Análisis de Fire Emblem: Shadow Dragon (NDS, Wii U)

El príncipe Marth alcanzará el trono y llevará al reino de Altea a su primera victoria.
Fire Emblem: Shadow Dragon
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
7
SONIDO
8
NOTA
8.5
DIVERSIÓN
9
JUGABILIDAD
9
Análisis de versiones NDS y Wii U.
Hace relativamente poco nos llegó el primer juego de la saga Fire Emblem a Europa con Game Boy Advance, juego que en realidad era ya el segundo de la saga para la portátil. Corría el año 2004 y al siguiente se repitió por partida doble con The Sacred Stones y el primer título doméstico para nuestra región, Path of Radiance.
Pero en Japón la saga nació en el año 1990 con el juego para Famicom (NES) Fire Emblem: Ankoku Ryu to Hikari no Ken, con una secuela en 1992 que contaba otros aspectos de la misma historia. Dio el salto en 1994 a Super Famicom (SNES) con cuatro entregas, antes de llegar en 2002 a GBA. La saga nunca había estado antes en portátiles, y no pisó los circuitos de Nintendo 64; es más, aunque a Wii llegó bastante pronto (no tanto en Europa) se ha hecho esperar en la más que exitosa Nintendo DS. Pero lo que nos ha llegado, este Fire Emblem: Shadow Dragon no es estrictamente nuevo: estamos ante un remake del primero de la serie. Esto es poco importante, pues como ha quedado patente es un juego que nunca pisó tierras occidentales, y por lo tanto va a ser fresco como cualquiera de los otros, pero, por otro lado, lo cierto es que muchos de sus elementos jugables y narrativos vienen condicionados por ese nacimiento en la era de los 8 bits. Se han incorporado muchas de las novedades que ha ido desarrollando la saga y que no estaban presentes en esos primeros juegos, pero, pese a todo, se percibe cierta tosquedad general heredada de su origen. Tosquedad que se compensa con importantes adiciones, como el juego en línea. Así, conoceremos la historia de Marth, personaje que descubrimos gracias a Super Smash Bros. Melee, un joven príncipe que se verá atrapado en tiempos de guerra y obligado a dirigir a su reino a la victoria ante los ataques de sus enemigos. La historia es, más o menos, la típica de la mayoría de las entregas, y es cierto que resulta mucho más básica aquí en otros juegos, pero ya hemos dicho que hay ciertos rasgos poco pulidos que son consecuencia directa de su origen. Como en las anteriores entregas, nos vamos a encontrar con un personaje principal al que se irán sumando más unidades. Pero uno de los rasgos diferenciales es que esas unidades son, a su vez, personajes únicos: evolucionan, necesitan armas, y no se regeneran. Si mueren, eso será irreversible, y el personaje, con sus características unas, se habrá perdido para siempre. Esa es quizás la gran diferencia de este título frente a otros juegos de estrategia e incluso con respecto a otros juegos de rol estratégico, ya que no vamos a manejar ejércitos ingentes o personajes genéricos, sino que cada uno será independiente e, insistimos, único. Eso implica también que habrá que prestar más atención de la habitual a la evolución del personaje y a su equipamiento. Los personajes van ganando experiencia, pueden cambiar de clase, y sus armas se van desgastando, haciendo esencial mantener un equilibrio entre nuestras tropas, al tiempo que debemos vigilar sus recursos. Y es que si se agotan nuestras armas en pleno combate, vamos a tener serios problemas. Esta dualidad entre evolución y tipo de personajes en batalla, junto a sus recursos, han aportado típicamente una profundidad adicional a los parámetros que el jugador debe controlar mientras desarrolla las batallas.
Poco a poco se irán sumando más personajes a nuestro grupo, aunque no tantos como en los títulos posteriores, y también habrá algunos elementos a tener en cuenta. Así, por ejemplo, en esta entrega no hay que preocuparse de que algún personaje concreto hable o haga algo específico en un nivel determinado para conseguir a algún personaje especial, desbloquear un secreto, o algo por el estilo. Del mismo modo, los diálogos y la narrativa, en líneas generales, es más simple. Por supuesto, todo ello localizado al español. Una de las novedades en ese sentido con respecto al original es la inclusión de un prólogo donde se nos expondrán los elementos básicos de la jugabilidad, aprendiendo a movernos por los escenarios, el triángulo de armas (esto es, la relación de fuerza entre espadas, hachas y lanzas), etc., y una curva de dificultad mucho más equilibrada. El prólogo, las novedades jugables y la redefinición, en general, de la dificultad misma ofrece una experiencia de juego mucho más suave en su progresión, que se complementa con niveles de dificultad adicionales con respecto a otras entregas. En total, hay un nivel básico (incluye prólogo a modo de tutorial) y, luego, cinco niveles más.
 1
En Fire Emblem: Shadow Dragon nos vamos a encontrar, en esencia, con tres tipos de unidades básicas, esto es, unidades de ataque directo, de ataque indirecto y de recuperación. La infantería es un buen ejemplo de unidad de ataque directo, y son las que deben colocarse en una casilla contigua al enemigo para poder atacarle. Las de ataque indirecto, como los arqueros y los magos, pueden atacar a distancia, aunque no a enemigos contiguos. El trío lo cierran las undiade que pueden curar las heridas de los personajes, como los clérigos. Debemos recordar también que los personajes pueden evolucionar y cambiar de clase de acuerdo a su árbol de progresión, así como las armas, que pueden ser refinadas para hacerlas más efectivas, aunque gastándonos dinero en el proceso. De la misma manera, hay que tener seimpre presente el triángulo de armas. Las armas principales son hachas, lanzas y espadas (aunque no las únicas), y su efectividad sobre el enemigo varía en función de a qué arma se enfrenten. Del mismo modo, aunque hay unidades que pueden usar varios tipos, muchas son especializadas, así que hay que saber eso a la hora de confrontar a un rival. El triángulo se basa en que la espada es superior al hacha, el hacha superior a la lanza, y la lanza superior a la espada. Usar el arma correcta puede ser un elemento esencial a la hora de decantar la balanza del combate. Es más, en esta entrega contamos con la herramienta de análisis del ataque, que nos muestra en una pequeña ventana de la pantalla una predicción del enfrentamiento, dando información sobre el triángulo de armas. En total, lo que nos vamos a encontrar es 25 campañas diferentes, de duración creciente, sobre todo a partir de la segunda mitad del juego, momento en el que los eventos que tienen lugar en el campo de batalla se disparan, la acción es más compleja y es donde se empieza a percibir que la duración del juego va a ser más extensa de lo que habíamos previsto. La primera docena de misiones se superan en –un muy relativo- poco tiempo, pero a partir de ahí todo es más difícil y extenso. Además, hay que tener también en cuenta que los niveles de dificultad adicional aportan un elemento rejugable encantador para los aficionados al género en solitario, por no hablar del multijugador en línea. El multijugador en línea es la gran novedad del juego, pues es la primera entrega de la saga que apuesta por él, algo que tendría que haber sucedido ya en el capítulo para Wii (dada la virtualmente nula apuesta por el juego en lína que hubo en GameCube). El chat de voz facilita la comunicación, y es algo que seguimos echando en falta en muchísimos juegos de la portátil y también de Wii, aunque siempre ha sido más sangrante en Nintendo DS, que para algo cuenta con micrófono incorporado. En cualquier caso, y como es habitual, en Fire Emblem: Shadow Dragon el chat de voz funcionará solo con los jugadores con los que hayamos intercambiado códigos de amigo. Para hablar tan sólo hay que pulsar el botón lateral izquierdo (L) para activar el micrófono.
 2
En el multijugador en línea usaremos nuestras unidades habituales del modo para un jugador y emplearlas para luchar contra enemigos humanos de todo el mundo, ya sean amigos o desconocidos que encontremos gracias a la función de buscar partidas. En este modo, y como manera para reducir la duración de las partidas (que podría haber sido excesiva con muchos personajes), hay que escoger nuestras cinco unidades favoritas. Cada una conservará la evolución y personalización que le hemos hecho, armas, experiencia acumulada, etc. Eso sí, no temas: que mueran en las partidas en línea no afectará a su existencia en el modo historia. Las reglas para el multijugador son configurables en varios parámetros, pudiendo establecer un límite de tiempo o turnos, activar la niebla de guerra (es decir, que no vemos al enemigo si no hay unidades cerca), etc. Por supuesto, el objetivo último es exterminar todas las unidades rivales, o conquistar su castillo, tal y como suced en el modo historia. El jugador que se alce con la victoria obtendrá un objeto con el que los integrantes del equipo de unidades podrán mejorar su habilidades, así que la recompensa es algo más que la diversión.
 3
Una funcionalidad más del juego en línea es la posibilidad de adquirir a una tienda con objetos difíciles de conseguir, o con interesantes ofertas para los jugadores. En esa tienda en línea nos podremos dejar el dinero conseguido durante la campaña para un jugador, teniendo en cuenta que los contenidos de la tienda se actualizan cada día. Otra posibilidad del componente en línea es poder prestar o recibir unidades de otros jugadores que nos dejen durante un tiempo y que se podrán emplear en la campaña para un jugador... y no sólo eso: podremos subir a la red a nuestras propias unidades para que otros jugadores las puedan descargar. Esto es muy útil, pues por las características de los personajes y su evolución, cada uno puede ser completamente diferente del que haya ido componiendo otro jugador. Eso sí, esas unidades préstamo lo que hacen es sustituir a la unidad del mismo nombre (y más débil) que tengamos nosotros, y en caso de que fallezca en el combate desaparecerá la prestada de nuestra consola, y no podremos utilizar tampoco a la que sustituía. Visualmente, la llegada de la saga a Nintendo DS busca un estilo algo diferente al de GBA, y nos recuerda más a las de Super Nintendo, aunque lo cierto es que la estética entre ambas líneas es prácticamente nula. En cualquier caso, está mucho más cerca de los diseños de esas entregas que de GameCube o Wii. Lucen muy bien las ilustraciones, aunque en pantalla los personajes son algo sencillotes, como los escenarios, manteniendo esa tendencia hacia lo icónico habitual de la serie. Con todo, esconde cierta belleza que le cunde mucho más en movimiento que en imágenes estáticas, y su ligera tendencia a escenarios menos luminosos y coloridos que en GBA le ha sentado bien. Del mismo modo, se han trabajado las animaciones de los combates entre unidades, y resultan más serias también que en GBA, siendo esos los elementos principales que lo sitúan más en la línea de las entregas para la 16 bits de Nintendo. La música, como los efectos de sonido, no representan un gran cambio, y de hecho son melodías muy clásicas dentro de la tendencia de la saga. Suenan nítidas, limpias, y su toque se adapta muy bien al desarrollo de las partidas, apostando por toques instrumentales. Los efectos sonoros, eso sí, resultan menos convincentes, aunque se mantienen en la línea de los diferentes capítulos de la saga en el terreno portátil.
 4

Conclusiones

El origen de Fire Emblem nos ofrece en su reaparición gracias a Nintendo DS un título más que digno de la saga que ha envejecido bien y al que se le han incorporado de manera acertada las más destacables novedades jugables que fueron naciendo en entregas posteriores. Hay elementos mucho más logrados en entregas posteriores, sí, pero los aficionados tienen en Fire Emblem: Shadow Dragon un magnífico exponente del género y una oportunidad única para visitar los orígenes de la serie y descubrir a Marth en su contexto original. Lo más sorprendente, claro, es el juego en línea, un añadido de relevancia que ofrece un gran multijugador y responde a lo que los aficionados llevaban años demandando para expandir la jugabilidad de la saga.
PUBLICIDAD

Últimos análisis

Echo Generation - Análisis
Echo Generation - Análisis
Análisis
2021-10-22 10:07:00
Echo Generation tira de nostalgia noventera para ofrecernos una aventura de misterio al estilo Stranger Things pero con estética de juguete y combate por turnos.
House of Ashes - Análisis
House of Ashes - Análisis
Análisis
2021-10-21 16:09:00
Supermassive continúa su antología con un título que cumple su cometido, pero que no consigue mejorar a sus predecesores.
Resident Evil 4 VR - Análisis
Resident Evil 4 VR - Análisis
Análisis
2021-10-20 18:24:00
El incombustible Resident Evil 4 regresa una vez más con una adaptación a la realidad virtual muy notable y repleta de aciertos que, sin ser perfecta, encantará a los fans de la saga y a cualquier poseedor de Oculus Quest 2.
Grotto - Análisis
Grotto - Análisis
Análisis
2021-10-20 13:18:00
Quienes busquen una aventura narrativa original, única y mística podrán encontrarla en Grotto, el nuevo juego de Brainwash Gang que nos permiten ponernos en la piel de un místico chamán.
Inscryption - Análisis
Inscryption - Análisis
Análisis
2021-10-19 18:21:00
Daniel Mullins vuelve a la carga con uno de los juegos más extraños, diferentes, locos y sorprendentes de los últimos años. Una experiencia única en su especie.
Crysis Remastered Trilogy - Análisis
Crysis Remastered Trilogy - Análisis
Análisis
2021-10-15 10:03:00
Los tres Crysis regresan en una colección remasterizada que actualiza ligeramente unos shooters que fueron espectaculares hace una década.
Género/s: Tactical RPG
Plataformas:
NDS Wii U

Ficha técnica de la versión NDS

ANÁLISIS
8.5
  • Fecha de lanzamiento: 5/12/2008
  • Desarrollo: Nintendo
  • Producción: Nintendo
  • Distribución: Nintendo
  • Precio: 39.95 €
  • Jugadores: 1-2
  • Formato: Tarjeta
  • Textos: Español
  • Online: Sí
COMUNIDAD
7.9

PUNTÚA
Fire Emblem: Shadow Dragon para Nintendo DS

72 votos

Ficha técnica de la versión Wii U

  • Fecha de lanzamiento: 2/7/2015
  • Desarrollo: Intelligent Systems
  • Producción: Nintendo
  • Distribución: eShop
  • Precio: 9,99 €
  • Jugadores: 1-2
  • Formato: Descarga
  • Textos: Español
  • Voces: No
  • Online: No
COMUNIDAD
10

PUNTÚA
Fire Emblem: Shadow Dragon CV para Wii U

1 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir