Análisis de Richard Burns Rally (PS2, PC, Xbox)

Si el resto de juegos de rally te parecen fáciles o poco fieles, Richard Burns Rally es tu compra.
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
7
SONIDO
8
NOTA
7.5
DIVERSIÓN
7
JUGABILIDAD
8
Análisis de versiones PS2, PC y Xbox.

El juego para los amantes de la simulación
El juego para los amantes de la simulación
Si hablamos de juegos de rally en consola podemos resumir diciendo que, tras unos comienzos variados, se han establecido tres sagas principales: Colin McRae Rally, WRC 3 y Rallisport Challenge. Aparte de esporádicas incursiones de otras compañías en el género, que no llegan a obtener un gran éxito, estos tres títulos reflejan este deporte con un nivel de realismo que va de la simulación al arcade, sin llegar a tocar ninguno de estos extremos. Sci pretende, con Richard Burns Rally, ofrecer a los aficionados de las andanzas de Carlos Sainz y compañía un juego que colme todas sus aspiraciones de simulación.

Este último punto es importante, porque Richard Burns Rally no es un juego para aquellos que no sean muy aficionados a la conducción, incapaces de limitar la velocidad de su coche a la que les sugiere el copiloto para así tomar la curva sin hacer pedazos el coche. RBR no bebe de las fuentes de Rally Championship, anterior juego de rallies de Sci, siendo obra de Warthog e incluyendo además el nombre del piloto británico, que ha ejercido de asesor y ha aportado su voz además de su imagen y consejo.

Para ayudarnos a acostumbrarnos a tan altas, incluso frustrantes, cotas de simulación, el juego incluye un completo tutorial que bien podría asemejarse al modo escuela de GT4 Prologue, en el que el propio Richard Burns (doblado en la versión española) nos guiará para convertirnos en auténticos pilotos de rally, pasando –eso sí- por unos notables y molestos tiempos de carga. Es tan especialmente recomendable seguir este tutorial que en caso de no hacerlo el juego nos advertirá del error que estamos cometiendo, o simplemente, si queremos jugar la temporada, no nos dejará a no ser que estemos licenciados en dicha escuela. No solo de conducción se trata, pues el realismo no se limita al control del coche, sino también a la táctica a seguir en un rally, a las reglas de la competición y a detalles como ser rescatado cuando nuestro coche vuelque. La primera prueba de esto es que en nuestra primera carrera, acostumbrados a los otros juegos de conducción, pisaremos el acelerador antes de que nos den la salida (pensando en que el juego va a limitarnos automáticamente) y nos ganaremos una penalización de quince segundos.

PUBLICIDAD

Conduciendo el Subaru
Conduciendo el Subaru
Es inevitable comenzar el tutorial una vez aclarado que no podremos jugar el modo Temporada (la chicha del juego) sin haberlo superado antes. Éste consta de dos categorías, la obligatoria y la opcional, contando la primera con cinco pruebas jugables y una de visionado. Las cuatro primeras nos hacen experimentar ciertos aspectos de la conducción de los coches, mientras que la quinta es una especie de examen donde tendremos que completar un tramo en menos de 100 segundos, contando eso sí con algunas ayudas. En las primeras, tendremos limitaciones como mantener una velocidad durante una determinada parte del recorrido y no salirnos del mismo. Este tipo de cosas serán evaluadas a posteriori y el juego determinará si hemos aprobado, sacado sobresaliente o suspendido. El tutorial no es una cosa engorrosa pese a ser obligatoria, aunque sí lo son los tiempos de carga. Para cada lección tendremos que soportar un tiempo de carga, una introducción y otro tiempo de carga para afrontar la lección en sí. Si queremos reintentarla, otros dos tiempos de carga. Una cosa que el equipo debería haber tenido en cuenta, pues la paciencia del jugador se puede agotar rápido.

Una vez pasado el tutorial podremos afrontar el modo temporada, donde podremos elegir al principio un nivel de dificultad (de los rivales, no de la conducción) y el nivel de realismo en los daños. Tras elegir equipo, nos trasladaremos al primer Rally. Hay que volver a hacer hincapié en el lujo de detalles y en el realismo con que el equipo ha recreado los Rallys. Tendremos una enorme cantidad de opciones de configuración del coche, muchísimas más que en otros juegos de rally, pudiendo configurar hasta el más mínimo detalle las diferentes partes de nuestro automóvil, no con los títpicos niveles de "poco, bastante, mucho, etc...", sino con números, al estilo Gran Turismo, lo cual hará las delicias de los fans de Carlos Sainz y compañía.

Un buen derrape
Un buen derrape
Luego podremos afrontar el reconocimiento de las etapas, para finalmente comenzar el rally. Todo ello será contrarreloj, con la hora avanzando lentamente, por lo que no tendremos todo el tiempo del mundo para reconocer las etapas. A la hora de empezar una de ellas (o una serie de tramos) tendremos que elegir neumáticos, contando con una tabla de información de los tramos que vamos a recorrer, incluyendo las probabilidades de lluvia; el tiempo en Richard Burns Rally es aleatorio y eso es algo de agradecer ya que tendremos un aspecto más que tener en cuenta. Tras cada serie de etapas acudiremos a mantenimiento, donde podremos hacer las imprescindibles reparaciones; como en Colin McRae Rally y como en los rallies en realidad, a veces no tendremos tiempo de hacer todas las reparaciones que queramos y además podrán pasar varios tramos antes de que podamos acudir al mantenimiento.

Finalmente tendremos dos modos de juego adicionales: Rally Individual y Desafío Richard Burns, compitiendo en este último contra el mismo piloto, o mejor dicho, su Inteligencia Artificial. Un detalle que le da cierto énfasis al piloto británico como protagonista del juego.

A nivel gráfico, no puede decirse que Richard Burns esté en lo más alto en ambas consolas aunque sí que cumple perfectamente, mostrando una tasa de refresco fluida, lo cual siempre es de agradecer en un juego de velocidad. Los escenarios son bastante grandes pero pecan de ser estrechos (no en el sentido de la carretera, sino en la amplitud del mismo) y hay cierto pop-in (la aparición brusca de elementos), aunque a bastante distancia de donde nos encontramos. Su diseño a veces se hace monótono por la poca variedad de elementos que hay en cada tramo. En la parte de los coches, estos están modelados correctamente sin grandes alardes, y su sistema de daños es por piezas pero sin un motor físico tan realista como en el título de Codemasters. Hay que destacar, sin embargo, las posibilidades de modificar el escenario (chocando contra él); nuestro coche podrá derribar vallas y arbustos en un frenesí de mala conducción.

El sonido no tiene mucho que comentar, tan solo la música meramente ambiental de los menús y los FX clásicos de motor y choques, que son buenos. Sí hay que alabar el doblaje al castellano que, sin ser el propio Richard Burns hablando la lengua de Cervantes (en la versión inglesa es RB el que nos habla en el tutorial), sí cuenta con una buena voz y sobretodo con una buena traducción, con expresiones locales como "más vale prevenir que curar".

Curva cerrada
Curva cerrada
El aspecto jugable ya lo hemos comentado considerablemente repitiendo una y otra vez que se trata de un riguroso simulador de conducción rally. Esto echará para atrás a muchos porque se trata de un juego muy exigente y con una curva de aprendizaje larga y pronunciada. Es muy de agradecer la posibilidad del acelerado y frenado analógico (en Xbox funciona mejor al ser gatillos y poder controlar más), y como recomendación se puede usar la cruceta en vez del stick analógico para conseguir mayor precisión. Para ayudarnos en la ardua tarea de surcar los bastante largos tramos de rally del juego sin destrozar completamente el coche, el juego tiene una serie de opciones (desactivadas por defecto) en forma de ayudas gráficas sobre el circuito. Esto es algo de agradecer ya que muchas veces las recomendaciones del copiloto nos entrarán por un oído y nos saldrán por el otro, y lo de poner los iconos justo encima de donde empieza la curva el bache es algo que auguramos que no tardaremos en ver en otros juegos de rally.

En definitiva, no estamos en absoluto ante un mal juego de conducción aunque hará que muchísimos usuarios se tiren de los pelos intentando hacerse con el complicado control de los coches, por lo que Richard Burns Rally solo es recomendable para aquellos que no solo sean muy fans de los juegos de velocidad sino también de los rallies. Sin duda la simulación está muy conseguida, pero en nuestra humilde opinión no habría estado de más incluir una opción para suavizarla, haciendo el título más accesible a los no tan fans o pacientes, manteniendo el atractivo para los aficionados al rally.

Pablo Grandío
Director y fundador
PUBLICIDAD

Últimos análisis

The Forgotten City - Análisis
The Forgotten City - Análisis
Análisis
2021-08-03 17:01:00
The Forgotten City nos lleva a investigar una misteriosa ciudad romana sumida en un bucle temporal. Analizamos este curioso e interesante juego que nació como mod para The Elder Scrolls V: Skyrim.
Microsoft Flight Simulator - Análisis
Microsoft Flight Simulator - Análisis
Análisis
2021-08-03 10:39:00
El simulador de vuelo, tradicionalmente de PC, llega ahora a la nueva generación de consolas Xbox con un resultado increíble.
The Ascent - Análisis
The Ascent - Análisis
Análisis
2021-07-30 13:01:00
Crítica al nuevo shooter con toques RPG para XSX/S, Xbox One y PC con un espectacular acabado artístico y varias cosas por pulir a nivel jugable.
Eldest Souls - Análisis
Eldest Souls - Análisis
Análisis
2021-07-29 18:19:00
Los italianos Fallen Flag Studio firman su primer juego con este soulslike que nos hará sudar sangre.
Eldest Souls - Análisis
Eldest Souls - Análisis
Análisis
2021-07-29 18:19:00
Los italianos Fallen Flag Studio firman su primer juego con este soulslike que nos hará sudar sangre.
Blaster Master Zero 3 - Análisis
Blaster Master Zero 3 - Análisis
Análisis
2021-07-29 14:19:00
Ya está aquí una nueva entrega de la saga espacial de aventuras al más puro estilo Metroid pero con ciertas permutas.
Género/s: Rally / Velocidad
PEGI +3
Plataformas:
PS2 Xbox PC

Ficha técnica de la versión PS2

ANÁLISIS
7.5
  • Fecha de lanzamiento: 12/7/2004
  • Desarrollo: SCI Games
  • Producción: SCI Games
  • Distribución: Proein
  • Precio: 59.95 €
  • Jugadores: 1-4
  • Formato: 1 DVD
  • Textos: Español
  • Voces: Español
COMUNIDAD
5.3

PUNTÚA
Richard Burns Rally para PlayStation 2

4 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión Xbox

ANÁLISIS
7.5
  • Fecha de lanzamiento: 12/7/2004
  • Desarrollo: SCI Games
  • Producción: SCI Games
  • Distribución: Proein
  • Precio: 59.95 €
  • Jugadores: 1-4
  • Formato: 1 DVD
  • Textos: Español
  • Voces: Español
COMUNIDAD
7.5

PUNTÚA
Richard Burns Rally para Xbox

4 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión PC

  • Fecha de lanzamiento: 13/9/2004
  • Desarrollo: SCI Games
  • Producción: SCI Games
  • Distribución: Proein
COMUNIDAD
10

PUNTÚA
Richard Burns Rally para Ordenador

1 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir