Vandal
PEGI +18
Ordenador
FICHA TÉCNICA
Distribución: Badland Games
Precio: 49,99 €
Jugadores: 1
Formato: Blu-ray
Textos: Español
Voces: Inglés
Online: No
COMUNIDAD

PUNTÚA
Vampyr para Ordenador

Insuficientes votos para figurar en los rankings.
ANÁLISIS

Análisis de Vampyr (PC)

Carlos Leiva ·
Una interesante aventura de vampiros con muy buenas ideas y una gran ambientación, pero con una ejecución mejorable.
Análisis de versión PC. También disponible en Xbox One, PlayStation 4 y Nintendo Switch (Año 2018).

Hacía mucho tiempo que no se lanzaba al mercado un buen juego de temática vampírica que nos diera la oportunidad de encarnar a uno de estos poderosos e interesantes seres sobrenaturales que tantas historias han protagonizado en el cine, la literatura, e incluso en videojuegos.

De hecho, para llenar este vacío, muchos de nosotros seguimos echándonos algunas partidas a viejas glorias como la saga Legacy of Kain, Vampire: The Masquerade - Redemption o Vampire: The Masquerade - Bloodlines, por lo que el anuncio de Vampyr, el nuevo juego de Dontnod Entertainment (creadores de Life is Strange) captó rápidamente nuestra atención.

Con él ya en nuestras manos y tras habérnoslo pasado de arriba a abajo, podemos confirmar que estamos ante una aventura correcta y con ideas muy ambiciosas que, a pesar de sus errores, ha conseguido tenernos muy entretenidos y hacernos pasar un buen rato desatando nuestros poderes vampíricos por las calles de Londres.

PUBLICIDAD

El doctor vampiro

Para quienes no sepáis nada de él, decir que nos encontramos ante una aventura de acción y rol que nos lleva a meternos en la piel del doctor Jonathand Reid, un reputado cirujano de comienzos del siglo XX que regresa a su Londres natal tras haber servido a su país en Francia durante la Primera Guerra Mundial.

Nuestro protagonista es un hombre de ciencias y, como tal, intentará darle una explicación racional al vampirismo.

Sin embargo, a su regreso se encontrará con dos grandes problemas: la ciudad está sufriendo una imparable epidemia provocada por la gripe española y alguien le ha atacado y convertido en vampiro, obligándole a descubrir a marchas forzadas su nueva y terrible condición.

A partir de aquí comienza una historia en la que tendremos que tomar multitud de decisiones y donde nuestro objetivo será erradicar la enfermedad, así como descubrir quién es nuestro creador y qué quiere de nosotros.

La trama está bien y sabe mantener nuestro interés durante casi toda la aventura, aunque no se libra de un tramo final algo acelerado y de algunos momentos un tanto forzados que no se saben construir para que se sientan naturales y creíbles, como cierta relación romántica en la que nos veremos implicados.

Por supuesto, el enfrentamiento entre ciencia y religión es uno de los temas que trata la historia.

Eso sí, el universo que ha creado el estudio de desarrollo nos ha parecido interesantísimo, apoyándose para ello en mitos clásicos sobre estas criaturas de la noche y dando como resultado un trasfondo muy rico que apasionará a cualquier aficionado a estas criaturas.

Pero más importante que el propio guion nos ha parecido su narrativa, la cual se desarrolla a través de los diferentes habitantes de la ciudad. A excepción de los enemigos, aquí cada personaje que nos encontremos tendrá su propia historia, relaciones sociales y personalidad.

Descubrir sus trasfondos es algo totalmente opcional, ya que para ello tendremos que conversar mucho, encontrar documentos e incluso realizar misiones secundarias. Cada pista que obtengamos sobre alguien nos desbloqueará nuevas opciones de diálogo con determinados ciudadanos, y estas, a su vez, nos pueden llevar a descubrir más información.

No serán pocas las veces en las que nos tocará hacer de detectives y examinar lugares donde se han producido crímenes.

Lo mejor es que los guionistas han sabido crear personajes muy tridimensionales y humanos con los que resulta fácil empatizar, por lo que desentrañar sus historias se convierte en una de las actividades más interesantes y entretenidas de todo el juego. Además, en ellas se tratan temas sensibles con mucho acierto y naturalidad, planteándonos multitud de cuestiones morales referente a ellos.

Todo esto no hace más que mejorar en el momento en el que nos damos cuenta de que tenemos el poder de acabar con ellos para alimentarnos y obtener grandes cantidades de experiencia. Por supuesto, si nos cenamos a alguien, este no volverá a aparecer y su desaparición tendrá diferentes consecuencias, afectando especialmente a su círculo social cercano.

Uno de los grandes aciertos del título lo tenemos en la inclusión de la "calidad de sangre", un sistema que hará que obtengamos más experiencia al matar a alguien que esté sano y del que sepamos mucho. De esta manera, nos animan a que acabemos conociendo a nuestras víctimas de antemano, lo que puede condicionar nuestras decisiones y que nos replanteemos la forma y los motivos por los cuales escogemos a nuestras presas.

Contaremos con una visión especial para detectar otras formas de vida y saber si alguien padece una enfermedad que deba ser tratada.

¿Deberíamos de acabar con alguien que ha hecho algo muy poco ético pero que gracias a eso está ayudando a la ciudad? ¿Lo sentenciamos simplemente por no caernos bien o no estar de acuerdo con su forma de pensar? ¿O mejor matamos a una pobre alma solitaria que no aporte demasiado a la sociedad y nadie vaya a echar de menos?

Como veis, el juego plantea unas cuestiones morales muy interesantes para hacernos reflexionar sobre nuestros actos, aunque claro, todo esto se pierde un poco si optamos por seguir otra vía alternativa: la de no matar a nadie (tranquilos, a los enemigos si podréis eliminarlos sin que afecten a la historia).

Lo que Dontnod Entertainment ha intentado con esta aventura es tentarnos constantemente a que nos alimentemos de los habitantes de Londres para así obtener mucha experiencia y subir rápido de nivel. Así pues, la experiencia que obtendremos al eliminar enemigos y completar misiones no será demasiado alta, de modo que si no "cazamos" nos costará mucho desarrollar nuestros poderes, por lo que nos quedaremos atrás respecto a nuestros enemigos, cuyo nivel no para de subir con cada paso que damos en la trama principal.

Los combates son muy básicos y no evolucionan lo suficiente.

La idea es buena, aunque la ejecución no tanto. Esto se debe principalmente al sistema de combate, ya que resulta tan sencillo eliminar a nuestros rivales y esquivar sus ataques que realmente nunca sentiremos la imperiosa necesidad de alimentarnos para poder avanzar.

Aquí las batallas se desarrollan en tiempo real y nos permiten tener equipada un arma en cada mano (una principal y otra secundaria, aunque también podemos optar por una de dos manos), así como cuatro poderes vampíricos y un ataque definitivo con un enorme tiempo de recarga. La mayoría de estas habilidades nos requerirán gastar sangre para utilizarlas, mientras que los ataques con armas cuerpo a cuerpo y las esquivas nos obligarán a invertir parte de nuestra barra de resistencia, la cual se recupera rápidamente cuando no la usamos.

Existen cuatro tipo de resistencias, y junto a la barra de vida de nuestros rivales se nos indicará a qué son resistentes, por lo que la mejor opción para salir victoriosos de los enfrentamientos es usar los ataques y las técnicas que hagan un tipo de daño distinto. El problema llega en el momento en el que nos damos cuenta de que existen multitud de combinaciones de armas y habilidades con los que mantener controlados a nuestros adversarios y regenerar nuestra barra de sangre con tan solo un par de ataques, la cual también puede utilizarse para curar nuestras heridas.

En las mesas de trabajo que hay repartidas por todo el mapa podremos mejorar nuestras armas, crear sueros, medicinas y reciclar objetos para obtener materiales.

Si a esto le sumamos que no hay mucha variedad de enemigos, que estos apenas cuentan con dos o tres tipos de ataques (jefes incluidos) y que su IA es nula, os podréis hacer una idea de lo fácil que resulta acabar con ellos. En nuestro caso concreto, nos hemos pasado el juego sin alimentarnos de ningún ciudadano y, por norma general, hemos ido siempre entre diez y doce niveles por debajo de nuestros contrincantes, eliminando a casi todos los jefes a la primera y muriendo muy pocas veces.

Evidentemente, al ir tan débiles los ataques de los enemigos nos quitaban muchísima vida y nuestro daño no era el más alto, pero todo era cuestión de paciencia y repetir las mismas tácticas una y otra vez hasta que caían. Los pocos apuros que hemos tenido han sido más producto de que nos superasen en número en sitios con poco espacio (donde la cámara no termina de funcionar del todo bien) y rivales capaces de disparar virotes ardientes.

Como resultado, tenemos unas batallas un tanto pobres, muy simplonas y algo aburridas que acaban por convertirse en un mero trámite y, en muchos casos, en una molestia, especialmente por lo poco que nos recompensan. Los jefes están un poco mejor, ya que cuando les reducimos la vida lo suficiente suelen ganar algún que otro ataque nuevo, pero sus rutinas son tan básicas que acaban por volverse muy predecibles y monótonos.

No existe la opción de viaje rápido, por lo que desbloquear atajos entre distritos os ahorrará mucho tiempo en los desplazamientos.

En cuanto al desarrollo de la aventura en sí, esta no dista mucho de lo visto en otros juegos de rol y acción. Tenemos una ciudad con un tamaño muy discreto dividida en cuatro distritos. Cada misión nos mandará a que visitemos determinados lugares para hacer lo que nos pidan, desde recabar información hasta investigar edificios o alcantarillas, y es de agradecer que todas ellas sean de carácter argumental, por lo que no esperéis encontraros con los típicos objetivos de recolección o eliminación, ya que están más orientadas hacia la investigación y la exploración.

Como ya hemos dicho, aquí tenemos libertad para centrarnos en la historia principal o en la obtención de pistas sobre los ciudadanos, de modo que el camino a seguir es cosa nuestra, aunque los distritos y atajos los iremos desbloqueando de forma progresiva siguiendo la trama central.

Un detalle interesante es que para subir de nivel tenemos que descansar y, por tanto, dejar que pase un día. Cada noche que pase, habrá cambios en los niveles de salud de los distritos, con ciudadanos que contraigan algún tipo de enfermedad o malestar o que sanen con las medicinas que les hayamos suministrado. Del mismo modo, si hemos tomado alguna decisión muy importante que afecte a una zona o hemos eliminado a alguien de la misma, también tendrán su impacto.

En Londres hay varias facciones y vuestras acciones determinarán vuestras relaciones con ellas.

De este modo, podremos provocar que el caos se apodere de algunas zonas o, por el contrario, salvarlas de la epidemia y la destrucción, según lo que nos preocupemos por sus habitantes. Ojo con esto, ya que los precios de las mercancías de los mercaderes del lugar también se ven afectados por el nivel de salud del distrito.

Completar la historia principal es algo que nos llevará entre 15 y 20 horas de juego si nos centramos en ella y no nos detenemos demasiado en conocer a los ciudadanos de Londres, por lo que si queréis descubrirlo todo la cifra se amplía en unas cuantas horas más. Además, no podemos olvidarnos de lo rejugable que resulta.

En lo que respecta a su apartado gráfico, tenemos una de cal y otra de arena. Por una parte, el diseño artístico es una auténtica pasada y es capaz de conseguir una ambientación genial de la decadente Londres de principios del siglo XX, recreando con muchísimo acierto sus calles y edificios.

Pocas pegas podemos ponerle a la ambientación.

Sin embargo, en lo técnico no hay demasiadas cosas buenas que decir: modelados de personajes muy pobres y completamente inexpresivos, multitud de errores de programación, pantallas de carga larguísimas, animaciones mejorables, texturas que dejan mucho que desear y de carga tardía, aparición repentina de elementos, etcétera.

Pero lo peor de todo, sin duda, es su rendimiento: completamente deficiente. En nuestro caso, hemos jugado en una PS4 Pro y el juego no va estable en ningún momento, con constantes tirones y caídas en la tasa de imágenes por segundo, por no hablar de que la imagen tiende a congelarse durante un buen rato con cierta frecuencia y sin motivo aparente, lo que denota un mal trabajo de optimización.

Finalmente, del sonido decir que tenemos una banda sonora de corte ambiental muy lograda y que hace uso de multitud de instrumentos de cuerda para captar con mucho acierto la época en la que se desarrolla la aventura. Los efectos se limitan a cumplir su labor sin grandes florituras y el doblaje nos deja unas interpretaciones muy correctas en inglés y con un marcado acento británico. Por supuesto, los textos están en español.

Conclusiones

Vampyr es un juego con personalidad, buenas ideas, muy ambicioso en lo narrativo y con una ambientación y temática tan interesantes como absorbentes. Por desgracia, la ejecución no es todo lo brillante que nos hubiera gustado, con un sistema de combate demasiado simple y aburrido, un apartado técnico muy mejorable y una recta final algo apresurada y atropellada.

A pesar de todos estos problemas, nosotros nos lo hemos pasado muy bien con él y ha sabido tenernos entretenidos realizando investigaciones por todo Londres y conociendo a sus habitantes a la vez que desentrañábamos el misterio de su trama principal. Si te atraen las buenas historias de vampiros, echas de menos encarnar a uno en una de sus representaciones más clásicas y tradicionales pero con un curioso giro de tuerca, y sus errores no te importan demasiado, aquí tienes una opción de compra lo suficientemente interesante como para tenerla en cuenta.

Hemos realizado este análisis en su versión de PS4 Pro con un código de descarga que nos ha facilitado BadLand Games.

NOTA

7
Gráficos
Duración
Sonido
Un jugador
Jugabilidad
Multijugador

Puntos positivos

Su absorbente ambientación.
La narrativa, repleta de temas delicados y cuestiones morales.
Sus creíbles personajes y poder decidir sus destinos.

Puntos negativos

A nivel técnico deja que desear y su optimización es deficiente.
El sistema de combate aburre rápidamente.
La resolución del conflicto principal se siente un tanto apresurada.

En resumen

Un interesante juego de vampiros con una buena narrativa y ambiciosas ideas, pero con una ejecución mejorable.
PUBLICIDAD
En forosComentar en nuestros foros

Tarzanito · 14/07/2018 22:37
Cuando metan un parche y arreglen que los npc te miren a la cara cuando hablan y no a un punto perdido en el horizonte avisadme plis, que lo retomaré  :jaja:

cyberbird · 12/07/2018 22:59
Yo llevo un rato con el. Después de mucho pensarlo, lo terminé alquilando.
De entrada choca que pese a haber sido retrasado para ser "pulido", me comí un parche de 7 gb. Vale.... Si eso hace que el juego vaya mejor....
Pero ni así... En el intro ya hay algún que otro tirón. Una de las veces que fui a la cama para lo de las habilidades, el juego directamente se congelo y tuve que reiniciar.
Es bastante chirriante que un juego como este saliera a ese precio, por que claro, es un dinero. Si hubiera salido a unos 30 euros pues bueno, esos "detalles" hubieran sido más fáciles de digerir.
Quitando esas cosas, me está entretenido mucho. No es el juego típico, y la ambientación está bastante bien. Creo que el problema mayor que tiene es la relación "calidad-precio"
Cuando este de oferta vale la pena echarle un ojo. Aunque claro, es lo que es, la gente que espera un bloodborne pues... Haya ellos

Lleonard_Pler · 18/06/2018 13:42
[respuesta:191]No los he jugado así que no te puedo decir. No es una aventura gráfica, ojo. Es más una aventura conversacional con un 30-40% de combates y exploración.[/respuesta]

vici27 · 18/06/2018 12:04
[respuesta:190]Es como los Sherlock holmes? busco algo similar y este parece muy del estilo.[/respuesta]

Lleonard_Pler · 18/06/2018 11:06
Llevo 6 horas jugadas y por ahora me está gustando bastante. Ir descubriendo las conexiones entre los personajes, rastrear una pista, encontrar objetos ocultos o nuevos escondites... Eso sí, lo recomendaría a quienes quieran algo muy narrativo: es más una novela-juego con muchos diálogos e investigación. Los momentos de lucha son más bien un mero trámite. Ahora en el capítulo 2 he cambiado de distrito de Londres y he tenido que luchar algo más, pero el grueso del juego son las conversaciones con los distintos personajes e investigar según las pistas que te van dando.

La ambientación está muy lograda y te implicas bastante con la historia del protagonista. Lo que sí es verdad es que el juego está muy enfocado a que seas bueno y no actúes como vampiro. Los enemigos no te ponen contra las cuerdas lo suficiente como para que sientas la necesidad de subir de nivel (ni siquiera los jefes son difíciles si esquivas y usas bien la mordedura y la autocuración), pero es que además los únicos personajes "prescindibles", los que no tienen línea argumental propia o notas que tienen malas intenciones y por tanto podrías sentirte tentado de morderlos a modo de "justicia"... justo esos son los que menos experiencia dan con diferencia y no compensa las repercusiones que tendría pasarse al lado oscuro. Pero sí que tengo ganas de probar en una futura partida a hacer todo lo contrario, ser vampiro desde el principio.

Como decían más arriba, es uno de esos juegos de gama media que tanto abundaban en anteriores generaciones y que, aún con todos sus fallos, se sienten como un soplo de aire fresco en medio de tanto AAA clónico.

En forosComentar en nuestros foros

Últimos análisis de PC

Análisis
2018-12-11 16:08:00
El retorno de una saga emblemática de la estrategia que por desgracia falla a la hora de ejecutar algunas buenas ideas, quedándose en un juego sólo apto para los fans acérrimos de la saga.
Análisis
2018-12-10 11:11:00
Locura y diversión en el regreso de una de las sagas nicho más divertidas de Bandai Namco.
Análisis
2018-12-09 17:07:00
El ‘sandbox’ de Avalanche vuelve más ambicioso y espectacular que nunca, pero también repitiendo errores.
Análisis
2018-12-06 11:23:00
Una divertida aventura independiente de investigación que supone el inicio de una saga.
Análisis
2018-12-05 09:55:00
Un divertido juego de estrategia que alterna mecánicas en tiempo real y por turnos que encantarán a los amantes del género.
Análisis
2018-11-29 13:46:00
La aventura de acción protagonizada por los irreductibles Astérix y Obélix regresa con una remasterización con mejor aspecto, el mismo humor de siempre y algunas novedades.
Flecha subir