Análisis de Art Style ROTOHEX WiiW (Wii)

La serie de juegos de puzle Art Style vuelve a la consola de Nintendo con Rotohex, un sencillo juego en el que se pondrán duramente a prueba nuestro temple y rapidez de reflejos.
Art Style ROTOHEX WiiW
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
-
SONIDO
-
NOTA
7
DIVERSIÓN
-
JUGABILIDAD
-
Análisis de versión Wii.

La trilogía Art Style, que ya deleitara a los usuarios de Wii con el excelente y original Cubello, en esta ocasión ha rescatado del olvido uno de los muchos puzles publicados en la veterana GameBoy Advance bajo el sello Bit Generations, una serie de juegos independientes desarrollados exclusivamente para la portátil, los cuales no salieron de tierras niponas, exceptuando, claro está, los que llegaron hasta nuestro país mediante la importación. El título original sobre el cual Rotohex está basado se llamaba Dialhex y, ciertamente, las diferencias entre uno y otro son escasas, exceptuando que, claro está, en esta ocasión el manejo del puzle se realizará, por defecto, a través del wiimote en vez de la cruceta de control y los botones de nuestra consola.

Un mosaico de colores y sonidos

Rotohex, seguramente, es el puzle conceptualmente más sencillo de toda la gama Art Style para Wii. Esto no tiene que jugar, ni mucho menos, en contra del título, ya que la adicción que éste produce es inmensa, sobre todo en el modo para dos jugadores simultáneos. De hecho, cabe destacar que es el único título de la serie que cuenta con modo multijugador, lo que puede ser un punto a su favor a la hora de tomar la decisión de adquirirlo.

Nuestro principal objetivo en el juego consistirá en unir una serie de cristales de forma triangular de manera que formen hexágonos del mismo color. A priori, esto puede parecer sencillo, pero ciertamente no será así. Más bien todo lo contrario, ya que nos encontramos ante un juego de puzle con todas las de la ley, que pondrá a prueba nuestros reflejos más que cualquiera de los otros pertenecientes a la mencionada saga. Veremos en pantalla un panel de forma hexagonal dentro del cual irán cayendo regularmente cristales triangulares de diferentes colores, en diferentes localizaciones al azar.

PUBLICIDAD

Según vayan cayendo, deberemos de ir eliminando los que ya tengamos dentro del panel, a través de un molde de seis triángulos de forma también hexagonal que nos permitirá girar las piezas que haya en su interior tanto hacia la derecha como hacia la izquierda, presionando los botones A o B, respectivamente. Cuando hayamos formado un hexágono con seis fichas de un mismo color, conocido dentro del juego como HEX, las fichas que lo formen desaparecerán y dejarán libre el espacio correspondiente.

A los lados del panel, veremos una serie de hexágonos con los colores correspondientes a las piezas que vayan cayendo dentro del panel. Éstos nos indicarán cuántos hexágonos de un color determinado nos quedan por formar, ya que en el modo principal de juego nuestra misión consistirá no sólo en formar figuras sin ton ni son, sino en formar seis figuras de cada uno de los colores indicados. Cuando hayamos formado seis figuras de cada uno de estos colores, se añadirá un color más al juego, y deberemos de lidiar con mayor diversidad de triángulos. El objetivo final del juego será formar seis HEX con cada uno de los ocho colores que nos propone el título, sin que las fichas triangulares lleguen a cubrir totalmente el panel.

Aparte de los triángulos normales, contaremos también con una serie de triángulos de bonificación parpadeantes, los cuales nos ofrecerán diferentes movimientos especiales al eliminarlos, según sea el color del hexágono que hayamos formado. En estos casos, veremos como los triángulos de un color determinado cambian de tonalidad, o como todos los triángulos por debajo de la ficha parpadeante desaparecerán, formando una columna vacía hasta la parte inferior del panel por la cual el resto de fichas se escurrirán acto seguido. La física y la gravedad también tienen su papel dentro de este juego, y es que, según vayamos eliminando hexágonos, las fichas que queden irán descendiendo siguiendo las diagonales que hayamos creado. Por otro lado, si giramos hacia un lado u otro unas fichas y las dejamos colgando en el aire, cuando las soltemos caerán siguiendo la misma pauta.

 1

El modo principal de juego es el Solo Mode, del cual disfrutaremos desde el principio. En él, no habrá ningún tipo de división de la acción del juego por niveles: deberemos de ir formando y eliminando los HEX de diferentes colores sin ton ni son, hasta que el juego termine o hasta que seamos eliminados. Por otro lado, el paso de un nivel al otro se hará con las fichas que hayan sobrado en el nivel anterior, con lo que deberemos de asegurarnos que, antes de pasar de nivel, tengamos espacio en el panel para poder seguir jugando sin demasiados problemas. Además, no contaremos con ningún sistema de guardado en el juego, por lo que deberemos siempre de comenzar a jugarlo desde el principio, cosa que puede llegar a desesperar a más de uno.

Al llegar a la mitad del modo principal de juego, esto es, cuando hayamos conseguido formar seis HEX con cuatro de los ocho colores del juego, desbloquearemos el modo Endless, en el cual deberemos de crear y eliminar HEX sin tener en cuenta su color. Nuestro objetivo será eliminar el mayor número de fichas a lo largo de la partida, sin más. Por último, cuando completemos del todo el modo principal de juego desbloquearemos el modo Sprint, en el cual se nos propondrán una serie de paneles con una cantidad determinada de fichas en su interior, y se nos instará a formar un número concreto de HEX de un color determinado. Estos modos desbloqueables no añaden ningún concepto jugable excesivamente diferente al del modo principal, pero ciertamente son elementos que potencian la adicción y rejugabilidad del título.

Modo multijugador

Como ya hemos mencionado anteriormente, Rotohex es el único de los juegos pertenecientes a la saga Art Style que cuenta con un modo multijugador, y ciertamente, es éste un hecho que se agradece, dadas las características del juego y las pocas opciones para un solo jugador con las que cuenta. En el modo para dos jugadores, tendremos a nuestra disposición dos paneles fusionados en uno solo, con una zona neutral que pertenecerá a ambos (formada por dos columnas de triángulos comunes a ambos paneles). Cada uno de los jugadores únicamente podrá utilizar las fichas de su propio panel, aparte de las que estén situadas en la zona neutral.

 2

El objetivo en este modo de juego es conseguir que nuestro panel no se llene de fichas formando y eliminando los diferentes HEX, de manera similar a como ocurre en el modo para un único jugador. De todas formas, a este modo se le añaden algunos elementos que lo hacen mucho más competitivo. Por un lado, cada vez que uno de los jugadores forme un HEX, al otro jugador se le añadirán seis fichas bloqueadas, las cuales únicamente podrá destruir en caso de que forme un HEX al lado de cada una de estas fichas, correspondiéndose con el color de la misma.

Por otra parte, contaremos con un "almacén" en la parte superior de la pantalla en el cual se almacenarán fichas de ambos jugadores según éstos vayan formando HEX. Si uno de los dos jugadores es capaz de formar un HEX en el espacio neutral entre ambos hexágonos, se añadirán una serie de fichas (en mayor cantidad cuantas más fichas hayamos acumulado en el almacén) indestructibles al jugador contrario, cosa que nos dará una clara ventaja sobre él. Esto añade un elemento estratégico muy a tener en cuenta dentro de la partida, y hará de las partidas multijugador algo realmente frenético.

 3

Apartado técnico

Ciertamente, los gráficos de Rotohex no son nada del otro mundo, y adolecen de una sencillez que, en ocasiones, se nos antoja excesiva. A pesar de todo, el juego cuenta con algunos efectos gráficos interesantes, como el brillo en las fichas de colores, los destellos del panel al formarse los HEX, o los giros de las fichas al caer. Un elemento que podríamos considerar como negativo es el relativo parecido de algunas de las tonalidades de colores, sobre todo las que aparecen al inicio del juego. Se hubiera agradecido un mayor contraste entre las tonalidades amarillas, naranjas y verdes del juego, ya que, en muchos casos (pese a que el juego nos deje cambiar el contraste de colores en el menú de opciones) y dada la velocidad con la que debemos actuar durante la partida, la similitud entre algunas de las tonalidades puede conducir a algunas confusiones por parte del jugador.

La música del juego, aunque empieza siendo algo repetitiva, va evolucionando y cambiando a medida que eliminamos HEX y que avanzamos en la partida. Sin duda, los tintes de música electrónica que adornan la banda sonora del título ayudan a la sensación de desasosiego que acuciará al jugador a medida que los espacios del panel de juego vayan llenándose. En definitiva, una banda sonora de notable calidad, con un catálogo de efectos de sonido que se integran perfectamente dentro de los diferentes temas musicales de cada nivel.

La jugabilidad del título es excelente, pese a que requerirá una cierta adecuación por parte del jugador, dado que deberemos de aprender a girar el molde hexagonal a un lado y a otro, según nuestras necesidades, rápidamente y sin titubear demasiado, ya que el tiempo juega en nuestra contra. Por otro lado, el juego nos dará la opción de coger el mando de la Wii como si de un mando clásico se tratase, utilizando la cruceta de control y los botones 1 y 2 para, respectivamente, movernos por el panel y girar las fichas. Aún así, recomendamos encarecidamente que los jugadores utilicen el sistema de control que viene por defecto, el cual hace uso del puntero del wiimote para desplazarse y los botones A y B para girar, ya que es considerablemente más práctico y cómodo.

 4

Conclusiones

Rotohex, pese a ofrecer una experiencia jugable extremadamente sencilla y directa, nos ofrece un título de puzle muy interesante, que aúna elementos característicos de los clásicos juegos de eliminación de fichas, como los conocidos Tetris o Columns, con otros más sofisticados, como podría ser el legendario Cubo de Rubik, pues deberemos también tener en cuenta la posición y el sentido de giro de las diferentes fichas del panel para conseguir formar los hexágonos que nos permitirán eliminar las figuras de la pantalla. Sin duda, una notable apuesta de Nintendo que hará las delicias de los usuarios de Wii aficionados a los puzles. Y todo ello por un precio más que asequible...

PUBLICIDAD

Últimos análisis

Akiba's Trip: Hellbound & Debriefed - Análisis
Akiba's Trip: Hellbound & Debriefed - Análisis
Análisis
2021-07-22 11:32:00
El primer Akiba's Trip se remasterizan en plataformas actuales y rescata una aventura de PSP que no llegó a Occidente.
Last Stop - Análisis
Last Stop - Análisis
Análisis
2021-07-21 18:21:00
Los creadores de Virginia, Variable State, vuelven con tres historias paralelas muy cinematográficas que mezclan el costumbrismo con la fantasía.
Cris Tales - Análisis
Cris Tales - Análisis
Análisis
2021-07-21 11:25:00
Precioso rol con sabor clásico que no pierde la oportunidad de aportar nuevas ideas, aunque no siempre destape todo su potencial.
Death's Door - Análisis
Death's Door - Análisis
Análisis
2021-07-20 15:36:00
Una entretenida y amena aventura al más puro estilo Zelda a la que le ha faltado un punto de brillantez para terminar de alzar el vuelo.
Save me Mr Tako: Definitive Edition - Análisis
Save me Mr Tako: Definitive Edition - Análisis
Análisis
2021-07-20 11:17:00
Plataformas clásicas con mucha gracia y personalidad se asoman a Switch y PC con esta versión mejorada y definitiva de un simpático plataformas.
The Silver Case 2425 - Análisis
The Silver Case 2425 - Análisis
Análisis
2021-07-15 10:29:00
Grasshopper Manufacture reúne en un solo juego el díptico de novelas visuales que los vio nacer.
Género/s: Consola Virtual / Puzle
Plataformas:
Wii

Ficha técnica de la versión Wii

ANÁLISIS
7
  • Fecha de lanzamiento: 5/12/2008
  • Desarrollo: Nintendo
  • Producción: Nintendo
  • Precio: 600 puntos
  • Formato: WiiWare
COMUNIDAD
9

PUNTÚA
Art Style ROTOHEX WiiW para Wii

1 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir