Vandal

Vandal Game Music

Cada semana, un artículo sobre música de videojuegos.

‘Tristram’. Matt Uelmen en Diablo

·
Recordamos las oscuras ambientaciones musicales de la popular serie de acción rolera de Blizzard.

Occidente ha tenido un desarrollo mucho más tardío en la música de videojuegos, aunque el ritmo endiablado que lleva actualmente puede que consiga recuperar rápido el tiempo perdido. Pero si ha habido una compañía que supo ver ese desnivel de atención bien pronto fue Blizzard, que desde hace ya casi 20 años ha ido aportando un significativo grano de arena para que eso no ocurriera.

Y de todas sus franquicias, fue sin lugar a dudas la saga Diablo la que lo empezó. No solo por contar con un compositor como Matt Uelmen, que dejó una huella imborrable en los jugadores de PC, sino porque fue la primera en sumarse a la sugerente colección de CD de la compañía. Hoy veremos el recorrido desde los albores de Blizzard North hasta la definitiva entrada de Diablo III en 2012.

El vuelo del cóndor

La historia se remonta a 1995, en las oficinas de Condor Inc. en California. Aquella desarrolladora ligada a la serie NFL Quaterback Club fue la responsable de la edición para Mega Drive de uno de los primerísimos juegos de Blizzard Entertainment –en cuya versión de Super Nintendo colaboraron con Sunsoft y Acclaim–, que no es otro que el versus de guantazos Justice League Task Force. El título 16-bit de los superhéroes de DC tuvo a su vez dos compositores; mientras que en la consola de Nintendo contó con un decano Glenn Stafford, el más antiguo músico de Blizzard, en el de Condor se encargó el por entonces joven promesa del que hablaremos hoy, Matt Uelmen.

De aquel encuentro surgiría poco después Blizzard North, que es el nombre que adoptaría Condor tras ser adquirida por Blizzard y convertida en su apéndice subsidiaria de la Bay Area. El resto de la narración es bien conocida, puesto que en 1996 darían el gran salto a la fama con Diablo, la mítica serie de action RPG de la compañía. Y siguiendo el curso de los acontecimientos, nos podemos ya imaginar por qué Uelmen, que era el compositor de Condor, fue el encargado de ponerle música.

Lo que sucedió con Diablo no resultó ser solo un éxito del rol occidental, sino que se convirtió en un himno. Los siniestros acordes que abren "Tristram" con la sonoridad característica de una guitarra de 12 cuerdas hablan por sí solos, pues podemos decir sin miedo que es una de las más aclamadas composiciones de videojuegos. Matt Uelmen introdujo las raíces del folk rock setentero en una batidora con el dark ambient tribal que impregna todo el juego, elevando así la calidad de los títulos en CD-ROM, que por entonces se sustentaban principalmente por instrumentos MIDI.

A pesar de la popularidad del tema de descanso del poblado, Diablo incluía otras cinco piezas igual de atmosféricas, que se completan con "Dungeon", "Catacombs", "Caves", "Hell" y la introducción. La banda sonora no llegó a ser publicada en su momento, tuvo que ser 15 años después a la salida de la tercera entrega cuando Blizzard publicó el disco The Music of Diablo 1996 - 2011: Diablo 15 Year Anniversary, que recopila también composiciones pertenecientes al resto de la trilogía.

En 1997 Uelmen comenzó a trabajar en la secuela, aunque el lanzamiento se produciría tres años más tarde. Diablo II sobrepasó las expectativas, levantándose como un referente por encima de su predecesor. Su música es también una genial muestra oscura y experimental que retoma algunos motivos de la primera parte –como hace el famoso "Rogue" del Acto I– e introduce otros nuevos.

La banda sonora se compone de fragmentos de librerías de sonido, instrumentos electrónicos y las grabaciones en vivo de Mustafa Waiz (Percusión africana), Roger Weismeyer (Oboe), Scott Petersen (Batería) –que además era el propio diseñador de sonido del juego– y Bernie Wilkens (Steel guitar con pedal). En la titánica "Wilderness" encontramos la mezcla más completa, que culmina en un estupendo recital de metal progresivo.

En el Acto II es donde se encuentra la parte más exótica de la selección musical, con temas como "Toru", "Harem" y "Desert", en las que se pueden escuchar elementos de varias librerías de Spectrasonics, entre ellas Symphony of Voices y Heart of Asia. La pieza "Coda" contiene un extracto del Preludio en Do menor de Frederic Chopin, tal como advertía el CD lanzado por Blizzard junto a la edición coleccionista, titulado Diablo II Banda Sonora.

Apenas un año después Blizzard North sacó la expansión Diablo II: Lord of Destruction, que entre el nuevo contenido traía más temas como "Siege" y "The Ancients". De nuevo fue editada en disco por Blizzard bajo el título Diablo II Expansion Set: Lord of Destruction Banda Sonora.

Un esperado regreso

Pasaron los años, y la tercera parte que puso en marcha Blizzard North en 2001 no veía la luz. De hecho nunca la vió, puesto que todas esas ideas iniciales se perdieron por el camino. En 2008 al fin se anunció al mundo Diablo III –y lo hizo con el guitarrista Laurence Juber tocando "Tristram"– pero con un equipo distinto que no contaba ya con Matt Uelmen, que se había marchado y estaba trabajando con Runic Games. Algunos de los temas que hizo para la tercera parte fueron publicados en aquel The Music of Diablo, concretamente "Lord" e "Hydra"; los restantes en cambio pasaron a formar parte de la banda sonora de la expansión World of Warcraft: Burning Crusade.

La música de Diablo III estuvo a cargo de Russell Brower con ayuda de Glenn Stafford y Derek Duke, tres miembros fijos e inamovibles del equipo musical de Blizzard. Fue lanzada como Diablo III Collector’s Edition Soundtrack junto a la edición correspondiente volviendo con "New Tristram".

ANTERIORES
Vandal Game Music
17:42 3/1/2018
Hacemos un repaso a los más interesantes productos musicales de videojuegos que han aparecido en los últimos meses.
Vandal Game Music
17:09 10/1/2018
Repasamos la metamorfosis del famoso compositor desde sus juegos en Disney Interactive a las BSO de cine.
SIGUIENTE
Vandal Game Music
15:51 24/1/2018
Dedicamos un repaso a las bandas sonoras de los juegos a cargo del ex músico de Toei Animation.
En forosComentar en nuestros foros

Fujy · hace un minuto
La música del Diablo 1 siempre sera la iconica de la saga, es sentirla y ya estas en 1996 pegando palos. Por otro lado tienen la saga desperdiciada en estos momentos, imaginemos lo que saldría y daría de sí un Diablo al estilo Dark Souls  :babas:

Noticias Vandal · hace 3 horas
Recordamos las oscuras ambientaciones musicales de la popular serie de acción rolera de Blizzard.

[link]https://vandal.elespanol.com/vandalgamemusic/tristram-matt-uelmen-en-diablo[/link]

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir