Vandal
Vandal juegos retro

Juegos Retro

Una mirada semanal al pasado, recordando grandes juegos clásicos y momentos de la historia del videojuego.

Daytona USA

Gentlemen... ¡Start your engines!
Daytona USA
·
Actualizado: 12:10 22/8/2019

Volvemos a los noventa y estando ya allí volvemos a los salones recreativos para recordar un juego que inició y señaló el camino por el que debían ir los juegos de carreras. Daytona USA puso en primera plana mundial los juegos de conducción, pero ¿qué armas usó para ello? ¡Empecemos!

En los noventa, el binomio Sega y Arcade era sinónimo de éxito. Si anteriormente Yu Suzuki marcó a tantos jugadores con Out Run y sus impresionantes y realistas gráficos usando técnicas totalmente 2D para simular entornos 3D, no sería superado hasta llegar los polígonos y los entornos en 3D reales, pero durante la última parte de los 80 y mucha de los 90, estás técnicas fueron usadas para dotar a multitud de juegos de un aspecto espectacular sea cual fuera el género.

Del Parallax Scrolling a los polígonos con texturas

Veamos algunos ejemplos, como por ejemplo en el ya soberbio Dynamite Headdy, Treasure, dominadora absoluta de los chips de Mega Drive consiguió uno de los mejores trabajos en esta consola que no disponía de otras técnicas -como el modo 7 de su directa competidora- y que hacía gala de su poder con el Parallax Scrolling:

Y como veníamos diciendo, esta técnica, que hacía que sprites 2D se movieran a diferentes velocidades, hacía parecer que estábamos realmente dentro de un entorno 3D, o al menos daba la sensación de volumen y de profundidad.

Esto fue lo que hizo a Out Run, Space Harrier y demás dominadores de esta técnica lograr ser tan famosos y espectaculares, pero a pesar de que esto fuera lo más puntero tecnológicamente hablando, la era 3D estaba en su amanecer, y eclipsó totalmente esta técnica en el terreno de los arcades y, aunque bien es cierto que antes hubo otros, Daytona USA lanzó el realismo a unas cotas jamás vista hasta la fecha.

Recordemos como fue esta técnica en uno de los juegos de carreras y que muchos copiaron después:

Out Run 1986

Las mejores carreras mundiales hiper-realistas en 3D

Con este modesto título se presentaba Daytona USA en los propios flyers que promocionaban el juego, ¿pero este ostentoso título que la propia Sega se había puesto era realmente cierto? Pues podemos decir que sí, puesto que los juegos hasta ese entonces, y su propio anterior juego de carreras poligonales, Virtua Racing, demostraba que el realismo conseguido por los polígonos nada tenía que ver con técnicas de antaño, pero que al dotar a estos polígonos, de texturas nunca vistas hasta 1994 en un juego de carreras, hizo que más de uno se llevase las manos a la cabeza ante tal despliegue gráfico.

Y es que si algo destacaba Daytona USA por encima de las recreativas del lugar, era por unos gráficos que asustaban (en el buen sentido) un mueble cuidado hasta el extremo en sus prestaciones y detalles que lo acercaban a la realidad, y una música para la historia, ¿lo recordáis?

Desde luego que el despliegue de medios de este juego hizo que muchos gastásemos nuestras pagas semanales en partidas a Daytona USA solos, o con su hiper adictivo modo de dos jugadores.

La premisa es bien sencilla, esquiva coches a más de doscientos kilómetros por hora, encaja bien las curvas y controla el derrape sin rozarte con nadie, así podrás quizás adelantar algunos puesto y también a tu adversario, ¿sencillo?

Tres pistas, coches y entornos con una gran carga poligonal para entonces y unas geniales texturas eran movidas por unos 60 frames constantes e inamovibles fuera cual fuera la cantidad de coches en pantalla. Esto fue algo que quizás no diga nada a quien lo lea por primera vez, pero que en 1993 -1994 en todo el mundo- supuso un espectáculo que nunca jamás se había visto para recrear no solo el mundo de las carreras de este estilo, sino para el mundo de la conducción.

 1

El tremendo éxito de este primer juego, vino acompañado de varias versiones del mueble en el que el modo link se ampliaba a cuatro, y en algunos casos hasta ocho jugadores a la vez compitiendo entre ellos en unas partidas antológicas debido al genial control -arcade total- y su diversión directa.

El juego también popularizó el sistema de 4 modos de visión durante la carrera, aunque ya se había visto en otros juegos, pero aquí, envuelto en el halo de espectacularidad que estaba presente en todo el juego, a veces te invitaba a probar jugar desde una u otra, de la misma manera que con los controles, pudiendo elegir entre automático y manual, primando con unos cuantos kilómetros por hora más el lograr dominar nuestro querido Hornet con las marchas manuales y presentes en el mueble.

El primero fue conversionado a Sega Saturn y ordenador, pero con resultados bastante desiguales, por una parte estaba la versión para PC y desgraciadamente la versión de Saturn acentuó el popping que tenía la recreativa, pero se perdonaba, puesto que en la versión Saturn el escenario aparecía a muy corta distancia:

Con la curiosa coletilla de Deluxe se presentó la que vemos arriba la versión para Windows, en la que desde luego no vemos el lujo por ningún lado aparte de poder subir la resolución. Estos dos juegos, el genial remake para Dreamcast fue todo un homenaje a este grandioso juego, pero tanto el remake, como las secuelas, los veremos dentro de unas semanas, ya que meter con calzador a todas ellas en una pequeña columna no es el homenaje que queremos dar a este juego.

Ante los rumores de la más que posible vuelta de esta franquicia, hoy recordamos este grandísimo arcade que sorprendió y maravilló al mundo entero. ¡Caballeros, encended los motores! ¡Daytona USA ha vuelto!

 2

ANTERIORES
Retro Prince of Persia
Retro
17:03 23/9/2011
Así empezó todo, de una genial idea.
Retro Pitfall! de David Crane
Retro
19:10 30/9/2011
El considerado primer plataformas de la historia a examen.
SIGUIENTE
Retro Cadillacs and Dinosaurs
Retro
17:24 14/10/2011
Cuando cadillacs y dinosaurios eran una genial excusa...
En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir