Retromadrid habilita una zona extra ante los problemas de aforo

Decenas de personas se quedan fuera de la feria en las primeras horas.
·
Actualizado: 21:35 17/8/2020

La feria de videojuegos clásicos Retromadrid ha ampliado su influencia a una nueva zona de Matadero Madrid, los 500 metros cuadrados de Intermediae, ya que los problemas de aforo dejaron fuera a decenas de personas de la Nave 16.

Rafael Corrales, miembro de la Asociación de Usuarios de Informática Clásica que organiza Retromadrid, ha contado a Vandal que hasta el lunes todo transcurría según lo previsto, con unas 800 entradas vendidas. Pero ese día, en una reunión de Madrid Destino (sociedad municipal gestora de Matadero Madrid), sus responsables decidieron limitar que el aforo de la nave 16 de Matadero Madrid a una persona por metro cuadrado al considerar que la feria era una exposición.

Esta resolución limitó el aforo a 420 personas. Tras varias reuniones, se acordó extender la zona de Retromadrid, de forma que el miércoles el límite de aforo establecido era de 600 personas. Corrales informa de que el informe del arquitecto de la nave 16 cifraba el aforo en 1.500 personas tras la expansión de la feria.

El sábado las colas para comprar la entrada o para validar las adquiridas en entradas.com se iban haciendo interminables. A esto había que sumar una nueva cola para entrar en la nave 16 ya que cuando estaba completo el aforo de 600 personas había que esperar a que alguien saliera para que entrasen nuevas personas. La organización decidió suspender la venta de entradas en el recinto.

La imagen del patio frente a la nave repleto de personas contrastaba con el interior, semivacío, mientras la organización intentaba gestionar una solución lo antes posible y tramitar las reclamaciones que las personas que no habían logrado entrar querían cursar.

Corrales señaló que lamenta la situación por todos aquellos que no lograron pasar a la feria, muchos de los cuales habían viajado a Madrid ex profeso para Retromadrid. A primera hora de la tarde la solución llegó de la mano de una nueva ampliación a la zona Intermediae, donde está previsto que se traslade la venta de material retro y las exposiciones. La entrada a esta zona será gratis.

El resto de Retromadrid continuará en la nave 16 y las conferencias en Cineteca, donde no hubo los mismos problemas para entrar por la mañana.

En Retromadrid se pueden probar y conocer –o comprar- algunas de las consolas y videojuegos clásicos, además de amigurumis (personajes realizados en ganchillo), dulces, prendas y joyas relacionadas con el videojuego . Los juegos independientes tienen un apartado específico. Un stand también propone cambiar alimentos por videojuegos; lo obtenido se donará al Banco de Alimentos.

Para la jornada del domingo, cuando ya deberían estar resueltos los problemas de aforo, está prevista una charla de los 30 años de Micromanía, la presentación del libro Obsequium sobre La Abadía del Crimen, el IV Premio Retromadrid de homenaje a Made in Spain, que también participarán en una mesa redonda, una charla sobre el futuro del videojuego en las aulas y el concurso de Cosplay Retro.

Imágenes:

Otras noticias sobre:

En forosComentar en nuestros foros

En forosComentar en nuestros foros

Flecha subir