Team ICO: vida en la pantalla

Repasamos la trayectoria del equipo responsable de ICO, Shadow of the Colossus y The Last Guardian, encabezado por Fumito Ueda.
Team ICO: vida en la pantalla
·

Su contacto con la industria de los videojuegos fue casi obligado dadas las necesidades de las compañías del momento. Tras su graduación en la Universidad de Arte de Osaka en 1993, Ueda se vio en la necesidad de aprender las nuevas tecnologías y programas que poco a poco se imponían. Durante un tiempo fue un artista conceptual, la corriente artística que prima las ideas por encima de los aspectos formales, y el uso del multimedia, fotografía, vídeo e infografía es algo habitual como técnica. Su herramienta era un Commodore Amiga y el programa Lightwave 3D, exclusivo de estos sistemas hasta 1994. La animación 3D parecían la salida natural para alguien tan interesado en el arte y el movimiento, por lo que en 1995 entró a formar parte de la compañía de videojuegos WARP -hoy desaparecida-, fundada por el músico Kenji Eno, y con un éxito relativo gracias a la serie D.

Team ICO: vida en la pantalla
En 1997 WARP lanzó un juego bastante ambicioso para Saturn, la consola de Sega, Enemy Zero, un juego de terror con exploración en primera persona, con música de Michael Nyman, repleto de secuencias de vídeo generados por ordenador; un trabajo en el que Ueda pudo desarrollar sus capacidades como animador, poco antes de dar su salto a Sony. Él describe su tiempo en WARP como "arduo, ya que el juego se encontraba retrasado respecto al calendario previsto y todo el mundo tenía que trabajar más duro de lo normal para llegar a la fecha de lanzamiento". La crítica y el éxito del título no fue el esperado, pero Fumito Ueda había conseguido introducirse en el medio como animador.
Team ICO: vida en la pantalla 1
En febrero de 1997 Ueda probó suerte en Sony Computer Entertainment. Su currículo no era precisamente abultado, lejos del que ya podían alardear figuras como Yuji Naka, Miyamoto, Yu Suzuki, Hideo Kojima o Shinji Mikami, pero su visión artística, alejada de la que se podía encontrar entre los programadores y directores del momento, nacidos entre chips, impresionó tanto a la compañía que se le ofreció una entrevista poco tiempo después de presentar sus ideas. Según comenta el propio Ueda, se le formuló una pregunta directa: "¿Por qué quieres trabajar en Sony?" A lo que respondió "para crear un juego llamado ICO".

Ramón Varela
Flecha subir