Análisis de Monaco: What's yours is mine (PC, Xbox 360, Switch)

Forma parte de una peculiar banda de ladrones en este original y divertido juego independiente que muestra sus mejores armas en el modo cooperativo para cuatro jugadores.
Monaco: What's yours is mine
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
-
SONIDO
-
NOTA
8.5
DIVERSIÓN
-
JUGABILIDAD
-
Análisis de versiones PC, Xbox 360 y Switch.

La escena indie no deja de darnos alegrías, con propuestas totalmente diferentes a lo que podemos encontrar en la estantería de las tiendas, un soplo de aire fresco a veces por su propuesta jugable, otras por su dirección artística, y en muchas ocasiones en ambos aspectos, lo que ha propiciado alguno de los juegos más memorables de los últimos años. Si bien a veces llegan sin hacer ruido y nos sorprenden a todos, otras vienen precedidos de una gran expectación, gracias a diversos festivales de juegos independientes, que premian cada año a las propuestas más prometedoras.

Este es el caso del largamente esperado Monaco: What's Yours Is Mine, que fue el gran triunfador del Independent Games Festival del año 2010, y que tres años después ya está entre nosotros. Un juego de atracos para cuatro jugadores basado en la infiltración y el sigilo, con puntuales estallidos de acción, en el que jugamos desde una perspectiva cenital, con un diseño artístico y unos gráficos con mucha personalidad y carisma, mucho más elaborados de lo que pueden aparentar a simple vista.

Tenemos que reconocer que lo nuestro con este juego no fue amor a primera vista. En nuestras primeras partidas no nos terminaba de encandilar, y aunque veíamos sus virtudes, no entendíamos a que se debía tanto alboroto previo. Esto fue porque empezamos a jugarlo solos, en el momento en el que probamos su cooperativo, se destapó el tarro de las esencias, la verdadera gracia de este juego.

PUBLICIDAD

Todas las misiones se pueden jugar desde uno a cuatro jugadores, tanto en modo local como a través de internet. Tras una primera fase en la que tenemos que escapar de la cárcel, visitaremos todo tipo de lugares, recreados con un enorme nivel de detalle, teniendo en cuenta su peculiar aspecto. Una mansión, un banco, una estación de tren, una embajada, un hospital, una discoteca, un museo oceanográfico, una galería de arte, y un largo etcétera, siempre tenemos que infiltrarnos en algún lugar, conseguir uno o varios objetos, o bien rescatar a un personaje, y una vez realizado el objetivo, escapar, poner pies en polvorosa, habitualmente por el mismo lugar por donde hemos entrado.

El control es súper sencillo, ya sea con un mando o el teclado, movemos al personaje y contamos con dos botones de acción más, uno para andar de manera sigilosa y no hacer ruido, y el otro para usar el objeto que llevemos equipado en ese momento. El resto de acciones se realizan de manera contextual, si dejamos pulsada la dirección hacia una puerta, la abriremos tras unos segundos, si lo hacemos ante un ordenador u otro dispositivo electrónico, lo piratearemos, y si nos situamos enfrente de una caja fuerte, la abriremos, siendo siempre muy sencillo e intuitivo, aunque toda acción requiere de un valioso y crucial tiempo de espera.

 1

No hay ningún botón de ataque, y aunque sí conseguimos algún arma, como una ametralladora, una llave inglesa para golpear, o una ballesta con dardos anestesiantes, la munición es siempre muy limitada, y debemos en la medida de lo posible pasar desapercibidos, intentar que no nos descubran, ya que saltan las alarmas, vendrán más enemigos, y siempre tendremos las de perder. Contamos con varios toques antes de morir, y es cierto que ser descubiertos no se penaliza en exceso, siempre podemos volver a escondernos, no sin antes participar en una divertida huida.

Los escenarios están divididos en varias secciones, unas cuatro o cinco como mucho, y van aumentando en tamaño considerablemente con el paso de las misiones. Están repletos de guardias, civiles de que dan la voz alarma, todo tipo de sistemas de seguridad, e incluso animales como pájaros, gatos y perros que pueden alertar a los guardias. Los escenarios los vemos como si el plano de un edificio se tratara, con la estructura de las paredes, las puertas y los accesos, pero solo vemos realmente hacia donde estamos mirando, no sabemos qué tipo de peligros se esconderán detrás de una puerta o pared. Algo muy bien representado visualmente, y sobre lo que gira casi toda la jugabilidad.

 2

Para realizar estos trabajos elegiremos a una de las ocho clases de personajes, solo cuatro en el arranque de la aventura. The Locksmith –el cerrajero-, un experto en la infiltración, The Lookout –la vigía-, que puede verlo y escucharlo todo, una líder natural, The Pickpocket –el carterista-, un vagabundo con un mono y una clara afición por el crimen, The Cleaner –el limpiador-, un psicópata silencioso... Jack el Destripador vestido de rosa, The Mole –el topo- grande y bruto, le gusta cavar túneles, The Gentleman –el caballero-, no siempre lleva disfraz, pero cuando lo hace, le sienta como un guante, The Hacker –el pirata informático-, que usa hordas de virus que colapsan los sistemas de seguridad, un brujo de la era moderna y The Redhead –la pelirroja-, una manipuladora y asesina, una dama que siempre obtiene lo que quiere.

La diferencia entre unos y otros es una habilidad única, que los hace totalmente diferentes, algo que jugando solos nos pondrá en un brete a la hora de tomar la decisión de qué personaje elegir. The Locksmith abre las puertas y otros mecanismos muy rápido, prácticamente el doble de veloz que sus compañeros. Con The Lookout podemos ver por dónde andan los enemigos a larga distancia, en otras salas y ubicaciones, lo que es tremendamente útil. The Pickpocket es uno de los menos prácticos, a no ser que estemos intentando conseguir todas las monedas que esconde un nivel, ya que su única habilidad es el mono que le acompaña, que rampla con todo lo que ve, incluso del bolsillo de las personas.

The Cleaner es uno de los más importantes, ya que puede dormir a cualquier guardia o civil que no le haya visto, simplemente situándose encima de él, no de manera permanente, pero sí durante un valioso tiempo. The Mole es capaz de derribar cualquier tipo de superficie, como paredes o rocas, creando nuevos caminos. The Gentleman es capaz de enfundarse un disfraz cada vez que se esconde, y si no te acercas mucho a los guardias, estos no te reconocen. The Hacker piratea todo tipo de dispositivos, algunos que otros personajes no pueden, por lo que es imprescindible para pasar desapercibidos en enmarañados sistemas de alarmas. Y The Redhead, gracias a sus encantos de mujer, es capaz de hacer perder la razón a cualquier hombre que se encuentre, convirtiéndole en un perro faldero enamorado, pero solo uno a la vez.

 3

Las primeras misiones, casi hasta llegar al ecuador del juego, se pueden superar muy fácilmente, casi corriendo, aunque siempre tenemos el reto de hacerlo sin que nos hieran o recogiendo todas las monedas, lo que no es fácil. Cuando jugamos solos, tenemos cuatro vidas para superar todo el nivel, y cada vez que te matan tienes que elegir un nuevo personaje. Cuando jugamos en cooperativo, tenemos una única vida, aunque nuestros compañeros de equipo, los otros jugadores, nos pueden –y tienen- que resucitar, lo que provoca situaciones muy divertidas.

Es muy divertido jugar en equipo, ir combinando las habilidades de los distintos jugadores mientras superamos todo tipo de trampas y enemigos. Si jugamos por internet tenemos chat de texto y voz, algo muy apropiado si estamos con amigos, pero el juego es visualmente tan potente, sus imágenes dicen tanto por si solas, que hemos jugado con desconocidos, sin cruzar una palabra, y hemos cooperado y trabajado a la perfección, lo que es sorprendente y muy gratificante.

 4

Al jugar solo la elección inicial de la clase de personaje marca el resto de la partida, y es un poco frustrante, y lo que es peor, aburrido, que no podamos cambiar de clase a no ser que nos maten, y estaría bien poder alternar el control de varios personajes, lo que hubiera sido mucho más divertido. De este manera queda un juego descompensado, es tremendamente divertido en cooperativo, notable e incluso sobresaliente, pero bastante más gris para un solo jugador, con mucha menos fuerza y gracia. Algo para lo que deberían haber buscado alguna solución.

Además del generoso número de fases, que son bastante largas e incluso rejugables, se le suma alguna sorpresa en forma de nivel competitivo y modo extra. Si nos lo queremos hacer al 100%, esto incluye pasárselo solo, en cooperativo, y recogiendo todas las monedas y sin ser heridos, tendremos unas cuantas horas de juego por delante. Los marcadores en línea son muy protagonistas, tanto los históricos como incluso los diarios, y al tener siempre tan presentes las mejores puntuaciones –o mejor dicho los tiempos-, es fácil que te piques y quieras repetir para hacerlo un poco mejor. Además aunque no está incluido todavía, más adelante llegará un editor de niveles, y teniendo en cuenta los elementos disponibles, pueden ser una pasa las misiones que haga la comunidad.

 5

Gráficamente es mucho más resultón de lo que puede parecer en estas capturas, y tiene mil y un detalles simplemente geniales, como tener en cuenta la iluminación que entra a través de las ventanas, nuestros pasos sobre el suelo cuando hacemos ruido o estamos heridos, las simpáticas y molestas reacciones de los animales y los civiles ante nuestra presencia, el que nos pongamos a orinar si nos acercamos a un retrete… y un largo etcétera. Es genial cómo prescinde de tutoriales para decir todo lo que tenemos que saber escribiéndolo en el suelo de los escenarios, y nos parece un apartado gráfico tan original como funcional, todo tiene un sentido en las mecánicas jugables, no se han metido adornos innecesarios o de cara a la galería.

Los textos están únicamente en inglés, no cuenta con voces, y la banda sonora está compuesta por Austin Wintory, que el año pasado se llevó multitud de galardones por su excepcional trabajo en Journey. Música jazz con mucho piano, que recuerda al cine de mediados del siglo XX, y que homenajea también a las películas clásicas de La pantera rosa, que al igual que este juego, iban sobre elaborados robos. Unas composiciones con mucha personalidad, que se adaptan a las circunstancias de la partida, y que es muy posible que las ames o las odies, no te dejarán en punto intermedio. Puedes escuchar la banda sonora aquí.

 6

Nunca robar junto a unos amigos fue tan divertido

Monaco: What's Yours Is Mine tiene todas las virtudes que se le pueden pedir a un título independiente: es original, fresco, divertido, tiene mucha personalidad, es adictivo y no dejará indiferente a nadie que lo pruebe. Irresistible en su modo cooperativo, un tanto más flojo sin vamos a jugar solos, es este desequilibrio su único punto débil, porque en todo lo demás cumple y con nota. Si te gusta la infiltración y el sigilo, las películas de grandes robos y atracos, buscas algo diferente, y estás dispuesto a colaborar y jugar en equipo, Monaco es más que recomendable, uno de los grandes juegos independientes de este 2013.

Jorge Cano
Redactor jefe
PUBLICIDAD
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis de PC, Xbox 360 y Switch

Pupperazzi - Análisis
Pupperazzi - Análisis
Análisis
2022-01-20 15:54:00
Pupperazzi nos lleva a un adorable mundo habitado por perros para que les saquemos fotos mientras hacen monerías. Una irresistible premisa que aprovecha sus limitaciones con inteligencia.
Windjammers 2 - Análisis
Windjammers 2 - Análisis
Análisis
2022-01-20 10:07:00
25 años después, el clásico de recreativas vuelve con una gran secuela que mantiene su esencia intacta.
Nobody Saves the World - Análisis
Nobody Saves the World - Análisis
Análisis
2022-01-19 09:27:00
DrinkBox Studios nos trae un RPG de acción al estilo clásico con transformación en diferentes personajes y un interesante cooperativo.
God of War - Análisis
God of War - Análisis
Análisis
2022-01-12 17:00:00
Kratos debuta en PC con una buena adaptación a ordenadores permitiéndonos disfrutar de la mejor calidad gráfica a más de 60 fps y sin fallos destacables en su rendimiento.
Monster Hunter Rise - Análisis
Monster Hunter Rise - Análisis
Análisis
2022-01-10 17:05:07
Una de las mejores entregas de la aclamada saga de caza de monstruos de Capcom se estrena en PC con una gran conversión a la altura de las expectativas.
Sonic Colours: Ultimate - Análisis
Sonic Colours: Ultimate - Análisis
Análisis
2021-12-21 16:31:00
Volvemos a completar la remasterización de Sonic Colours en Switch tras el lanzamiento de su versión 3.0, una actualización que hace que el juego por fin sea completamente disfrutable en la híbrida de Nintendo.
PEGI +12
Plataformas:
PC Xbox 360 Switch

Ficha técnica de la versión PC

ANÁLISIS
8.5
  • Fecha de lanzamiento: 24/4/2013
  • Desarrollo: Pocketwatch Games
  • Producción: Majesco Entertainment
  • Distribución: Steam
  • Precio: 14,99 €
  • Jugadores: 1-4
  • Formato: Descarga
  • Textos: Español
  • Voces: No
  • Online: hasta 4 jugadores
  • Requisitos PC
Estadísticas Steam
COMUNIDAD
7.85

PUNTÚA
Monaco: What's yours is mine para Ordenador

3 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión Xbox 360

ANÁLISIS
  • Fecha de lanzamiento: 10/5/2013
  • Desarrollo: Pocketwatch Games
  • Producción: Majesco Entertainment
  • Distribución: Xbox Live
  • Precio: 1.200 Microsoft Points
  • Jugadores: 1-4
  • Formato: Descarga
  • Textos: Español
  • Voces: No
  • Online: hasta 4 jugadores
  • Requisitos PC
Estadísticas XBOX LIVE
COMUNIDAD
7.5

PUNTÚA
Monaco: What's yours is mine XBLA para Xbox 360

3 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.

Ficha técnica de la versión Switch

  • Fecha de lanzamiento: 21/10/2019
  • Desarrollo: Pocketwatch Games
  • Producción: Majesco Entertainment
  • Distribución: eShop
  • Precio: 14,99 €
  • Jugadores: 1-4
  • Formato: Descarga
  • Textos: Español
  • Voces: No
  • Online: hasta 4 jugadores
  • Requisitos PC
COMUNIDAD
-

PUNTÚA
Monaco: What's yours is mine para Nintendo Switch

Sin votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir