Análisis de Little King's Story (Wii, PC)

Conviértete en rey en uno de los mejores títulos de estrategia para consola.
Little King's Story
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
8.8
SONIDO
10
NOTA
9.4
DIVERSIÓN
9.5
JUGABILIDAD
9.5
Análisis de versiones Wii y PC.

Cing es una de esas compañías que quizá no es mundialmente conocida por tener un gran elenco de proyectos tras sus espaldas. Desde su fundación en 1999, esta compañía japonesa ha desarrollado títulos tanto para Playstation 2, Nintendo DS e incluso plataformas móviles, sin salir de Japón, claro está. Sin embargo la compañía ganó adeptos tras el lanzamiento de Another Code para la consola portátil de doble pantalla, generando un buen número de usuarios que comenzarían a seguir la pista de sus proyectos venideros, como son Hotel Dusk o la continuación del título de las memorias perdidas en Wii.

Sin embargo, el título que hoy nos ocupa queda completamente fuera de lugar en comparación con las dos obras de aventura gráfica que realizó antaño la compañía. En este caso, Cing -junto con Town Factory- se arma de valor y pone a disposición de los usuarios un título que bebe de varios géneros ya conocidos, acomodándolos a sus anchas y ofreciendo al espectador un título que se ha convertido, como quien no quiere la cosa, en uno de los imprescindibles del catálogo de Wii. Llegó la hora de convertirnos en rey y, como buen monarca, de llevar nuestras tierras a la más profunda posteridad.

Born to be King

Erase una vez un chico con cabeza de melocotón que salió de su casa persiguiendo a un puñado de ratas que campaban a sus anchas por la zona, adentrándose en un bosque misterioso y quedando fuera de los ojos de sus allegados más cercanos. El chico, perdido, encuentra una extraña y mágica corona que le convertirá en uno de los mejores monarcas del mundo, siendo justo, honesto, preciso y menor de edad. Así comienza la historia de uno de los juegos de estrategia más divertidos para videoconsola, controlando en todo momento qué ocurre en nuestras tierras, expandiéndolas y mejorándolas, como todo buen rey debe hacer.

PUBLICIDAD

El primer recuento de habitantes de Arbok -nuestra villa- incluirá tres ministros, varios animales y muchos vagos que no sabrán qué hacer. Nuestra primera tarea como portadores de la corona será utilizarlos para desenterrar dinero y tesoros que utilizaremos para edificar y dotar a la ciudad de una mayor variedad de edificios. Una vez que hayamos conseguido la primera recaudación podremos construir casas de especialización, en las que forjar nuevos profesionales que nos ayudarán en las tareas que queramos, como pueden ser soldados, leñadores, granjeros e incluso paletas.

Cada personaje contará con sus propias habilidades y carencias, teniendo que ser muy selectivos a la hora de decidir qué hacer a lo largo del día, puesto que faena habrá para rato. Podremos pasar la mañana desenterrando tesoros con los granjeros, explorando territorios prohibidos con las tropas del reino o edificando nuevas estructuras para conseguir más fieles o especializaciones varias. Hay que andarse con especial ojo con los soldados, pues aparte de combatir serán totalmente inútiles en los demás campos, molestando y haciendo la labor de los demás profesionales un verdadero infierno, o, lo que es lo mismo, destruirán el trabajo que han comenzado los expertos. De esta manera, para comenzar un trabajo o atacar a un enemigo bastará con seleccionar los personajes que queramos -éstos se colocarán detrás nuestro- y lanzarlos hacia el objetivo, poniéndose manos a la obra en apenas unos instantes. Si lanzamos varias unidades, éstos trabajarán más rápido, ahorrando tiempo de juego.

El desarrollo del juego sigue unas pautas más o menos esquematizadas. Comenzaremos con un territorio bastante pequeño, con apenas tres o cuatro edificios donde albergar a nuestros conciudadanos, y, a medida que vayamos explorando el territorio, nuestras labores de edificación se irán ampliando hasta ocupar gran parte del mapa. Para conseguir hacernos con un territorio bastará con hacer frente al enemigo final de la fase, que ya puede ser un sapo gigante cabreado como el espíritu de una vaca muerta. Si conseguimos nuevas zonas comenzarán a llegar nuevos reclutas dispuestos a servirnos, así como diferentes casas para formar a trabajadores nuevos. El día en el que obtengamos una victoria nuestro pueblo preparará una gran fiesta en nuestro honor, presentando a nuevos personajes, cada cual más hilarante y divertido, obteniendo un día de fiesta para los trabajadores y subiendo la moral de éstos.

 1

Controlar el factor tiempo también será indispensable para una buena gestión de nuestro reinado. El tiempo pasará paulatinamente desde el momento en el que salgamos de los aposentos, decidiendo qué queremos hacer y cómo hacerlo en poco minutos. Cabe destacar que la vida nocturna en el pueblo es diferente a la que encontraremos a horas más normales, así como los enemigos, que aumentarán en número y variedad a medida que vaya cayendo la noche. Será importante descansar las horas pertinentes si queremos recuperar la salud del monarca.

El título bebe directamente de una de las obras más carismáticas de Nintendo, Pikmin, por su excelente método de gestión y similitud a la hora de controlar a nuestros ciudadanos. Sin embargo, la obra de Cing va mucho más allá que el paso del Capitán Olimar en la búsqueda de piezas para reconstruir su nave. En Little King Story tendremos que tener contentos a los residentes, ya sea hablando con ellos, haciéndoles partícipes de expediciones y, claro está, evitando que sean pasto de los monstruos que habitan en terrenos desconocidos.

El trabajo de rey no acaba nunca

Conseguir dinero será una constante en el juego si deseamos avanzar en la trama del título y conseguir nuevos reclutas entre nuestras filas. Podremos obtener dinero de varias formas, ya sea excavando y desenterrando tesoros, aniquilando enemigos para conseguir objetos exclusivos, talando árboles, arrancando hierba, etc. La mayoría de acciones propuestas en el juego hacen que el monarca se agencie con un objeto que se transformará en dinero como por arte de magia al sentarse en su majestuoso trono. De la misma manera tendremos que saber distribuir la recolecta correctamente, pues el dinero escaseará en el juego si no somos conscientes de que avanzar en el mapa no siempre será posible. Si bien es cierto que el poblado no especializado podrá trabajar de cualquier profesión de manera gratuita, el cambio entre profesiones le costará dinero al rey, por lo que habrá que andarse con ojo en las estadísticas para saber qué tenemos y qué necesitamos, y así evitar gastos innecesarios.

 2

Además de nuevas infraestructuras para nuestras tierras, también tendremos la posibilidad de aumentar algunas funciones especiales de la corona. Por ejemplo, podremos aumentar la cantidad de personajes que viajen con nosotros, edificar monumentos exclusivos que serán muy útiles en el juego -como por ejemplo el altar, en el que podremos llamar a todos nuestros habitantes, especializados o no, para reclutarlos y comenzar una expedición-, o incluso aumentar la vida de los residentes.

Otra manera de ganar dinero será aceptando las peticiones del pueblo, que te harán llegar a través del buzón de sugerencias de la plaza -que tendremos que construir, por supuesto-. Cada día que pase recibiremos varias cartas, algunas de fans aférrimos a nuestro rey -que se convierte rápidamente en una celebridad, como un producto de Disney Channel- y otras invitándonos a explorar los miedos más inexplicables de los habitantes. Cada vez que aceptemos una misión y la completemos, generaremos nuevas ganancias, amén de los nuevos territorios que contarán con nuevos agujeros de tesoro, suelo edificable y objetos que destruir para su posterior venta.

 3

El sistema de combate está sacado directamente de la obra de estrategia de Nintendo, por lo que bastará con tener tropas -u otros especialistas que puedan atacar- y lanzarlas contra el enemigo. El cómo combatir es ya otro cantar, pues cada personaje contará con sus propias habilidades, vida y nivel. Es decir, cada personaje tendrá sus propios puntos de vida, que irán aumentando en función de las batallas a las que asista, su edad -por cada día completo que pasa- y cansancio. Antes de comenzar a explorar nuevas zonas es recomendable abrir el menú de estadísticas y conocer a nuestras tropas, colocarlas en función de su rango y confirmar la vida del monarca, pues si éste pierde la vida el juego terminará con un rápido game over. Por otra parte también tendremos la posibilidad de equipar a nuestros súbditos con objetos y tesoros exclusivos, que emplearán para desempeñar su trabajo de manera más rápida y eficaz, como por ejemplo el bastón paralizador, que podrá ser empleado por los soldados paralizando a los enemigos, suponiendo una ventaja clara en combates épicos.

Los enfrentamientos contra jefes finales pondrán a prueba nuestras habilidades como dictador, así como los nervios del pequeño héroe. Tendremos que saber cuándo enviar las tropas al ataque, cuándo retirarlas -para evitar así un ataque mortal- y cómo desarrollar la estrategia de combate, amén de que si no contamos con los profesionales adecuados estaremos más susceptibles a perder que a conquistar el nuevo terreno.

Controlando el reino

Pese a lo que pueda parecer en un principio, Little King Story cuenta con un control mucho más tradicional de lo que parece, dejando a un lado el puntero del wiimote para ofrecer un control mucho más clásico y manejable sin tener que estar pendiente del puntero o moviendo el mando. Es decir, Cing no ha aprovechado las funcionalidades del mando, y, al contrario que el ya conocido Pikmin -y su perfecta adaptación a wiimote-, el juego del "principito" se maneja a las mil maravillas.

 4

Controlaremos, pues, al intrépido monarca con el stick analógico del nunchuk, empleando el botón A para hablar con el populacho, seleccionar acciones o mandar a los súbditos al trabajo. Para llamar a éstos utilizaremos el botón posterior del mando, quienes vendrán corriendo nada más oírnos y se colocarán detrás de nosotros a la espera de órdenes. Debido a la ausencia del puntero tendremos la posibilidad de trazar una línea imaginaria de puntos para mostrar de una manera más clara y precisa los diferentes objetos y enemigos que aparecen en el escenario, mejorando así el sistema de batalla y perfeccionando el envío de tropas hacia el enemigo u otros eventos.

Quizá al principio el control pueda parecer un poco raro, sobre todo teniendo en cuenta la plataforma en la que sale, pero los desarrolladores han sabido adaptar el juego de una manera fácil y perfecta, haciéndonos con el control a los pocos minutos de juego, pero presentando la suficiente profundidad como para tener que perfeccionar nuestro estilo de juego si no queremos generar demasiadas bajas entre los ciudadanos. Punto a su favor es que el título invita a ser jugado tanto por usuarios experimentados del género como para los no iniciados, que a veces pueden verse invadidos ante los demasiados parámetros y eventos que suceden en algunos juegos de estrategia para compatibles.

 5

El menú que presenta el juego será en tiempo real, imposibilitando la pausa del título en pos de ofrecer un mayor dinamismo y rapidez dentro de la aventura. Podremos ver el estado de la misión, un mapa en el que aparecerán las ubicaciones más próximas, el estado de las tropas que nos acompañan y el menú de ayuda, que nos explicará los controles en una pizarra de colegio. El mapa que aparece en pantalla será importante dominarlo, puesto que en él aparecerán localizaciones de interés, como tesoros, enemigos y objetos para conseguir oro.

Hilarante a más no poder

Capítulo aparte merece la excelente traducción que se han marcado los responsables de la localización del título, dotando al juego de una personalidad propia desde los primeros compases de la aventura. Referencias a humoristas españoles -Chiquito de la Calzada encontrará un hueco dentro del juego-, nombres de lo más sugerentes -tendremos nada más y nada menos que un soldado llamado Aznarín que soltará alguna que otra frase conocida- y sobre todo humor, mucho humor, es lo que destila la historia y diálogos de Little King Story.

Los nombres de nuestros personajes no estarán exentos de sonrisas, puesto que nos toparemos con algún que otro soldado o granjero que presente un nombre poco agraciado y/o peculiar. Agapito, Sandalio o Eulogio son claros ejemplos de por dónde van los tiros dentro del juego, con nombres poco convencionales y enrevesados con los que esbozaremos más de una sonrisa. Por otra parte el juego carece de voces más allá de escuchar ruiditos y gruñidos típicos de juegos como Los Sims o Animal Crossing, juego del que bebe en cuanto a estética y carisma, por lo que tendremos que contentarnos con una de las traducciones más divertidas que existen en el mundo de los videojuegos, que no es poco.

 6

A medida que vayamos realizando eventos en el título, el "canal de noticias" hará aparición en forma de letrero que nos informará de las novedades del reino, como puede ser la muerte de las tropas -que aparecerán en la orilla del mar-, la construcción de un nuevo edificio o el acceso a zonas desconocidas. Todo con humor, por supuesto, por lo que habrá que tener cuidado si no queremos recibir un "La cagaste, burlancaster".

Perfecto en su cierta medida

Cuando aparecieron los primeros esbozos del proyecto -apodado por aquel entonces "Project O"-, pocos sospechaban que Little King Story se iba a convertir en uno de los juegos más bellos del catálogo, así como uno de los títulos más entrañables en cuanto a diseño y carisma de los personajes. El juego no es ningún alarde técnico, sobre todo si lo comparamos con títulos de otras plataformas, pero presenta los suficientes detalles -e incluso más- como para contentar al jugador nada más presentar la primera partida. Además, algunos efectos gráficos están muy bien trabajados, como cuando un granjero rompe una brecha en el suelo, con un destello de color que desconcertará la primera vez que lo veamos.

 7

Los personajes están bien definidos y diferenciados -importante detalle dentro de los juegos de estrategia-, por lo que no tardaremos en hacer un buen uso de sus habilidades conjuntas. Además, no importa cuantos personajes llevemos a nuestras espaldas, el motor gráfico aguanta perfectamente, sin mostrar ralentizaciones o bajones de frames (imágenes por segundo) que afecten a la jugabilidad o al desarrollo de la obra. En cuanto a los escenarios, nos toparemos con algunos realmente bellos, gracias a una tónica de colores de lo más vistosa, haciendo que los bosques, playas y demás parecen sacadas directamente de un cuento de hadas. Todo rebosante de magia y belleza por los cuatro costados.

Lo mismo podemos decir de las escenas que veremos entre actos, que servirán para centrar la atención en los momentos importantes de la aventura -la presentación de un rey enemigo, la obtención de una victoria, etcétera-. Todas ellas estarán representadas con una estética infantil que recordará a lo visto en los primeros cuentos de la infancia de cualquier niño, y dándole esa sensación de encanto que tan bien encaja dentro del proyecto.

En otro orden de cosas, la música del juego es una autentica maravilla para nuestro sentido auditivo. Si bien es cierto que la mayoría de temas no son originales sino adaptaciones de música clásica, dichas piezas están interpretadas de manera sublime, amén de casar perfectamente con la estética del juego. Reinterpretaciones de El Himno de la Alegría, El Cascanueces o el Lago de los Cisnes estarán incluidas en el DVD, representando cada situación perfectamente, tanto en los momentos de exploración o gestión de recursos como en las batallas más frenéticas, en la que nuestros oídos se deleitarán con una magnífica pieza de Gioachino Antonio Rossini: William Tell. Los efectos sonoros también rallan a excelente nivel, destacando las míticas vocecitas que escucharemos cada vez que hablemos con algún personaje.

 8

Nos llena de orgullo y satisfacción...

Little King Story apuntó muy alto desde el momento de su concepción, generando una expectación que pocos juegos consiguen partiendo de la base de que no es la continuación de ninguna propiedad intelectual conocida. La obra de Cing se ha convertido en uno de los mejores juegos de estrategia que ha aparecido para el mercado de las videoconsolas, así como uno de las obras imprescindibles del catálogo de Nintendo.

Su perfecta mezcla de géneros componen un producto que deja claro de una vez por todas que el género de la estrategia -en cualquiera de sus variantes- es posible dentro de las videoconsolas, sea empleando las funcionalidades de Wii -como Pikmin- o no, como es el caso del juego real. No hay que dejarse engañar por la estética infantil que emana el título, pues los mayores disfrutarán con sus diálogos irónicos, su humor negro y lo adictivo que resulta dirigir nuestro propio pueblo.

PUBLICIDAD

Últimos análisis

The Ascent - Análisis
The Ascent - Análisis
Análisis
2021-07-30 13:01:00
Crítica al nuevo shooter con toques RPG para XSX/S, Xbox One y PC con un espectacular acabado artístico y varias cosas por pulir a nivel jugable.
Eldest Souls - Análisis
Eldest Souls - Análisis
Análisis
2021-07-29 18:19:00
Los italianos Fallen Flag Studio firman su primer juego con este soulslike que nos hará sudar sangre.
Eldest Souls - Análisis
Eldest Souls - Análisis
Análisis
2021-07-29 18:19:00
Los italianos Fallen Flag Studio firman su primer juego con este soulslike que nos hará sudar sangre.
Blaster Master Zero 3 - Análisis
Blaster Master Zero 3 - Análisis
Análisis
2021-07-29 14:19:00
Ya está aquí una nueva entrega de la saga espacial de aventuras al más puro estilo Metroid pero con ciertas permutas.
Chernobylite - Análisis
Chernobylite - Análisis
Análisis
2021-07-28 19:03:00
Analizamos la última aventura en el mundo de los videojuegos inspirada en la catástrofe de Chernóbil que en esta ocasión nos trae un título muy interesante con algunas cosas por pulir.
Samurai Warriors 5 - Análisis
Samurai Warriors 5 - Análisis
Análisis
2021-07-27 15:22:00
Un musou con mejoras jugables y gráficos renovados para contar como nunca la épica historia Nobunaga Oda y Mitsuhide Akechi.
Plataformas:
Wii PC

Ficha técnica de la versión Wii

ANÁLISIS
9.4
  • Fecha de lanzamiento: 24/4/2009
  • Desarrollo: Cing
  • Producción: Marvelous Interactive
  • Distribución: Rising Star Games
  • Precio: 39,95 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: 1 DVD
  • Textos: Español
  • Online: No
  • Requisitos PC
COMUNIDAD
8.73

PUNTÚA
Little King's Story para Wii

123 votos
#15 en el ranking de Wii.

Ficha técnica de la versión PC

ANÁLISIS
  • Fecha de lanzamiento: 5/8/2016
  • Desarrollo: Cing
  • Producción: Marvelous Interactive
  • Distribución: Steam
  • Precio: 22,99 €
  • Jugadores: 1
  • Formato: Descarga
  • Textos: Español
  • Voces: No
  • Online: No
  • Requisitos PC
Estadísticas Steam
COMUNIDAD
7

PUNTÚA
Little King's Story para Ordenador

1 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir