Análisis de Lips (Xbox 360)

Olvídate de fumar y agarra el micrófono. Ha llegado la hora de cantar tus temas favoritos.
Lips
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
7
SONIDO
9
NOTA
7.7
DIVERSIÓN
8
JUGABILIDAD
8
Análisis de versión Xbox 360.
En los últimos años hemos visto como propuestas como Singstar y Guitar Hero abrían una puerta hacia el género musical que hasta hace poco parecía completamente olvidada. El buen ritmo de ventas y la gran expansión de los videojuegos en estos tiempos ha obligado a la industria a producir más videojuegos de este peculiar género que, sin duda, hace las delicias de todos aquellos amantes del ritmo. Con las navidades a la vuelta de la esquina y entre tanto lanzamiento importante, sale a la venta el título que hoy nos ocupa, Lips, que viene con todos los ingredientes para convertirse en uno de los juegos más vendidos de cara a finales de año gracias a su sencillo sistema de karaoke y a sus interesantes novedades con respecto a su rival más directo: Singstar.

Preparate para cantar

En primer lugar hay que aclarar que para jugar a Lips no hace falta haber estudiado solfeo o afinación; por ahí no van los tiros. Esta propuesta de IniS, creadores de títulos tan emblemáticos como Elite Beat Agents para Nintendo DS, se trata de un título de karaoke sencillo con el que cantar nuestras canciones favoritas a pleno pulmón, sin importar si nuestra voz es comparable o no a la de Montserrat Caballé. La metodología empleada en el título es muy similar a la de su homónimo en Playstation 3: seleccionamos una canción de entre las disponibles en la recopilación, agarramos un micro -o dos, en el caso de que nos acompañe un amigo- y preparamos los pulmones para cantar al ritmo de la música. Al comenzar la canción aparecerán en la pantalla una serie de burbujas que medirán la nota que debemos cantar y, tal y como ocurre en Singstar, no importa si la letra que cantamos es la original o de cosecha propia, el título no recoge esa información sino que se limita a evaluar la potencia de nuestra voz. Sin embargo, no todas las personas pueden llegar al tono de Duffy o Kylie Minogue -y menos si los jugadores son varones- por lo que si nuestra intención es sacar una buena puntuación pero no contamos con las cuerdas vocales adecuadas, siempre podremos cantar las mismas notas una o varias escalas por debajo, ganando los mismos puntos sin desentonar la pieza. Los micrófonos que acompañan el videojuego son completamente inalámbricos, por lo que no tendremos ningún tipo de problema para dar vueltas al más puro estilo David Bisbal o hacer un movimiento determinado en un momento de subidón. La cosa no acaba aquí ya que además de no incluir ataduras, los micrófonos cuentan con un sensor de movimiento que emplearemos en las partes de canción que así lo requieran. Por ejemplo, estamos cantando Irreplaceable, de Beyoncé y, tal y como ocurre en la original, hay momentos en los que la voz brilla por su ausencia, momento ideal para acompañar el ritmo con unas palmas a modo de coro de iglesia estadounidense con su "Oh happy Day". Si lo hacemos correctamente nos veremos recompensados con un plus de puntuación muy interesante.
La puntuación en Lips añade nuevos elementos que incrementarán el nivel de pique entre los usuarios. Las diferentes medallas que otorga el juego al terminar la canción en función de nuestras habilidades vocales (como son la afinación, el ritmo, la estabilidad, etc.) y la inclusión de una barra de energía que recordará en gran parte al medidor estrella de Guitar Hero hacen que cada canción sea una autentica batalla campal -siempre que estemos en modo competitivo-. Dicho medidor funciona como en el juego de guitarra: a medida que vayamos completando con éxito la canción iremos llenando una barra potenciadora. Una vez llena, realizando la pose especial -como puede ser un giro, un movimiento en el micrófono, etc.- que aparece en la pantalla se activará el poder beneficiándonos con una gran suma de puntos y bonificaciones. Por otro lado hay que remarcar que Lips no usa el sistema de dificultad empleado por otros exponentes del género donde, a más dificultad, más burbujas diferentes en las que poner nuestra voz. Así mismo tan solo hay un nivel de dificultad -bastante cercano a la realidad, todo sea dicho-. No obstante si tenemos el don de la voz y hacemos técnicas como el vibrato o aguantamos bien un falsete, el juego nos recompensará en un grado mayor que si cantamos de una manera más dejada. Calificar los gráficos en un juego de este calibre no tiene sentido, sin embargo sí que podemos hacer especial mención a la cuidada interfaz que nos asegura un juego rápido y dinámico; amén del detalle tan bueno como útil de añadir un segundo jugador sin tener que parar la canción y volverla a comenzar. Otro aspecto a tener en cuenta son los diferentes videos propuestos en substitución a la falta de videoclips en las canciones que salgan de nuestros dispositivos MP3 -aunque también podremos verlo si modificamos la opción correspondiente- que presentarán videos generados por la videoconsola, así como diferentes personajes bailando en función de lo rítmica que sea la canción.
 1

Mejor acompañado

Si bien es cierto que podemos jugar completamente solos no es sino en el modo multijugador donde aprovecharemos al máximo todo lo que Lips tiene que ofrecernos: divertidos duelos entre amigos, canciones a dúo con alguien especial y sobretodo risas, muchísimas risas. La cantidad de modos de juego que ofrece esta primera versión del juego no tiene nada que envidiar al máximo exponente del género. Primeramente hacemos distinción en si queremos jugar solos o acompañados, pues si decidimos jugar en solitario tan solo podremos jugar para aumentar nuestras puntuaciones cantando canciones sueltas o los mixes propuestos. Si por el contrario decidimos tirar la casa por la ventana e invitar a varios amigos a nuestro hogar, enseguida nos daremos cuenta de las posibilidades de este karaoke social para Xbox 360. Modo Bomba de relojería, beso y duelo vocal componen el apartado multijugador del juego, dejando fuera el componente online más allá de revisar estadísticas y enviar las mejores puntuaciones de nuestra historia como vocalistas. El primer modo nos presentará una bomba que acabará con nuestra carrera como artistas si no llenamos de manera rápida y correcta el vaso de agua que aparece en pantalla y apagamos la mecha, todo maniobrando a pleno pulmón, como no podía ser de otra manera. El modo beso -cooperativo para dos jugadores- presentará una pareja que, a medida que vayamos cantando de manera satisfactoria, irán juntándose hasta realizar la acción sensual. Cabe destacar que la compenetración en este modo de juego es fundamental para completar el tema con éxito, pues si uno de los dos jugadores no da la talla la pareja no se juntará. Duelo vocal, por su parte, nos presenta el típico juego competitivo donde el jugador que cuente con más puntos al final de cada pieza se alzará como ganador indiscutible de la sala.
 2
Y como decíamos anteriormente, IniS ha pretendido potenciar al máximo la experiencia multijugador sin pasar por los tediosos menús cada vez que alguien del grupo quiera unirse a la partida. Con Lips, unirse a una canción en curso es tan fácil y sencillo como agarrar el micrófono y agitarlo con fuerza, sin parar el transcurso del tema y otorgando al juego un mayor ritmo y dinamismo. Por si eso fuera poco, y para amenizar la espera de todos los jugadores que estén en la sala, la compañía ha decidido incluir un sencillo minijuego para un máximo de cuatro jugadores en el que acompañaremos al ritmo de la canción mediante el mando original de la consola. Un detalle bastante significativo que amenizará la larga espera hasta que el micro llegue a nuestras manos. Tal y como comentábamos con anterioridad, Lips carece de un -esperado por muchos- modo multijugador online en el que batirnos a duelo con un amigo que esté en su propia sala de estar. No obstante, lo que sí ofrece esta entrega es la posibilidad de comparar nuestras puntuaciones más destacadas con la de nuestros amigos más lejanos.
 3

¿Cansado del repertorio inicial?

La lista de temas original ha sufrido una serie de recortes para españolizar la entrega y hacerla más acorde con el gusto de nuestro país. De esta manera contamos con célebres artistas como Depeche Mode, Coldplay y Kylie Minogue (entre muchos otros) a los que tenemos que sumarles grupos españoles como El sueño de Morfeo, Pimpinela o Despistaos. Sin embargo, para todos aquellos quienes miren con recelo la lista y piensen que jamás en la vida cantarán "A quién le importa" de Alaska y Dinarama o el éxito más destacado de Rihanna, Inis les ha preparado una sorpresa muy especial. Dicha sorpresa no es otra que una de las características más destacables e innovadoras de la propuesta musical: la posibilidad de cantar piezas que incluso no están en el disco original, ya sea mediante un reproductor Zune, cualquier tipo de iPod o empleando los antiguos discos de música que ronden por casa. Toda, absolutamente toda la música digital que tengamos en nuestro poder es bienvenida por el juego y reconocida en toda regla, sin ningún tipo de problema. Sin embargo, y esto es algo que muchos de los escépticos que miraban de refilón el juego tenían en mente, la emulación de estas canciones dista bastante de las pistas originales que se han incluido en el disco. Ahora veremos por qué. En primer lugar destacar la clara ausencia de letras y tono a seguir en pantalla, pues en las canciones de nuestra cosecha tendremos libre albedrío a la hora de cantar, sin ataduras y sin complicaciones. Esto hecho no implica que el juego no te otorgue una puntuación al finalizar la pieza, al contrario, recibirás puntuaciones en función de la estabilidad de nuestra voz, algo que presentará conflictos entre los usuarios más competitivos. Al no disponer de letra alguna, los usuarios tendrán, pues, que saberse el ritmo y la letra de la canción, aunque como ya comentábamos con anterioridad, la letra es lo de menos a la hora de puntuar. Afortunadamente las canciones que queramos cantar contarán con su filtro de voz correspondiente para reducir el tono de voz del cantante original y así acentuar la nuestra. Por desgracia, en algunas ocasiones el filtro no solo se come al artista principal, sino que se lleva a su paso algún que otro matiz de la canción -algo de percusión, un instrumento determinado, etc.-. Esto se debe a que el programa principal reduce la frecuencia típica donde generalmente suele ir la voz, por lo que si la canción está grabada con mala calidad, el filtro presentará conflictos que afectarán a la jugabilidad. No hay que alarmarse, pues este tipo de fallos suelen ocurrir en canciones típicas de maquetas o grabaciones caseras, no en la inmensa mayoría de canciones -a buena calidad- que existen en el mercado. Y de la misma manera que Sony ofrece a los usuarios de Singstar canciones mediante descarga a través de Playstation Network, Microsoft ya ha comenzado a distribuir a través de Xbox Live nuevos temas y paquetes de canciones para Lips. Dichas descargas podemos encontrarlas en el bazar de Xbox Live con un precio que oscila entre los 160 y los 180 Microsoft Points (entre 1,90 y 2,15 euros) depende del tema.
 4

Es tarde, los vecinos se pondrán furiosos

Lips no es, ni de lejos, el juego de karaoke definitivo, pero sí que este proyecto se acerca un poco más a la perfección gracias a sus modos de juego y sus ideas innovadoras que, sin duda, harán mucho daño a la competencia. Esperamos que en próximos títulos se pula un poco más el tema de la inclusión de canciones y que, en un futuro no muy lejano, las batallas entre voces por Internet dejen de ser un sueño para todos los amantes de la música.
PUBLICIDAD

Últimos análisis

Marvel's Guardians of the Galaxy - Análisis
Marvel's Guardians of the Galaxy - Análisis
Análisis
2021-10-25 15:00:00
Star-Lord, Gamora, Rocket, Drax y Groot protagonizan una nueva y divertida aventura capaz de sobreponerse a sus limitaciones y carencias para hacernos pasar unas horas estupendas junto a nuestra consola o PC.
Marvel's Guardians of the Galaxy - Análisis
Marvel's Guardians of the Galaxy - Análisis
Análisis
2021-10-25 15:00:00
Star-Lord, Gamora, Rocket, Drax y Groot protagonizan una nueva y divertida aventura capaz de sobreponerse a sus limitaciones y carencias para hacernos pasar unas horas estupendas junto a nuestra consola o PC.
Age of Empires 4 - Análisis
Age of Empires 4 - Análisis
Análisis
2021-10-25 09:03:00
Después de muchos años de espera Age of Empires vuelve y analizamos su última entrega que actualiza la propuesta jugable para ofrecernos un título más que notable.
Unplugged: Air Guitar - Análisis
Unplugged: Air Guitar - Análisis
Análisis
2021-10-23 15:40:00
Olvídate de mandos y de las guitarras de plástico, y prepárate para fliparte una vez más fingiendo ser una estrella del rock.
Echo Generation - Análisis
Echo Generation - Análisis
Análisis
2021-10-22 10:07:00
Echo Generation tira de nostalgia noventera para ofrecernos una aventura de misterio al estilo Stranger Things pero con estética de juguete y combate por turnos.
House of Ashes - Análisis
House of Ashes - Análisis
Análisis
2021-10-21 16:09:00
Supermassive continúa su antología con un título que cumple su cometido, pero que no consigue mejorar a sus predecesores.
Género/s: Karaoke / Musical
Plataformas:
Xbox 360

Ficha técnica de la versión Xbox 360

ANÁLISIS
7.7
  • Fecha de lanzamiento: 21/11/2008
  • Desarrollo: iNiS
  • Producción: Microsoft Game Studios
  • Distribución: Microsoft
  • Precio: 64,95 €
  • Jugadores: 1-4
  • Formato: 1 DVD
  • Textos: Español
  • Online: Sí
Estadísticas XBOX LIVE
COMUNIDAD
6.33

PUNTÚA
Lips para Xbox 360

3 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir