Análisis de Sunset Overdrive (Xbox One, PC)

Gamberro, frenético, divertido, así es lo nuevo de Insomniac Games, una aventura en mundo abierto que mezcla con naturalidad acción y plataformas.
Sunset Overdrive
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
8
SONIDO
8
NOTA
8.2
DIVERSIÓN
8.5
JUGABILIDAD
8.5
Análisis de versiones Xbox One y PC.

Los californianos Insomniac Games tienen un largo historial ligado a las consolas de Sony, desde su primer juego en 1996 para la PlayStation original, Disruptor, pasando por las sagas como Spyro the Dragon, Ratchet & Clank y Resistance. No fue hasta 2013 cuando cometieron su primera y fallida infidelidad, Fuse, que se lanzó tanto en PlayStation 3 como Xbox 360, y ahora llega el verdadero cambio de tendencia dentro del estudio con Sunset Overdrive, en exclusiva para la competencia directa, la Xbox One de Microsoft.

Curiosamente el mejor trabajo de Insomniac Games en años, el más fresco y divertido, que tiene todas las señas de identidad del estudio, como es esa naturalidad con la que saben mezclar la acción más frenética con las plataformas, vista en la saga Ratchet & Clank, y esa apuesta por ofrecer armas muy originales y bien diferenciadas, algo visto tanto en esta saga como en los juegos de acción en primera persona Resistance. A esto le añadimos un poco de parkour y "grindeo", a lo Jet Set Radio, el clásico de Sega para Dreamcast, y le agregamos unas cuantas gotas de humor y gamberrismo, y tenemos Sunset Overdrive, un juego muy entretenido y que se disfruta con una sonrisa en la boca.

Disparar mientras saltas, te balanceas y grindas al principio puede parecer complicado, pero acabas haciéndolo con naturalidad.
Disparar mientras saltas, te balanceas y grindas al principio puede parecer complicado, pero acabas haciéndolo con naturalidad.

Estamos ante el clásico juego de acción en mundo abierto, llenos de misiones principales y secundarias, multitud de coleccionables, algunos eventos aleatorios, desafíos con marcadores en línea, multitud de armas, algunas muy disparatadas, y en definitiva algo bastante similar a lo que ya pudieron disfrutar los usuarios de Xbox One las pasadas navidades con Dead Rising 3. Solo que aquí además con unas buenas dosis de plataformeo, ya que podemos correr por las paredes, rebotar en todo tipo de objetos como coches, toldos o sombrillas, y "grindar" un montón de elementos, desde barandillas, cableado, vehículos y prácticamente el borde de cualquier superficie, pudiendo recorrer Sunset City de punta a punta sin pisar el suelo, vamos, como esa mítica y atlética ardilla que podía cruzar España de árbol en árbol hace no sé qué porrón de años.

PUBLICIDAD

Y todo esto lo logramos gracias a un control impecable, que aunque exige un periodo de adaptación en sus primeros minutos, sobre todo a entenderlo, pasadas unas horas nos sorprenderemos haciendo auténticas virguerías, siendo uno de esos juegos que te hacen sentir que eres bueno, que juegas bien, y eso es tan gratificante como meritorio. Porque además mientras surcas cables, te deslizas por barandillas a toda velocidad o rebotas una y otra vez en el techo de los coches, no vas a dejar de disparar ni un solo momento, combatiendo contra centenares de monstruos, soldados y robots, que no dejan de atosigarnos, aprendiendo, por las buenas o por las malas, que es mejor pisar el asfalto lo menos posible.

Hay momentos realmente espectaculares en Sunset Overdrive.
Hay momentos realmente espectaculares en Sunset Overdrive.

Bienvenidos al Lopetalipsis

La premisa argumental de Sunset Overdrive es muy sencilla. Una nueva bebida energética llamada OverCharge Delirium XT ha tenido un defecto de fabricación, y todos los que la beben se transforman en monstruos, una especie de zombis que en pocas horas invaden la ciudad de Sunset City y la convierten en un absoluto caos, tras celebrarse un festival de música en el que la gente prueba esta bebida de manera masiva. Nosotros somos un joven superviviente que ha tenido la suerte de no probarla, y que se unirá a otros ciudadanos para intentar escapar de la ciudad, y de paso, descubrir los secretos que se esconden tras esta bebida contaminada y su fabricante, la megacorporación Fizzco, que tiene mucha culpa de lo ocurrido.

La historia no es demasiado buena, por no decir algo peor, y al final no deja de ser una excusa para convertirnos en recaderos del resto de personajes secundarios e ir de un lugar a otro de la ciudad consiguiendo objetos y realizando favores. La gracia de la narrativa de Sunset Overdrive es que nunca se toma en serio, y el juego está plagado de humor desde el minuto uno, un humor bastante gamberro e irreverente, que se ríe del propio medio, tanto de los clichés de los juegos de mundo abierto como de los videojuegos en general.

Los supervivientes de Sunset City no están muy bien de la azotea.
Los supervivientes de Sunset City no están muy bien de la azotea.

A veces muy tontorrón, otras más sutil e irónico, un poco como ocurre en la saga Borderlands, al final no te importa que la historia sea muy floja, ya que se las apaña para sacarnos más de una sonrisa e incluso alguna carcajada, y tiene momentos muy graciosos, sobre todo aquellos en los que rompe la cuarta pared, y en los que sus personajes demuestran ser totalmente conscientes de que están dentro de un videojuego, y que están ahí para pasárselo bien junto a nosotros.

Con un protagonista que sufre de incontinencia verbal, y en general unos personajes muy mal hablados, en un juego lleno de tacos, Sunset Overdrive te acaba contagiando su espíritu gamberro, desenfadado y adolescente, y transmite muy buen rollo. También entendemos que a alguien puede que no le haga gracia su tono, e que incluso le llega a resultar molesto, pero a nosotros nos ha parecido perfecto para lo que propone, con una cañera banda sonora de punk rock que le va como anillo al dedo a la jugabilidad.

Hay que decir que la ciudad es relativamente pequeña respecto a otros sandbox, pero sus elementos están muy condensados, con una estructura además muy vertical, y es algo lógico teniendo en cuenta su diseño jugable, ya que nunca cogemos vehículos y siempre nos desplazamos a pie. Pero vayas pies los de nuestro protagonista, porque como hemos dicho antes es un placer recorrer la ciudad con tanta fluidez, sin necesidad de tocar el suelo, ya que está plagada de elementos en los que rebotar, apoyarnos y "grindar", y los desplazamientos se realizan con agrado, aunque también podemos utilizar los siempre socorridos puntos de viaje rápido, bien repartidos por el mapa.

Para que os hagáis una idea de lo fantástico y arcade que es este juego, por "grindar", hasta podemos hacerlo por encima de la superficie del agua durante unos segundos, lo que nos ha encantado, ya que por mucho que te equivoques y falles en un salto, siempre tienes multitud de oportunidades para rectificar y seguir con tu flow, y que el ritmo no pare. Y el hecho de desplazarnos sin tocar el suelo, no solo es satisfactorio en sí mismo y estético, sino que es importante, ya que es la manera en la que subimos el indicador de estilo.

En la medida de lo posible debemos evitar pisar el suelo, ya que somos más vulnerables.
En la medida de lo posible debemos evitar pisar el suelo, ya que somos más vulnerables.

Este se va llenando según enlazamos acciones o realizamos combos de desplazamiento –rebotando, "grindando", balanceándote, y matando enemigos mientras haces todo esto-, y sirve para activar los amplis, una serie de mejoras o potenciadores que se pueden equipar tanto a las armas como al personaje. Por ejemplo, si queremos que nuestros golpes cuerpo a cuerpo lancen rayos eléctrico, con el ampli equipado "desfibrilador inverso", tendremos que alcanzar el nivel uno de estilo, o si queremos que al botar en objetos aparezcan proyectiles ígneos explosivos, con el ampli "rebotexplota", tendremos que alcanzar el nivel dos del indicador de estilo, y así sucesivamente. Una manera de incitar y motivar al usuario a jugar con estilo, ya que es la única forma de poder utilizar estos poderes especiales.

Por otro lado también tenemos los turbos, beneficios adicionales que se equipan y que obtenemos mediante insignias, unos "objetos" que obtenemos realizando acciones concretas muchas veces, como "grindar", correr por las paredes, usar determinado tipo de armas, y causar distintos tipos de bajas, un número determinado de veces. Tranquilos si no estáis entiendo bien nada de esto, a nosotros en el propio juego también nos costó comprenderlo, y es innecesariamente confuso y enrevesado todo el sistema de mejoras y potenciadores, no está demasiado bien explicado ni es intuitivo, y en nuestro caso hemos acabado pasando un poco de él.

Todo lo que se refiere al arsenal y la personalización sí es bastante más sencillo, y es tan fácil como tener el suficiente dinero u OverCharge para comprarlo. Al principio tenemos que crear un personaje, eligiendo su sexo, el tipo de cuerpo, la cara, el peinado y su ropa, y más adelante podemos personalizarlo en multitud de aspectos, con objetos y ropa muy divertidos, que le dan un aspecto único a nuestro personaje, acorde con el tono gamberro del juego. Las armas, aunque muchas las conseguimos en el transcurso de la aventura, otras tenemos que comprarla a precios bastante elevados, y al final podremos tener un arsenal con más de 20 armas distintas, totalmente diferenciadas y con sus particularidades.

El "Compensador llameante", una escopeta que prende fuego a los enemigos, "Alta fidelidad", un fusil de asalto que dispara vinilos, "Harry el Sucio", un revolver de gran potencia, "Matarang", que dispara unos proyectiles tipo bumerán, "Bomba congeladora", que como su nombre indica dispara un explosivo que congela a los enemigos, "OsiTNT", un lanzagranadas que dispara ositos de peluche explosivos, "El Nota", un lanzador de bolas de bolos, y un largo etcétera. Cada arma se adapta a un tipo de situaciones y enemigos distintos, y además como la munición en algunas de ellas se acaba bastante rápido, y los enemigos son muy numerosos, te acabas viendo obligado a usarlas todas. Mediante su uso, consigues puntos de experiencia y las subes de nivel, por lo que si te encariñas con alguna en concreto y la usas mucho, el juego te beneficia por ello.

Tendremos a nuestra disposición las armas más disparatadas.
Tendremos a nuestra disposición las armas más disparatadas.

Sandbox de manual

Como juego de acción en mundo abierto es tal y lo que todo el mundo se espera, una serie de misiones principales, otras secundarias, multitud de coleccionables que nos exigen explorar la ciudad a conciencia, desafíos con puntuación, y algún que otro secreto. No hay nada demasiado sorprendente la verdad, y las únicas misiones que se salen de la tónica general son unas tipo horda, en las que tenemos que proteger unos puntos estratégicos en una base, y en las que podemos colocar trampas como si se tratara de un tower defense. Un tipo de misión que además luego nos encontramos en el multijugador.

Los desafíos son de eliminación de enemigos con un arma en concreto, de recoger objetos en un tiempo determinado, de hacer un circuito en el menor tiempo posible, y además de conseguir la medalla de bronce, plata u oro, siempre tenemos el aliciente de hacer más puntos que nuestros amigos con los marcadores en línea. Los mejores momentos del juego se producen en las misiones principales de la historia, con algunas situaciones muy espectaculares, divertidas y alocadas, donde la aventura da lo mejor de sí misma tanto en lo gráfico como en lo jugable.

No son demasiados estos momentazos, quizá unas cinco o seis misiones aproximadamente, pero dejan un gran sabor de boca, y son de lo mejorcito que nos hemos encontrado en un juego de mundo abierto, tanto por divertidas como espectaculares, algo que no pueden decir otros sandbox. El resto de las misiones de la campaña mantienen el tipo, sin grandes sorpresas, y además de por lo divertido que resulta tanto disparar como desplazarnos por los escenarios, nos lo pasamos en grande con los diálogos y el absurdo elenco de personajes secundarios que nos acompañan.

La historia principal se puede completar en unas diez o doce horas si vas al grano y no te entretienes con lo secundario, pero si te lías la manta a la cabeza y te pones a completarlo todo, el juego se puede ir a las 25 o 30 horas tranquilamente, y eso sin contar el modo multijugador para ocho jugadores: Pelotón Caos. Este se trata de un modo cooperativo aunque hay competición por ver quién obtiene más puntos en cada prueba, y en cada ronda nos dejan elegir entre dos misiones, que los jugadores tienen que votar democráticamente.

Estas pueden ser de barrer el escenario de enemigos, de plataformeo teniendo que recoger objetos, etcétera, son bastante variadas, y dependiendo de lo bien que lo hagamos, recibiremos más o menos ayuda para la gran misión final. Una tipo horda, en la que tenemos que proteger una base de abundantes oleadas de enemigos, pudiendo colocar trampas. Si conseguimos salir victorioso de esta última misión, obtenemos suculentas recompensas, como dinero, accesorios especiales o incluso armas, que podrás llevarte a la campaña. Está bien este modo, se lo han currado, pero también nos hubiera gustado tener multijugador en el mundo abierto, en la campaña, y no solo en misiones cerradas. Vale que a lo mejor no en las misiones principales, pero al menos sí para lo secundario y hacer un poco el loco por la ciudad en compañía, como va a hacer el futuro Far Cry 4.

En lo que respecta al apartado gráfico, con una resolución de 900p y una tasa de imágenes por segundo de 30fps, estamos ante un juego muy colorido y simpático, lo que siempre es bienvenido, con un aspecto cartoon encantador, que sin grandes texturas o unos efectos de iluminación que nos dejen alucinados, llega a sorprender por la enorme cantidad de elementos que pone en pantalla, entre enemigos, explosiones y disparos, sin que en ningún solo momento el framerate disminuya. Alguien pensará que esto no tiene demasiado mérito, sin los 1080p tan cruciales para muchos, pero creednos que en algunas situaciones ya bien avanzada la aventura, es una auténtica pasada la que se llega a liar en pantalla, y el juego jamás sufre problemas de rendimiento. Han priorizado una tasa de imágenes por segundo totalmente estable por encima de todo, y vaya si se agradece a la hora de jugar.

Y en el apartado sonoro contamos con un buen doblaje al castellano, con voces muy simpáticas y alocadas, acordes al tono humorístico de la aventura, y una banda sonora muy cañera, con temas tanto originales como licenciados aunque completamente desconocidos, con un punk rock desenfadado y juvenil que se fusiona perfectamente con una acción tan desenfrenada. A más de uno quizá tanto "ruido" se le acabe haciendo un pelín indigesto, y es posible que no hubiera estado mal un poco más de variedad musical.

Un juego de acción muy entretenido y simpático

Si os gustan los juegos de mundo abierto, la acción más desenfrenada y sin complicaciones, un tono humorístico en un juego que no se toma nunca en serio y además, algo de plataformeo, exploración y moverse con estilo por todos los elementos del mobiliario urbano, como si de un Jet Set Radio o un Tony Hawk's Skateboarding se tratara, seguro que os va a encantar Sunset Overdrive. Un juego que junto a Forza Horizon 2 y Halo: The Master Chief Collection vuelve a permitir que por segundas navidades consecutivas Xbox One tenga un buen catálogo de exclusivos.

Jorge Cano
Redactor jefe
PUBLICIDAD
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis de Xbox One y PC

Akiba's Trip: Hellbound & Debriefed - Análisis
Akiba's Trip: Hellbound & Debriefed - Análisis
Análisis
2021-07-22 11:32:00
El primer Akiba's Trip se remasterizan en plataformas actuales y rescata una aventura de PSP que no llegó a Occidente.
Last Stop - Análisis
Last Stop - Análisis
Análisis
2021-07-21 18:21:00
Los creadores de Virginia, Variable State, vuelven con tres historias paralelas muy cinematográficas que mezclan el costumbrismo con la fantasía.
Cris Tales - Análisis
Cris Tales - Análisis
Análisis
2021-07-21 11:25:00
Precioso rol con sabor clásico que no pierde la oportunidad de aportar nuevas ideas, aunque no siempre destape todo su potencial.
Death's Door - Análisis
Death's Door - Análisis
Análisis
2021-07-20 15:36:00
Una entretenida y amena aventura al más puro estilo Zelda a la que le ha faltado un punto de brillantez para terminar de alzar el vuelo.
Save me Mr Tako: Definitive Edition - Análisis
Save me Mr Tako: Definitive Edition - Análisis
Análisis
2021-07-20 11:17:00
Plataformas clásicas con mucha gracia y personalidad se asoman a Switch y PC con esta versión mejorada y definitiva de un simpático plataformas.
Doki Doki Literature Club Plus! - Análisis
Doki Doki Literature Club Plus! - Análisis
Análisis
2021-07-13 18:00:39
Analizamos esta sorprendente novela visual en la que tenemos que conquistar el corazón de unas jóvenes estudiantes en estÄyÜgsdÇegss$éA!ÏOOghÇŸ$Wdaw!LË
PEGI +16
Plataformas:
Xbox One PC

Ficha técnica de la versión Xbox One

ANÁLISIS
8.2
  • Fecha de lanzamiento: 31/10/2014
  • Desarrollo: Insomniac Games
  • Producción: Microsoft Studios
  • Distribución: Microsoft
  • Precio: 59,95 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: Blu-ray
  • Textos: Español
  • Voces: Español
  • Online: hasta 8 jugadores
  • Requisitos PC
Estadísticas XBOX LIVE
COMUNIDAD
8.67

PUNTÚA
Sunset Overdrive para Xbox One

111 votos
#78 en el ranking de Xbox One.
#115 en el ranking global.

Ficha técnica de la versión PC

ANÁLISIS
  • Fecha de lanzamiento: 16/11/2018
  • Desarrollo: Insomniac Games
  • Producción: Microsoft Studios / Blind Squirrel Games
  • Distribución: Steam
  • Precio: 19,99 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: Descarga
  • Textos: Inglés
  • Voces: Inglés
  • Online: -
  • Requisitos PC
Estadísticas Steam
COMUNIDAD
7.5

PUNTÚA
Sunset Overdrive para Ordenador

2 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir