Top 100 Comics del 2020 – #80-71

Hoy con cómics de Fulgencio Pimentel, Reservoir Books, Dolmen Editorial, Panini Comics, ECC Ediciones, Brufalo Lector, La Cúpula, Spaceman Comics o Diábolo

Se acaba el 2020, un año que ha sido una montaña rusa emocional que ha marcado nuestras vidas y que será dificil de olvidar. La cultura en general y nuestros queridos cómics en particular han supuesto, más que nunca, una via de escape perfecta a la realidad que hay más allá de nuestras ventanas y las horas de entretenimiento que nos han regalado los cómics, mangas y novelas gráficas de la «cosecha 2020» han sido muchas. Calidad y cantidad a raudales, más necesarias que nunca.

A pesar de que las ventas se detuvieron de golpe durante dos interminables meses, el número de novedades publicadas el resto del año ha sido extraordinario y, llegando a la orilla del 2021, encontramos que es dificil escoger las 10, 20 o 50 mejores obras que más nos han gustado. Es por ello que desde Sala de Peligro hemos ampliado nuestra selección de «lo mejor del año» a cien obras. Desde hoy y en forma de cuenta atrás, presentaremos de diez en diez «los 100 mejores cómics del 2020 en Sala de Peligro». Empezamos con los puestos 100 a 91, luego del 90 al 81 y hoy tocan los puestos 80 a 71.

#80 – Batman: Criatura de la Noche, de Kurt Busiek y John Paul Leon
  • Editorial: ECC Ediciones
  • Formato: Tomo cartoné de 216 páginas a color
  • Precio: 25€

¿Y si nuestra realidad tuviese más de ficción de lo que se cree? ¿Y si se pudiese manipularla en base de creer ello? Hacía tiempo que Kurt Busiek no escribía algo de envergadura para un icono. Y se le ha echado de menos porque, desde luego, es uno de los guionistas más talentosos, conocedores y amantes del medio. Alguien que entiende la esencia y que conecta con los lectores de superhéroes como muy pocos. Y si en Identidad Secreta escribió su peculiar carta de amos a Superman, aquí hace lo propio con el Caballero Oscuro. Recuperó un material del pasado que no llegó a publicar para explorar el encaje que tendría una versión de Batman en nuestra realidad. Pero de lo que realmente va esto es  de los traumas y su superación. Una historia emotiva y ambiciosa que sería el mejor trabajo de cualquier otra carrera. Hace mucho sin llamar la atención de lo que se hace. Ah, y lo que hace John Paul Leon es una barbaridad. Y decir eso de este artista es mucho decir. Un cómic que tiene todo como para convertirse en uno de los más grandes del murciélago. 

Por Pedro de Mercader

#79 – Estela Plateada: Negro, de Donny Cates y Tradd Moore
  • Editorial: Panini Comics
  • Formato: Miniserie cinco grapas, 24 páginas
  • Precio: 3.00€

Y casi sin quererlo, Estela Plateada suma otra joya en su currículum editorial que no tiene nada que envidiar a las que han sido firmadas por Stan Lee, John Buscema, Moebius, Dan Slott, Mike Allred y tantos otros. Donny Cates, dentro de su «Catesverso cósmico» en Marvel, pone al servicio de Tradd Moore una historia para que pueda efectuar todos los malabarismos gráficos que se le ocurran con el surfero marvelita, más moldeable que nunca. Moore, un semi-desconocido al que Marvel ha asignado proyectos de segunda fila durante varios años, ha recibido aquí por fin la exposición que se merece, dejando anonadados a todos los Marvel Zombies y al lector del sector menos pijamero. Una miniserie de cinco número que, aunque entronque en tramas mayores, es 100% disfrutable por si misma. No ha sido un mal año para Marvel en España, no.

Por Pedro Monje

#78 – No te serviré, de El Irra

Españita es un país muy raro. No hay más que hablar con un extranjero para que te dé la razón. A pesar de tener una tradición bastante católica, en paralelo, se ha desarrollado una historia oculta bajo la superficie. Y es que, aunque no se sepa explotar como hacen en otras industria, se han generado unas cuantas historias espeluznantes y se convive con unas cuantas sectas. No en vano, este un país que rinde culto a la muerte. Ahí están los toros como algo inamovible por una parte de la sociedad… Quien esté interesado por esto que se acaba de exponer, entenderá por qué esta es una de las obras imprescindibles del año. Un retrato muy peculiar  de la España cañí con influencias muy dispersas. Un cómic en el que se palpa la rabia por la situación, pero con ganas de reconstruir a través de ella. Conspiraciones, brujería, corporativismo, familias complicadas y tauromaquia es de lo que se ha servido Irra para consolidarse como narrador con esta novela gráfica de carácter tan identitario como alejada de todo aquello que sea reconocible. Por contradictorio que suene. 

Por Pedro de Mercader

#77 – El Festival de los Dragones del Te, de Katie O’Neil

Precuela de La Sociedad de los Dragones de Té, un mundo fantástico donde existen unos pequeños dragones que les crecen distintos tipos de hojas de té en la cabeza. Los seres que habitan este mundo son de distintas especies y colores. En este volumen, que puede leerse sin problemas por separado, la protagonista es Rinn, una joven que ha vivido siempre en un pueblo muy escondido entre montañas y está acostumbrada a convivir con estos pequeños dragones de té. Un día, acompañada por uno de ellos en su misión de recolectar setas y hierbas para ella y sus vecinos, se encuentra con un dragón real dormido en una casa abandonada. Al despertarse creará un fuerte vínculo con Rinn, ¿podrá esta ayudar al dragón? Un cómic especialmente indicado para potenciar la empatía y la inclusión.

Por Iria Ros

#76 – Catorce de Julio, de Bastien Vivès y Martin Quenehen

Basada en el trauma social creado por los atentados en París de 2015, en los que murieron más de cien personas y resultaron heridas otras quinientas, los autores plantean una obra llena de personajes desorientados y perdidos. ¿Es posible ser víctima y verdugo al mismo tiempo? ¿y salvar a alguien de sí mismo? Jimmy Girard es un gendarme de pueblo que, a través de un control de tráfico, conocerá a Vicent y su hija Lisa, una adolescente. A partir de su encuentro, Jimmy decidirá cuidar y proteger a esta familia golpeada duramente por la tragedia. Sin embargo, no todo será tan sencillo, ya que los personajes de este thriller muestran el desasosiego que sufrió la sociedad francesa tras los atentados. Casi todos ellos cruzan la línea del bien y del mal, en mayor o menor medida, en uno u otro momento. ¿Conseguirán salvarse unos a otros, o ocurrirá todo lo contrario?

Por Iria Ros

#75 – Bella Muerte: La Rata, de Emma Rios

El público estaba bastante ansioso por ver este retorno de Emma Ríos y Kelly Sue DeConnick a esta impepinable franquicia. La combinación de ambos talentos ha llegado a materializarse en algunas de las páginas más poéticas que se han estado publicando últimamente. Tras dos volúmenes que se han convertido en clásicos contemporáneos, este tercero ha servido para eclosionar y depurar todos los méritos que ya estaban presentes. El tiempo que ha pasado desde el último volumen, ha supuesto un retorno en el que han dado la mejor versión de sí mismas. Teniendo el Hollywood dorado como telón de fondo, En esta serie se han explorado nuevos temas y se ha dado un soplo de aire fresco a esa saga.  Es impresionante la creatividad que tiene Ríos a la hora de encarar la página y de demostrar que otras maneras de contar historias no solo con válida, si no que son necesarias. Una joya metarreferencial que es perfecta en su ejecución. 

Por Pedro de Mercader

#74 – La Edad Media, de Pedro Cifuentes

Segundo volumen de la colección Historia del Arte en Cómic, centrado esta vez en La Edad Media. La serie está protagonizada por el Profe, su perro Lómper, y los agentes de la historieta (es decir, un grupo de alumnos de secundaria). Gracias al Profe, este grupo tan variopinto darán saltos en el tiempo para aprender todo lo posible sobre la historia y los restos de ella que han llegado hasta nosotros. En este volumen redescubrimos la Edad Media, y aprendemos a ver esa época con otros. La Edad Media abarca mil años aproximadamente y en las primeras páginas el Profe muestra a los alumnos una línea temporal que une el final del anterior volumen (El Mundo Clásico) con éste. Junto a personajes de la época, el grupo visitará obras y lugares específicos que serán explicadas al detalle por el Profe. Historia del Arte para todo tipo de lectores, muy recomendada por alejarse del eurocentrismo, y mostrar las diferencias entre distintos países y culturas en la misma época.

Por Iria Ros Piñeiro

#73 – Un Tributo a la Tierra, de Joe Sacco

Joe Sacco muestra en este reportaje gráfico lo excesivamente malicioso que puede llegar a ser el ser humano obsesionado con el poder y el dinero. Esta obra de periodismo gráfico se aleja de los conflictos bélicos a los que nos tiene acostumbrados su autor. Ha tardado cuatro años en terminar esta obra, pero ha merecido cada uno de ellos. A partir de dos viajes a la zona norte del río Mackenzie en Canadá, e infinidad de entrevistas a todo tipo de gente, Sacco muestra la lucha de los pueblos indígenas de la zona, denuncia el genocidio cultural de los Dene y crea un alegato a favor de la ecología y la sostenibilidad a partir de la cultura de estos pueblos. Recopila testimonios terribles de cómo sistemáticamente los políticos dieron cada vez más poder a las multinacionales que querían explotar los recursos naturales de la zona al mismo tiempo que destruían la cultura de estos pueblos para que no pudieran oponerse a todo lo que estaba ocurriendo. A día de hoy, Canadá sigue teniendo una deuda con estos pueblos indígenas. Una obra intensa y muy necesaria.

Por Iria Ros Piñeiro

#72 – Hey Kids! Comics, de Howard Chaykin

La carta de amor al medio más envenenada jamás publicada. Eso es lo que ha querido firmar el genio maldito de Howard Chaykin en la que es su, por el momento, última obra como autor. Su visión de este medio siempre ha sido personalísima y muy personal, al igual que su estilo y su voz como autor, Pero también es de las más osadas y de las más coherentes y libres. En este caso, lo que uno encuentra es un repaso por distintas épocas de la Historia del cómic. Lo hace a través de una serie de versiones de los creadores de los que todo el mundo es fan. Pero aquí, como es de esperar, no hay relato edulcorado que busque decir al lector que esto es un trabajo maravilloso. Por el contrario, trata de darle una aproximación realista para exponer porque el mundillo puede llegar a ser muy tóxico y asfixiante. Porque los héroes de las viñetas, en muchas ocasiones, están escritos y conducidos por seres humanos que con los que no tienen nada que ver. Detrás de las tiradas hay una serie de procesos que el lector desconoce y no tiene por qué conocer. Pero quien quiera hacerlo, aquí tendrá un buen ejemplo de porque el cómic es capaz de lo mejor y de lo peor. 

Por  Pedro de Mercader

#71 – Pompeo, de Andrea Pazienza

Cuando Pazienza creó Pompeo en los ochenta, tanto el sida como la drogadicción mataron a muchísima gente. Entre ellos, a muchos artistas como él. Por eso fue capaz de mostrar esta enfermedad en primera persona. En la obra se cuenta la historia de las últimas horas de vida de un dibujante de cómics (Pompeo) que tiene problemas con la heroína. Su drogadicción le llevará a la tumba, y lo acompañaremos durante esas horas en un paseo pedregoso y tambaleante por su atormentada y complicada vida. Mostrándonos el impacto que esta enfermedad tiene no sólo en la persona que la sufre. Vemos cómo Pompeo olvida por completo su carrera profesional y académica, en busca de una nueva dosis. Pero también relega a su familia a un segundo plano, convirtiéndose ésta y todo su círculo social más cercano, en víctimas de su drogadicción. Aunque la principal víctima fue Pazienza quien murió de improviso de la misma enfermedad que su protagonista. Un cómic para adultos, que refleja a la perfección la época en que se creó.

Por Iria Ros Piñeiro