgico viaje al pasado con un valor histórico innegable. Sin embargo, por mucho que nos gusten estos dos juegos y nos despierten tantos recuerdos, no podemos quitarnos de la cabeza la sensación de que se podría haber hecho mucho más con él, especialmente por el precio que se nos pide por él (25 euros en PC, 35 en consolas).

La ausencia de la versión de Super Nintendo de Aladdín es demasiado dolorosa, y la falta de las de Master System y Game Gear también cuesta perdonar, así como el poco mimo y atención que ha recibido El Rey León en líneas generales. Además, nos vemos obligados a recordar que Disney lanzó en los años 90 multitud de juegos que merecen ser recordados y que deberían haber sido incluidos para darle un mayor empaque y atractivo a esta colección, como Toy Story o Hércules.

Al final, lo que nos queda es un lanzamiento a precio de oro que busca apelar a nuestra nostalgia sin ningún tipo de disimulo y que no consigue terminar de redondear un homenaje a una de las épocas que con más cariño recordamos como jugadores. Los juegos son los mismos, y siguen siendo tan entretenidos y entrañables como siempre, y el material adicional es muy suculento, pero ahora mismo solo os recomendaríamos su compra si encontráis una buena oferta o si no podéis esperar rememorar tiempos pasados.

Hemos realizado este análisis gracias a un código de descarga para Nintendo Switch que nos ha facilitado Wonacott Communications.

Carlos Leiva
Colaborador
Salvando Hyrule incontables veces desde 1986, Carlos se licenció en periodismo con el único fin de poder dedicarse a los videojuegos y escribir sobre ellos, una afición que ha marcado gran parte de su vida y que siempre ha sentido como algo que va mucho más allá de ser un simple hobby.

NOTA

7
Gráficos
Duración
Sonido
Un jugador
Jugabilidad
Multijugador

Puntos positivos

Dos clasicazos perfectamente emulados.
La versión Director's Cut de Aladdín y su demo de presentación.
Los extras son una auténtica gozada para cualquier amante de Disney.

Puntos negativos

Los vídeos de la galería no están subtitulados.
Se nota una mayor dejadez a la hora de recuperar El Rey León respecto a Aladdín.
La ausencia de la versión de SNES de Aladdín duele demasiado.

En resumen

Un recopilatorio de dos clasicazos de Disney que nos llega con unos extras muy suculentos, pero que adolece de algunas carencias difíciles de perdonar.
PUBLICIDAD
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis de PC, Xbox One, PS4 y Switch

STAY COOL, KOBAYASHI-SAN!: A RIVER CITY RANSOM STORY - Análisis
Análisis
2019-11-21 12:42:00
Un curioso 'yo contra el barrio' ambientado en el universo Kunio Kun.
Narcos: Rise of the Cartels - Análisis
Análisis
2019-11-20 11:00:00
La serie de Netflix se hace videojuego en un básico título de rol táctico con énfasis en la acción que nos permite seguir el auge y caída de Pablo Escobar y su imperio de la droga.
Blacksad: Under the Skin - Análisis
Análisis
2019-11-19 10:18:46
Pendulo Studios regresa con una interesante aventura basada en un prestigioso cómic que cuenta con muchas virtudes narrativas, pero que comete unas cuantas torpezas, tanto técnicas como jugables.
Plataformas:
PC Xbox One PS4 Switch
Ficha técnica de la versión PC
ANÁLISIS
7
Desarrollo: Digital Eclipse
Distribución: Steam
Precio: 24.99 €
Jugadores: 1
Formato: Descarga
Textos: Español
Voces: Inglés
Online: -
Estadísticas Steam
COMUNIDAD
6.92

PUNTÚA
Disney Classic Games: Aladdin and The Lion King para Ordenador

4 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Ficha técnica de la versión Xbox One
ANÁLISIS
7
Desarrollo: Digital Eclipse
Distribución: Disney
Precio: 34,99 €
Jugadores: 1
Formato: Blu-ray
Textos: Español
Voces: -
Online: -
COMUNIDAD
-

PUNTÚA
Disney Classic Games: Aladdin and The Lion King para Xbox One

Sin votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Ficha técnica de la versión PS4
ANÁLISIS
7
Desarrollo: Digital Eclipse
Distribución: Disney
Precio: 34,99 €
Jugadores: 1
Formato: Blu-ray
Textos: Español
Voces: -
Online: -
COMUNIDAD
-

PUNTÚA
Disney Classic Games: Aladdin and The Lion King para PlayStation 4

Sin votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Ficha técnica de la versión Switch
ANÁLISIS
7
Desarrollo: Digital Eclipse
Distribución: Disney
Precio: 34,99 €
Jugadores: 1
Formato: Tarjeta
Textos: Español
Voces: -
Online: -
COMUNIDAD
-

PUNTÚA
Disney Classic Games: Aladdin and The Lion King para Nintendo Switch

Sin votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir