Vandal

Indiespensable

La actualidad semanal de los juegos independientes, cada semana en Vandal.

Beneficios de apoyar al desarrollador indie local

·
Reflexión sobre todo lo que puede aportar el hecho de apoyar al desarrollador local y cómo hacerlo.

Se dice mucho en el mundo del videojuego (e intuyo que en otros círculos creativos), entre jugadores especialmente, lo de "me da igual de dónde venga el juego, yo sólo quiero que me guste". Y podemos decir que es una expresión muy correcta, pero que de alguna manera no es del todo verdadera. Y me explico.

En el mundo capitalista en el que vivimos podemos decir que nuestra manera de votar para que se haga una cosa u otra es pagando. Por poner un ejemplo, si a alguien le gustan los walking simulator debería comprar walking simulators, porque si no cuando alguien busque financiación para realizar uno, si llega a un experto en el tema le dirá "uy, si los walking simulators no venden, ¿a dónde vas?". Y, desde un punto de vista capitalista, tendrá razón (otro tema es que los creadores de juegos no siempre los hacen por ganar más o menos dinero, sino porque quieren crear algo, contar algo, experimentar, o similares).

Si sólo compramos juegos japoneses o estadounidenses, lo normal es que todos los juegos que se hagan sean de ese estilo. Igual que en la historieta hay mangas, cómic americano, bande desinee, o tebeo español (cada vez menos), en videojuegos hay juegos de uno y otro sitio, y lo que es más importante, reciben y dan influencias. Por eso, no es raro ver juegos inspirados en Final Fantasy VII hechos en Japón, Indonesia o incluso España.

La influencia de un espacio sobre los demás es positiva y enriquecedora, ya que nos permite conocer realidades de otros lugares. Así, jugando a videojuegos podemos enterarnos que este presentador de televisión estadounidense tiene un programa de late night, o que Kabukicho es la zona de fiesta nocturna de Tokio por excelencia. Esto a veces se hace de manera premeditada, y a veces sin querer, porque al crear estamos presuponiendo que las convenciones que rodean nuestras vidas son a las que funcionan en todo el mundo, y evidentemente no es así. Como ejemplo, el uso del 'kun', 'chan', 'san' y demás en japonés, o los dos besos al saludar a alguien querido en España.

Por todo ello, tanto como jugadores como desarrolladores tenemos una cierta responsabilidad de hacer llegar a los demás nuestra cultura, igual que otros la tienen en otros lugares. Y este es uno de los motivos por los que tenemos que hacer un esfuerzo y apoyar al desarrollador local.

¿Y cómo se puede hacer esto? Pues la manera más directa es, evidentemente, comprando los juegos, pero entiendo, absolutamente, que se puede no disponer de efectivo, o se puede no querer porque los productos que se muestran no nos parecen lo suficientemente atractivos como para gastar nuestro dinero o tiempo en ellos.

Pero otra manera indirecta, pero igualmente positiva, es interesándonos en ellos. Pidiendo a los medios que se informe sobre lo que se hace en vuestra zona, acudiendo a eventos locales, dando a los desarrolladores feedback con vuestros comentarios, tanto positivos como negativos (un desarrollador sin feedback está algo ciego, y puede acabar haciendo los juegos para sí mismo), e incluso, a través de redes sociales u otros sistemas que existen en la red, participando de lo que vendría a ser "la comunidad desarrolladora".

Además, cuando me refiero al desarrollador independiente, y no a cualquier desarrollador, lo digo por un motivo también práctico. El desarrollador independiente se gana el pan de manera casi directa (lo normal es que compréis los juegos a través de algún intermediario como Steam, Xbox o similares), lo que implica que su ganancia será directamente proporcional a las ventas. En cambio, un desarrollador no independiente depende de otras variables, como la zona en la que se encuentra (si nos ponemos a reflexionar mucho podemos llegar a la conclusión que el desarrollador independiente también depende de estas variables, pero lo dejaremos pasar por ahora) o los tipos de empresas que se encuentran en su zona, lo que implica que aunque también se le apoya, su beneficio no es tan directo. Y a la inversa, un desarrollador independiente local en el fondo paga los impuestos en la zona en la que está registrado (que no siempre es de donde es), lo que implica que el éxito de uno de ellos redunda en una ligera mejora en la recaudación. En general no será una cantidad muy grande, pero toda piedra hace pared.

Y ahora viene una parte algo sorprendente, y es que también podemos apoyar al desarrollo local… comprando y participando en juegos independientes de otros. Y me explico: cuando un desarrollador quiere ir a una feria, o un inversor se interesa por una zona del mundo, mira a ver cual es el volumen de mercado y cómo está repartido. Por poner un ejemplo, en España en volumen de mercado no está mal (está cerca de los 2000 millones de euros, tal vez incluso más, si juntamos todas las posibles fuentes), pero está muy poco repartido, de manera que se polariza mucho hacia juegos como FIFA, PES (durante muchos años fuimos el segundo mercado mundial del Pro Evolution Soccer), Gran Turismo, Call of Duty, y en la actualidad juegos F2P como League of Legends o Fornite. En cambio la mayoría de desarrolladores independientes, si mira el listado de países que más le aportan económicamente, es posible que no vea a España ni en el top 20 (su volumen de mercado es el quinto europeo y el noveno mundial). Por ello, generar un espacio interesante es tarea de todos.

Si echáis la vista atrás, a principios de la creación de videojuegos, en los 80 la creación de videojuegos a nivel español estaba muy influenciada por lo que pasaba en sus calles. Juegos sobre política, sobre tribus urbanas, sobre los deportistas del momento o sobre los programas de televisión que funcionaban entonces. En la actualidad esto puede llegar a pasar, pero es mucho menos notorio. Todo ello es motivo de lo explicado anteriormente.

En fin, os dejo que debatáis amigablemente al respecto, porque seguramente tendréis opiniones muy dispares en este tema. Yo por mi parte me voy ya a tierras orientales, y os traeré lo que pueda ver en el Busan Indie Connect, el Tokyo Game Show y el recientemente anunciado Tokyo Bit Summit ya sea estando allí o a mi retorno. ¡Nos leemos!

ANTERIORES
Indiespensable
11:08 5/7/2018
Echamos un ojo a los juegos mostrados en el evento decano de la escena española.
Indiespensable
15:43 6/9/2018
Echamos un vistazo atrás a lo más interesante que se ha podido ver en los meses de julio y agosto.
SIGUIENTE
Indiespensable
19:23 20/9/2018
Estuvimos en la feria del juego independiente coreana, y os contamos que pudimos ver.
En forosComentar en nuestros foros

negative · hace 24 minutos
Es una suma de todos.

Ahí podemos ver el caso de Blasphemous, que es un producto muy bien ideado, de 10:

Su mercado es todo el mundo (incluyendo España), de la misma manera que no hace nada nuevo, no extraña a nadie: un japonés va a saber de que va, lo mismo que un brasileño o un yankie.

Su personalidad que es lo primero que impacta, viene de esas referencia cultural tan española y tan oscura como es la semana santa, precísamente lo que el autor menciona que echa de menos en el artículo.

Y además han sido listos y lo han movido fuera (que es lo que hay que hacer) antes de buscar apoyo dentro.

Pues hombre, no se si van a forrar, pero a menos que al final que el juego sea una mierda o se diluya entre bugs, actualizaciones y otros lanzamientos, estos tíos triunfan.

Ya luego el mercado es el que es, un gran número de aficionados ya talluditos que se les presupone un consumo mucho mas selectivo que la chavalada del fifa/fortnite, prefieren mojar las bragas por jugar al enésimo refrito del juego que les moló hace 20 años por pura nostalgia que al último indie que ofrezca algo distinto y encima sea bueno.

No es problema de calidad, ni del género de los mismos, es que la gente es así, y bien que lo sabe la industria.

X-Ray_Dog · hace 17 horas
Tiene huevos porque aun no he visto el análisis de Vandal de Raiders of the Broken Planet (o Spacelords). xdd

Arioch_kun · hace 19 horas
El usuario español de videojuegos general no quiere narrativas complejas ni experiencias audiovisuales retro o con tendencias y aspiraciones artísticas, eso es un hecho. El cambio en la polarización del mercado depende más de un cambio cultural o educativo que de promoción y apoyo de la comunidad de usuarios. Por mucho que uno le venda las bondades de los desarrollos independientes locales a su entorno no todo el mundo tiene la sensibilidad para apreciar un producto de las características de un juego indie.

perroazul · hace 20 horas
La verdad que, entre que muchos sólo aparecen en inglés, y que la temática de estos juegos no tratan temas próximos a nuestra cultura o localizaciones, pues hay muchisimos juegos españoles que sería difícil saber que son españoles si no te lo dicen.

Noticias Vandal · hace 20 horas
Reflexión sobre todo lo que puede aportar el hecho de apoyar al desarrollador local y cómo hacerlo.

[link]https://vandal.elespanol.com/indiespensable/beneficios-de-apoyar-al-desarrollador-indie-local[/link]

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir