La Mazmorra de Sfar y Trondheim, una historia de nunca acabar

Repasamos la historia de publicación de la mazmorra, un proyecto tan original como inabarcable.

En 1998 Johann Sfar y Lewis Trondheim comenzaron a crear La Mazmorra como un juego entre amigos. Algo más pensado para practicar ellos y divertirse que como una publicación seria. Fue publicada en el año 2000 en España por Norma Editorial en su colección Cimoc Extra color. Hasta que en 2016 se publicó el último álbum cuyo título rezaba “El fin de la Mazmorra”. Actualmente Norma está editando una edición integral donde recopilan los números que se editaron en español, así como dos números inéditos fuera de Francia.

Es un cómic con muchas virtudes que ha ido pasando desapercibido en nuestro país hasta prácticamente esta nueva reedición en 2019. Aprovechando que la serie terminó, o eso se pensaba ya que actualmente los autores siguen publicando números, vamos a hablar sobre ella, sobre el proyecto que empezaron sus autores (e intentar organizarlo), sobre cómo ha ido creciendo hasta su aparentemente precipitado final en 2014 y que ocurrirá con la serie a partir de ahora.

La idea original de La Mazmorra era una historia sobre una mazmorra, sí, pero sobretodo de los seres que la habitan. Una de las peculiaridades del universo de fantasía creado por los autores es que no hay seres humanos como tal, gran parte de ellos son animales antropomórficos además de criaturas y monstruos de todo tipo. Esta mazmorra alrededor de la cual gira la trama principal, es un lóbrego castillo poblado por monstruos, trampas y supuestos tesoros para atraer a los aventureros al más puro estilo de una partida de rol clásico.  Esta está dirigida como si fuera un negocio por su propietario al que en un inicio conoceremos solamente como El Guardián. Allí seguiremos las peripecias y trastadas de Herbert, un pato torpe y no muy listo que trabaja como funcionario. Un día, por azares del destino se convierte en “héroe” y pasa a estar a las órdenes directas del Guardián quien le encargará diferentes misiones. Le acompañará Marvin, un dragón rojo y experto guerrero que se ocupará de velar por su seguridad y con suerte meterle algo de sentido común.

Al ver que la apuesta contaba con una respuesta positiva de los lectores los autores se embarcaron en una ambiciosa propuesta. Decidieron ampliar el universo que habían creado narrando también los acontecimientos pasados y futuros de sus personajes. Dividieron así la serie en varios ciclos que irían realizando paralelamente y que alcanzarían, según su intención los 300 números, 100 cómics por cada ciclo.

Del -99 al 0 comprende el ciclo Amanecer, que narra la creación de la Mazmorra; del 1 al 100 comprende el ciclo Zénit (lo que fue su serie inicial) donde se narra el apogeo de la Mazmorra y del 101 al 200 que forma el ciclo Crepúsculo donde se cuenta el futuro de la Mazmorra. Además de estas, que serían sus series principales, también tenemos la mazmorra Festival (Dibujada por Manu Larcenet) donde se muestran aventuras paralelas de los personajes presentados en el ciclo Zénit y por último está La Mazmorra Monstruos que son historias autoconclusivas centradas en los personajes secundarios y dibujados por distintos dibujantes tanto conocidos como noveles. Además, si aún no os habéis perdido, existe la Mazmorra “Bonus” que es un juego de rol basado en el cómic y , en francés, la serie cuenta con un sitio web llamado Donjon Pirate (que curiosamente es oficial) donde dibujantes y aficionados idean y publican sus propias páginas de la serie.

Cada ciclo forma una serie independiente por si misma pero que está plagada de referencias entre personajes y hechos de un ciclo a otro, de pistas sobre lo que sucederá en el futuro (o pasado) con lo que la lectura adquiere otra dimensión bastante diferente al desarrollo clásico de una historia lo que lo hace más interesante.

La Mazmorra Presente, Pasado y Futuro.

El primero de ellos, o mejor dicho los dos primeros, serían La Mazmorra Zénit y La Mazmorra Festival, donde se nos cuenta el presente de la trama. Este sería el punto para empezar a leer La Mazmorra, pese a que no es el inicio cronológico de la historia. En Zénit se nos presentan la mayoría de personajes siendo protagonistas en esta etapa el pato Herbert y Marvin el dragón. Estas etapas la componen los números 1-6 de Zénit y los números 1-5 de Festival. Aquí los autores aprovechan para mostrar al lector la mitología, el ecosistema y los muchos y carismáticos personajes de La Mazmorra. Según la crítica en estas dos etapas se recogen los mejores álbumes de la serie.

La siguiente etapa sería La Mazmorra Amanecer, que comprende los números que van desde el -99 al -83 y de cinco números de la serie Monstruos incluyendo Le Grand Animateur que permanece inédito en España. En ella se nos cuenta los inicios de la mazmorra y más concretamente los inicios de Jacinto de Cavaliere, un joven idealista hijo de un noble venido a menos que se convertirá en un justiciero nocturno llamado El Camisón. Sufrirá de amores por su amada Alexandra (en opinión de quien escribe estas líneas una de las mejores, y más dolorosas, representaciones de una relación en cómic) y que más tarde se convertirá en el taciturno Guardián.

Esta etapa, si bien sigue caracterizándose por el humor tan representativo de los autores, se torna un poco más oscura y toca temas más profundos y series que la etapa de Zénit.

Por último, del número 101 al 111 y con varios números de la serie Monstruos, tenemos la Mazmorra Crepúsculo  (Dado que este es el futuro si se sigue el orden cronológico, podría considerarse que los detalles mencionados a continuación son Spoilers de la trama) .En esta última etapa veremos cómo el mundo (Terra Amata) ha quedado sumida en una noche eterna en la mitad del planeta y un día abrasador en la otra. En esta etapa el héroe será Marvin Rojo, un conejo rojo, que intentará evitar las catástrofes de este mundo postapocalíptico acompañado de su maestro, El Rey Polvo (el envejecido y ciego Marvin). Aquí también descubrimos que el simpático y tontorrón Herbert se ha convertido en El Gran Khan, el insensible y terrible emperador de Terra Amata.

 

Esta etapa es la peor valorada pese a que mantiene la originalidad y el humor de las anteriores. También fue la más afectada por el término de la serie.

¿Es esto el fin?

La mazmorra es una serie que, según los autores, está terminada. Al menos si lo entendemos desde el punto de vista de que han contado el inicio, el nudo y el desenlace. Según varias entrevistas que hicieron a medios franceses lo autores estaban enfrascados en otros proyectos y no podían dedicarse a crear 300 números

Este era sin duda un proyecto ambicioso. Una historia que abarcaba distintas líneas temporales, cada una de ellas centrada en distintos personajes y que todas afectan en mayor o menor medida al resto de series. Desde luego se puede decir que es una labor titánica.  El papel de los autores originales ha sido y es prácticamente el de guionistas puesto que Sfar solo dibujó los tres primeros números de la etapa de Crepúsculo y Trondheim los cuatro primeros números de Zénit. Por ello han contado con muchos otros autores tanto noveles como de renombre como Cristophe Blain (Issac el Pirata, Gus) o Blutch (Velocidad moderna, El pequeño Christian).

 

Pese al trabajo de otros autores tanto en las series principales como en la de Monstruos, La Mazmorra es un proyecto complejo. Uno en el que los autores han invertidos 19 años, el primer número fue editado en Francia en 1997 y el último (El fin de la Mazmorra) se editó en 2016. Y tras el cierre quedaron muchas dudas. No sobre la serie en sí, que también puesto que dejaba numerosos agujeros de las tramas de los personajes por llenar, sino también sobre el proyecto en sí. ¿Había sido un fracaso? ¿Es una serie sin terminar? ¿Se puede considerar finalizada teniendo en cuenta su estructura?

Bueno, ahora han pasado unos años desde que se publicó ese final y el tiempo ha arrojado algo de luz a todas estas preguntas. Según comentaba el propio Sfar en una entrevista en 2016, si, la serie está terminada. Sin embargo el año pasado se anunció que los autores volvían a Delcourt con una nueva serie llamada La Mazmorra Antípodas y del que de momento hay dos números anunciados: Le Armee du Crâne (La Armada del cráneo) y Hors des Ramparts (Fuera de las murallas). Poco sabemos por ahora más allá de que parece centrarse en el aspecto bélico de las aventuras y se sitúa en una zona diferente de Terra Amata, aunque estará conectado de alguna forma.

Ambos autores están trabajando en otros proyectos actualmente y sería atrevido aventurarse a imaginar si Antípodas será una corta, si continuarán tras esto con otros números de las series principales de la mazmorra o si el proyecto quedará parado de nuevo. Actualmente en España se está editando la mazmorra en tomos integrales. En estos tomos vendrán dos historias inéditas en la otra edición de tapa blanda y además, según ha confirmado la propia Norma Editorial en las redes, están estudiando como publicar los nuevos números que vayan saliendo.

La Mazmorra es sin duda alguna una de las series de cómics más interesantes. Una serie tan atrevida como original y que si, si preguntáis a quien suscribe estas líneas, merece la pena pese a que pueda considerarse incompleta y que es menos confusa de lo que puede parecer. Es un tebeo divertido, lleno de personajes carismáticos y que trata temas cada vez más complejos y adultos con un dibujo sencillo e infantilizado. Una obra que ya es uno delos referentes de la fantasía y el humor en el cómic europeo y que, pese a que hace unos años se pensaba que había muerto, este año vuelve con ganas de demostrar que está muy lejos de acabar.