Análisis de Eat Them PSN (PS3)

Dispara, golpea, destruye y cómete todo lo que encuentres a tu paso, ¡Eat Them!
Eat Them PSN
·
Actualizado: 21:31 17/8/2020
GRÁFICOS
-
SONIDO
-
NOTA
5.5
DIVERSIÓN
-
JUGABILIDAD
-
Análisis de versión PS3.

En estas fechas navideñas, nuestros bolsillos comienzan a calentar motores para iniciar un tour de force en compras de regalos para nuestros seres más queridos. También nos encontramos en unos días en los que el bombardeo de ofertas lúdicas puede llegar a saturar nuestra capacidad de elección y, como todos sabemos, los videojuegos se han convertido en el medio de entretenimiento más recurrido para regalar.

Recurrir a la compra de juegos descargables es, a día de hoy, una de las opciones más prácticas para cuando no queremos hacer un desembolso económico excesivamente alto. Juegos como Limbo, Lara Croft and the Guardian of Light o Dead Nation son grandes ejemplos de juegos descargables que han conseguido satisfacer las ansias de miles de aficionados sin haber tenido que pagar los elevados precios de salida de los juegos en formato físico.

Ahora, FluffyLogic, creadores de Savage Moon, nos traen para el Store de PS3 Eat Them, un juego que, a primera vista, nos recordará a aquellos juegos clásicos de destrucción Godzilliana y más concretamente a Rampage, videojuego de mediados de los 80 que se basaba en la destrucción de edificios mediante unos gigantescos monstruos que hacían las veces de King Kong completamente desatados y llenos de furia. Desde el lanzamiento de aquel juego (que también podemos adquirir vía descarga) han pasado ya unos cuantos años y la potencia de las máquinas actuales han permitido que los desarrolladores de Eat Them hayan podido recrear monstruosidades en perfectas 3D, escenarios abiertos e incluso la posibilidad de utilizar técnicas como el "Cel-Shading" para mostrar unos gráficos que nos hagan sentir que nos encontrarnos dentro de un cómic japonés.

PUBLICIDAD

Por regla general, este tipo de juegos suele destinar todo su potencial hacia una jugabilidad que resulte lo suficientemente adictiva para que el jugador se mantenga pegado durante horas al pad de su videoconsola, dejando en un segundo plano el hilo argumental, que en ocasiones puede llegar a ser totalmente nulo. Eat Them no es ninguna excepción y las retorcidas ideas de un científico loco son la excusa argumental de una serie de misiones en las que nuestros monstruos deberán destruir todo cuanto encuentre a su paso.

El juego se compone de nueve niveles en forma de cómic, que a su vez, se dividen en diversos capítulos en los que deberemos cumplir una serie de objetivos bastante simples a la vez que repetitivos. Atravesaremos (literalmente) zonas industriales, suburbios, rascacielos, comercios, etc. que, a pesar de contar con un buen diseño, pueden acabar resultando bastante monótonos y caóticos.

Durante su desarrollo, nos encontraremos con algunas misiones que harán avanzar el argumento del juego, como ayudar a una serie de presos a escapar de una prisión o a atracar un banco, pero el resto del tiempo nos veremos realizando una serie de repetitivas misiones que a su vez son necesarias para acceder a los siguientes niveles. Entre ellas se encuentra la llamada "Destrucción Masiva", que consiste, simple y llanamente, en acabar en un tiempo establecido con una serie de objetivos marcados hasta que queden completamente destrozados, todo ello en un tiempo límite. Otras son las misiones "Supervivencia", donde deberemos aguantar los embistes de helicópteros, tanques, policías y el propio ejército durante un tiempo establecido. Por último, se encuentran las llamadas misiones "Carrera", que consisten en llegar a una serie de puntos de control una y otra vez, lo más rápido que podamos.

Antes de cada misión, podremos elegir con qué monstruo queremos jugar e incluso tendremos la opción de crearnos el nuestro propio, mezclando diferentes miembros de cada uno de los monstruos existentes con el fin de obtener el que mejor se adecue a nuestras necesidades, todo ello en base a una serie de parámetros que marcan sus diferencias. Nuestros gigantescos amigos cuentan a su vez con una serie de herramientas (orgánicas y mecánicas) que utilizarán para llevar a cabo sus continuas destrucciones. Dependiendo de nuestra elección, podremos contar con pinchos, martillos, metralletas, misiles y muchas otras de igual o mayor potencia. Visto esto, podríamos empezar a frotarnos las manos pensando ¡esto promete!.

 1

Nada más lejos de la realidad, una vez en faena nos daremos cuenta de que nuestros potentes y hormonados gigantones resultan ser más vulnerables que un vampiro a plena luz del día. Numerosos grupos del ejército y de la policía nos asediarán con disparos por todos los flancos, continuamente tendremos helicópteros sobrevolando nuestras cabezas y veremos cómo gran cantidad de tanques nos dispararán por doquier. Esta caótica jauría hará disminuir nuestra barra de energía de forma alarmante y a no ser que vayamos siempre en busca de víctimas que nos permitan recuperar la energía que perdemos a cada segundo, acabaremos abatidos con más agujeros que un colador. De ahí que el juego se llame Eat Them, tan simple como eso.

A todo esto hemos de añadir que el juego cuenta únicamente con un nivel de dificultad, que además, resulta ser bastante exigente y en considerable aumento según vayamos superando niveles. Una y otra vez acabaremos perdiendo los nervios cuando nos veamos incapaces de superar ciertos niveles por su excesivo nivel ofensivo o la escasez de ciudadanos con los que alimentarnos. Lo que a priori podría parecer un juego que ofrece sensación de poder, libertad y en el que el temor lo infundamos nosotros, se convierte en una lucha continua por nuestra supervivencia. Esta situación nos obligará a realizar las misiones sin detenernos a disfrutar del placer que podría suponer destruir otros edificios que no sean los que obligatoriamente debamos, pues cualquier desviación de nuestro objetivo hará disminuir nuestras posibilidades de éxito de forma exponencial.

Tampoco ayuda mucho el impreciso control de nuestras fieras que, en muchas ocasiones, hará que sea cuestión de suerte agarrar tanques, helicópteros o personas de las que alimentarnos e incluso golpear algunas de las estructuras que nos obligan a destruir. Esto no supondría un grave problema si el juego fuese algo menos exigente y no nos viésemos continuamente abordados por lluvias de disparos o nuestros protagonistas fuesen algo más resistentes. Pero, lamentablemente, no es así y es frustrante comprobar que, por esa falta de precisión, nuestra energía puede llegar a disminuir drásticamente.

Por último, el juego cuenta con un modo cooperativo offline a pantalla partida para un máximo de cuatro jugadores, que incrementa la diversión del juego y hace que la dificultad del mismo disminuya. Desafortunadamente, no se ha incluido esta misma opción para jugar online, de modo que sólo podremos probar a esta modalidad si invitamos a uno o varios amigos a nuestra casa, como en los viejos tiempos.

 2

Conclusiones

Con un poco más de mimo, Eat them podría haber sido un buen referente en el género, pero su excesiva dificultad, su impreciso control y la ausencia de otros niveles de dificultad más permisivos que nos dejasen disfrutar más pausadamente de los escenarios que nos encontramos a lo largo del juego, hacen que este título sea más una fuente de tensiones que un medio para liberarlas. Sólo los más acérrimos seguidores de Rampage y los amantes de los juegos multijugador de la vieja escuela encontrarán un aliciente en afrontar las exigentes misiones que propone el juego. El resto deberá decidir hasta que punto conviene pagar los 8 € que cuesta la descarga por un juego de estas características.

PUBLICIDAD
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis

Cotton Reboot - Análisis
Cotton Reboot - Análisis
Análisis
2021-07-24 08:21:00
Disparos clásicos en plan shooter old school tan simpáticos como visualmente llamativos.
Akiba's Trip: Hellbound & Debriefed - Análisis
Akiba's Trip: Hellbound & Debriefed - Análisis
Análisis
2021-07-22 11:32:00
El primer Akiba's Trip se remasterizan en plataformas actuales y rescata una aventura de PSP que no llegó a Occidente.
Last Stop - Análisis
Last Stop - Análisis
Análisis
2021-07-21 18:21:00
Los creadores de Virginia, Variable State, vuelven con tres historias paralelas muy cinematográficas que mezclan el costumbrismo con la fantasía.
Cris Tales - Análisis
Cris Tales - Análisis
Análisis
2021-07-21 11:25:00
Precioso rol con sabor clásico que no pierde la oportunidad de aportar nuevas ideas, aunque no siempre destape todo su potencial.
Death's Door - Análisis
Death's Door - Análisis
Análisis
2021-07-20 15:36:00
Una entretenida y amena aventura al más puro estilo Zelda a la que le ha faltado un punto de brillantez para terminar de alzar el vuelo.
Save me Mr Tako: Definitive Edition - Análisis
Save me Mr Tako: Definitive Edition - Análisis
Análisis
2021-07-20 11:17:00
Plataformas clásicas con mucha gracia y personalidad se asoman a Switch y PC con esta versión mejorada y definitiva de un simpático plataformas.
Género/s: Acción / PS Network
Plataformas:
PS3

Ficha técnica de la versión PS3

ANÁLISIS
5.5
  • Fecha de lanzamiento: Diciembre 2010
  • Desarrollo: Fluffy Logic
  • Distribución: PS Network
COMUNIDAD
4

PUNTÚA
Eat Them PSN para PlayStation 3

1 votos
Insuficientes votos para figurar en los rankings.
Flecha subir