La editorial Fandogamia actualiza su catálogo convirtiéndolo a digital incluyendo obras como «Mi novio es un oso»

Desde ayer se puede acceder a la compra digital de cómics de Fandogamia en su web. Hoy os traemos la reseña de "Mi novio es un oso" de Pamela Ribon y Cat Farris, y os contamos qué tal esta nueva vertiente de la editorial.
Título: Mi novio es un oso
Guion: Pamela Ribon
Dibujo y color: Cat Farris
Edición Nacional: Fandogamia
Edición Original: Oni Press
Formato: Rústica, 176 páginas
Precio: 12,00€
Precio en digital: 4,5€

Debido a la situación que estamos viviendo, llevamos semanas hablando de esperar a nuestros libreros de confianza. De releer los cómics que tenemos en casa y hacer listas de obras que compraremos en cuanto podamos salir. Sin embargo, el encierro parece que se va a alargar más de lo esperado. Así que las editoriales de cómic que no lo habían hecho hasta ahora, están empezando a plantearse el añadir a su catálogo la opción digital de sus cómics.

Ayer por la tarde fue Fandogamia quien dio este paso. Sabemos que esto no se hace de un día a otro, y que conlleva un trabajo extra. Sin embargo, alentados por la bajada del IVA en libros electrónicos, la editorial ha decidido convertir su catálogo y ponerlo a precios muy bajos.

Hay que tener en cuenta que no todas las obras son susceptibles de ser digitalizadas, ya que dependen de la licencia y en muchos casos (como los mangas, o algunas obras muy específicas) es complicado conseguir la luz verde por parte de la editorial dueña de los derechos. Sin embargo, no son pocos los cómics que ayer salieron a la venta digital por parte de Fandogamia.

Captura de la web de Fandogamia. Ahora, en la descripción de los cómics puede verse si es accesible en formato digital y el link para acceder a su compra.

Normalmente los lectores de cómic solemos ser muy fetichistas del papel, nos encanta tener nuestros cómics y leerlos mil veces. Hasta el momento la venta digital no parecía algo imprescindible. Hablando siempre de obras que se crean para el formato impreso, no de webcómics o cómics digitales que luego llegan al mercado impreso. Sin embargo, la versión digital nos permite comprar por mucho menos dinero una obra que podría interesarnos a priori, pero que tenemos dudas de invertir dinero en ese tomo en concreto. Llegado el momento, siempre podremos comprarlo en papel más adelante. Por lo que, por muy poco dinero podemos disfrutar de muchas obras que igual por tema presupuestario se habían quedado fuera anteriormente.

Y eso es lo que ocurrió en su momento con Mi novio es un oso de Pamela Ribon y Cat Farris. Un cómic muy divertido, y con un mensaje muy positivo, que pasó por alto debido a la avalancha de novedades que le tocó vivir cuando salió al mercado.

Mi novio es un oso está protagonizado por Nora, una joven independiente que tiene muy mala suerte con los hombres, unas amigas algo peculiares, y un trabajo de mierda. Tal cual. Ya que trabaja como teleoperadora para una compañía algo fraudulenta, y es ella (y sus compañeros de trabajo) quienes reciben las llamadas de los desafortunados clientes. Y quienes sufren todo tipo de gritos y amenazas. Además, sus jefes son unos tiranos, y sus compañeros tiene la misma empatía que un ladrillo.

Por el contrario, las amigas de Nora son alegres, tienen sus cosillas, pero la apoyan en sus decisiones. Y están ahí para ella siempre que la necesitan, ¿que la deja el novio? ¡fiesta de chicas! ¿que tiene la moral por los suelos por el trabajo? ¡ahí están las chicas! Por lo que, cuando Nora decide ponerse al día con su vida, y retomar buenos hábitos, ahí están ellas también.

La historia empieza cuando Nora se va a pasar el día al monte con su actual novio, y compañero de trabajo. Tumbada al sol abrirá una revista y el capullo (porque amigos, es un capullo) de su novio se reirá de las revistas que ha llevado consigo, por considerarlas poco culturales. Avergonzada, Nora se introducirá entre los árboles y enterrará dichas revistas, tomando la decisión de darle una vuelta de 180º a su vida. Sin embargo, en ese momento tendrá un encuentro que lo cambiará todo: un enorme oso negro se queda mirándola. Y tras ella salir corriendo despavorida, éste se quedará mirando donde Nora escondió las revistas.

Nora rompe con su novio, sale a celebrarlo con las chicas, y cuando vuele a casa se encuentra con dicho oso quien no sólo le devuelve sus revistas, sino que se queda con ella toda la noche cuando se desploma de lo que ha bebido. A partir de ese momento Nora decide empezar una relación sentimental con oso. ¿Por qué no, si ha salido con infinidad de imbéciles?

La relación entre ellos es divertida y un caos a partes iguales, pero como todo en esta vida, Nora no puede ocultar su relación de forma permanente. Por lo que, llegado el momento, debe presentarle a oso a sus amigas. Y decírselo a sus padres. Y enfrentarse a su ex en el trabajo, a la par que se enfrenta a su trabajo. Y recibirá muchas más críticas y ataques de lo que esperaba, pese a no haber sido más feliz en su vida. ¿Quién iba a pensar que salir con un oso era más difícil para quienes les rodean que no para ella? ¿Y qué ocurrirá cuando termine el verano y se acerque la época de hibernación para oso? ¿Sobrevivirá esta historia de amor?

Esta historia de Pamela Ribon y Cat Farris es una completa maravilla. El guion de Ribon consigue nivelar los momentos dramáticos y cómicos de forma excepcional. La historia se centra en un momento muy concreto de la vida de Nora, sin embargo, es capaz de crear un pasado muy completo sobre ella. Y lo hace mediante un par de técnicas sencillas pero muy efectivas: hacer una doble página con los antiguos novios de Nora, los flashbacks y las conversaciones con sus padres son formas rápidas de conocer la personalidad de la protagonista. Además, el mantener las características físicas y psicológicas del oso más o menos de forma realista hace que la historia no sea tan descabellada como puede parecer. ¿Es posible esta historia fuera del papel? Obviamente no, ¿por qué entonces funciona tan bien como reflejo de la vida real? Porque oso es ese elemento discordante en la vida de una persona que todo el mundo juzga, y que termina afectando a la persona con la que convive.

Pamela Ribon crea una serie de personajes alrededor de Nora que son imprescindibles para ella, como sus amigas y sus padres. Sin embargo, tal y como ocurre en la realidad, llegado el momento, estos serán quienes crearán problemas donde no los hay. Y criticarán una relación por motivos que les conciernen a ellos. Como los celos, o el egoísmo de querer una cosa de Nora que igual ella no quiere, como puede ser tener hijos. Y ésa es la mayor baza de este cómic: bajo la fantasía de la chica que salió con un oso, se presentan temas como el racismo, la envidia, el clasismo… y un sinfín de temas tan humanos y actuales que dan hasta miedo. Especial atención a aquellas personas que supuestamente hacen las cosas por tu bien, pero en realidad están cegadas por sus frustraciones y deseos. Algo que Ribon es capaz de resaltar de forma natural en sus personajes.

En cuanto al dibujo (y color) de Cat Farris, como habéis podido comprobar en las imágenes que hemos compartido, es muy estilizado. Pese a tener un toque como muy de esbozo rápido, en realidad tiene una gran cantidad de detalles. Además, es capaz de crear gran cantidad de movimientos en muy poco espacio. Ya que oso se mueve de forma muy distinta al resto de personajes. Farris es capaz de representar a oso de forma realista, y mantener su expresividad sin problemas. Además, el diseño de los personajes humanos es muy detallado, y es muy diferente unos de otros. Pese a aparecer en algunos momentos muchos personajes, no hay duda en ningún momento de quién es quién ya que no sólo son diferentes en su diseño, sino también en su forma de moverse y actuar. Obviamente, siendo los protagonistas, oso y Nora son quienes más aparecen, y es muy interesante ver cómo evoluciona su forma de moverse y relacionarse entre ellos. Algo que aporta más profundidad todavía a los personajes.

Mi novio es un oso es una historia preciosa llena de detalles y verdades grandes como oso. Es una historia de amor nada convencional, que sin embargo debería ser un ejemplo de relación sana entre quienes se quieren. El idioma y las diferencias sociales no son problema si se sabe llegar a un entendimiento común.

Si en algún momento os ha llamado la atención este cómic, y no os habéis atrevido a dar el paso, os recomendamos que le deis una oportunidad en digital ahora que es posible hacerlo en la web de Fandogamia. No os arrepentiréis. Además, la plataforma que utilizan es muy fácil de usar, y se descarga el pdf sin marca alguna en vuestro ordenador. Para ello, sólo tenéis que entrar en la web como si fuerais a comprar un cómic de forma convencional. En la descripción bajo la portada encontraréis un aviso de si ese cómic está disponible en digital.

Yo, por mi parte, he decidido que pese a tenerlo en digital, en un futuro me haré con él en papel. Veremos qué otros títulos va añadiendo la editorial a su catálogo digital. Mientras tanto, y como diría oso: ¡GRAH!