Los mejores personajes creados en el UCM

El UCM es conocido por ser muy fiel con el espíritu de los cómics. Pero, en ocasiones, se ha atrevido a crear sus propios personajes. Estos, con mayor o menor esfuerzo, han terminado ganándose al público.

Seguramente las del UCM sean las que mejor han sabido trasladar a la gran pantalla los cómics de superhéroes. La faraónica visión de Kevin Feige abraza el cine/espectáculo y toma, sin pudor alguno, los conceptos más relocos del cómic.

Pero eso siempre ha sido en busca de sumar, nunca de restar. Seguramente, ese haya sido el motivo de introducir, de vez en cuando, algunos personajes propios que no provengan de las viñetas. Y lo han hecho de un modo tan eficiente que algunos hasta han terminado protagonizando sus propios cómics.

A continuación, una selección de los personajes creados en el UCM que más recordados: 

10. Presidente Ellis 

La ficción permite poner presidentes ficticios corruptos para señalar las vergüenzas de los reales sin que haya problemas judiciales de por medio. Y una película como Iron Man 3, con un mensaje político tan destructivo y crítico, necesitaba algo así.

El presidente Ellis es alguien que inventa guerras por todo el mundo para potenciar a las empresas armamentísticas. Seguro que a más de uno le sonará todo esto. Pero, es que además, se llama Ellis por (el ahora caído en desgracia por el acoso sexual que llevó a cabo durante años a diversas víctimas) Warren Ellis, guionistas de Extremis, la historia de Iron Man en la que se inspiraron para el filme. 

9. Erik Selvig

La voz de la experiencia entre tanta confusión y caos. Eso es lo que representó el personaje interpretado por Stellan Skarsgard en Thor. Había potencial para darle un gran desarrollo, pero se quedó a medio cocer.

¿Sus grandes méritos? Descubrir el universo 616 antes que nadie y, por supuesto, recorrer desnudo el Stonehenge. A día de hoy, es el único habitante del UCM que ha sido capaz de tal proeza.

Sea como fuere, Stellan Skarsgard es todo un activo que resulta muy triste lo desaprovechado que ha sido. Con suerte, volverá al UCM de una manera u otra.

8. Darcy Lewis 

El personaje de Kat Dennings fue muy criticado en su momento. Era un recurso cómico que resultaba irritante para aquellos que buscaban algo de épica y seriedad en las películas de Thor. Además de que rompía el tono con un humor cartoonesco. Pero a tenor del viraje que han hecho las películas de Thor desde Ragnarok, se ha terminado dando la razón a aquellos que disfrutaron del personaje.

El personaje tuvo una segunda oportunidad. La que una vez fue becaria de la Jane Foster de Natalie Portman se doctoró y terminó por sacar más de una castaña del fuego en Wandavision. Y cabe cruzar los dedos para que vuelva a aparecer.

7. Melinda May

Vale sí, puede que esto sea entrar en terreno resbaladizo. Y es que, tras la desestructuración de Marvel TV, lo propuesto por Agentes de S.H.I.E.L.D. se ha quedado en tierra de nadie. Pero eso no quiere decir que, mientras estuvo en vida, tuviera más de un hallazgo.

El principal es que los personajes tenían carisma suficiente como para dar el salto al cómic. Y, entre todos, el más interesante fue, sin lugar a dudas, la agente Melinda May. Era el músculo del grupo, pero también dejaba entrever que siempre iba por delante. Además, era un personaje moralmente gris.

Sirvió para poner en el mapa a la, hasta entonces, semidesconocida Ming-Na Wen. Es  la actriz que puso voz a Mulán y parece tener más energía a su respetable edad que cualquier actor más joven. Puro carisma delante de la cámara.

6. Fitzsimmons

Al igual que May, esta pareja de científicos era de lo mejor que dio el show. La química que tenían entre ambos residía en las distintas aproximaciones que hacían sobre una misma situación. Y eso causó miles de posts que shipeaban para que estuvieran juntos. Clásica TSNR. Pero se resolvió y hasta llegaron a casarse.

Pero, con independencia de ello, algunos de los mejores episodios de toda la serie fueron los que estuvieron centrados en ellos dos. Y los actores dieron la talla en todo momento. Sin duda, tienen méritos más que suficientes como para ser recordados.

Además, ¿Cómo no iba a estar un científico con predilección por los monos?

5. Luis 

La saga de Ant-Man no sería lo mismo sin un carismático reparto. Y entre los titanes que están en cada escena, Michael Peña logró ganarse el cariño de su público. Su personaje brilla con luz propia gracias, en parte, a la herencia de Edgar Wright. Sus secuencias de montaje caóticas, mientras este trata de contar algo, son una clara herencia del estilo del británico.

Es el principal aliado del Scott Lang de Paul Rudd y es de esos personajes cuya presencia mejora cualquier escena. Dadnos un spin-off.

4. Trevor Slattery 

Una de las decisiones más controvertidas del UCM no fue otra que vacilar al público dando un anticlimático El Mandarín. Es el archienemigo célebre de Iron Man y se construyó la saga alrededor del esperado enfrentamiento. Si bien es cierto que es un personaje muy producto de su tiempo y necesitaba una reinvención, la versión interpretada por Ben Kingsley fue un jarro de agua fría.

Más allá de eso, se redimió en su reciente retorno en Shang-Chi y la Leyenda de los Diez Anillos. Es un actor experimentado y consigue dar mucha entidad a un personaje que, sin él, sería mucho más patético. Esa película le dio su pequeño espacio de dignidad en el UCM.

3. Daniel Sousa 

Agente Carter creación provino de las mentes que dieron la trilogía del Capitán América. Si hay algo que sea más o menos canónico dentro del UCM de toda la era de Marvel TV (con perdón de Daredevil), seguramente sea esta serie ambientada en los días después de la Segunda Guerra Mundial.

Las aventuras de Peggy Carter narran la creación de S.H.I.E.L.D., pero también tuvo su tiempo para desarrollar a personajes secundarios como Howard Stark. También introdujeron a un Jarvis que luego fue rescatado en Endgame. Pero seguramente el personaje más interesante haya sido el interés amoroso de la protagonista. Un agente humilde, honesto pero aventurero, a pesar de sus problemas físicos. Todo el mundo querría un Daniel Sousa en su equipo.

2. Senador Stern

Un caso similar al de Ellis. Este senador de llama Stern por el autor Roger Stern, el legendario guionista de una de las mejores etapas de Los Vengadores. Se trataba de un tipo que pedía que Iron Man entregase toda su tecnología al Gobierno, puesto que podría ser potencialmente peligrosa en manos privadas. Evidentemente, le salió el tiro por la culata. Y, más tarde, se descubrió que era un miembro de Hydra.

 

 

¿Políticos corruptos? Nada especial. Salvo porque este estuvo interpretado por Garry Shandling, uno de los más respetados cómicos de Estados Unidos. No hizo mucho chascarrillo durante sus apariciones, pero sus aportaciones siempre serán agradecidas. Todavía el mundo sigue lamentando su perdida…

1. Phil Coulson 

El primer lugar no podría ser para otro que para Coulson. Y es que es un personaje de importancia capital para el UCM durante la primera fase del UCM. De pasar a un personaje trajeado más a ser el motivo por el que Los Vengadores deciden afrontar las amenazas unidos. ¿Cómo es posible?

Pues por el corazón que puso Clark Gregg al personaje. Iba de lo tierno a lo irónico con una facilidad pasmosa. Con poco se ganó el cariño de los fans hasta tal punto que le dieron su propio spin-off en el que él fue el líder de su propio equipo. Su última aparición es en Capitana Marvel que, cabe recordar, se ambientaba en los noventa. Pero, ¿Sigue muerto en lo que Feige respecta? El tiempo lo dirá, pero, desgraciadamente, todo parece indicar que así es.

Bonus track: J.A.R.V.I.S.

El bueno de Jarvis existe en los cómics en una versión similar a la anteriormente citada. Pero el UCM presentó una IA a modo de interfaz para Tony Stark que merece mención aparte. Con voz de Paul Bettany logró que ese ser intangible tuviera más y más peso hasta convertirse en Visión. Y, el resto, es Historia.

Cabe destacar que Jennifer Connelly, quien está casada con Bettany, hizo lo propio con el traje inteligente de Spider-Man en una de las mejores escenas de Spider-Man: Homecoming. Y es una verdadera lástima que su presencia se quedara en eso. 

Lo mejor que puede hacer el UCM es dar más personajes nuevos. Eso contribuye a que tenga su propia identidad y se sienta como un mundo que, por deudor que sea de los cómics, siempre funcionará en sus propios términos. Y es que Marvel Studios es su propia marca.